tecnología


Bloguerías de Mayo, aliento virtual desde Holguín

El 6 de mayo de 2013 la ciudad de Holgu√≠n ya hab√≠a consumido m√°s de la mitad de sus d√≠as de Romer√≠as. Sin embargo, en el a√Īo 20 de un empe√Īo art√≠stico √ļnico, las sorpresas no se agotaban todav√≠a en la Capital del Arte Joven. Justo en esa jornada, al Festival Mundial de Juventudes Art√≠sticas le nac√≠a el que ser√≠a hasta hoy el m√°s joven de sus espacios.

El alumbramiento tuvo lugar en el Teatro Eddy Su√Īol. Desde la bit√°cora Visi√≥n desde Cuba, un post de su ‚Äúprogenitor‚ÄĚ daba la buena nueva. Entre alegre y aliviado, el profesor universitario Luis Ernesto Ruiz Mart√≠nez anunciaba la feliz realizaci√≥n de un encuentro entre algunos blogueros cubanos, que sin abandonar sus existencias virtuales, se hab√≠an llegado, en cuerpo y alma, hasta la Ciudad de los Parques.

Hab√≠an arribado a la urbe oriental desde diferentes partes de Cuba y el mundo. En su post, Luis Ernesto los defin√≠a como un grupo bien posicionado en Internet que divulgaba ‚Äúsistem√°ticamente la realidad cubana tal cual es‚ÄĚ. Pretend√≠an ‚Äúdar otro paso en la consolidaci√≥n de un comportamiento propio del bloguero‚ÄĚ y se hab√≠an encontrado para debatir sus ‚Äúinquietudes, proyecciones y limitaciones‚ÄĚ.

Surg√≠a as√≠ Bloguer√≠as de Mayo, evento tan convidante y aglutinador como cualquiera de los que ya conformaban el megaevento romero. Cuenta su gestor que ‚Äúen 2011 se hizo un primer intento de encuentro de blogueros en Romer√≠as de Mayo. En aquella ocasi√≥n particip√≥ el escritor Enrique Ubieta, que asumi√≥ buena parte de los debates. Asist√≠ como p√ļblico y saliendo de all√≠ comenc√© mi andar por las redes y saqu√© mi blog.

‚ÄúDos a√Īos despu√©s le propuse al Comit√© Organizador de Romer√≠as retomar aquellos encuentros y naci√≥ Bloguer√≠as de Mayo, en 2013. Entre los fundadores destacar√≠a a Arleen Rodr√≠guez Derivet; Rosa Cristina B√°ez, la Polilla Cubana, lamentablemente fallecida; David Najarro y Fidel D√≠az Castro‚ÄĚ.

Hoy Ruiz Mart√≠nez comenta con humildad que Bloguer√≠as siempre ha combinado paneles para debatir temas relacionados con las tecnolog√≠as, Internet y redes sociales. Y ha dado la posibilidad, sobre todo en los √ļltimos a√Īos, de ofrecerles a los delegados y la prensa un espacio de conexi√≥n para que mantengan actualizados sus perfiles en redes sociales y puedan hacer su trabajo con mejores condiciones‚ÄĚ.

Pero la verdad es que, en el transcurso de siete a√Īos, ese evento se convirti√≥ en mucho m√°s. Ha sido tribuna para amplificar las voces que narran a la Cuba verdadera y ha batallado fuerte para abrir caminos en medio de la espesura que significa la hegemon√≠a cultural del capitalismo.

Al voltear la memoria hacia aquel encuentro inici√°tico del 2013, la joven periodista camag√ľeyana Gretel D√≠az Montalvo lo recuerda como una oportunidad para crear nuevas amistades, ponerle rostro y car√°cter a aquellas que solo conoc√≠a a trav√©s del chat y compartir inquietudes sobre el universo digital que intentaban conquistar.

Tambi√©n, a partir de ese momento, como asegura Bertha Mojena, periodista del espacio digital Cuba Hoy y participante por dos ocasiones en Bloguer√≠as, ‚Äúel evento logr√≥ aunar a un grupo de intelectuales cubanos de gran talla, acad√©micos, j√≥venes historiadores, periodistas y personas que fueron agentes de la seguridad del estado para ponerlos en funci√≥n de intercambiar sobre la guerra cultural y la batalla ideol√≥gica que se le ha hecho a Cuba‚ÄĚ.

Agrega que se instituyó como un espacio para el intercambio, la generación de experiencias y para conocer cómo cada uno de los participantes utilizaba el espacio digital en virtud de mostrar la realidad de Cuba más allá de lo que exponían los grandes medios de comunicación mundiales, tendientes siempre a la manipulación.

