música


Jornada de la Canción Política se sumará a la plataforma online

Desde ya se organiza en Guantánamo la edición 44 de la Jornada Nacional de la Canción Política que, respetando los necesarios protocolos sanitarios pos-COVID-19, por vez primera será principalmente online, tendrá transmisión televisiva, y desde la plataforma virtual convoca hoy a trovadores de todo el país, consagrados y noveles.

En el cronograma trabaja ahora la filial provincial de la Asociación Hermanos Saíz (AHS), auspiciadora de la cita, la más antigua de las vigentes dedicadas en Cuba a la Nueva Trova, que desde la pasada década del 70 se celebra aquí en la primera semana del octavo mes, para cantar a la patria, al amor y a los mártires caídos en la Villa del Guaso el cuatro de agosto de 1957.

Apenas se coordina este nuevo capítulo y ya confirmaron su presencia en línea los notables trovadores cubanos Liuba María Hevia, Nelson Valdés, Marta Campos, Heidi Igualada, los chicos de La Trovuntivitis, de Villa Clara, y cantautores locales como Josué Oliva (El trovador de la ciudad), y la joven Annalie López, varias veces nominada a los premios Lucas y Cuerda Viva.

Muchos de ellos, con videos desde sus hogares, protagonizarán los conciertos de inauguración y clausura, que se transmitirán en tiempo real en la noche, por el canal Cubavisión, una novedad que mueve gran expectativa, al igual que el despliegue de las actividades del evento por plataformas y canales alternativos, aprovechando las potencialidades de la multimedialidad.

A la fecha corroboraron además su participación integrantes del proyecto tunero Controvando, habituales en las últimas jornadas de la canción política, y se prevé sigan sumándose en lo adelante muchos más cultores del género cubano ensalzado en esta cita, cuyos capítulos fundacionales se prestigiaron con estelares como Silvio Rodríguez y Pablo Milanés, muy jovencitos entonces.

Esta vez el evento se apegará a la modalidad semi-presencial pues, paralelo a su transmisión en Internet y TV, varios artistas del patio actuarán en recintos culturales abiertos en Guantánamo para esos días, según la fase pos-COVID-19 decretada, entre ellos la Casa de la Trova, que funcionará hasta un 50 por ciento de su capacidad de público, sin descuidar las exigencias sanitarias.

Los adelantos los dio a la Agencia Cubana de Noticias Yoana Aranda, presidenta de la AHS en Guantánamo, quien informó que para mayor impacto se creará un canal de YouTube del encuentro, y el programa abarcará, junto a las descargas “a guitarra limpia”, muestras de las artes visuales, lecturas de jóvenes escritores cubanos, y momentos teóricos sobre la música trovadoresca.

Como se explicó, el grueso de las actividades será desde el ciberespacio, se abrirá un foro-debate sobre las nuevas formas de promoción alternativa, con visualización desde los sitios virtuales de la AHS y el sector cultural en el territorio; en tanto la cartelera presencial incluirá tres paneles especializados, uno de ellos de corte histórico.La Jornada Nacional de la Canción Política figura anualmente entre las actividades culturales más importantes y esperadas del

Verano en Guantánamo, y como de costumbre involucrará a investigadores, escritores y cultores de otras artes y géneros musicales, en acciones ahora dedicadas a la presencia de la mujer en la trova y al aniversario 150 de la Villa del Guaso.

Honrar a la Patria desde cantos y guitarras fue el propósito que hace 44 años movió a los afiliados de la entonces Brigada Hermanos Saíz para crear esta cita, devenida en vitrina del talento de noveles cantautores cubanos, y en apuesta por la vitalidad trovadoresca y su verso inteligente y comprometido, manifestación con una historia grande e indudables referentes.
 


Tendencia: una banda de «incansables, tercos y porfiados»

Tendencia es una de esas bandas de obligada referencia a la hora de hablar del rock en Cuba. Con 25 años recién cumplidos, miles de giras, tanto en Cuba como en importantes festivales de Europa y otros países de América Latina, Tendencia siempre ha sabido poner bien en alto el rock que se hace en el archipiélago. A propósito de su cumpleaños nos sorprende con un nuevo disco titulado Añejo XXV, el cual constituyó todo un compromiso para ellos.

En entrevista con Sergio Ernesto Puente, su guitarrista, el Portal del Arte Joven Cubano conoció detalles sobre este nuevo trabajo discográfico y otros aspectos relacionados con la trayectoria de la banda.

  • Tendencia, 25 años de creados y, aunque se puede decir fácil, no lo ha sido. ¿Sergio, cómo valorarías la trayectoria de la banda en estas casi tres décadas?

La trayectoria ha sido una gran carrera entre obstáculos y satisfacciones, tiempos difíciles, momentos increíbles y geniales, etc., lo que sí nunca hemos tenido la mínima idea de abandonar el camino: 25 años de lucha incansable.

  • ¿De manera general, como se sienten los miembros de Tendencia luego de tantos años dedicados al rock?

Como si comenzáramos cada día, con muchos ánimos, ganas y ambiciones, somos una banda con coraje y, sobre todo, somos una banda muy muy muy joven (risas).

  • Nada mejor que celebrar los 25 años de Tendencia que con un nuevo disco. Un disco que viene con una sonoridad fresca y renovada, en parte por los nuevos miembros de la banda. ¿Cuánto representa este nuevo trabajo para la banda y cómo surgió la idea de su realización?

Es un disco que nos debíamos, y a muchos de nuestros seguidores también; fue una idea que tuvimos para el aniversario 20 de la banda pero ya estaba en proceso el disco anterior, Cargando Cruces, con la disquera Anti Pop Producciones de Alemania, y dejamos esta labor para el 25 cumpleaños de la banda, de ahí el nombre.

