La Llave Pública


Convocan a premio literario La Llave Pública en Ciego de Ávila

La Asociación Hermanos Saíz en Ciego de Ávila, en coordinación con el Centro Provincial del Libro y la Literatura convocan al VI Premio de Narrativa Joven La Llave Pública 2024, a todos los escritores cubanos de hasta 35 años de edad, inéditos o que tengan solo una obra publicada.

El premio literario tiene como objetivo promover y divulgar la obra de las nuevas generaciones de escritores y, en su edición anterior premió al ya reconocido escritor avileño Leo Buquet.

Los interesados deberán presentar un cuaderno de cuentos o novela, entre 40 y 60 cuartillas, en formato A4, tipografía Times New Roman, puntaje 12, a dos espacios. El autor podrá escoger libremente el tema y la estructura de la obra a presentar.

Las obras deberán enviarse en un archivo en formato PDF por correo electrónico a lallavepublica2024@gmail.com, hasta las 12:00 del medio día del 25 de marzo de 2024.

Se concursará por el sistema de seudónimo o plica. En el mismo correo que contenga la obra, se incluirá un archivo que contenga los datos del autor (nombre y apellidos, número de carnet de identidad, dirección particular, teléfonos y correo electrónico), así como una breve ficha biográfica y una declaración firmada por el autor donde se afirme que la obra no está pendiente al fallo de otro certamen, ni que se encuentra comprometida con ninguna editorial.

Un jurado conformado por prestigiosas figuras del ámbito literario en nuestro país otorgará el VI Premio de Narrativa Joven La Llave Pública, que se dará a conocer en la clausura de los Juegos Florales, a desarrollarse en Ciego de Ávila del 22 al 25 de mayo próximo.

El premio, único e indivisible, consistirá en diploma acreditativo, una obra de arte de un artista plástico avileño, la publicación del cuaderno ganador de forma digital y teniendo en cuenta los insumos con que cuente Ediciones Ávila, y el correspondiente pago de los derechos de autor por valor de $5000.00 en moneda nacional (2500.00 pesos como anticipo, al momento de recibir el premio, y el resto con la publicación del libro).

El jurado otorgará las menciones que considere pertinentes y su fallo será inapelable, además podrá dejar desierto el premio si las obras presentadas no reúnen la calidad necesaria.


Festividad para la palabra escrita en Ciego de Ávila

La literatura hecha por jóvenes creadores cubanos discurrirá en la filial de la Asociación Hermanos Saíz de Ciego de Ávila, entre los días del 24 y 27 de mayo próximos, en los Juegos Florales 2023; evento en el que se entregará, además, el XXII Premio Poesía de Primavera.

Un programa bien cargado, que incluye descargas de trova con el Dúo Mantra (a cargo de la inauguración) y Annalie López Caballero (a cargo de la clausura); y el recibimiento oficial a los nuevos miembros de la filial avileña: Néstor Eduardo Labrada García (Audiovisuales), Amanda Beatriz Ortega Rodríguez (Música) y Leidy López Pérez de Corcho (Crítica e investigación), quienes recibirán en la primera noche el carné de la AHS.

Se suman las lecturas de poesía, presentaciones de los libros de poesía “Apnea”, de Rubiel González Labarta, ganador del XXI Premio Poesía de Primavera, en 2021; “Rostros”, de Ariel Fonseca Rivero, y de la colección de textos digitales “Primavera Digital”, único de su tipo ganador de la beca El Reino de este Mundo y expuesto en la Feria Internacional del Libro 2023.

Imposible concebir el certamen sin la mesa de opinión “La poesía joven en Cuba y su relación con las editoriales” y sin el Rincón para “Poesía con Mas”, dedicado a Arlen Regueiro Mas, organizador del evento y también ganador del concurso, fallecido hace algunos meses. Igualmente, habrá un conversatorio sobre los Juegos Florales, en el que se hablará de la creación literaria, de los más de 20 años de historia y también de futuro.

