Creaci贸n


Una organizaci贸n que se crece

Desde una mirada introspectiva hacia la Asociaci贸n Hermanos Sa铆z y sus integrantes, as铆 como a la creaci贸n joven en Cuba, el funcionamiento interno de la organizaci贸n y los procesos administrativos que giran en torno al trabajo de la vanguardia art铆stica, fue analizado, como parte de los acuerdos de su 3er. Congreso, el Proyecto de Reglamento que guiar谩 el desarrollo sociocultural de sus miembros.

En la filial holguinera, con la presencia de miembros de la presidencia nacional, se debati贸 el documento que se rige por tres cap铆tulos y 92 art铆culos, y que concentra los modos de hacer y pensar de la organizaci贸n que es plataforma hacia la profesionalizaci贸n en cualquier manifestaci贸n art铆stica en Cuba, por dem谩s aut茅ntica y de vanguardia.

Los j贸venes artistas, en di谩logo sostenido en el Caf茅 del Arte Joven, enfatizaron, entre sus principales preocupaciones, en la calidad que debe exigir el proceso de crecimiento a la AHS, pues este constituye un escal贸n imprescindible en la vida de cualquier creador joven, por lo que es necesario, primeramente, la consolidaci贸n profesional de cualquiera de sus aspirantes, as铆 como la calidad de las obras que se presenten.

foto: wilker l贸pez.

Para el trovador Ra煤l Prieto, miembro de la secci贸n de M煤sica, aun 鈥渟e debe intencionar la selecci贸n hacia lo que necesita el movimiento art铆stico en el territorio鈥, pues 鈥渆xisten artistas con talento y poco curr铆culo, y otros con mucho y poco talento鈥.

En el intercambio se valor贸 la posibilidad de que un miembro de la comisi贸n provincial de selecci贸n para optar por la membres铆a, seleccionados entre los principales representantes de la cultura en la provincia, integre la comisi贸n nacional de crecimiento.

En tal sentido, se帽alaron que en el caso de Holgu铆n debe tomarse en cuenta 鈥渓a situaci贸n art铆stica y las confluencias creativas que se originan a partir de las Romer铆as de Mayo鈥.

Por otra parte, Yasel Toledo, vicepresidente nacional de la AHS, puntualiz贸 en los premios, proyectos y becas que convoca la Asociaci贸n y que avalan el expediente creativo de los aspirantes, entre los que destaca el premio Calendario, entre otros concursos.

foto: wilker l贸pez.

Partiendo de esto, Alicia Dura帽ona, miembro de la secci贸n de Cr铆tica e Investigaci贸n, sugiri贸 que se tenga en cuenta el Premio Memoria Nuestra que se otorga en el marco de las Romer铆as de Mayo y que se ha convertido en columna vertebral no solo para el movimiento de j贸venes investigadores del pa铆s, sino para el desarrollo de la organizaci贸n.

Tambi茅n se abord贸 en el intercambio los resultados y proyecciones derivados de la comunicaci贸n y promoci贸n en el 谩rea de la creaci贸n, espec铆ficamente el caso de aquellos programas, tanto radiales como televisivos, que contribuyen a impulsar la obra de j贸venes poco conocidos en el 谩mbito art铆stico nacional y local, entre ellos Par茅ntesis y La hora de los cabezones, este 煤ltimo un espacio radial de la emisora provincial Radio Angulo, creado y dirigido por miembros de la AHS en el territorio holguinero.

Por su parte, Liliem Aguilera, presidenta de la Asociaci贸n en Holgu铆n, subray贸 el compromiso art铆stico y moral que conlleva ser miembro de esta organizaci贸n, as铆 como el sentido de pertenencia que debe prevalecer en cada uno de los asociados en todo el pa铆s.

foto: wilker l贸pez.

Asimismo se tuvieron en cuenta las medidas disciplinarias que rigen la conducta de cada asociado en caso de que cometa alguna infracci贸n desde el punto de vista art铆stico, como es el caso del plagio de la obra art铆stica en su totalidad o una parte de ella, y 鈥渘o se puede permitir porque somos ante todo creadores y vale la autenticidad de la organizaci贸n鈥, a帽adi贸 Norge Luis Labrada, jefe de la secci贸n de Literatura.

Los asociados holguineros elogiaron el proceso de an谩lisis del Reglamento, pues les permite ser part铆cipes en las decisiones que se toman por la Direcci贸n Nacional para elevar la calidad del arte joven que se produce y consume en el pa铆s, y que tiene el reto de emerger dentro de la banalizaci贸n del mundo virtual y la vulgaridad en la seudocultura.


La poes铆a, metaf铆sica de la palabra

La creaci贸n de Eduardo Herrera Baullosa es una isla que navega de puente a puente. Extiende sus hilos y anuda sus telas. Nuestra amistad dura ya m谩s de una d茅cada. Para m铆, siempre ha sido un privilegio formar parte del mundo p煤blico de su poes铆a y del mundo privado de sus afectos. Esta entrevista es la invitaci贸n para conocer al escritor que, gota a gota, construye la metaf铆sica de la palabra.

En tu poes铆a, 驴c贸mo se perciben las transiciones? 驴De qu茅 manera esto afecta, cambia o moviliza la palabra?

Cuando hablas de 鈥渢ransiciones鈥 asumo que te refieres a la evoluci贸n del poeta, las condicionantes que lo definen y potencian, y su propia obra. La mayor铆a de los artistas desarrollan su trabajo anclado a las vivencias. Desde lo general y lo interactivo 鈥攊nmerso en los otros y en el todo鈥 se llega a lo particular, a una 鈥渆voluci贸n鈥 o progresi贸n org谩nica-dial茅ctica del trabajo creativo. Mi poes铆a no est谩 exenta de esa influencia. Surge de los derroteros del d铆a a d铆a, del sujeto/objeto sumergido en la experiencia del transcurrir y el devenir, evitando as铆 poner pie forzado a la evoluci贸n del discurso.

Hasta donde he sido capaz de especular y entender del proceso creativo, de su idiosincrasia y su condici贸n impar, encuentro que en alg煤n punto siempre convergen el espacio como definici贸n de lo general y del contexto; y lo espiritual como un involuntario instinto que no alcanzo a describir, pero que identifico con esa organizaci贸n diat贸nica de la que hablabas. Es una cualidad plurisignificativa y, 驴por qu茅 no decirlo?, muchas veces ambigua, que crea y moviliza la palabra.

驴C贸mo ves, desde la distancia, a la Cuba po茅tica actual?

Como toda aventura creativa, la poes铆a cubana actual tiene de todo un poco. Tiene de trascendente y de bueno, de regular, y de muy malo o no-po茅tico, como fen贸meno complejo que es cualquier creaci贸n.聽聽

Si la 鈥渄istancia鈥 es ese espacio o intervalo de lugar o de tiempo que media entre dos cosas o sucesos, no creo que exista de manera consciente en la po茅tica actual鈥 como en ning煤n otro ejercicio creativo con independencia de donde se realice. Parecer铆a una contradicci贸n.