También es un juego con la fuerza, el sabor y la exquisitez de los rones de nuestro país, un disco que tuvo un arduo proceso de estudio e investigación al seleccionar los temas. Queríamos canciones de la banda desde los inicios, algunas habituales en conciertos y otras que ya casi no tocábamos en vivo pero muchos seguidores se nos acercaban con esas ganas de volver a escucharlas, temas muy conocidos como “Al Machete”, con David Blanco como invitado, “Aché Pa´ti”, en el que hacemos un homenaje a nuestro poeta Nacional Nicolás Guillén; “Moñunga”, que es una canción inspirada en un cuadro de un gran artista de la plástica pinareña Luis Contino Roque y que fue portada de uno de nuestros primeros discos; “Por tus venas”, que muestra el trabajo más profundo y afrocubano de la banda junto a la fortaleza del Heavy Metal… hasta temas que ya casi no tocábamos como “Egofília”, “Payaso” y “Miedo Interno”, entre otras.

Muchos de estos temas ya los comenzábamos a probar en el público asiduo a nuestros conciertos por todo el país y también en las giras internacionales por Alemania, México, Estados Unidos, Colombia, España y otras; íbamos viendo cómo el trabajo, y la mixtura del rock más fuerte con los elementos de la música latinoamericana y afrocubana, llamaba la atención por parecer para ellos una banda diferente y particular musicalmente, de ahí fuimos elaborando un listado de casi 20 canciones para quedarnos con las 10 seleccionadas en el álbum.

¿Cómo fue todo el proceso de grabación, edición y masterización?

El disco se grabó en los Estudios 18 de Miramar bajo el sello discográfico EGREM, con el que ya banda tiene relación desde 2005, año en que salió a la luz nuestro disco Rebeldes, y que fuera premio Cubadisco ese año como Mejor disco de rock.

Añejo XXV fue grabado, mezclado y masterizado por José Raúl Varona y Delsys Pena, diseño de arte por Gabriel Dávalos y bajo la producción de Adriana Pazos. Se mezcló y masterizó en los estudios PM Record de Pablo Milanés.

Su sonoridad es más latina y afrocubana que nuestro disco anterior Cargando Cruces, el cual resultó un disco más fuerte y con una sonoridad mucho más al Death, Trash y Heavy Metal, y con el que hicimos una gira extensa por 22 ciudades de Europa en menos de dos meses, iempre sin perder el sello musical de Tendencia de tantos años y que nos ha diferenciado a nivel nacional e Internacional.

  • ¿Sergio, como han hecho para dar a conocer este nuevo trabajo, tanto en Cuba como a nivel mundial?

El disco ya estaba programado para presentarse en físico para el mes de abril, pero por las condiciones actuales de la Covid 19 la EGREM tuvo la gran idea de su lanzamiento a nivel mundial en todas las plataformas digitales del planeta como Spotify, Dezzer, Apple Music, Pandora, Amazon Music, etc., y ha tenido mucha repercusión en webs y emisoras radiales de mucha importancia como Star Fm de Alemania, Rockzinante de Mariskal Rock desde España, The Edge Radio de Estados Unidos, y muchas más de Latinoamérica, además de muy buenas críticas y una gran cantidad de descargas en muy poco tiempo.

  • ¿Ha recibido buenas críticas?

Estamos muy contentos con la aceptación y críticas que ha tenido en muchas estaciones radiales, plataformas digitales, websites; en muy poco tiempo ha tenido muchas descargas y nos escriben mucho hablándonos bien y agradeciéndonos. Estamos muy felices con el trabajo.

cortesía del entrevistado
  • ¿Dónde se puede escuchar este nuevo trabajo?

Por ahora, en todas la plataformas digitales a nivel mundial, como Spotify, Deezer, Apple Music, Amazon Music, Pandora, etc. Estamos en espera de que todo mejore con esta situación de la Covid para el lanzamiento del CD en formato físico en todas las tiendas de EGREM del país.

  • Cambiando un poco de tema…En 2018 la banda realizó una extensa gira por Alemania donde se presenta en varios escenarios compartiendo con bandas de renombre. Cuéntanos cómo se sintieron en esta gira y cómo fue la acogida que recibieron en cada show por parte del público?

No era nuestra primera vez en Europa, y en Alemania específicamente hemos ya realizado varias giras, todas bien extensas, pero esta era superior: 22 conciertos en menos de dos meses en ciudades bien distantes y en escenarios de gran nivel con bandas reconocidas de mucho calibre. En Alemania es increíble cómo gusta la banda, tocábamos en los lugares a espacios llenos, incluso habían personas que nos seguían de ciudad en ciudad.

Fue bien lindo sentir que puedes representar el metal cubano frente a ellos y que los dejes satisfechos en cada concierto.

  • ¿Cómo fue la experiencia de haber podido ver y compartir con bandas como Apocalyptica o estrellas como Dani Filth?

Eso es siempre reconfortante, siempre soñábamos poder tocar con esas bandas que escuchamos y conocemos de años y que tanto respetamos, estar en stage y camerinos y comiendo y bebiendo con Judas Priest, Soulfly, Cradle of Filth, God Dethroned, Cannibal Corpse, Body Count, Hatebreed, Madball, Septic Flesh, Bullet for My Valentine, etc., es impresionante, pero al final éramos una banda más del evento y allí todos éramos iguales, compartimos y disfrutamos mucho de su compañía.

Todos querían saber sobre Cuba y las bandas cubanas, y sobre todo si las conocía alguien en Cuba, ellos no tenían idea de que son muy queridos para los metaleros cubanos y se quedaban impresionados, fue una experiencia insuperable.

  • En 2018 la banda nos regaló Cargando Cruces, lanzado por el sello alemán Anti Pop, y ahora, en este 2020, Añejo XXV por el aniversario de la banda. Dos discos en tan poco tiempo. ¿Cuánto ha representado esto para Tendencia, ya que actualmente en Cuba son pocos los grupos de rock que logran hacer dos discos tan seguidos?

Hemos trabajado muchísimo para eso, sin parar, no hemos dejado de hacer giras, conciertos, promoción, videos, y grabar dos discos con compañías diferentes y sobre todo discos tocados, todo grabado, sin nada de tecnología en instrumentos, que hoy es muy difícil, por ejemplo, poder grabar las baterías para una banda de rock cubana, y el Lachi grabó en el estudio 18 de EGREM todo el disco.

Además de eso, quedar tan satisfechos, tanto nosotros como las disqueras del trabajo realizado, es bien complicado, pero se logra con mucha dedicación y poniéndole la vida a esto, pues al final hacemos lo que amamos y a eso nos debemos las 24 horas.