Para cerrar, se juntarán en modo lectura e intercambio los finalistas del concurso: el guantanamero Reineris Betancourt, la avileña Liuma Rodríguez y el holguinero Reynaldo Zaldívar Osorio.

Pero, detrás de la selección de los tres mejores textos, luego de la revisión de los 26 títulos recibidos, cifra sin precedente en el Premio, hay un jurado de altos quilates: el santiaguero Yunier Riquenes, el avileño Eduardo Pino y el santaclareño Sergio García Zamora, que pondrán voz a sus propias letras en la noche de clausura. El momento dará paso a la entrega del XXII Premio Poesía de Primavera.   

Entre las distintas actividades, como anfitriones, moderadores o presentadores, se disfrutará de los escritores locales Lioneski Buquet, Heriberto Machado, Yanarys Valdivia, Lázaro Delgado, Yasmani Rodríguez Alfaro, Carmen Hernández Peña, Eduardo Pino, Vasily Mendoza y Masiel Mateos, así como del diseñador Yaudel Estenoz.  

Los Juegos Florales 2023 tendrán como sedes el Centro Cultural Café Barquito, la Galería Nexos y el Patio de la Casa del Joven creador; la filial universitaria Manuel Ascunce Domenech y la Facultad de Ciencias Médicas de Ciego de Ávila.

Los detalles de la presente edición, que saluda al Cuarto Congreso de la AHS y homenajea a José Martí en el 170 aniversario de su natalicio, llegan a través del escritor Lioneski Buquet, jefe de la sección de Literatura y coordinador, en conferencia de prensa efectuada este jueves en el Centro Cultural Café Barquito.  

El Premio Poesía de Primavera, desde hace algunos años, alterna con el Premio de Narrativa La Llave Pública. El ganador ve publicada su obra bajo el sello de Ediciones Ávila, aunque las circunstancias actuales con las materias primas atenten contra el oportuno cumplimiento de sus bases.

En junio de 1994, la sede de la AHS en Ciego de Ávila vio nacer los Juegos Florales, por la poetisa e investigadora Iliana Álvarez, apoyada en el Centro Provincial del Libro y la Literatura. Esa contribución se mantiene y se suma, por supuesto, la Dirección Provincial de Cultura.

Según un texto publicado en El Caimán Barbudo, por José Antonio García Pérez, los Premios “Poesía de Primavera” hasta la fecha son:

1994 — (I) Reynaldo Soto Hernández- Habitaciones

1995 — (II) José Rolando Rivero Moreno — Salmo Feroz

1997 — (III) Arlen Regueiro Mas — Páginas del Agua

1998 — (IV) Rosario del Pilar Servera — Palabras de Isadora

1999 — (V) Carmen Hernández Peña — Un día magnífico para el pez plátano

2000 — (VI) Francis Sánchez — Música de trasfondo

2002 — (VII) Masiel Mateos — Manuscrito del Insomne

2003 — (VIII) Legna Rodríguez — Zapatos para no volver

2004 — (IX) Leymen Pérez — Circo Artesanal

2005 — (X) Gaudencio Rodríguez Santana — En la moviola

2006 — (XI) Ana Ivis Juan Espinosa — Esquirlas de diario

2007 — (XII) Erich Estremera — Granos de cebada

2008 — (XIII) Yanier H. Palao — Peces en bolsas de nylon

2009 — (XIV) Sergio García Zamora — Tiempo de Siega

2010 — (XV) Luis Enrique Martínez — Casa de oración

2011 — (XVI) Heriberto Machado — Las horas inertes

2013 — (XVII) Osmel Almaguer — La pendiente

2015 — (XVIII) Yanaris Valdivia Melo — Luego de todos los finales (Matrices)

2017 — (XIX) Onel Pérez Izaguirre — Fosa Común

2019- (XX) Lioneski Buquet — Testamento de las sombras

2021- (XXI) Rubiel González Labarta — Apnea


La cultura en tiempos de Covid-19, entre retos y sueños (+Videos)

Las numerosas iniciativas relacionadas con la cultura, surgidas en esta etapa de pandemia han confirmado que teníamos numerosas potencialidades sin aprovechar. Muchas deberán mantenerse en el tiempo. En el futuro no deberemos pensar casi ningún evento o actividad cultural únicamente para espacios físicos. Las plataformas digitales y la articulación con medios tradicionales como la televisión y la radio incrementan los públicos.