De ese modo, cada uno de los programas del evento, que desde 2014 cont√≥ con el apoyo de la Red en Defensa de la Humanidad, estaba a tono con lo m√°s urgente y significativo del momento. As√≠, a lo largo de estos siete a√Īos tuvieron cabida temas diversos relacionados con buenas pr√°cticas en los entornos hipermedia, la informatizaci√≥n en Cuba o preservaci√≥n de la identidad cultural. A la vez, fue trinchera de batallas como las que se libraron por el regreso de los Cinco H√©roes y en contra del bloqueo estadounidense.¬†

El af√°n de mantenerse como un evento siempre actualizado conllev√≥ a que bajo sus alas germinara el noticiero Romer√≠as de Mayo. Juan Pablo Carreras, fotorreportero holguinero y uno de sus coordinadores, comenta: ‚ÄúHace dos a√Īos sent√≠amos que a las Bloguer√≠as les hac√≠a falta dar un paso m√°s. Entonces consideramos hacer este proyecto audiovisual‚ÄĚ.

Fotos/Juan Pablo Carreras

La iniciativa, que asumi√≥ en un primer momento la Agencia Cubana de Noticias y a la que despu√©s se sum√≥ Cubadebate, se consolid√≥ mucho m√°s en 2019 y se patentiz√≥ como la voz oficial de las Romer√≠as holguineras. Carreras puntualiza que ‚Äúel objetivo del noticiero siempre fue publicarse en las redes sociales y en las nuevas plataformas de la comunicaci√≥n. Sin embargo, curiosamente el producto acab√≥ siendo consumido por espacios televisivos nacionales‚ÄĚ.

Esas pretensiones perennes de atrapar lo nuevo, hacen que ni siquiera ahora en medio de la pandemia por la COVID-19, las Bloguer√≠as pierdan su esencia y val√≠a. Como parte de las Romer√≠as desde casa, convocadas por la Asociaci√≥n Hermanos Sa√≠z, el viernes 8 de mayo se realiz√≥ un panel online enfocado a debatir sobre las alternativas empleadas en Cuba para divulgar el arte a√ļn en las circunstancias actuales.

Carlos Parra Zald√≠var, presidente en Holgu√≠n de la Uni√≥n de Inform√°ticos de Cuba y quien funge como otro de los coordinadores de este evento, explica que ‚Äúel panel analiz√≥ c√≥mo, a partir de las tecnolog√≠as y las redes sociales, artistas e instituciones culturales han podido ofrecer su arte al p√ļblico a pesar del necesario aislamiento social‚ÄĚ.

Detalla que la iniciativa se despleg√≥ desde la Casa de Iberoam√©rica y gracias a la plataforma de videoconferencias Jitsi Meet, un servicio online en Internet, totalmente descentralizado y seguro. ‚ÄúUn peque√Īo grupo de personas expusimos experiencias sobre el uso de los escenarios digitales para difundir el arte y tambi√©n la verdad de Cuba al mundo‚ÄĚ, apunt√≥.

Desde La Habana estarán representantes de la AHS nacional, del Ministerio de Cultura, la Unión de Jóvenes Comunistas y la de Informáticos de Cuba. Ruiz Martínez comentó también que se unieron periodistas, trovadores y activistas en un espacio que pudo ser visto desde el extranjero. 

As√≠, diferentes, pero din√°micas y ajustadas a su tiempo, estuvieron entre nosotros las Bloguer√≠as de Mayo. A√ļn en condiciones adversas preservaron su ‚Äúmacroesencia‚ÄĚ, esa que apunta a sumar voces a favor de la preservaci√≥n de la especie humana.


Solo la lectura salva

  • El verano empez√≥ caliente. Aumento salarial, el tren chino recorriendo el pa√≠s, problemas de combustibles y record de temperatura. Entre estos y otros tantos avatares cotidianos, los cubanos se sumergen y nadan en su realidad. Las din√°micas actuales tan vertiginosas en verano aumentan en velocidad de fotones.

  • Entre tantas ventajas y desventajas que existen para disfrutar el verano siempre hay una menos frecuentada: la lectura. A pesar de que el Ministerio de Cultura, el Instituto Cubano del Libro y la Literatura, y otras instituciones tienen un amplio sistema de opciones vinculadas al disfrute del libro y la literatura, como las llamadas Lecturas de Veranos y los espacios tradicionales de encuentro con los escritores en todas las provincias‚Ķ sin embargo la realidad es otra.

  • Foto Osvaldo Guti√©rrez/ ACN
  • Un dilema progresivo que aqueja hoy a nuestra sociedad es la debilitada presencia de h√°bitos de lecturas. El conflicto es muy profundo y aunque existen varios an√°lisis sobre el tema, nunca caduca hacer un aviso sobre el asunto. El problema no se limita solamente a la escasez de p√ļblico en actividades o que sean habituales las mismas personas del ‚Äúmundillo literario‚ÄĚ que al decir de un amigo poeta: se ‚Äúcocinan en su misma salsa‚ÄĚ.¬† Los que est√°n inmersos en la Cuba profunda y diversa pueden constatar que actualmente se est√° leyendo poco y los j√≥venes menos. Hoy en d√≠a a escala global se ha evidenciado la depresi√≥n de las huestes literarias en todos los sectores.

