Nuevas Evas y nuevos discursos desde la poesía

Si la memoria no me falla, Barbarella D´Acevedo me escribió a través de WhatsApp para invitarme a ser parte de su nuevo proyecto: Discurso de Eva. De inmediato me explicó que se trataba de un disco de poesía, que homenajearía la obra de Carilda Oliver y que nos daría pie, a las jóvenes creadoras invitadas, para hablar de nuestros referentes y evocaciones. Luego de obtener una de las Becas de Creación El Reino de este mundo, el proyecto pasó de ser un sueño a una concreción en poquísimo tiempo. Las redes sociales y diversas plataformas como IVoox, Soundcloud y Telegram estarán, en las siguientes semanas, invadidas por los ecos de estas voces de mujer.

¿Cómo nació y se concibió el proyecto Discurso de Eva? ¿Quiénes han sido sus principales colaboradores?

Discurso de Eva surgió de manera inicial como un canal en Telegram, destinado a difundir poesía femenina, sobre todo en formato de audio, aunque también a través de libros, postales y videos. Al principio fue un proyecto solitario, motivado por la situación que estamos viviendo, con todo el tema difícil de la pandemia, cuarentenas y soledades… Sin grandes pretensiones quise compartir mis lecturas, descubrimientos, autoras favoritas, pero también lo que escribía, y me pareció que la voz permitía una intimidad que necesitaba explorar. Con el tiempo, esta experiencia se fue ramificando y quise brindar espacio a voces otras, hasta que poco a poco surgió la idea de crear un disco y darle justamente el mismo nombre. A partir de ese punto comencé a pensar en los modos de sacarlo adelante y convoqué a las poetas Yanelys Encinosa, Ismaray Pozo, Claudette Betancourt, Taimi Diéguez, Ámbar Carralero, Rosemary Argüelles y a ti. Luego lo presenté a la AHS, a la Beca de Creación El reino de este mundo, que finalmente obtuvo.

Gráfica Erick Eimil

En este disco de poesía incluyes la obra de algunas de las poetas jóvenes cubanas más conocidas en la última década, y también los textos de otras poetas jóvenes que recién comienzan a abrirse paso en el camino de la literatura. Más allá de mostrar una de las aristas del discurso femenino enfocado en lo poético, ¿qué buscas revelar en este proyecto? ¿En qué se basó el criterio de selección?

Las poetas que participan en el proyecto son mis contemporáneas y forman parte de las lecturas que he ido acumulando a lo largo del tiempo y en particular durante el último año. Todas coinciden en su juventud, aunque no tengan todavía la misma trayectoria. Me pareció que este disco debía dar a conocer algunas de nuestras voces femeninas más actuales y los caminos de la poesía femenina cubana reciente, las poéticas individuales de estas escritoras, que, no obstante, a veces tienen rasgos comunes en su producción, en especial a nivel temático.  

¿Qué tienen en común todas las voces femeninas que aparecen en este disco? ¿Crees en la unidad de lo generacional o en la pluralidad?

Si algo tienen en común las poetas que aparecen en el disco Discurso de Eva es la fuerza en el decir, esa voz que se impone y reclama ser escuchada, que se hace presente y dice: “estoy aquí, ahora, y me defino como co-creadora de un mundo que hago nacer también desde la palabra”. En ocasiones existen leitmotiv comunes en unas y otras, pero todas alcanzan a expresarlos desde su individualidad y esto es muy especial…

El disco es, desde la propia elección del título, un homenaje a la poesía hecha por mujeres. No puedo evitar que la referencia al poema de Carilda Oliver Labra se filtre en mi pregunta: ¿homenaje singular también a Carilda y a esta pieza poemática? ¿Por qué?

Carilda es esencial y el homenaje a ella era inevitable en tanto me ha acompañado siempre. Quizá con más reconocimiento popular que por parte de la crítica, lo cierto es que sus versos y anécdotas forman parte ya del imaginario colectivo de esta isla. Tal vez sea hasta ahora una de las pocas poetas capaces de decir sin sonrojarse frases como: “hazme otra vez una llave turca”, y exhibir las diversas caras de lo femenino sin temor, sin arrepentimientos, de mostrarse como “ángel embaucado” o “pajarito y puta”, Eva en soledad que ama e insulta y acaba por prometer manzanas, para sentirse menos muerta. Si ella hubiera estado viva, yo habría tenido que pedirle que formara parte del disco, porque su voz sigue siendo totalmente fresca y actual. Es así, que por una parte juego con la lógica de que las mujeres son quienes tienen la palabra en este disco y por otra me es vital el homenaje a Carilda y su poema.