Es admirable como el Ministerio de Cultura, diferentes instituciones y organizaciones, colectivos de creación audiovisual y los propios creadores hemos trasladado los escenarios, las peñas literarias, los teatros, las galerías, las pantallas… al mundo virtual, como muestra del amor a la creación y afán permanente de llevar nuestras obras a la mayor cantidad de espectadores posibles, conscientes de que en estos tiempos difíciles el arte también salva.

La Asociación Hermanos Saíz ha sido una de las organizaciones con mayor protagonismo durante los meses más recientes. Debemos mencionar las Romerías de mayo, que alcanzaron una dimensión en los medios de comunicación nunca antes lograda. Quizá esta fue la ocasión en la que más personas participaron en ese Festival Mundial de Juventudes Artísticas, el cual suele realizarse cada año en Holguín.

Miles de internautas se sumaron desde sus perfiles personales, y el evento incluyó también una programación especial por el canal Cubavisión, con entrevistas, cápsulas promocionales, conciertos, programas como Destrabando la trova, y más contenidos.

También debemos mencionar otros certámenes efectuados completamente de manera online, como la Jornada de la Canción Política –que habitualmente tiene lugar en Guantánamo-, el tercer Coloquio de Periodismo Cultural (Camagüey), los Juegos Florales y el concurso de narrativa La llave pública (Ciego de Ávila), la Jornada 13 de agosto (Pinar del Río) y el evento literario Portus Patris (Las Tunas).

Días después de informarse sobre el primer caso de Covid-19 en Cuba, los miembros de la Dirección Nacional de la AHS proyectamos el trabajo para los próximos meses, enfocados de manera especial en la promoción y seguir llevando arte a los públicos mediante las plataformas digitales. Confeccionamos una campaña promocional, con las etiquetas #AHSEnCasa, #ElArteTambiénSalva y #MantenteInspirado, además de las tradicionales #AHSCuba y #CubaEsCultura. Habilitamos el correo electrónico ahscomunicacion@gmail.com e intensificamos la labor en grupos de wapsap y telegram, para mantener la comunicación con nuestros asociados. Por primera vez se puede concursar en todas las becas y premios de la AHS de manera digital

Valoramos y aprobamos diversos proyectos televisivos, como El Potaje (Sobre música cubana), Del agua que bebemos (Con jóvenes músicos) y Una vez al año (Para promocionar becas y premios de la AHS), los cuales se han trasmitido por los canales Cubavisión, Clave y la señal HD de Cubavisión; en el caso de los dos primeros también llegarán a la pantalla de Cubavisión Internacional.

Paréntesis, nuestro programa tradicional, se siguió grabando según las nuevas circunstancias en el Salón de Mayo, del Pabellón Cuba. Terminamos la realización de proyectos que estaban en proceso, como Bitácoras AHS, audiovisual de 57 minutos que muestra la interrelación entre jóvenes creadores de Santiago de Cuba; y “Puertas de papel”, material de 12 minutos sobre la literatura de jóvenes y las editoriales de la AHS.

En diferentes provincias también surgieron nuevos programas como Luces del Almacén, en Camagüey; La Guarida, en Las Tunas, y otros en territorios, como Matanzas. Incrementamos la confección de cápsulas promocionales, videopoemas, performances, monólogos, exposiciones virtuales… en casi todos los territorios.

Entre esas iniciativas se incluyen “Activos desde casa”, audiovisuales realizados por la filial de la AHS en La Habana, en los cuales se muestra parte de la obra de los creadores que más han empleado las redes sociales para seguir ofreciendo su obra en este tiempo de aislamiento en casa.