Retomamos lo que te dec铆a en la pregunta anterior sobre la importancia de lo contextual como influencia del imaginario creativo del artista; solo que aqu铆 se permite sumar al contexto, la esencia cultural, sus influencias hist贸ricas y familiares, la importancia de la lengua madre como derrotero del pensamiento, en definitiva, eso que llamamos rasgos de identidad cultural tan discutidos y teorizados pero que, en ning煤n caso, niegan lo particular que nos define.

Los poetas de origen cubano, aun cuando no residan en la isla, tambi茅n forman parte 鈥攍o acepten o no鈥 de esa po茅tica de la que hablas. Participan de ella, la enriquecen o la desnutren, pero est谩n presentes. No creo que la identidad cultural que forma parte del fen贸meno po茅tico se circunscriba a las fronteras geogr谩ficas. El pensamiento cubano no es solo aquel que se genera en la isla. La particular forma que adquiere all铆 donde est茅, lo hace f谩cilmente identificable.

聽驴Es dif铆cil insertarse en un panorama po茅tico diferente al cubano?

Es dif铆cil insertase en cualquier panorama. Muchas veces el tal 鈥減anorama鈥 no existe, o la voluntad particular o colectiva no facilita la inclusi贸n. El entendimiento, el respeto y la comuni贸n entre seres humanos, m谩xime si son artistas, es muy compleja, multifactorial y no siempre inclusiva.

驴Qu茅 define, seg煤n tu criterio, a un buen o mal poeta?

Se es poeta o no se es. Lo digo sin poder explicar el por qu茅 de mi afirmaci贸n; es instinto. La poes铆a se escribe a s铆 misma siempre desde la m谩s absoluta sinceridad. En ese evento l煤cido que es la creaci贸n po茅tica no hay una regla que aplique y defina calidades mesurables.聽 Dulce Mar铆a Loynaz dice 鈥渓a poes铆a no es estudio, sino inspiraci贸n; no es t茅cnica, sino estado an铆mico鈥. Por ese rumbo ir铆an los tiros, aunque reconozco que no concuerdo completamente con la definici贸n.

Se define la no-poes铆a como el desenlace sin principio, la complacencia en la mediocridad: la peor de las iron铆as, el desequilibrio hacia lo 鈥渘egativo鈥 que lo corrompe todo, la imitaci贸n, la superficialidad, el af谩n de ser poeta porque as铆 me parece, el vac铆o, pero sobre todo la falta de sinceridad visceral que debe ser reconocida en la obra escrita. El fingimiento po茅tico, y no precisamente del que hablaba Pessoa, no es poes铆a.

CORTES脥A DEL ENTREVISTADO

驴Se alaba siempre, en los c铆rculos intelectuales, lo que es de calidad, o nos dejamos llevar por las modas literarias de turno?

Los c铆rculos intelectuales son necesarios. Re煤nen a los que as铆 se definen y en este caso se puede hablar de calidad en t茅rminos contables. El trabajo que realizan es un ejercicio te贸rico-comparativo, subjetivo, pero tambi茅n cient铆fico鈥 algo imprescindible a la hora de conceptualizar y preservar la menor铆a creativa, no solo po茅tica. La aceptaci贸n o no de sus tesis, la influencia que pueden tener en nuestros trabajos, la sacralizaci贸n de tal o m谩s cual obra o poeta y su aceptaci贸n como ciencia constituida, es ya decisi贸n muy personal.

No dejo de reconocer que en muchas ocasiones se pondera a alguien por razones que nada tienen que ver con la calidad de su obra, y s铆 mucho con un degenerado concepto de la amistad o los intereses m谩s mezquinos. Cuando esto ocurre, dichos c铆rculos se transforman en excluyentes. De tal manera, concursos, publicaciones y reconocimientos pueden convertirse en espaldarazos que dejan mucho que desear. 聽聽

Las modas (o tendencias) visualizan, dan nombre y agrupan a un determinado universo creativo dentro del espacio-tiempo en que se desarrollan. Seguirlas, sentirse identificado con ellas, ofrece seguridad y seduce. En muchos casos puede servir como influencia positiva. Vestirse o no con el estilo del momento no es un problema; lo peligroso es carecer de un cuerpo creativo primigenio y real, y seguir estas modas seducidos por la imitaci贸n, por la copia de formas servidas como 煤nico veh铆culo que garantiza el 茅xito. Es un disparate y se nota. La mejor materia prima est谩 en el mestizaje. Seguir una moda para llamar la atenci贸n, para caerle bien al 鈥渏efe de dise帽o de turno鈥, no es el camino. 聽

En la poes铆a de hoy, 驴sientes que existe levedad cuando se escribe? 驴Hay descuido? 驴Hay falta de rigor y de disciplina?

Si te refieres a la poes铆a cubana actual, y levedad se interpreta como vacuidad o superficialidad en la palabra y la forma, hasta donde he podido leer, creo que s铆. Hay un poco de eso. Bastante, podr铆a decirse. Pero tambi茅n en la poes铆a anglosajona, en la iberoamericana, en la asi谩tica, en casi todas las formas de expresi贸n art铆sticas. Nadie est谩 exento de esto. Puede que se exprese como parte de ese fen贸meno de transici贸n que siempre ocurre en las primeras d茅cadas de los siglos. Al acrecentarse las contradicciones es inevitable la ruptura con lo heredado. En esa b煤squeda por una nueva voz que sustituya lo que ya no satisface, dentro del subconsciente po茅tico-colectivo, la vacuidad puede ladrar, pero al final no muerde.

No se puede descuidar lo que no se conoce, lo que no entendemos. Las 聽generaciones del cambio se niegan a cargar con lo que a su entender ya no funciona. Este tipo de fen贸menos de sustituci贸n y desalojo, de enfrentamiento entre el pasado-reciente y el presente-futuro no es delicado ni democr谩tico, pero s铆 masivo鈥 y la masividad es directamente proporcional a la vacuidad.

Debido a este mismo fen贸meno, rigor, disciplina y otros conceptos, tal y como los conocemos, tambi茅n van cambiando. Ya no llenan las expectativas como m茅todos confiables o eficientes. En los 煤ltimos 30 a帽os, el ritmo de la vida, as铆 como la b煤squeda de nuevos triunfos y sistemas de valores, se ha acelerado. Vivimos en una sociedad heredera del exhibicionismo de los a帽os 60 del pasado siglo. Hoy ya somos eminentemente voyeristas, con lo positivo y negativo que eso implica. Es l贸gico que los m茅todos tradicionales no rindan eficientemente o no signifiquen nada. Eso que llamas rigor, disciplina 鈥攜o voy a a帽adir 茅tica鈥 se reinterpreta, se reinventa para satisfacer al nuevo individuo. 驴De qu茅 forma afectar谩 a la literatura? No tengo la m谩s m铆nima idea. 驴Hacia d贸nde nos llevan? Ya lo dir谩n los te贸ricos del futuro.