Gráfica Erick Eimil

Este proyecto obtuvo la Beca El reino de este mundo en una de sus más recientes ediciones. Sin un apoyo semejante, ¿sería posible llevar a vías de concreción esta idea? ¿Cuán importante fue el acompañamiento de la AHS en el proceso de maduración, parto y materialización del disco?

La Beca de Creación El reino de este mundo es, desde mi punto de vista, un voto de confianza total de la AHS a este proyecto, además de un aval muy lindo. Sin semejante apoyo nos habría sido muy difícil concretar la grabación en los estudios PM Records. Desde el principio, para poder articular el proyecto con todos los requisitos, desde la AHS me brindaron la ayuda oportuna, orientaciones y consejos cada vez que tenía una duda, así que este acompañamiento fue importante para conseguir finalmente la materialización del disco.

No se puede obviar que en el disco aparecen también las obras de poetas de diversas generaciones y regiones geográficas. ¿Cómo ocurrió dicha selección?

A un creador lo conforman sus propias vivencias, pero también los gustos y las lecturas. Este disco tenía entre sus objetivos visibilizar a poetas cubanas contemporáneas, y a la par rendir tributo a la poesía femenina antecedente en Cuba y en el mundo: por eso pedí a cada una de las participantes que diera voz además a los versos de sus autoras referenciales. Así la selección partió de las individualidades de las convocadas y contribuye a complementar, asimismo, sus discursos creativos. De tal manera, logramos tener como “invitadas” en el disco a Dulce María Loynaz, Anne Carson, Juana de Ibarbourou, Olécia Nikoláeva, Nara Mansur, Lina de Feria, Gabriela Mistral, Idea Vilariño y Carilda Oliver.

foto: Leissy O´Farrill Nicholas.

Al poner en voz de las poetas jóvenes algunos de los textos más canónicos de autoras de generaciones anteriores (algunas tan cercanas a nosotras como Nara Mansur o Lina de Feria), ¿sientes que al cuerpo de la textualidad femenina lo unen ejes más o menos visibles?

Desde lo común, o sea, desde lo femenino, que a mi ver condiciona un modo de decir bien directo, existen muchas textualidades, y esto tiene que ver con ese punto de vista individual que aporta cada poética y hace que Carilda e Idea, por ejemplo, hablaran del amor, e incluso abordaran el erotismo y el deseo, al cantarle a “un hombre” siempre en fuga, pero cada una de manera bien diferente y con su marca de agua. Por otra parte, en un balance casi numérico, es muy interesante notar cómo, además de las ocho poetas jóvenes, confluyen en el disco otras voces ya esenciales en la poesía cubana como Dulce María, Carilda, y otras incluso más cercanas a nosotras como es el caso de Lina de Feria y Nara Mansur. Esto fue algo que me resultó muy emotivo, poder tenerlas a ellas, como parte de este nuevo Discurso de Eva.

Gráfica Erick Eimil

En un proyecto de este tipo, ¿cuán importante es el influjo creacional colectivo y sus sinergias?

Es esencial. Si bien yo convoqué a las poetas, no elegí los textos con que cada una se presenta en el disco. Asimismo la selección de una autora referencial fue algo que nació a partir de la individualidad de las participantes, y esto es algo que tiene la propia magia de lo impredecible, que una se sorprende al verlo como producto acabado al que, eso sí, se le trata de dar un orden para que fluya de una manera orgánica. Discurso de Eva es creación colectiva a partir de una pauta y llega al mundo de la manera en que lo hace a razón de quienes lo integran; con otras autoras habría ido por otros caminos. Disfruto mucho que quienes colaboran conmigo tengan además total libertad creativa y creo que eso enriquece cualquier proceso.

foto: Leissy O´Farrill Nicholas.

Si tuvieras que definir, para el lector o el oyente de poesía, un disco como este, ¿qué le dirías? ¿Cómo invitarlos a esta experiencia poética?

La invitación la haría con los versos que cierran este disco, otra vez Carilda y su Discurso de Eva:

Vuelve, vuelve

Atraviésame a rayos

(…)

Pondremos el tocadiscos para siempre

Ven con tu nuca de infiel,

con tu pedrada.

Júrame que no estoy muerta.

Te prometo, amor mío, la manzana.

¿Qué nuevos proyectos creativos alumbran tu quehacer?

Por lo pronto ya estamos con el lanzamiento virtual del disco en distintas plataformas como IVoox, Soundcloud, Telegram, que se apoya en las redes sociales: Instagram, Twitter. Incluso va a contar con una suerte de antología digital, que los interesados van a poder descargar más adelante. Todo esto hasta que podamos realizar presentaciones en vivo. Por otra parte, sigo como siempre escribiendo. Quién sabe si el futuro depare otro disco de poesía…

foto: Leissy O´Farrill Nicholas.

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscripción

Para recibir nuestro boletín ingrese su dirección de correo electrónico