Algunos de nuestros creadores se sumaron también a proyectos impulsados desde el Ministerio de Cultura (MINCULT) y el Instituto de la Música, por ejemplo, como la grabación de conciertos, para transmitir por el canal Clave y las transmisiones en vivo desde el Estudio Multimedia del MINCULT.

Resaltamos la campaña promocional con motivo del aniversario 34 de la AHS y la Jornada por el Día de la Cultura Cubana, la cual tuvo como eslogan “El arte nos une”, e incluyó spot, cartel, trabajos periodísticos, cápsulas, conciertos…

El mayor reto radica en mantener muchas de esas experiencias. Debemos continuar diseñando más y mejores campañas comunicacionales también para el exterior, realizar más alianzas con artistas y organizaciones de otras partes del mundo que nos permitan llegar más lejos. En lo adelante cada evento deberá tener una programación digital, con la aspiración de ir más allá de los límites de nuestra geografía nacional, atraer y enamorar.

Debemos compartir más contenidos en otros idiomas, además del Español, analizar estadísticas y readaptar el trabajo en función de lo que deseamos, tener en cuenta los horarios más pertinentes para publicar en correspondencia con la hora a la que suelen acceder los públicos… Según nuestros objetivos se pueden tener en cuenta otros elementos como sus edades, sexo, ciudad donde residen…, información que brindan con facilidad las administraciones de páginas en las redes.

Una de las desventajas en el trabajo en plataformas digitales que se suele enfrentar aquí es que el posicionamiento de nuestros sitios webs y perfiles es solamente natural, o sea fruto del trabajo, mientras que otros pagan por ubicaciones privilegiadas en buscadores y para llegar a más internautas con facilidad direccionando incluso hacia otros países o grupos de edades.

En la situación de Cuba influyen diversos aspectos, incluida la infraestructura y organización existente para la promoción, y la preparación humana para desarrollarla. Es fundamental comprender mejor las dinámicas de las plataformas hipermediales, conocer su funcionamiento y las maneras de llegar a sectores de internautas más diversos. No se trata de inundar los sitios de contenidos, sino de brindarlos de una manera creativa y sugerente, y hacer luego una labor de promoción para esos propios materiales.

Fenómenos como la comercialización digital del arte deben ser aprovechados en mayor medida. No basta con tener, por ejemplo, una plataforma para la música, también es preciso hacerla atractiva y crear múltiples canales que lleven a ella. Los propios creadores también deben ser más protagonistas en todo esto. Deberían existir muchas más multimedias, exposiciones virtuales y posibilidades de visitas online a nuestros principales centros de arte, muesos y otros lugares.

Es pertinente un mayor ejercicio de la crítica artística y cultural en general en espacios que verdaderamente tengan gran impacto mediático y contribuyan a la jerarquización de las mejores opciones. Lo ideal sería que quienes tienen entre sus funciones la promoción desde las instituciones y los medios también sean coherentes con eso.

Durante esta etapa de medidas especiales por la Covid-19, se han redimensionado varias de las propuestas artísticas en el país, a pesar de la complejidad de las circunstancias.

Escribimos esto siendo críticos sobre todo con nosotros mismos. Suele ser fácil señalar lo que se debe mejorar, pero lo verdaderamente complicado es conseguir lo que se quiere, más allá de simples metas.

Necesitamos superación de las personas encargadas de la promoción y también de los propios autores que deben ser cada vez más protagonistas en función de que se conozca lo que hacen. Seguirán siendo fundamentales las alianzas entre las instituciones, entre ellas y los artistas, y con otras personas y grupos creativos con buenas experiencias.

En el futuro deberemos mantener los conciertos online, las extensiones de eventos en plataformas digitales, las programaciones en redes sociales, las exposiciones virtuales, la realización de audiovisuales y otros contenidos para Internet, la articulación creciente entre creadores, los medios de comunicación y las diferentes instituciones de la Cultura. Debemos soñar cada vez más, pero sobre todo hacer. La creatividad es fundamental.