驴Es mesurable la calidad de un poeta o escritor? 驴Cu谩l ser铆a esa medida?

La poes铆a es la metaf铆sica de la palabra. Nos precede y nos trasciende, no puede cuantificarse. El poeta materializa esa propiedad excepcional del pensamiento con la palabra y no es m谩s que un instrumento. Nadie tiene la capacidad para hacer de esa certeza algo matem谩tico. Aunque en m煤sica se utilice la forma, no creo en la mensurabilidad del arte.

驴C贸mo medir la calidad de Cervantes frente a Eur铆pides? 驴C贸mo poner a Tolst贸i sobre Virginia, la genialidad de Verdi en supremac铆a frente a Wagner, la cualidad suma de la creaci贸n del Giotto al compararlo con Kandinsky? 驴Qui茅n es m谩s o menos genio, qui茅n es m谩s o menos m煤sico, poeta, escrito o pintor?

Siempre te hab铆a conocido como poeta pero, en los 煤ltimos a帽os, te has movilizado hacia nuevas rutas, en este caso las narrativas. 驴De d贸nde parte ese nuevo impulso y qu茅 lo condicion贸?

No es precisamente nuevo, siempre he tratado de llevar la narrativa y la poes铆a a un mismo ritmo. Como bien sabes, t煤 que incursionas en m谩s de un g茅nero, creo que en todos no hay lindes definidos.

Cuando ese espacio entre realidad y ficci贸n se vuelve una obsesi贸n hay que escribirlo. Es cierto que la forma cambia de un g茅nero al otro, pero el ideal existencial es com煤n. As铆 me expreso tanto en poes铆a como narrativa. Gracias a la frontera cada vez m谩s imprecisa de los g茅neros 鈥攓ue ya ven铆an desdibuj谩ndose desde principios del XX y que en la actualidad se tornan cada vez m谩s vagas鈥 mi escritura se ha vuelto m谩s plural y arm贸nica, y me siento m谩s libre.

Mi narrativa, al igual que mi poes铆a, siempre ha tenido como centro al individuo: las contradicciones de su mundo f铆sico-existencial, su natural brutalidad, su propensi贸n al caos pero tambi茅n a lo sublime. Desde la ambivalencia, desde el observador/observado, trato de ser abierto y din谩mico a la hora de escribir lo poco que s茅 de la vida鈥 y trato tambi茅n de significarla. Lo po茅tico presta iron铆a, cierta profundidad de palabra a los gestos y actitudes, a las contradicciones que nos definen.

Tu primer texto fue publicado hace pocos a帽os. Desde entonces, y a cargas con la siempre cuestionable 鈥渓egitimidad鈥 que un libro otorga, 驴has sentido que algo ha cambiado en tu trabajo? 驴Piensas en el p煤blico a la hora de escribir, o sigues gui谩ndote por el instinto del gusto y ritmo propios?

Como bien dices, mi primer libro en solitario tiene poco tiempo. Verme como 煤nico protagonista en la portada y contraportada, en la 鈥渢ripa鈥 y en cada parte de ese rect谩ngulo de papel y cart贸n fue muy placentero. No tengo reparos en reconocer que me encanta ver mis libros publicados. Pero tambi茅n me pasa que el libro terminado y publicado no es el que m谩s amo, es como si le perdiera el gusto. Tal vez por eso siento el mismo compromiso que antes, el de mi instinto, el del amor absoluto hacia la obra nueva junto a la maldici贸n de terminarla como un ejercicio de libertad categ贸rica.

En poes铆a, 驴cu谩nto se le debe al lector?

Si te soy completamente sincero, le debo dinero a algunas tarjetas de cr茅dito鈥 al lector, nada. Ni en poes铆a ni en narrativa. Los lectores no son acreedores, ni siquiera son consumidores como le definen la mayor parte de las veces. El lector es un coautor, una parte imprescindible y activa del proceso literario. Con una participaci贸n del cincuenta por ciento, es un socio del que no se puede prescindir. Te lo digo como alguien que se siente m谩s lector que escritor.

Como escritor has incursionado en la poes铆a y la narrativa fant谩stica en algunas ocasiones. Lo surreal, no obstante, es para ti un epicentro del que parten las historias. Pero, 驴la realidad y lo que existe tras ella son motivos de creaci贸n para ti?

Tienes raz贸n: la influencia de lo fant谩stico en parte de mi obra es indiscutible, en poes铆a me ha valido hasta un primer premio internacional. Pero m谩s que esa realidad contada desde lo fant谩stico, es la realidad en s铆 misma la que m谩s me apasiona deconstruir, apropiar, reinterpretar鈥 en definitiva, convertir en ficci贸n.

Siempre me ha gustado trabajar la visi贸n m谩s subjetiva del mundo, y si lo surreal, el absurdo y lo fant谩stico enriquecen el imaginario literario que intento crear, pues no tengo ning煤n reparo en mezclarlos.

Entre 聽la realidad y el mundo de los simulacros que es la literatura, el discurso debe tomar la apariencia que m谩s convenga a las necesidades de la creaci贸n. Al margen de lo que se considere l铆cito, la convicci贸n del autor deber谩 prevalecer.

驴Qu茅 es la honestidad po茅tica y la 茅tica para ti? 驴Nos hemos acostumbrado a vulnerarlas hasta el punto que ya no las reconocemos?

Como dec铆a antes, una nueva forma va cristalizando, socializando y en ese proceso de revelaci贸n hay cosas que quedan en el camino o se expresan de manera diferente. Algunos conceptos se mantienen, pero su interpretaci贸n o expresi贸n no ser谩n iguales. 聽

Me imagino que tambi茅n te refieres a ciertas tendencias entre algunos colegas que desacralizan verdades y exponen sus mezquindades, arribismos, oportunismos, facilismos y casi todos esos 鈥渋smos鈥 que califican en sentido peyorativo. Existen, son parte de la vida, dir铆a que hasta la enriquecen. Lo importante es la obra, su val铆a, definida por esos valores esenciales que has mencionados, no el autor.

En mi opini贸n, la honestidad es el asiento fundamental de lo literario, sustenta la autenticidad y el cuestionamiento, es comuni贸n perfecta con la posteridad. El escritor probablemente sea el 煤nico ser humano que hace de su maldici贸n 鈥渦n estado agudo de felicidad鈥, 聽como dir铆a Clarice Lispector.