  • ¿Se podría decir que esto constituyó todo un reto, tanto en lo personal como en lo profesional?

Es un reto superado, pero somos incansables, ya estamos trabajando y pensando en un nuevo disco para 2021, así que ya casi llegamos al siguiente nivel.

Lo importante es no cansarse e ir adelante siempre, por encima de todo y, principalmente, la unión de los miembros y del staff de la banda, que sin ellos fuera imposible hacerlo ya que todos aportan muchísimo; somos un gran equipo de hermanos.

  • ¿Cuál dirías que ha sido la clave para que Tendencia se haya mantenido por tantos años en activo y poniendo en alto el rock cubano?

Perseverancia, constancia, tolerancia y respeto. El rock cubano lo merece, nuestro público de muchos años lo merece, y la generación de bandas de rock más noveles de nuestro país lo merece. Merecen nuestro respeto, trabajamos pensando en ellos, y todos tienen nuestro apoyo total e incondicional, somos protectores del rock cubano. Sin pensar así es casi imposible sobrevivir y mantenerse en activo tanto tiempo.

  • ¿Qué podremos esperar de Tendencia para los próximos años?

Tendencia es una banda joven, estamos comenzando (risas) y tenemos muchas ganas de discos, conciertos, festivales, giras, etc., así que ya nos veremos en la carretera y en cada rincón del país y de muchas partes del mundo, nadie ni nada nos podrá detener, como te digo, y por tercera vez en la entrevista, somos incansables, tercos y porfiados.

  • Solo me queda agradecerte por este tiempo para esta entrevista y desearles a Tendencia muchos éxitos y que sigan dando lo mejor de sí, tanto dentro como fuera de Cuba.

Muchas gracias a ti por el apoyo y estamos en contacto.

 

http://tendencia.emiweb.es

www.facebook.com/TendenciaRockCuba


Los cantos mestizos de Cubandaluz (+ video)

foto tomada del perfil de facebook de cubandaluz

Holguín es su tablao y en sus escenarios la agrupación de flamenco-fusión Cubandaluz ha entregado durante cinco años la esencia de un arte nueva y antigua al mismo tiempo. Con guitarra, cajón y voz, típicas del flamenco, mezclado con el bajo, la flauta y el tres, se configura la música mestiza que entregan como pocos cultores del género en Cuba.

Mayte Segura, directora del proyecto y voz líder, aclara que este surgió por la necesidad musical propia y de los integrantes de la agrupación “que ya venían trabajando el flamenco en compañías danzarías. Deseaban crear un proyecto que defendiese la música flamenca en sí, género con el cual nos sentimos identificados, sumando conceptos e ideas entorno a la música cubana. Nació entonces, por primera vez en la historia musical de la provincia holguinera, una agrupación con dichas características.

“Nuestro sello distintivo es la fusión musical del flamenco con géneros de la música cubana, plasmando la relación de ambos estilos desde la guajira cubana y la guajira flamenca, boleros con pinceladas de tango y el son tradicional llevándonos a la rumba catalana. Aquí radica nuestra fortaleza musical.”

Dentro del repertorio de Cubandaluz resuenan temas icónicos dentro del cancionero nacional como El Cuarto de Tula y Sarandonga, que entregan como resultado de una mixtura de los acordes típicos del flamenco y su impronta. “También defendemos obras de nuestra creación como Mis Raíces, una rumba-son llena de ritmo y sabor cubano, ¿Qué sería de mí?, bolero que canta al amor y la pena, así como varias canciones inéditas de mi autoría.”

foto tomada del perfil de facebook de cubandaluz

Actualmente se empeñan en grabar un fonograma, el propósito busca perpetuar el sonido en el que han trabajado durante este lustro y que la sonoridad tenga valores perdurables, así como otorgar a sus seguidores la posibilidad de atesorar su música.

Mis Raíces es la propuesta en la que ya trabajan y tiene una mayoría de temas escritos por Mayte y recoge el espíritu de la música que defienden. Suman a esta idea otros instrumentos en busca de una sonoridad más completa y elaborada que responda a su afán artístico y a entregar un mensaje más claro a su público.

La cantante cuenta sus anhelos: “Con esta propuesta queremos que llegue a todo el que nos escuche una forma distinta de ver y asimilar estas dos vertientes musicales. El sabor y la gracia que solo los ritmos cubanos tienen, anclado al desgarre apasionado y voraz que nos brinda el flamenco. Es una oportunidad para que el proyecto musical llegue a nuevos oyentes, fuera de nuestra provincia y de nuestras fronteras, creando una base de seguidores, haciendo crecer la marca de la agrupación y encontrando un apoyo de promoción contundente, así como una red de distribución real.”

integrantes de cubandaluz/foto tomada del perfil de facebook de la agrupación

Con más de mil seguidores en su página oficial en Facebook y cerca de 300 vistas en videos publicados en distintas plataformas de internet, Cubandaluz sigue ganando adeptos. Mientras, los amantes del flamenco en Holguín van encontrando en los espacios habituales de estos jóvenes artistas un remanso donde lo autóctono y la herencia española se condensan y enriquecen la espiritualidad.

⚠️⚠️¡¡Estreno!!⚠️⚠️ 🆕️ Single #LasVenasDeMiAlma.autora: Mayte Segura, directora y cantante #Cubandaluz #DesdeCasa #Estreno ▶️#RumbaFlamenca #Compártelo 🆗️

Publicada por Cubandaluz en Viernes, 15 de mayo de 2020

Durante los meses que el distanciamiento social los ha distanciado de su público en los espacios habituales de presentación, Cubandaluz ha realizado conciertos online, capsulas de música para seguir promocionando nuestro arte y enriqueciendo las páginas oficiales de Facebook e Instagram. “Nos hemos mantenido haciendo campañas sociales aconsejando a nuestros seguidores que se queden en casa y cumplan con las medidas sanitarias pertinentes Formamos parte de las celebraciones de festivales online, como las Romerías de Mayo, con la participación activa en conciertos que se brindaron a los usuarios de las redes, así como la colaboración con la bailarina Lilianna Hidalgo desde Argentina, en un magnífico dueto de música y baile.”

foto liset prego

foto liset prego

foto liset prego


Desde Las Tunas, una Luna Creciente de poesía, trova y canción

Como una Luna Creciente, cual su nombre lo indica, ha ido en ascenso el proyecto del joven trovador de la Asociación Hermanos Saíz (AHS) en Las Tunas, Jesús Ricardo Pérez Cecilia, pionero en esta organización en el territorio en trasladar su creación a las redes sociales durante el enfrentamiento al nuevo coronavirus.