Desarrolla la AHS Consejo Nacional online

*Tomado de Cubarte. Portal de la Cultura Cubana

Encabezado por su Presidente, el dramaturgo Rafael González Muñoz, y por Nislay Molina Nápoles, miembro del Buró Nacional de la Unión de Jóvenes Comunistas (UJC), sesionó este martes el Consejo Nacional de la Asociación Hermanos Saíz (AHS). En videoconferencia desde el Comité Nacional de la UJC, se desarrolló esta importante reunión con la presencia de los presidentes de los Ejecutivos Provinciales, los miembros de la Dirección Nacional y los cuadros juveniles que atienden la actividad cultural en cada territorio, en la que se analizaron importantes aspectos relacionados con la vida interna de la organización de jóvenes creadores, el trabajo de sus asociados y las estrategias a seguir en tiempos de COVID-19.

En la cita se destacó el trabajo de la organización durante los meses de pandemia, específicamente, la labor en la promoción del arte joven, la presencia cada vez más creciente de contenidos culturales en redes sociales y los resultados e impacto de eventos y jornadas de programación que, a pesar del coronavirus y las medidas sanitarias adoptadas en el país, no dejaron de desarrollarse, como el Festival de Juventudes Artísticas Romerías de Mayo; la jornada literaria Orígenes, que homenajeó desde Contramaestre el aniversario 125 de la caída en combate del Héroe Nacional José Martí; y el concurso literario La llave pública de Ciego de Ávila.

Rafael González recalcó la necesidad de seguir elaborando estrategias de comunicación conjuntas que permitan ganar cada día más en la promoción de los jóvenes creadores. Felicitó a las provincias que han estado a la vanguardia, no solo en la organización de eventos, sino también en la elaboración y difusión constante de cápsulas con mensajes de bien público y la promoción artística, además de otras tareas relacionadas con la situación sanitaria, como la filial de Guantánamo. Llamó a multiplicar esas iniciativas y a trabajar en el diseño de una programación mensual virtual desde las Casas del Joven Creador; así como revisar el diseño de las jornadas para adaptarlas a la nueva situación.

Por su parte, Nislay Molina transmitió un  mensaje de reconocimiento del Partido Comunista de Cuba a los jóvenes creadores por las acciones concretas desarrolladas durante las Romerías de Mayo. «Se demostró que sí se puede seguir desarrollando el arte desde las redes sociales y lograr un impacto en la comunidad y en los públicos. La AHS inició este camino y ha puesto la parada alta al resto de las organizaciones políticas y de masas y a los centros y consejos de la Cultura. Además, se han sumado como el resto de los jóvenes del país a diferentes acciones en centros sin amparo familiar y a brigadas de ayuda a personas discapacitadas y con problemas sociales, llevándole alimentos y artículos de primera necesidad, como ha hecho la filial de Artemisa»– resaltó.

Se revisaron el estado de las becas y premios de la Asociación, las diferentes iniciativas para su promoción y socialización; el resultado del financiamiento a obras de creadores asociados a través de la beca El reino de este mundo; la concepción, elaboración y producción de paquetes promocionales de artistas para la programación de verano; y la necesidad de estrechar los vínculos territoriales con los centros, consejos y direcciones provinciales de Cultura. También se ponderó la marcha de proyectos internacionales de colaboración y el rescate de la memoria histórica de la AHS; así como las propuestas e ideas para desarrollar el próximo proceso de Crecimiento.

 

Finalmente, se reconoció la oportunidad de usar la tecnología para desarrollar este Consejo Nacional, vía que utiliza hoy la UJC en todo el país y que ha llegado para quedarse en el contexto de la COVID-19.


Premio La Llave Pública tiene a su ganador

Después de días en los que la literatura ha roto los límites del distanciamiento social a través de las redes sociales y múltiples plataformas virtuales, los jóvenes escritores han estado más atentos que nunca a las noticias porque era sabido que para el 29 de mayo se haría público el resultado del Premio de Narrativa La Llave Pública, certamen auspiciado por la Asociación Hermanos Saíz en Ciego de Ávila.