M谩s que 40 Megas de capacidad

Hacedores de una obra que fluct煤a entre el humor esc茅nico, la s谩tira, la cr铆tica social y la parodia, el grupo de teatro avile帽o 40 Megas聽ha dado mucho de qu茅 hablar en los 煤ltimos a帽os y ha confirmado c贸mo el movimiento aficionado en el pa铆s forma y devuelve a los escenarios a much铆simos artistas de incalculable valor.

Aldring Mirabal, instructor de arte; Isaac Miguel Torres, licenciado en Derecho; y H茅ctor Eduardo P茅rez, licenciado en Matem谩tica-F铆sica, trazan una l铆nea discursiva aut茅ntica, con constantes anclajes a la realidad cubana que echa mano de un humor inteligente y no de la burla por la burla.

Hasta la fecha, su repertorio incluye las piezas Amores Rid铆culos, texto escrito por Iv谩n Camejo, que cuenta las desventuras del amor a partir de las infidelidades a tres personajes creados por Shakespeare; y Greciecitas conmigo no, donde toman como punto de referencia situaciones y personajes del mundo grecolatino antiguo.

Ahora vuelven a ser noticia con el anuncio de la preparaci贸n de un nuevo espect谩culo, que, como ya nos tienen acostumbrados, contar谩 de cuatro sketches, al centro de los cuales figurar谩 Cosmonauta.

鈥淪e trata de una suerte de recorrido por lo que ha sido y ha hecho la agrupaci贸n en estos tres a帽os. Ser谩n n煤meros con constantes alusiones al pasado y el futuro, sin abandonar nuestra est茅tica minimalista y el discurso que aboga por divertir y reflexionar al un铆sono. Apostamos por ser sinceros y construir y desmontar verdades, a partir de los juegos de palabras y el doble sentido鈥, afirman sus propios integrantes.

Los textos surgen escritos a seis manos para ser este un ejercicio agotador que solo termina cuando los tres est谩n satisfechos. Precisamente, este es el momento m谩s valioso: el proceso, el exprimirse las neuronas para lograr la carcajada oportuna.

23 y 24 de Junio en el Teatro Principal "40 Megas REBORN" 9 de la noche (la imagen es solo promocional en el espect谩culo ocurren tonter铆as ajenas a la de la imagen, me hac铆a ilusi贸n la foto al lado de Adolfito)

Publicada por Aldring Mirabal en Martes, 19 de junio de 2018

Sin embargo, tampoco descartan las sensaciones de estar sobre la escena, lograr la organicidad de cada movimiento, deconstruir el espacio y mirar a los ojos al p煤blico para plantearle despu茅s, de principio a fin, sus argumentos.

La econom铆a de recursos sobre la escena, si bien ha sido un elemento que desde el primer d铆a los ha identificado, descubre el hecho de que la producci贸n de espect谩culos teatrales se mueve hoy por terrenos bald铆os, donde 鈥渆l no hay鈥 y 鈥渆l no se puede鈥 cortan alas a la creaci贸n, por lo que una y otra vez se ha impuesto el ingenio de los muchachos para caracterizar personajes, trabajar la m煤sica de cada presentaci贸n y reducir el dise帽o de vestuario a la transformaci贸n de s谩banas en vestimentas griegas.

Necesitados todav铆a de horas de ensayo y de p煤blicos diversos que tasen el producto art铆stico, 40 Megas es ahora mismo un referente importante para la creaci贸n en el pa铆s, al punto de ser el conjunto m谩s joven en el centro de la isla dentro de esta manifestaci贸n.

Su trabajo llega al p煤blico de much铆simas maneras, pero es su habitual pe帽a en la Casa del Joven Creador avile帽a lo que les ha valido el reconocimiento en el terru帽o. Ganadores en el XXIII Festival Nacional de Artistas Aficionados de la Federaci贸n de Estudiantes Universitarios, el Festival de Teatro Aficionado Olga Alonso, del Reconocimiento Especial del Centro Nacional Promotor del Humor, y de la Beca Bebo Ru铆z. No es una sorpresa que el camino a la profesionalizaci贸n haya llegado sin muchas trabas.

En momentos en que al humor cubano se le entretejen malas pr谩cticas, palabras soeces, propuestas repetitivas e intrusismo profesional, su discurso se reafirma al no dejar de crear y a reinventarse con cada puesta en escena.


“Todo un universo鈥 en la literatura

En la premiaci贸n de la m谩s reciente convocatoria de La Edad de Oro coincid铆 con Yilian Morfa Quevedo. Esbozamos apenas una conversaci贸n donde los saludos se mezclaron con ciertas noticias literarias y un r谩pido, agitad铆simo, di谩logo sobre nuestras respectivas obras. No tuvimos m谩s tiempo. Luego qued贸 el v铆nculo y as铆 naci贸 esta entrevista que busca seguir ciertas pistas de una joven creadora que escribe para los ni帽os (quiz谩s, tambi茅n, para el recuerdo de la ni帽a que un d铆a fue).

Toda historia tiene un motor que la pone en marcha, 驴cu谩l fue tu circunstancia de arranque?

Descubr铆 desde muy joven que me gustaba crear e inventar historias, as铆 que a veces escrib铆a. Esto me hac铆a sentir muy bien. Durante mi adolescencia estuve mucho tiempo hospitalizada y supongo que el compartir con tantos ni帽os necesitados, no solo de atenci贸n m茅dica, sino de motivaci贸n y sonrisas, pues me hizo querer regalarles esperanza, alegr铆as y color a sus vidas. Escrib铆a y pintaba para ellos, para m铆.

驴Por qu茅 la decisi贸n de ser escritora?

Escribir me hace bien, me proporciona esa felicidad que tal vez sea capaz de brindarle a otros.

En los tiempos actuales se discute sobre la visibilidad del autor; pero esta, muchas veces, depende casi exclusivamente de la propia gesti贸n del creador. A tu criterio, 驴hasta qu茅 punto esta autogesti贸n es v谩lida y d贸nde se convierte en el mal o bien llamado 鈥渁utobombo鈥?

No estoy tan adentro del movimiento literario como quisiera, as铆 que ofrezco disculpas si mi opini贸n no es quiz谩s la m谩s acertada o apropiada.

No tengo seguridad de que el 鈥渁utobombo鈥 sea malo o bueno, pero s铆 s茅 que gracias a esa autogesti贸n, el autor avanza y logra su prop贸sito: publicar. Para quien ya tiene un nombre reconocido esto es mucho m谩s f谩cil; el que no, se tiene que enfrentar a diversos obst谩culos, como los problemas econ贸micos de la editorial o sucede que, simplemente, su obra pasa desapercibida.

Cortes铆a de la entrevistada

驴Cu谩les son los temas que rondan tu imaginario creativo?

Adoro escribir para los ni帽os, porque su mundo e imaginaci贸n no tienen fronteras. Me parece sencillamente maravilloso crear para ellos e incentivarlos. Claro que podr铆a y me interesar铆a abordar otras tem谩ticas, quiz谩s sociales, con las cuales podr铆a llevar al lector a la reflexi贸n respecto a su comportamiento tan nocivo ante sus semejantes y su entorno.