Chuchín, como muchos le conocen al joven trovador que además es graduado de actuación de la Escuela Profesional de Arte Manuel Muñoz Cedeño, de Granma, confirmó a la Agencia Cubana de Noticias que desde la confirmación de los primeros casos del SARS-CoV-2, causante de la enfermedad COVID-19 en Cuba, el proyecto se trasladó a las plataformas digitales y redes sociales.

El objetivo era no frenar nuestra creación, al contrario, aprovechar al máximo este tiempo en casa, potenciar la creatividad y transmitirles un mensaje de esperanza a todas esas personas que nos han seguido desde el principio, significó quien asegura que aunque la actuación le gusta mucho, la música le ganó el corazón.

Pérez Cecilia dijo que las redes sociales han sido un espacio perfecto que además les ha permitido llegar a personas dentro y fuera de la geografía nacional, interactuar, crecerse como artista de una forma menos tradicional e imponerse nuevos retos profesionales acordes con el contexto epidemiológico por la COVID-19.

En cuanto al nombre de la peña, Luna Creciente, contó que se le ocurrió en honor a la actividad agrícola que se desarrolla en Las Tunas y a esa fase de la luna, cuarto creciente, en la que el sector campesino confía para sembrar los cultivos de los cuales espera recibir los mejores resultados.

Así es esta peña, un sitio para sembrar nuestro arte, desde la raíz, para que poco a poco se multiplique y crezca, acuñó.
Con solo 23 años, Pérez Cecilia es de los más jóvenes entre la membresía de la AHS en Las Tunas, pues ingresó en abril a la organización y un mes después ya Luna Creciente compartía su primera entrega de poesía, trova y canciones desde y para el público joven.

A través de cápsulas audiovisuales en redes sociales como You Tube y Facebook la AHS en Las Tunas se ha encargado de presentar una programación diferente, adaptada a las circunstancias que impuso la enfermedad, en la que se han visto reflejadas las distintas manifestaciones que defienden los jóvenes creadores tuneros, expresiones en las que la trova tiene el mayor protagonismo.

Ahora puedo decir mucho más convencido de algo que siempre he pensado desde que elegí la música, que las canciones me salvaron, precisó.


«Ser artista es un fenómeno holístico»

José Víctor Gavilondo —Pepe para sus amigos— es uno de los jóvenes artistas que más he admirado desde que nos conocimos, hace ya 15 años, en las aulas del Conservatorio Amadeo Roldán. Desde entonces, Pepe tenía claro que su vocación lo llevaría a explorar mucho más allá de la creación musical, que su trabajo lo ayudaría a entender que el ser humano es una sumatoria de sus experiencias vitales y artísticas, y que todos —absolutamente todos— somos parte del llamado de lo holístico. Esta entrevista es, de alguna manera, mi deuda con esta amistad.

¿De qué manera influyó en tu formación la existencia de artistas en tu familia? ¿Qué aprendiste de la observación y de la experiencia de los otros?

Cuando antes de nacer estás dando saltos de ballet en la barriga de tu mamá, y tu hermano ya está dibujando como un prodigio, y tu padre científico toca la guitarra y toma fotos espectaculares, es inevitable que salgas con atracción hacia el arte.

Es importante entender que el arte o ser artista es un fenómeno holístico. No eres solo músico, o bailarín, o pintor. Todas las artes están conectadas y es esa interacción de percepciones la cual se codifica y nutre tu rama o vertiente creativa, interpretativa o analítica.

Para mí, la mayor influencia es nacer dentro de una familia que promueve la lectura, el análisis, el pensamiento y el cultivo del buen arte. Definitivamente tuve un contacto temprano con este mundo. Recuerdo corretear por el Ballet Nacional de Cuba (BNC) a los cinco años, viendo los ensayos de las mujeres, escuchando el piano, observando los movimientos. Con mi hermano, que estudiaba Diseño, hacía maquetas para sus tareas del ISDI. Y con papá salía a tirar fotos cuando la fotografía digital comenzaba aquí en Cuba. Para colmo, mis abuelas escuchaban música en la radio: una, canciones cubanas tradicionales, y la otra, ópera clásica. De todo esto supongo que aprendí a amar la diversidad de expresiones del ser humano (no estaba consiente de este fenómeno como tal en ese momento, pero viéndolo en retrospectiva, cimentó las bases para mi amor por lo distinto, lo diverso, la riqueza de las expresiones culturales y artísticas del planeta).

¿Hasta qué punto la competencia o la emulación es saludable para la vida creativa de un músico?

La competencia es necesaria. Yo soy altamente competitivo conmigo mismo. A veces lo llevo hasta lados negativos, lados de negar mi propia creación o restarle valor. Pero poco a poco he aprendido (y sigo aprendiendo) a transformar eso en ganas de mejorar, pero mejorar como el concepto de seguir experimentando, de seguir descubriendo mis voces, mis demonios, mis miedos, mis alegrías. Uno nunca para de conocerse o sorprenderse a sí mismo. Pero la música —he descubierto ya de viejo— se trata sobre compartir. La competencia o la emulación deben tornarse para abrir nuestras mentes a las diferentes voces y perspectivas de las personas.

En este momento, ¿cuáles son los principales retos del mundo de la composición? ¿De qué manera sintetizas lo cubano y lo universal en tus obras?

cortesía del entrevistado

Hay un gran sentido de la universalidad ahora, siento yo, en la creación artística. Vivimos en tiempos de unión, de fusión, de mezcla y descubrimiento global absoluto. El arte ha dejado de tener fronteras para explorar sus diferencias y semejanzas con otras manifestaciones, cercanas y lejanas. Si hay un reto en la creación actual —que es virtual, no existente, pienso— es hallar nuevas maneras de expresar. Pero no es necesario. Ya se ha compuesto, escrito, dicho, pintado, filmado, fotografiado, de tantas maneras. Y en las redes descubres a mucha gente talentosa, genios, haciendo cosas maravillosas.