De acuerdo con lo previsto terminó la incertidumbre, luego de que el prestigioso jurado integrado por Herbet Toranzo, Yunier Riquenes y Pedro de Jesús, se encargara de juzgar las siete obras finalistas en concurso.

En este caso resultó premiado el cuaderno Teatro-peutas en Youtube. Canales para heroínas, el cual fue presentado bajo el seudónimo de Elektra, por la autora Ámbar Caridad Carralero Díaz, de La Habana.

Según el acta del jurado el cuaderno destaca “por la singularidad de su estructura, el interés de los asuntos que aborda, el manejo inteligente de las citas intertextuales extraídas del teatro y la cultura griega clásica en su articulación simbólica con las historias que narra y los personajes que las protagonizan, así como por la lucidez y naturalidad de la prosa.”

Ámbar Caridad es graduada del Instituto Superior de Arte y, según consta en su perfil en Facebook, trabaja como jefa de redacción de la revista Tablas-Alarcos. Además de teatróloga, ha incursionado con éxito en la poesía y la narrativa.

De ahí su libro Habitaciones solo para dos, por la editorial española Guantanamera, compendio de 10 entrevistas realizadas entre el 2013 y 2016 a dramaturgas, actrices y directores teatrales de relevante trayectoria dentro y fuera de Cuba, bajo la sugerente forma de un itinerario de citas. Que el premio de narrativa La Llave Pública se sume ahora a su hoja de vida deberá ser influjo positivo en su carrera.

Si bien en esta oportunidad el galardón no se quedó en casa, de lo que se trata es de premiar el talento y ensalzar la literatura, por eso, desde ya se lanza la convocatoria para el venidero año, cuando le tocará a los versos entrar al ruedo con el premio Poesía de Primavera, entregado también en el marco de los Juegos Florales.

Publicada por La Llave Pública en Viernes, 29 de mayo de 2020

 


Premio la Llave Pública a las puertas

A solo unas horas de que el Premio de Narrativa La Llave Pública, auspiciado por la Asociación Hermanos Saíz en Ciego de Ávila, tenga un nuevo ganador, la literatura no detiene su paso y ha hecho del espacio virtual el escenario ideal para que los jóvenes creadores muestren su obra y lleguen a mayores segmentos de público.

Con la actualización diaria de la página La Llave Pública, en Facebook, cualquiera ha podido escudriñar en el ya lejano 2005, cuando Natacha Cabrea Cepero, Arlen Regueiro Mas y Vasily Mendoza se aventuraron en la creación de un espacio para aprender y ensanchar los horizontes de esta manifestación, y que además respondiera a las exigencias de los nuevos narradores del terruño que buscaban su sitio en una ciudad de poetas eminentes.

Después vendría una renovación hasta transformarlo en lo que conocemos hoy: un común espacio para el disfrute de la literatura, que alterna cada año con la entrega del Premio Poesía Primavera, mientras gana prestigio y alcance con la inclusión de voces cada vez más jóvenes.  

Hasta la fecha se han dado a conocer también la lista de finalistas que incluye a Ámbar Caridad Carralero, Marianela Labrada, Lioneski Buquet, Yasel Toledo, Yasmani Rodríguez, Ariel Fonseca y Héctor Leandro Barrios. A su vez, el jurado encargado de las deliberaciones estará integrado por Yunier Riquenes, Pedro de Jesús y Herbert Toranzo, escritores de una reconocida trayectoria en el país.

Por el momento se ajustan detalles y se garantiza convocatoria con la promoción oportuna porque lo que no debe pasar es que el llamado a quedarse en casa y el distanciamiento social nos deje sin opciones para hacer y disfrutar arte.

Por eso a estas alturas otro de los motivos para celebrar es el empedernido deseo de no dejar morir los Juegos Florales en su cuarta edición, aunque esto implique reinventarse y hacer de todo un poco para saltar obstáculos.

Sin dudas ese será otro de los saldos positivos cuando pase la Covid-19, mirar atrás y comprobar que se pudo.