    Los que entendemos el amor a los libros más allá de un hábito, comprendemos cuan peligroso es el asunto. La lectura no es una simple forma de distracción o un hobby. Ha sido milenariamente la principal herramienta de transmisión y adquisición del conocimiento humano. Es un baluarte y esencial camino para conquistar referentes culturales, mejorar nuestro lenguaje y la ortografía. Dentro de la literatura se ha testimoniado y convergido los principales valores humanos de todos los tiempos. Estas son razones suficientes para que entre el calor, la playa, la monotemática programación televisiva, el Facebook (y su aplicación de ponerte ancianito), el reggaetón y la timba, entre todo esto, hacerle un espacio a la literatura y en especial a la de calidad.

    Del otro lado del espejo, el lector, ese fin y medio de cada libro, ha cambiado radicalmente, así como las nuevas condiciones que imponen este siglo de las tecnologías en espiral vertiginosa.  Brevemente podemos reconocer aspectos esenciales que afectan la salud literaria de esta Isla:

    La situación originada por el Período Especial: comprimió durante casi una década las capacidades editoriales y sus tiradas, debido sobre todo a la escasez de insumos. Los títulos procedentes de cualquier género literario, se vendían o intercambiaban con el fin de convertirse en cucuruchos para maní, servilletas para frituras… Parte de estas condiciones han sobrevivido a la actualidad, el anuncio a principios del  2019 de la reducción de la entrada de papel al país no solo ha afectado la prensa escrita, sino que también tendrá su repercusión en la ediciones impresas y en los proyectos en proceso. 

    Existe un d√©ficit en la ense√Īanza de la literatura como parte de los planes de estudios. Me aventuro con una inc√≥gnita: ¬ŅQu√© leen mayoritariamente nuestros j√≥venes? La informaci√≥n de una l√≠nea de champ√ļ para cabellos secos y da√Īados, una factura de tel√©fono, los anuncios de conciertos de su cantante favorito, la carta men√ļ de una pizzer√≠a, la p√°gina deportiva de los peri√≥dicos, el muro de Facebook o Instagram, los SMS enviados o los mensajes a la bandeja de correos‚ĶMejor dejo esta parte inconclusa‚Ķ

    Tambi√©n existe una batalla entre el libro convencional y las modernas tecnolog√≠as por conquistar los espacios de ocio del hombre de nuestro tiempo. El uso de las redes sociales dominan a nuestros j√≥venes, las series extranjeras fascinan como el flautista de Hamlet. Seg√ļn apuntan los estudios (y la l√≥gica) m√°s recientes sobre el futuro del libro y la lectura, el lector del siglo XXI lo har√° y lo est√° haciendo desde un dispositivo electr√≥nico, computadoras, tabletas, tel√©fonos m√≥viles o e-readers. Aunque Cuba no es un pa√≠s de alto alcance tecnol√≥gico la avalancha es evidente y los consumos tecnol√≥gicos han desplazado a la lectura velozmente. Cierto que el aumento y emigraci√≥n acelerada a las lecturas digitales es positiva, sin embargo me percato con mis estudiantes que la literatura cl√°sica y cubana no ha sido una tem√°tica favorecida y si la literatura comercial, t√≥mese de ejemplo que ‚ÄúCincuenta Sombras de Grey‚ÄĚ o ‚ÄúEl Secreto‚ÄĚ sean libros preferidos de mucho de mis pupilos.

  • Foto Anabel D√≠az (Tomda de internet)
  • ¬ŅPero qu√© hacer? Me parece que no podemos llegar al extremo de valorar la lectura, al estilo dram√°tico y an√°logo que nos presenta magistralmente Ray Bradbury, en su novela futurista y dist√≥pica, ‚ÄúFahrenheit 451‚ÄĚ, cuando el personaje de este cl√°sico, un bombero obediente y bur√≥crata que vive en una sociedad del ‚Äúfuturo‚ÄĚ donde los libros se queman con desprecio. Empieza a leer cuando ve a una anciana desesperada e irreverente que decide quemarse junto con su ‚ÄúQuijote‚ÄĚ, la ‚ÄúGuerra y paz‚ÄĚ, la ‚ÄúIsla del tesoro‚ÄĚ y su ‚ÄúIl√≠ada‚ÄĚ, ante el imperativo de ver arder a su biblioteca prohibida.