Entonces, el reto real de la creación es ser honesta con su origen (el creador) y apuntar a enriquecer nuestras vidas desde un concepto global: promover un sentimiento de sociedad, de pensamiento colectivo, de amor humano, de amor planetario, de lo místico, de lo distinto y de lo semejante.

Aquí en Cuba todavía se ve lo cubano de una manera muy tradicional, pese a que este fenómeno se va ampliando poco a poco. La gente espera de un creador cubano ciertos patrones, clichés, mundanerías tradicionalistas que ya han pasado de moda. La globalización de la cultura nos demuestra lo parecidos que somos pese a nuestras lejanías (reales y aparentes). El artista cubano debe apuntar hacia eso, hacia llevar la cubanía aún más hacia lo universal.

Particularmente no pienso mucho en ese fenómeno cuando creo. Lo que hago es mío porque lo hago yo, y yo soy cubano porque nací y vivo aquí en Cuba, y me gusta tanto una rumba como una música irlandesa o un disco experimental finés. Que no indague en géneros cubanos o utilice patrones obvios no me resta cubanía, ni me añade otras cosas. Me hace lo que soy y punto.

Uno de los grandes sueños de un compositor es poder tener una producción discográfica, lo que constituye un cierre de una etapa de trabajo y de creación. Ya lo has conseguido con tu CD “Voces del Subconsciente” (2016), el cual fue nominado a los Premios Cubadisco en 2019. ¿Hasta qué punto los reconocimientos son un estímulo para un joven artista? ¿Ayudan a que el camino a recorrer sea más simple o fijan metas más ambiciosas?

Tener un disco que contenga tu música, sobre todo, tu música sinfónica —tan difícil de componer, montar y grabar— es una alegría inmensurable. Siempre estaré agradecido a la AHS, a Colibrí, a Carmen Souto y Yentsy Rangel por ayudar a la promoción de las becas y las grabaciones de estos fonogramas. Ahora, esta alegría no sirve para establecerse (creerse establecido, digo) o, como decimos aquí, achantarse. Todo lo contrario. Es solo un impulso más para seguir creando y haciendo cosas distintas.

Solo las ganas de hacer cosas y la inhibición para probar lo desconocido me han llevado adelante. No creo que haya sido tanto el talento u otra cosa. Es la voluntad lo que te empuja. Y, definitivamente, hace que el camino más difícil, porque con cada paso sientes el peso de los demás. Un peso que no es para atormentarse, pero sí a veces se convierte en un compromiso con uno mismo, y con la gente que te ayuda y que disfruta de lo que le brindas. Yo no creo en relajarse, en decir: “en otra ocasión, mejor”. Ojo, esto puede llevarte a caminos tormentosos, sinuosos, terribles. Pero, por otro lado, puedes realizarte todos los días.

Has estado en contacto con algunos de los artistas más importantes del mundo creativo cubano en la actualidad, ¿qué se puede aprender de la experiencia musical de los otros y cómo adaptarla a tus necesidades particulares como artista?

La experiencia de compartir, aprender y crear junto a otros artistas cubanos y del mundo es de lo que se trata esto, te digo. Te pongo un ejemplo. Después de tantos años de hacer locuras con el Ensemble Interactivo de La Habana, tocar en Síntesis, trabajar en la Fábrica de Arte Cubano, colaborar con bailarines y coreógrafos, puedo decir que no me gusta crear arte solo. La interacción de mentes es el verdadero camino al progreso… y mientras más baches, mejor. Esto, entonces, ha creado en mí una necesidad de siempre compartir la experiencia creativa con otras personas o artistas. Casi puedo decir que no puedo funcionar como creador o esparcidor de arte si no lo hago junto a otras personas.

Tu música ha tenido el privilegio de ser interpretada por ensambles de cámara y sinfónicos del país, como la Orquesta de Cámara de La Habana, la Camerata Romeu, el Trío Lecuona, la Orquesta del ISA adjunta al Lyceum Mozartiano, la Orquesta Sinfónica Nacional, y por Fear No Music y Tenth Intervention, de Estados Unidos. ¿Qué piensas que, hoy en día, trasmite la música al mundo?

Ha sido un privilegio escuchar mi música desde el punto de vista de artistas, agrupaciones y conjuntos tan prestigiosos en Cuba y el mundo. Volvemos a lo mismo: tengo una concepción de mi música que siempre cambia con sus interpretaciones, y esto es genial. Me saca de mi zona de confort y de tranquilidad, me hace pensar.

La música existe en el mundo para comunicar algo muy misterioso. Todavía hoy no entendemos en su integridad cómo funciona el arte musical, cómo simples frecuencias simultáneas pueden transmitir tantas emociones a través de un medio tan abstracto, tan subjetivo. Mi música busca eso sin pretensión alguna.

¿Cómo transcurre tu proceso de investigación y de creación musical? ¿Hasta qué punto el mundo a tu alrededor influye en este proceso?

Hay dos músicas que creo: la que hago para mí, y la que hago para acompañar, integrar o fusionarse a otra experiencia artística. Las dos cumplen la misma función de comunicar contenido abstracto. Yo no investigo mucho, la verdad. Escucho música, pero tampoco tanta como alguna gente supone. Lo que sí me he pasado mi vida entera escuchando música, reuniendo sonidos y experiencias sonoras, según las que más me hablan y las que menos tienen que ver conmigo. Mi proceso de creación es puramente intuitivo, me siento al piano, o abro un programa en la computadora y simplemente me pongo a crear. Claro, después viene el 2839% de cabeza que hay que meterle a todo contenido en bruto. Pero esa parte también, me atrevo a decir, es más inconsciente e intuitiva.