Tu tarde conmigo, programa radial que hoy condujo Yudeisy Viera Miranda, nos ofreció el espacio para continuar…

Publicada por La Llave Pública en Martes, 26 de mayo de 2020


Una llave que siempre fue pública

Corría la segunda mitad del año 2005. Se acercaba el fin de una presidencia de la Asociación Hermanos Saíz en Ciego de Ávila, que había logrado muchas cosas y donde Natacha Cabrera Cepero ostentaba el máximo cargo, Arlen Regueiro Mas y Vasily Mendoza eran sus vicepresidentes.

Yo era el jefe de sección de Literatura en ese momento y tenía varios eventos continuados, juegos florales, caminata cultural, boletines impresos como el Rajatabla, el sitio web de la Ahs avileña, entre otros. Llevaba rato fraguando un evento que fuera solo de narrativa y que tuviera un impacto verdaderamente explosivo en la oleada de jóvenes narradores que se veía venir en la provincia. Se quería que fuera un buen evento a la altura de lo aprendido en el Centro de formación literaria Onelio Jorge Cardoso, pero que no fuera exactamente igual. Se necesitaba un símbolo, una identidad.

Así surge el nombre de La llave pública, por ese libro hermoso de cuentos que nuestro Félix Sánchez había publicado en ediciones Ávila en los años noventa y que en el 2001 vio su segunda edición. Se haría un taller. Uno que diera herramientas novedosas y útiles a todos los narradores que, como nosotros mismos, apenas habíamos encontrado solución a cosas tan vitales para la escritura de cuentos. Nos centramos en dar charlas sobre cómo construir el diálogo, la función de los títulos, la construcción de un libro de cuentos y de una novela, los personajes en la ficción, entre otros temas que también eran imprescindibles.

Félix Sánchez sería el artífice mayor. Y su hermano Francis Sánchez y yo, fuimos el jurado de ese primer evento que nació en septiembre de 2005, en el municipio de Primero de enero, con la producción de Yoanys Soriano. Fue un primer encuentro casi mágico. Se llevaron a cabo todas las secciones de talleres diurnos durante cuatro días seguidos. Por las tardes hacíamos lecturas de textos para debatir y por la noche salíamos a varias instituciones para homenajear a Félix Sánchez y seguir hablando sobre libros y literatura.

Éramos más de diez escritores y algunos de otras provincias, como Camagüey, Santiago de Cuba, Guantánamo.  Lo que le dio al evento un carácter nacional. El concurso iba fraguándose en la medida que pasaban los días de lectura y debate de cuentos. Íbamos analizando los cuentos para ver los posibles ganadores. Habíamos preparado tres premios con sus respectivos diplomas artesanales con llaves de verdad incrustadas en la cartulina.

Tiempos hermosos donde con poco hacíamos mucho. Tuvimos como invitados, a valiosos escritores que supieron dar lo mejor de sí en cada encuentro. Así nos acompañaron Yunier Riquenes, Legna Rodríguez, Yoandra Santana, Miguel Vanderpoll, Eldys Baratute, Erich Estremera, Herbert Toranzo, y tantos otros entre los que estaban los mismos talleristas.

Las tres ediciones que se hicieron del evento sirvieron para aunar fuerzas narrativas y conseguir, al menos, que los jóvenes narradores de la AHS avileña tuvieran un espacio donde aprender lo que se nos hacía tan difícil adquirir por la inexistencia de manuales o literaturas a fin. Se hicieron en dos locaciones distintas, Primero de Enero y Majagua.

Eso nos ayudaba no solo a la concentración de los talleristas, sino también a la sana recreación del grupo que compartía hermosos momentos de camaradería. No teníamos la intención de publicar libro alguno con los resultados del taller. Pero la idea que se fraguó después, con la nueva forma que asumió el evento, es tremenda y es aplaudible desde todos los puntos cardinales. De alguna manera, el evento no ha muerto. Solo ha mutado de gestor y de tiempos. Se ha vuelto otro, distinto, pero el mismo. Es la llave, esa que un día fue pública y que ahora, por suerte, lo sigue siendo.