Volver a los noventa en una película (+Video)

‚ÄúA√Īo 1991: La antigua Uni√≥n de Rep√ļblicas Socialistas Sovi√©ticas (URSS) se desintegra y Cuba entra en una gran crisis econ√≥mica. Sergio, radioaficionado y profesor de marxismo, no sabe qu√© hacer para reorientar su vida y sacar adelante a su familia.

‚ÄúPor su parte, Serguei, el √ļltimo cosmonauta sovi√©tico, se encuentra casi olvidado en la averiada estaci√≥n orbital MIR. Gracias a sus equipos de radio, Sergio y Serguei se comunican y entre ellos nace una amistad que les ayudar√° a enfrentar los dram√°ticos cambios que transforman a sus respectivos pa√≠ses‚ÄĚ.

Es esa la síntesis de la película cubana Sergio & Serguéi (2017), del director Ernesto Daranas, que se exhibe este mes en los principales cines del país, luego de cosechar importantes lauros dentro y fuera de la Isla. Se trata de un filme producido por el Instituto Cubano del Arte e Industria Cinematográficos y RTV Comercial.

La cinta ‚ÄĒque tuvo recientemente su premier nacional en el Multicine Casablanca de la provincia de Camag√ľey‚ÄĒ cuenta con las actuaciones de los cubanos Tom√°s Cao (Sergio), H√©ctor Noas (Serguei), Yuliet Cruz, Mario Guerra, Armando Miguel G√≥mez y Camila Arteche, y del reconocido int√©rprete estadounidense Ron Perlman en calidad de invitado especial.

Sobre los elementos que parti√≥ para construir la trama de la pel√≠cula, Ernesto Daranas ha declarado que ‚Äúes real que varios radioaficionados cubanos han contactado con diferentes estaciones espaciales y es cierto que a una tripulaci√≥n sovi√©tica le toc√≥ vivir el tr√°nsito de la URSS a Rusia en el espacio. Pero lo que cuenta la pel√≠cula es totalmente una ficci√≥n construida a partir de esos referentes‚ÄĚ.

A√Īade que esta es b√°sicamente una pel√≠cula sobre la amistad m√°s all√° de las fronteras culturales, geogr√°ficas o pol√≠ticas, no hist√≥rica. ‚ÄúUn abordaje realmente hist√≥rico exigir√≠a de un rigor que S&S no se plantea. Ni siquiera nos interesaba ser realistas y la verdad es que nos tomamos muchas licencias.

‚ÄúEsta es solo una f√°bula sobre un momento que, con toda raz√≥n, los cubanos solemos recordar muy seriamente, pero sobre el que tambi√©n puede resultarnos √ļtil una toma de distancia, sobre todo si nos interesa dialogar con el presente‚ÄĚ, apunta el tambi√©n director de Los dioses rotos (2009) y Conducta (2014), quien a√Īade que aunque el filme expone un per√≠odo complejo de la historia de Cuba, lo enfoca con cierta nostalgia pues seleccion√≥ a una ni√Īa como narradora.

Eso resulta una de las cosas m√°s valiosas de esta propuesta ‚ÄĒcuyo estreno se realiz√≥ en septiembre del 2017, en la ciudad de Toronto, Canad√°‚ÄĒ ya que el realizador evita que la precariedad econ√≥mica de la d√©cada de los noventa, el trauma que signific√≥ la desaparici√≥n de la URSS y la aparici√≥n del Periodo Especial en Cuba, para la generaci√≥n adulta del momento, conlleven al espectador a una depresi√≥n; por el contrario, apuesta por los valores humanos y el optimismo.

Sergio es encarnado por el actor Tom√°s Cao

Héctor Noas interpreta el personaje de Serguéi

Sobre el trabajo de Tom√°s Cao y H√©ctor Noas, Daranas apunt√≥: ‚ÄúTom√°s hizo un trabajo muy serio que comenz√≥ por el estudio de esos a√Īos en que se desarrolla la pel√≠cula. Pero tambi√©n estaba la preparaci√≥n con los idiomas, porque ni √©l ni H√©ctor hablan ruso.

‚ÄúLos dos aprovecharon muy bien ese proceso para ir buscando el tono de la relaci√≥n entre Sergio y Sergu√©i, pues sab√≠an que no iban a poder interactuar en el set y que esa amistad tendr√≠an que desarrollarla totalmente a trav√©s de sus equipos de radio. Para H√©ctor, adem√°s del idioma, estaba el reto del trabajo con los equipos y t√©cnicas que se usaron para dar la gravedad cero‚ÄĚ.

La actuación especial de Ron Perlman en el papel de un periodista judío residente en Nueva York, cuyas investigaciones revelan diferentes formas de corrupción de su gobierno, le da un papel trascendental a la obra. El propio norteamericano considera un orgullo decir que logró participar en un proyecto cubano, pese a haber tenido que llenar tres mil páginas de permisos para venir a trabajar a La Habana.

Tres hombres, tres historias, ideolog√≠as y lenguajes diferentes unidos por el bien com√ļn hay en esta pel√≠cula cubana, cuyo proceso de filmaci√≥n y producci√≥n dur√≥ m√°s de un a√Īo de trabajo, y que cont√≥ con un importante trabajo de rob√≥tica para lograr los efectos especiales. Las locaciones de la filmaci√≥n se distribuyeron en Centro Habana y Barcelona, esta √ļltima ciudad, donde construyeron la nave espacial MID, y con tecnolog√≠a especializada lograron simular la ingravidez a la que estaba sometido el astronauta sovi√©tico.

El filme que ahora podemos disfrutar ha sido merecedor varios premios de la popularidad en los festivales internacionales del Nuevo Cine Latinoamericano de La Habana y de Gibara, y el Cinelatino Touluse, de Francia, as√≠ como a la mejor historia de Centroam√©rica y el Caribe en el de Panam√°. Igualmente se alz√≥ con el Premio al Mejor Gui√≥n en el Havana Film Festival de Nueva York, Estados Unidos, y en el Festival de Cine de M√°laga, Espa√Īa, obtuvo el lauro Signis y el galard√≥n del Jurado Joven a la Mejor Pel√≠cula.

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Suscripción

Para recibir nuestro boletín ingrese su dirección de correo electrónico

 
ÔĽŅ