El mundo exterior por supuesto que tiene una influencia en mi creación. Tiene la mitad de la influencia. Después mi cerebro procesa ese mundo, lo transforma, le encuentra defectos, lagunas, maravillas, cosas increíbles, sueños, fantasías, miedos y lloviznas. Ahora, sí soy consciente de por qué compongo, arreglo y orquesto como lo hago, o sea, estoy muy aware de mis influencias y mis preferencias en cada aspecto de la creación. Pero siempre trato de no anclarme a nada. Stravisnky profesaba mucho eso, el no-enamoramiento de un creador con su manera o estilo, la constante evolución intelectual y conceptual del artista. Yo trato, ¡trato!, de seguir ese camino.

No es un secreto que te interesas, y con muy buen tino, por el mundo de la fotografía. ¿Cómo se complementan estas dos artes, fotografía y música, en tu creación? ¿Qué te ofrece el mundo de la experiencia visual?

La fotografía es mi pasión. Y tiene todo que ver con la música, que al final es composición, colores, perspectiva, niveles. Es lo mismo, exactamente lo mismo. Además, yo tengo sinestesia musical con los colores (veo colores específicos cuando escucho ciertas notas o frecuencias) y siempre he percibido la música como algo descriptivamente visual, y viceversa. Mi música es altamente colorística por esto. Y mi fotografía explora los mismos conceptos sinestésicos desde su punto de vista.

El mundo de la danza está en intenso contacto con tu creación. ¿Hasta qué punto los cuerpos en movimiento y la espacialidad influyen en tus concepciones particulares de lo musical? Cuando compones para un coreógrafo en específico, ¿pactan de antemano alguna pauta de trabajo?

La danza es otra cosa. La llevo en la sangre antes de nacer y pienso que toda mi música es, inherentemente, bailable o danzable. Componer para la danza me trae tanto placer que soy muy adicto a ello. Tengo experiencia visual (no tanta motora, pues no bailo nada bien). Esta experiencia me ayuda a saber qué puede funcionar o no.

El otro aspecto que me encanta de este tipo de creación es trabajar con el coreógrafo. He explorado distintas formas de componer para la danza, desde estar encargado completamente del guion, historia, dramaturgia y todos los elementos musicales, hasta tener distintos tipos de guías por parte del coreógrafo. He compuesto, incluso, con el coreógrafo al lado, compartiendo esa experiencia conmigo. Es genial. Como te dije, soy adicto a esto.

Desde el 2014 trabajas en Síntesis como tecladista. Síntesis es, sin dudas, una de las agrupaciones icónicas e históricas de la música cubana. ¿Sientes que en tu creación particular hay un cambio, un “antes y un después” de tu entrada a esta banda?

Hay un Pepe antes y después de Síntesis, definitivamente. Carlos y Ele, y la experiencia de tocar, descubrir, entender la música afrocubana, el rock sinfónico, los arreglos, la voz, a través del grupo han alterado mi manera de entender y pensar la música.

Y está el lado humano, que es esencial para cualquiera, más si eres artista. Carlos y Ele me han enseñado a ser mejor persona. En una nota más micro específica, yo ya no puedo ver o entender la música afrocubana y africana si no es por el espejo de Carlos Alfonso.

Eres integrante y director del Ensemble Interactivo de La Habana (EIH), un colectivo de músicos y artistas promotores de la música experimental, la improvisación colectiva y el arte interdisciplinario. Coméntame un poco de esta experiencia, y de tu interrelación con la poesía y el mundo literario.

Sobre el EIH y su proyección en mí como un ente total, no encuentro ya más formas de expresar lo que siento. No solo he sido testigo de la creación de una familia, de un colectivo de personas distintas y hermosas, sino de algo igual de importante: el descubrir que la creación es un fenómeno colectivo, y que nuestro subconsciente, conducido siempre por lo instantáneo, lo intuitivo, lo improvisado, puede ser parte de un pensamiento colmena simultáneo. Eso, para mí, es la expresión máxima de lo que creo: en este planeta todos somos iguales, y nuestras diferencias e individualidades solo hacen nuestras vidas más ricas y felices.

Otra cosa que el Ensemble me ha aportado es el afán por la interdisciplinariedad (que no es más que otra extensión de mi concepto base). El arte es un fenómeno holístico, y no hay razón alguna para pensar las diferentes manifestaciones como, bueno, diferentes. Sí, hay funciones y características, pero al final te das cuenta que todo conduce al mismo objetivo. Música con poesía, danza, performance, teatro, pintura, video: es la misma cosa. Y repito, vivimos en los tiempos de la universalidad del arte y de la vida. Debemos estar abiertos a mezclar todo de formas orgánicas.

Te has enfrascado en la composición de una ópera, ¿puedes adelantarme algo al respecto: tema, historia?

De la ópera no puedo revelar mucho, excepto que la estoy componiendo junto a mi amigo, mi hermano de creación, Yasel Muñoz, uno de los músicos y seres humanos más originales y asombrosos que he conocido en mi vida. Estamos respaldados por un equipo creativo genial, y, si este reto no nos vuelve locos, podremos tener una experiencia como ninguna el año que viene.

En 2018 participaste como Fellow del programa 1Beat, residencia artística de creación y experimentación musical con sede en Estados Unidos, que reúne a músicos, productores y emprendedores musicales de todo el mundo. ¿Cuánto valoras la posibilidad de entrar en contacto con la actualidad musical y de producción del orbe? ¿Hasta qué punto este aporte es esencial para el crecimiento de un joven creador?

1Beat también sentó en mí un antes y después. La experiencia de hacer música —y no solo eso, se trató también de vivir, de convivir, de reír, llorar y experimentar junto a veinticinco otros humanos y artistas de todos los confines del mundo— no tiene precio. Todavía siento que ese mes y medio fue un sueño. He tenido la alegría de poder seguir colaborando con muchos de mis hermanos y hermanas de 1Beat, sobre todo en estos tiempos de cuarentena. Los extraño mucho, pero sé que nos reuniremos de nuevo para seguir conociéndonos y haciendo arte juntos. Musical y artísticamente, fue una bomba de conocimiento.

Por último, si tuvieras que recomendar una de tus obras como banda sonora para este tiempo, ¿qué nos invitarías a escuchar? ¿Y qué otra obra, de un autor cubano o extranjero, también formaría parte de esta definitiva banda sonora?