驴Ves la literatura como un arte ef铆mero, condenado a desaparecer luego de un tiempo, o conf铆as en su perdurabilidad?

La literatura nunca podr谩 ser ef铆mera. Cierto es que en estos tiempos ha sido un poco desplazada por otros medios, pero conf铆o en su perdurabilidad, y conf铆o en que nosotros seamos capaces de lograrlo.

Para ti, 驴qu茅 hace a una obra o a un escritor perdurables?

La obra siempre depende del autor, si uno es perdurable, el otro tambi茅n lo ser谩.

驴Tiene la literatura alguna utilidad en el convulso mundo contempor谩neo?

Por supuesto. Mientras existan imaginaci贸n, sue帽os y emociones que transmitir, habr谩 quienes escriban, y tambi茅n quienes lean.

Has trabajado como guionista de radio, 驴qu茅 te ha ense帽ado ese medio que hayas podido aplicar a la escritura?

La verdad es que la manera de escribir en uno y otro medio son bien diferentes, pero podr铆a decir que la radio me ha ense帽ado a decir m谩s con menos, lo cual es v谩lido para todas las formas de creaci贸n literaria.

Tu libro Gaby y sus distinguidas amigas obtuvo menci贸n en la m谩s reciente edici贸n del Premio La Edad de Oro de narrativa. 驴Puedes contarme un poco del libro y qu茅 planes tienes para 茅l?

Gaby es una ni帽a de unos 12 a帽os, que conoce a personajes tan distinguidos como la Luna y a una Bruja, y junto a ellas vivir谩 una serie de aventuras, logrando (creo yo) que cada cuento tenga un significado relevante y una ense帽anza. No quise, sin embargo, abordar los tan necesarios pero reiterados temas propios de la preadolescencia, ya que prefer铆 recuperar esa infancia tan maravillosa y fantasiosa que a煤n puede tener una ni帽a de esa edad. 驴Planes? Pues me encantar铆a que los ni帽os, los m谩s peque帽os y aquellos que no lo son tanto, puedan disfrutar del libro.

Un escritor cubano y uno extranjero que hayan marcado tu obra.

Nelson Sim贸n y Edmundo de Amicis.

Un libro indispensable…

El Principito.

Si tuvieras que pensar en la posteridad, en ese vivir m谩s all谩 de las l铆neas literarias, 驴c贸mo querr铆as ser recordada?

Como alguien que ense帽贸 e hizo re铆r a los ni帽os.

En pocas palabras, 驴qu茅 es la literatura?

Todo un Universo.


鈥淣o construyo universos cotidianos, sino nuevas realidades鈥

Taimi Dieguez Mallo despert贸 mi inter茅s en aquellos a帽os 鈥攏o tan lejanos, pero s铆鈥 en que ambas compart铆amos las aulas del Instituto Superior de Arte. Desde entonces, Taimi ha crecido como autora y se ha esforzado por mostrar una po茅tica donde la mujer y la madre aparecen como epicentros, ra铆ces de sentido que han enrutado su escritura. Entrevistarla, es pretexto para conversar con la amiga y la creadora.

La madre, la matria y las figuras femeninas son parte indiscutible de tu escritura. 驴C贸mo has ido construyendo a la dramaturga que eres?, 驴c贸mo estos temas han llegado a ti?

Mi historia de vida me ha propiciado hablar sobre la figura femenina y, en especial, sobre la madre. Yo perd铆 a la m铆a siendo ni帽a, por lo que a trav茅s de la escritura y la creaci贸n he reinventado esta relaci贸n, ya bien para saldar esta ausencia o para profundizar en el fen贸meno de la maternidad, y del sistema de relaciones que se establece entre las madres y sus hijos; si bien nuestra sociedad, por m谩s patriarcal y machista que sea, sigue teniendo a la madre como fuente de vida y alimento. Es en realidad esto lo que me interesa: las potencialidades creadoras de una mujer. Al menos, es de esto de lo que ahora me ocupo. Quiz谩s a la vuelta de unos a帽os me preocupen otras cuestiones. Pero creo que es muy dif铆cil abandonar algo tan complejo como es la creaci贸n. 驴Qu茅 creamos? 驴C贸mo lo hacemos? 驴Para qu茅 lo hacemos? Son preguntas filos贸ficas, si tomamos la creaci贸n como existencia. En resumen, creo que soy una autora que se ocupa sobre la posibilidad de nacer, de ser鈥 con esto quiero decir: elegir nuestro propio destino.

 

驴Cu谩ndo y c贸mo supiste que quer铆as ser dramaturga?

Decido estudiar dramaturgia porque quer铆a cursar estudios en una escuela donde me ense帽aran a escribir bien, donde me cultivara como artista. Pensaba apropiarme de las herramientas dram谩ticas para perfeccionar mi narrativa y mi poes铆a, que fueron los primeros g茅neros en los que incursion茅. Pero antes de escribir y encontrarme con el mundo de la literatura, hice teatro como aficionada y fui por alg煤n tiempo instructora de arte. Por esto, el teatro me era familiar.

 

Los hechos de la vida, oscuros o esplendentes, 驴sirven como material dram谩tico?, 驴de qu茅 manera resemantizas la existencia para escribir tus propias obras?

Cuando escribo una obra 鈥攄ram谩tica, narrativa o simplemente un poema鈥 lo hago porque hay algo que quiero decir, algo que he descubierto o intento descubrir; por eso mismo lo escribo, para verlo. Ese 鈥渁lgo鈥 puede ser cualquier cosa que tenga que ver conmigo, con mi vida y mi relaci贸n con el mundo. No escribo desde otro lugar que no sea desde m铆, como creo que les sucede a todos los artistas. Lo interesante, en cada caso, es la estrategia que seguimos para crear. En mi caso, me interesa la fusi贸n de las realidades, la hibridaci贸n, lo ambiguo, lo po茅tico. Y esto porque me importa la propia creaci贸n como tema de creaci贸n, as铆 como hay dramaturgos interesados en mostrar con su obra los propios procedimientos del teatro y se sirven de una estrategia metateatral, o quienes prefieren los t茅rminos de la autoficci贸n o teatro documental. Yo acudo m谩s a la poes铆a.

 

Muchos de tus personajes viven en mundos de cruda belleza. Incluso dentro de sus oscuridades se ve lo hermoso. 驴Por qu茅? 驴Qu茅 universos te interesa construir, nuclear, mostrar?