    Las nuevas dinámicas de la Sociedad lastran el tiempo para lecturas de disfrute. La acuciante situación económica nos devela. Si hay una zona que se debe intencionar con el aumento salarial son las librerías. Ya no puede ser una excusa que un libro represente el 5 % del salario de un maestra o un trabajador de cultura. Debemos invadir las redes sociales y las tecnologías de la información y comunicación para manejar códigos más atractivos para acercarnos al papel.

  • Cuba Digital: Democratizar la lectura (+ Podcast)

  •  

    Hay que renovar los recursos y discursos de los escritores para promocionar sus obras. Es imprescindible que todos los artistas e intelectuales se unan en favor de la literatura. Hace poco presenciaba la entrevista de unos peque√Īines al famos√≠simo actor de Hollywood Benicio del Toro, en Gibara, uno le pidi√≥ un consejo para ser una gran actor y √©l dijo que lo primero es la lectura, por la importancia que tiene en toda persona. No podemos pensar que un artista pl√°stico o un bailar√≠n no necesitan de la lectura. Tambi√©n hay que regresar a aquellos tiempos que relata Garc√≠a M√°rquez cuando la adversidad lo llev√≥ a un ponchero en La Habana y este le relat√≥ mejor que el autor la novela de Cien A√Īos de Soledad.

    Entre tanto calor y complejidades es cierto que la lectura es tit√°nica. Puede ser que las lecturas en verano sean como un boxeador con anemia, pero sigue siendo el mejor camino para fomentar una actitud ante la vida y evitar el secuestro de la ignorancia. Lo que si podemos asegurar en subvertida realidad con lo que dice un tanque elevado que veo a diario desde mi casa es que ante estas temperaturas elevadas aunque usted no lo crea: ‚Äúsolo la lectura salva‚ÄĚ.¬†

 


Promoción cultural y nuevas tecnologías en el centro del debate

El papel de las nuevas tecnolog√≠as en la difusi√≥n cultural y en la defensa de las ra√≠ces aut√≥ctonas del pa√≠s; as√≠ como la necesidad de tener dise√Īos frescos y renovadores y una adecuada gesti√≥n entre las instituciones y los creadores fue uno de los temas analizados en la Comisi√≥n 7 que se dedic√≥ a estos asuntos.

[+]


¬ŅLa radio cubana cambia en el verano?

Comenz√≥ el verano en Cuba, adem√°s del calor recurrente de julio y agosto, algunos indicadores revientan ante ti y te obligan a despertarte‚Ķ En el mundo de la cultura y el entretenimiento m√ļltiples propuestas llegan no solo en plazas p√ļblicas y espacios de tumultos, sino tambi√©n a trav√©s del sistema de radio y televisi√≥n de nuestro pa√≠s, un sistema con agendas populares.

[+]


Defender a la infancia. Maikel José y La isla iluminada

Definitivamente el siglo XXI ha sido una de las etapas m√°s floridas de la literatura infanto-juvenil cubana. La presencia de un movimiento de j√≥venes autores que desde sus miradas desmitificadoras, irreverentes y plurales, ha abierto el espectro que se ten√≠a hasta entonces, permitiendo un di√°logo m√°s directo con los lectores de este siglo, los mismos lectores que, adem√°s de la lectura, comparten su tiempo libre entre las nuevas tecnolog√≠as, los comics, y el an√°lisis de todo lo que ocurre a su alrededor: desde la cada d√≠a m√°s frecuente separaci√≥n de las familias, hasta las ‚Äúextra√Īas‚ÄĚ actitudes de los seres humanos, que muchas veces apuntan m√°s al zoologismo que a comportamientos t√≠picos de los hombres.

[+]


Luces para un relato sombrío

Fue letra impresa por primera vez en las p√°ginas del Southern Literary Messenger y las reacciones no se hicieron esperar. Los lectores, profundamente horrorizados ante la violencia f√≠sica referida en sus p√°rrafos, expusieron las quejas al director del diario, quien exigi√≥ al autor la creaci√≥n de una versi√≥n m√°s ¬ęligera¬Ľ, publicada cinco a√Īos despu√©s. Se trata de Berenice, relato dado a conocer por Edgar Allan Poe en 1835, y uno de los primeros en la vasta obra narrativa del tambi√©n poeta, periodista, cr√≠tico y editor estadounidense.

[+]


La profecía de Chunga Maya

Entrevista a Alejandro Rojas Medina, premio Calendario ciencia ficción, 2016

Para quienes conocemos de ciencia ficción lo que de agronomía, no creo sea un obstáculo pensar en Chunga Maya como la solución a esos vacíos intelectuales. Sin embargo, al adentrarnos en la historia detrás de su escritor, de sus colegas y entuertos por sortear hasta la impresión de la novela, encontraremos el background de las oscuridades de la ciencia ficción cubana y sus orígenes. Para beber de una fuente sagrada, mejor tomar el arroyo como preparación iniciática. 

[+]