Si hay algo que he compuesto que sirve mucho para estos tiempos de cambio de paradigma es Satori, la música que hice para la coreografía homónima de mi hermano Raúl Reinoso, bailarín y coreógrafo de Acosta Danza. Satori es un viaje hacia adentro, que solamente explota hacia afuera en su conclusión, con un mensaje: el misterio de nuestro interior solo se explica con los ojos de los demás. Si tuviera que recomendar una pieza que no fuera mía, esta sería The Kolhn Concert, de Keth Jarret. Es una lluvia de humanidad, de perfección e imperfección, para refrescar el alma.


Recordará festival virtual ediciones anteriores del Fiestón cienfueguero

A causa de la pandemia de COVID-19 el tradicional Fiestón de inicio del verano en Cienfuegos este año, tiene la particularidad que estará desplegado en las redes sociales, a través de su perfil en Facebook Festival de Música Alternativa Ciudad del Mar.

La séptima edición está sustentada ahora como evento digital, bajo la etiqueta #FiestonVirtual2020, según adelantaron Liliana Montalvo y Yankiel Ayala encargados de la promoción.

La página interactiva del evento en Facebook dispondrá desde junio remembranzas de las ediciones anteriores del Fiestón a través de pósters, fotos, spots, así como videos de conciertos, entrevistas de artistas.

Mientras, del 3 al 5 de julio en días de Festival, el perfil promoverá mayor contenido en vivo, tanto en Facebook como en las plataformas Instagram y Twitter.

Según enfatizaron los promotores, el Festival de Música Alternativa Ciudad del Mar es un espacio que mantiene por varios años un seguimiento del público local, así como de provincias cercanas.

Con esta iniciativa los organizadores pretenden sostener un vínculo virtual entre artistas y seguidores de la fiesta.

Medios de comunicación locales difundirán el certamen, en el Telecentro Perlavisión de Cienfuegos, por ejemplo, ocuparán un espacio que trasmitirá las «cápsulas» y videos de los artistas participantes en el Fiestón.


Tres Tazas de trova (Conversación con Silvio Alejandro)

Esta conversación ha sido atípica, diferente a otros diálogos en los que entrevistador y entrevistado comparten un espacio común, grabadora o agenda por medio, se miran frente a frente, se interrumpen, alguien llega, conversan en fin… Me hubiera gustado, después de Tres Tazas un viernes cualquiera, mientras la noche cae sobre el Pabellón Cuba, y los asiduos a la peña, adictos a este tipo de canción, empiezan a marcharse, conversar con el trovador Silvio Alejandro, anfitrión del espacio desde hace 12 años, fecha que celebran este viernes 19.

No pudo ser una entrevista de esa manera y optamos por conversar vía WhatsApp. Le envié mis preguntas con el objetivo de conocer la historia y evolución de la peña y además, la manera, virtual también, en que Silvio Alejandro y sus invitados estarían festejando un año más. Y él, muy poco después, cordialmente las respondió todas, con la seguridad de que Tres Tazas es, sobre todo, un espacio para la confluencia y la canción que se parece a nuestros días.

Tres Tazas celebra 12 años… Hablemos un poco de esta peña especial y además en las redes…

Doce años no es poco. Han pasado muchas cosas imprescindibles en Tres Tazas en ese tiempo. Me interesa que la peña exista, que sea un espacio real donde la gente pueda escuchar ese tipo de música… Creo que lo hemos logrado en estos 12 años. No hemos sido un espacio fantasma, sino una presencia real para mucha gente. Eso me llena de alegría y sé que a los amigos que han compartido con nosotros también esto los alegra mucho, que Tres Tazas exista.

Este es el tiempo de las redes, de usar nuestros teléfonos para proyectar el trabajo que hacemos. Por eso no quería pasar por alto este duodécimo aniversario… Por lo que tendremos una presencia en las redes, en mi canal de YouTube, en el canal de mis invitados… y en varias plataformas, también en las de la AHS; en fin, vamos a publicar este material todo lo que podamos.

Filmamos esa Tres Tazas especial en Cuartico Records, es el estudio personal de Ariel Díaz. Allí compartimos la canción Ariel Díaz, Erick Méndez, Diego Cano, Yosvani Bernal y Juan Carlos Pérez. Además, Rosaima del Valle, que toca la flauta y trabaja con Ariel en su proyecto La banda pequeña.

foto tomada del perfil de facebook de silvio alejandro

Vayamos a los inicios de estos 12 años… ¿Cómo surge Tres Tazas, en qué contexto, con qué propósitos…?

Tres Tazas surgió en 2008, cuando había una geografía diferente a la que dejamos antes de toda esta crisis de la Covid-19. Ahora es el mundo de la trova pos Covid-19, no tengo muy claro cómo va a ser… Entonces no existían todos los espacios que llegaron después con el transcurso de los años. Era una urgencia que existiera un lugar donde los trovadores pudieron ir a mostrar su trabajo, a cantar sus canciones y, sobre todo, a compartir, a tener vivencias juntos… En esos primeros años estuvimos en el lobby del cine La Rampa; después comenzamos a itinerar por algunos lobbys de los cines del Proyecto 23 del Icaic, fue una de esas instituciones que nos apoyó, lo hizo muchísimo en aquella época, es la verdad, y agradezco mucho lo que pudimos hacer juntos en aquel momento.

Publicada por Asociación Hermanos Saíz en Sábado, 25 de enero de 2020

Era una cosa muy bonita, pues disfrutábamos de los lobbys de los cines de 23, que son hermosos escenarios, y ahí hicimos peñas maravillosas. Después se nos dio la oportunidad de mudarnos al Pabellón Cuba, y ahí llevamos más de 10 años haciendo nuestro espacio en La Pérgola, y en distintos lugares del Pabellón, aunque esencialmente es en La Pérgola, todos los viernes de la vida a las 4 de la tarde.