La vida nunca ha sido para los humanos en blanco y negro. La vida est谩 llena de colores, tonalidades, matices, texturas, vol煤menes; en fin, la forma de la vida puede ser sorprendente. Generar sorpresa, asombro, misterio, es algo que me cautiva en la creaci贸n. Por ello no construyo universos cotidianos, o al menos, intento distanciarme de la cotidianidad, aunque una historia pueda desarrollarse en un edificio multifamiliar, en nuestros d铆as y el conflicto de los personajes ser el m谩s mundano. Yo logro conducir esta realidad por los caminos de la poes铆a, que me permite generar lo ins贸lito, decir sin ilustrar, sino produciendo nuevas realidades. Por ejemplo, en una obra como Manzanas sobre la nieve. Drama semiepistolar, no puede el lector esperar que estas manzanas sean rojas o verdes, tendr谩 que prepararse para verlas de otro color.

A qu茅 tributas primero, 驴a la escritura o a la escena?

Primero tributo a la escritura, porque como dice el maestro Juan Mayorga: dirigir es escribir sobre la escena. Pero tambi茅n porque me siento m谩s lista para asumir la p谩gina en blanco que la escena vac铆a. Quiz谩s es una cuesti贸n de formaci贸n, de entrenamiento. Sin embargo, los dos mundos son electrizantes, cuando uno se abre camino por ellos.

 

En 2018 obtienes Premio Literario 鈥淗ermanos Loynaz鈥 por el libro de cuentos Piedras a los varones. Al parecer tu escritura se enrumba tambi茅n hacia la narrativa, 驴llegar谩s a la poes铆a y a otros g茅neros?

Piedras a los varones es una deuda que ten铆a con la narrativa que, junto a la poes铆a, fueron mis g茅neros de entrada a la literatura. Es un libro de cuentos que estuve escribiendo por a帽os, incluso antes de entrar al ISA. No son esos primeros cuentos de la vida, ya hab铆a ensayado antes, cuando curs茅 el Centro Onelio. Estos cuentos los escrib铆 sinti茅ndome ya m谩s confiada como narradora y est谩n contaminados por el teatro, por las voces de los personajes, por sus mon贸logos o di谩logos internos, por las acotaciones, por la multiplicidad o simultaneidad de espacios. Tambi茅n hay un coqueteo con la ep铆stola y, sobre todo, una fuerte presencia de la poes铆a, del lenguaje po茅tico. Yo quer铆a escribir cuentos en los cuales se cruzasen otros g茅neros literarios. Los temas fundamentales son la muerte, la violencia, la soledad, el sexo, tratados desde el deseo de los personajes por vivir, personajes, por lo general, femeninos y j贸venes. Y s铆, pienso seguir escribiendo narrativa, me gustar铆a mucho hacer una novela. Nunca he dejado de escribir poes铆a pero no la he publicado, no he tenido esa suerte.

 

La idea de llevar tus propios textos a escena, 驴c贸mo nace y qu茅 experiencias te ha reportado hasta ahora?

Llevo mis textos a la escena, en primera instancia, para que se conozcan. Lo contradictorio es que no los llevo tal cual, porque cuando creo en la escena, me gusta vivir un proceso de descubrimiento, como en el papel. Por tanto, no puedo reproducir mi obra tal cual. Mi paso por la escena, que todav铆a es muy breve, me ha valido para comprender que en cualquier acto de creaci贸n, el artista tiene, como m谩s importante deber, el de decidir. El artista tiene que decidir qu茅 hace, c贸mo lo hace y para qu茅, y debe ser coherente con sus decisiones. Ahora bien, nunca debe renunciar a la posibilidad de experimentar.

驴Crees que la escena cubana actual es compatible con todo tipo de escrituras o existen algunas que quedan marginadas?

Si hay alguna escritura marginada es porque el autor no ha sabido moverla hacia las tablas. El autor no puede encerrarse en la soledad de su escritorio, a no ser que no le interese llegar a la escena o a una simple lectura dramatizada. Yo, generalmente, hago teatro con mis amigos, aunque he tenido la suerte de querer ser estrenada por Teatro El misterio, que dirige Delia Coto.

驴Qu茅 narradoras, poetas y dramaturgas te interesan?

Me gusta mucho Virginia Woolf, su novela Las olas y Orlando las envidio, en el buen sentido de la palabra. Tambi茅n me gustan mucho las poetas Emily Dickinson, Elizabeth Bishop y Dulce Mar铆a Loynaz.

驴En qu茅 momento creativo de tu vida te encuentras y cu谩les son tus horizontes m谩s pr贸ximos de escritura?

Ahora mismo estoy pr贸xima al estreno de Con la ropa de mi madre. Obra para ser dicha por el perro hembra, que hago en colaboraci贸n con Nadianys Boudet. Esta obra tambi茅n ver谩 la luz por Ediciones Matanzas este a帽o. Y estoy reescribiendo un texto dram谩tico sobre el inicio de las guerras de independencia, que tambi茅n ser谩 mi pr贸ximo proyecto para la escena, en colaboraci贸n con un artista visual.


鈥淓l caf茅 amargo no es para todos鈥

Conoc铆 la obra de Sussette Cordero gracias a un amigo en com煤n 鈥搖no muy querido por ambas鈥 y desde entonces, gracias a la lejan铆a y proximidad que las redes sociales propician, he ido rastreando un poco su trabajo. Sussete es escritora y cubana; su honestidad cruza la cuarta pared 鈥揺sa cuarta pared confortable que las p谩ginas de un libro traen consigo鈥 para llegar a los lectores o, simplemente, a aquellos que quieran leer una de sus entrevistas, o un fragmento de estas, con la esperanza de llegar a quien se encuentra detr谩s de las palabras. Esta entrevista es el pretexto para dar ese primer paso.

Tu primer camino art铆stico no fue la literatura, sino la m煤sica. 驴Existen puntos de conexi贸n entre la creaci贸n literaria y la musical que te hayan servido, m谩s que como experiencia, como parte de alg煤n proceso de trabajo?

La m煤sica fue mi primer acercamiento al arte. Ya le铆a desde mucho antes. Pensar en escribir, en hacer de la literatura mi mayor pasi贸n, no, eso no. Pero el acercamiento a la m煤sica me abri贸 las puertas al mundo del arte, de tal manera que en los primeros pasos de este andar escrib铆a bajo los efectos de alguna pieza, casi siempre necesitaba un background para que las palabras vinieran, de alg煤n modo, de manera m谩s ordenada, m谩s seguida, m谩s l贸gica. Pero esos fueron los inicios, cuando uno cree que necesita cierto ritual, o ciertas circunstancias para realizar el 鈥揺n ese momento considerado sagrado鈥 acto de escribir. Ya no: ahora la m煤sica es algo paralelo, me encanta; pero en el proceso no es necesaria. Creo que son man铆as, es circunstancial tambi茅n: sucede a veces, a veces no鈥 todo depende del momento o de lo que se escuche.

Fuiste editora de la Revista de Arte y Literatura Esquife. 驴Qu茅 aport贸 la labor editorial a tu visi贸n como creadora?

Trabajar en Esquife fue una de las mejores cosas que me pas贸 en la vida. Estar茅 siempre agradecida con Jorge Enrique Rodr铆guez y con Yanni Monz贸n por haber pensado en m铆 para ocupar un peque帽o espacio en la realizaci贸n de esta revista. Trabajar con gente que sabe lo que hace, o por lo que pelea, es algo que no tiene comparaci贸n. Uno se siente m谩s seguro, m谩s dado a lo que hace, se entrega de manera m谩s completa. La labor editorial es riesgosa, imperecedera. Esquife me dio las armas para aprender de las verdades y las miserias de autores y decidores, y me dio la libertad para desangrar ciertos puntos de vista, desde los cuales hoy miro, con una luz diferente, al resto de los mortales.

 

驴Crees que, en el panorama literario actual, el cual de alguna manera compartes desde la distancia, es necesaria la concreci贸n de proyectos colectivos? 驴Vive el autor demasiado encerrado en su burbuja de individualidades?

Creo que m谩s que una estrategia de autores o de individualismo, es un problema de humildad, de envidias y desidias, con las cuales los seres humanos hemos tenido que lidiar desde la creaci贸n. 驴Es necesaria la integraci贸n? S铆. 驴Es necesaria la humildad? S铆. 驴Es necesario que los autores cubanos nos demos cuenta de una buena vez que no somos el ombligo del mundo? S铆, es necesario que sepamos que si no existe cooperaci贸n, armon铆a, entendimiento, los proyectos futuros continuar谩n siendo malos, desastrosos, hechos a punta de traspi茅s, de 鈥渜u铆tate t煤 pa’ ponerme yo鈥, de faltas de calidad, sin l贸gica ni belleza alguna. Y tambi茅n es necesaria la preparaci贸n. No se puede elaborar un proyecto sin una investigaci贸n mediante, sin un objetivo l贸gico.

“驴Hasta cu谩ndo Lezama seguir谩 salv谩ndonos?”

 

He le铆do propuestas de proyectos que sinceramente no tienen la calidad suficiente para ser publicados y, aun as铆, por encima de eso, salen a la luz y hasta son publicitados de la peor manera. Y el mundo lo sabe, que es lo peor. Ya en este siglo, nadie se puede esconder, nada se puede esconder. Y te tropiezas con alguien y te dice: 鈥溌縯煤 eres cubana?, 驴escritora?, oh, le铆 la antolog铆a de fulanita de tal, ay, pero en esa antolog铆a se salva un cuento鈥. Y una que es de Caba帽as y Centro Habana, de chancleta y croqueta, aunque sabe que tiene toda la raz贸n, se hace la enfadada, se levanta de la mesa y le dice en su cara: 鈥渃uando en la historia de la literatura de tu pa铆s tengas a un Lezama, av铆same鈥. Pero, 驴hasta cu谩ndo Lezama seguir谩 salv谩ndonos?

 

Muchas veces se ha hablado 鈥搚 debatido鈥 sobre el tema de la 鈥済eneraci贸n鈥. 驴Te sientes, por cercan铆a o distancia, parte de una promoci贸n o un grupo?

No me siento parte de ninguna generaci贸n con nombre o sin nombre. Tengo un largo camino recorrido porque mi inter茅s por la literatura es como aquel cuento cheo de 鈥渄esde que te vi, me enamor茅 de ti鈥. Ese mi caso. Yo fui una ni帽a que supo que amar铆a la literatura en cuanto toc贸 un libro, en cuanto descubri贸 un closet lleno de libros viejos y h煤medos. Yo he le铆do y escrito lo que he querido.

Muchas veces no coincido con algunos autores cercanos a la que pudiera ser mi generaci贸n, como tambi茅n a veces me alejo descomunalmente de lo que opinan o piensan las llamadas vacas sagradas. Yo soy un ser de multitudes, a m铆 cualquier cosa que me convenza, que vale la pena, me viene bien; eso s铆, soy irreductible, dif铆cil de convencer, si quieres que cambie de opini贸n, hay que hacer valer el argumento y eso es demasiado complicado para los llamados grupos generacionales. No quepo en cualquier saco, obviamente, el caf茅 amargo no es para todos.

驴C贸mo transcurre tu proceso creativo?

Mi proceso creativo鈥 usaste la palabra proceso y eso es casi la respuesta. Parece trillado, pero el proceso es el verdadero placer de la escritura para m铆. Padecer cuando comienzo a dar vida a alg煤n personaje y veo que es un ser despreciable, alegrarme cuando consigo algo que considero bastante terminado, completo, digno de ser le铆do. No tengo ma帽as, s铆 creo que el contacto con el agua me refresca, por decirlo de alguna manera.

Mis mejores ideas vienen fregando, no te imaginas lo insoportable que se hace correr a quitarse los guantes (s铆, porque friego con guantes y que digan lo que quieran) para hacer alguna anotaci贸n, escribir una palabra, una oraci贸n que vino de pronto, y aun as铆 se disfruta. No necesito desnudarme, encerrarme, rayar paredes, ni ponerme tan po茅tica. Lo m铆o es normal, natural, pero un poquito 鈥渁celera’o鈥.

 

Yo mat茅 a Marilyn Monroe: con un t铆tulo tan curioso has publicado uno de tus libros, amparado por un sello editorial espa帽ol. 驴Podr铆as comentarme un poco del texto? 驴Cu谩ndo lo creaste?

Este libro naci贸 cuando comenzaba mi maternidad. Es un libro muy femenino. Creo que en la b煤squeda de mi ser como mujer, esa que creemos perdida y que tanto trat茅 de cuidar durante mi embarazo, naci贸 ese libro que en parte tambi茅n es un grito a la fuerza de una mujer que brama, y a煤lla como fiera, una mujer que no quiere renunciar a su sentir, a su sexualidad, a lo que siente f铆sicamente, a lo que es y no dejar谩 de ser nunca.

Es un libro que me ha tra铆do grandes alegr铆as, y tambi茅n grandes desatinos. He tenido que lidiar con las conservadoras, que no son pocas, y tambi茅n, por qu茅 no decirlo, he tenido que despertarme de madrugada para que una amiga que vive en Europa, con todo el despiste del mundo, me llame a las 3:00 AM y me diga, gritando, literalmente, 鈥溌a termin茅 de leerlo! 隆Me encant贸!鈥 (Grito sin fin).

 

驴Crees que los temas, las obsesiones de un creador, tienen un tiempo de vida limitado o est谩n 鈥渃ondenadas鈥 a reciclarse, una y otra vez, en su escritura?

Cada creador responde a su tiempo. Eso no es algo que deba fundamentar demasiado porque est谩 en la historia. Lo que no quiere decir que ciertos alientos no confluyan en tiempos lejanos. Hace poco vi en las redes sociales una fotograf铆a de Fan Ho, el c茅lebre fot贸grafo y director chino, y me record贸 much铆simo a El perro, de Goya. Lo coment茅 con un amigo y, ciertamente, encontramos el mismo aliento.

 

En tu experiencia, 驴cu谩les son las principales limitantes, espirituales y materiales, del joven escritor en los tiempos que vivimos?

Hablar de las limitables materiales ser铆a un desvar铆o, me alegra que preguntaras por las espirituales.

La escritura es un territorio hostil. La gloria no sirve de nada cuando no has puesto en marcha todo tu esfuerzo. Hay j贸venes escritores que son magn铆ficos. Gente que tiene un talento extraordinario y que prefiere mantenerse al margen, cosa que me parece muy bien. Pero esa es una opini贸n demasiado personal, un criterio que he defendido siempre. Tu obra no necesita un mural, tu obra necesita fuerza, car谩cter, y ella sola ser谩 capaz de brillar.

“Siempre buscando un aliento del que, salvando ciertas brisas, no me llega el aire”

 

En la Cuba de hoy tenemos el gran sentimiento nacional, ese que no puede dejar de ser mencionado y del que Virgilio nos advirti贸 tantas y tantas veces. Eso es aterrador. Conocer la historia de gente que tiene una obra in茅dita abrumadora, y ver la mayor铆a de las cosas que se publican en Cuba hoy, es deprimente. No quiero entrar en la discordia de viejos, j贸venes, letrados, chancleteros, creyentes o no creyentes, pero no creo que la literatura cubana de hoy vaya por un camino s贸lido.

Cuando voy a la isla recorro las librer铆as, bueno, los libreros, algunos rincones donde encuentro maravillas. Y tambi茅n compro, gracias a mis amigos, las obras premiadas en el tiempo que estoy fuera, lo que publica la gente m谩s joven, siempre buscando un aliento del que, salvando ciertas brisas, no me llega el aire.

 

Entonces, 驴piensas que la escritura que se hace hoy d铆a no est谩 destinada a perdurar?

Es una pregunta dif铆cil, que puede traer amargos tragos. Pero intentar茅 no ser condenada (Muerta de risa). La literatura no es una moda. No es Gucci, ni Supreme. La literatura, como yo la veo, es algo m谩s hondo, es serio. Hay mucha gente queriendo hacer cosas serias, j贸venes que quieren de verdad crear proyectos libres de pensamiento, de palabra, gente que se forma y se sostiene sobre lecturas que de verdad aportan. Pero son minor铆as.

En la Cuba de hoy, en la literatura cubana de hoy, algunos autores no se preocupan por fundamentar su actitud ante/con/para la literatura. No puedes creer que por llevar un par de Converse, gafas y un cigarro en mano, eres escritor. No es as铆, no para m铆.

“No perdura un tierno silbido, s铆 el grito. De eso se trata, de rugir, rugir muy duro”

 

No eres escritor por haber le铆do un par de libros y tener dos versos que valen la pena. Si no sabes perseverar, chapotear en el fango una y otra vez hasta pulir el diamante que crees ser, nunca ser谩s un buen escritor. Yo s茅 de alguien que es tan buen escritor, que cuando se sienta a escribir se dice ser el mejor escritor de este mundo y, al terminar la 煤ltima oraci贸n, se va a la cama creyendo ser el peor. No perdura un tierno silbido, s铆 el grito. De eso se trata, de rugir, rugir muy duro.

 

驴Qu茅 artistas han marcado tu vida y por qu茅?

Salinger. Definitivamente Salinger. Pero aunque me dedico a la literatura, mis mayores referentes no son escritores. Es un poco raro, pero es as铆. Mis mayores referentes vienen de las artes pl谩sticas. El Bosco, Manet, Vermeer, Chagall鈥 隆amo a Chagall! Pasando por la decadencia del arte contempor谩neo y dejando atr谩s la verg眉enza de algunos autores como Wilfredo Prieto, amo la obra de artistas j贸venes como Cirenaica Moreira o Ernesto Ranca帽o.

Y es bueno aclarar, porque mucha gente me pregunta esto: sabes que mi hija se llama Frida, y por eso muchos asumen que soy una gran devota, fan, loca por ella. Y en gran parte mi admiraci贸n hacia Frida Kalho no es exactamente por su obra, mas s铆 por su valor ante la vida. Eso s铆 que fue estremecedor.

Pero si tengo que hablar de mujeres que en el arte fueron y ser谩n siempre un referente para m铆, podr铆a mencionar a Remedios Varo, a Leonora Carrington o Nina Kandinsky, a la que la historia opac贸 por a帽os y a帽os. Quiz谩s deber铆a mencionar a algunos escritores, pero si soy sincera, no son mis mayores referentes.

 

Cuba y Panam谩 son tus dos tierras, 驴qu茅 llevas de ambas a tu creaci贸n?

Panam谩 es un pa铆s hermoso. De una naturaleza envidiable. Al principio me molestaba un poco que la cultura y los temas afines con la literatura fueran tan vanos. Pero uno aprende que el medio social no es lo que importa. Quiz谩s vivir ac谩 me hizo darme cuenta de que no necesito charlas ni eventos literarios para sobrevivir. Al contrario, estar lejos me ayuda a formar mi propia versi贸n de la Sussette que siempre quise ser. Apartada del ruido, de los eventos sociales, del qu茅 dir谩n.

He aprendido que se logra mucho m谩s si aprendes a estar solo con tus pretensiones. Hice de mi casa mi propia galer铆a, de mi librero mi rinc贸n para estar en paz con mis fantasmas. Hace poco me invitaron a un festival internacional de poes铆a y me siento halagada. No digo que el intercambio con otros autores no me agrade, pero siento que no es primordial. Ya no.

En el caso de Cuba, pues es mi pa铆s, all谩 est谩n la mayor铆a de las personas que admiro, la gente que quiero, los amigos, la familia. Regreso y el tiempo no alcanza, ni las interminables charlas sobre la literatura y los chismes del momento. Es una enfermedad que no se cura, esos dos van de la mano: chisme/literatura. Siempre me r铆o mucho, re铆rme me ha salvado de no infartar a veces.

Creo que esa dualidad de sentimientos est谩 un poco mezclada en mi poes铆a. La sensaci贸n de haber encontrado la paz interior y el regreso a las ra铆ces.


La poes铆a es el territorio de la concisi贸n

En la poes铆a de Ver贸nica Aranda viven los adioses y las bienvenidas, una fabulosa cartograf铆a de viaje que es tambi茅n la cartograf铆a del alma humana frente a las circunstancias cambiantes de la vida. Ver贸nica ha sabido recoger, en el poema, el mapamundi de la experiencia: para ella, el verso es sin贸nimo de ese territorio de la concreci贸n donde todo, efectivamente todo, es contemplado con lupa. [+]