Crees que, en todo este tiempo, la peña ha consolidado a un público joven, y no tan joven, claro…

La peña, como todo ser vivo, ha tenido sus altas y sus bajas, pero sí creo que hemos hecho felices a mucha gente que nos ha acompañado en el transcurso de estos años. El espacio ha tenido una utilidad para el público que nos visita, que es diverso, de todas las edades, como también para los trovadores cubanos, que en algunos casos han tenido en Tres Tazas el escenario de su primera vez; y en otros han tenido el espacio para probar determinadas canciones, nuevas vivencias, experimentar… Incluso a mí me ha despertado Tres Tazas de algún letargo, alguna que otra vez.

Eso también tiene de bueno tener un espacio así con esa frecuencia semanal; a veces llega la fecha de la presentación y tu estado de ánimo no ha llegado a esa fecha, pero igual tienes que hacerlo. Eso te enseña muchas cosas y pone al arte en ese rol de mejorar la vida y hacerte sentir mejor, aunque tú estés atravesando en ese momento alguna dificultad. Tres Tazas ha sido un escenario para compartir, tener vivencias entre nosotros y con el público, pues terminamos por ser parte de una misma familia, la de la canción.

foto tomada del perfil de facebook de silvio alejandro

Algunos de los trovadores que han pasado por el espacio…

En esta peña se ha presentado mucha gente, mucha gente… No nos va a alcanzar la conversación para mencionar a todos los que han pasado por ahí. Creo que lo más importante es que ha sido un espacio real de los trovadores cubanos, que ahí ha tocado gente de todas las edades, de todas las estéticas, que ahí se han presentado cantautores de todo el país, de todas las provincias, y mucha gente también de otras partes del mundo que nos han acompañado. Yo creo que hemos vivido momentos muy especiales, y de verdad no quiero mencionar a ninguno porque son muchos, mucha gente, los que han compartidos nuestras tardes.

Silvio Alejandro, ¿por qué Tres Tazas?

Al que no quiere trova le damos Tres Tazas… Por eso el nombre. Y opino que detrás de eso está esa terquedad de la que presume el trovador, esa tozudez de hacer la canción que uno hace por ese compromiso con un arte que uno cree que es verdadero, sustancial a la vida y la verdad.

¿Cuánto crees que ha ayudado el espacio a la promoción de los jóvenes valores de la trova?

El espacio ha permitido que se den a conocer varios jóvenes cantautores. Muchas veces ha sido el escenario de la primera vez de algunos artistas que hoy empiezan a tener un recorrido, relaciones comerciales con la Egrem, con el mercado cubano, cantautores que dieron allí sus primeros pasos y que después han seguido adelante… Eso me parece lindísimo, pues es uno de los objetivos esenciales de nuestra peña, ser un lugar de presentación de jóvenes cantautores. Eso, verdaderamente, lo hemos logrado al cien por ciento en Tres Tazas: ha sido el espacio de los jóvenes, de los consagrados, el espacio de todos, el sitio para compartir la música.

Y la AHS, cuánto crees que sirve como plataforma que visibiliza y promociona la canción de autor…

foto tomada del perfil de facebook de silvio alejandro

La AHS es una rareza en el contexto mundial, y en particular en estas circunstancias cubanas la AHS ha salvado la vida y ha cogido los ponches de mucha gente. Ha contribuido extraordinariamente a que se demostrará, en un momento determinado, que el arte joven también tenía cosas importantes que decir, urgencias, y la AHS, de alguna manera, permitió que esas urgencias se canalizaran y que mucha gente, no solo en la música, encontrara donde pararse a decir lo que quería decir…

La AHS ocupa un lugar ya ganado, muy particular, dentro del ajedrez de la cultura cubana; se ha convertido en una autoridad en asunto de arte y artistas. Solo espero que la AHS se siga trasformando con los años y se parezca más a la época por venir. Me parece magnífico todo esto que han estado haciendo durante la crisis de la Covid-19, en los medios digitales, adueñándose de esos espacios, generando tanto contenido… Mis aplausos para la AHS, a quien le agradezco en nombre de Tres Tazas y de los trovadores y trovadoras cubanas, y también del público, que son los que le dan vida a Tres Tazas.

¿Cómo ves la trova cubana ahora mismo?

La trova cubana es inextinguible en su totalidad. Es una chispa que se prendió a finales del siglo XIX y que se ha ido pareciendo a su tiempo, a su realidad… Creo que estos meses tremendos que hemos vivido de Covid-19 han sido, también, terreno fértil para la creatividad… Yo mismo tengo varias canciones nuevas y sé que otros cantautores también tienen nuevas producciones. Creo que la trova está perfectamente viva y como tal avanza, en fin, se parece más a su época, pero está perfectamente viva. La trova que viene por generación detrás de mí asombra de verdad. Hay gente muy talentosa haciendo cosas muy lindas.

¿Cómo definirías Tres Tazas?

Me gustaría definirlo como un espacio para confluir, para esa canción que se parece a nuestras realidades, a nuestras vidas, a las personas que amamos, a nuestra familia, a nuestro país… A mí me gustaría pensar que Tres Tazas sea siempre un lugar para que las artes confluyan.


Concurso Primera Base edición online

En el mes de marzo nos golpeó la noticia de que la 6ta edición del Havana World Music debía ser pospuesta a causa del avance de la pandemia de COVID-19 que hasta el día de hoy nos mantiene en confinamiento.

El Festival se ha mantenido activo desde casa, prestando atención a las novedades en materia de world music, tanto como a las iniciativas que han impulsado a muchísimos artistas a crear durante estos meses.

Y como la música no se ha detenido en el mundo, hemos decidido celebrar este año nuestro concurso Primera Base en edición online los días 16, 17 y 18 de julio, con el auspicio de la Egrem y la colaboración del Bristish Council y la Asociación Hermanos Saíz. En esas fechas, las bandas preseleccionadas actuarán para el público y el jurado desde nuestras redes sociales.  

Las bandas en concurso son:

JUVENILES

MAYORES

DJ PRODUCTORES

 

Cuadrigales

 

 

Akira Colarte y Habana on Me

 

Jaidpit

Los Monos Lácteos

 

LA Pimienta

Kill the Party

Misifuz

 

Raulito Prieto

Milano

TóPop

 

 

 

El jurado que evaluará las actuaciones está conformado por importantes artistas y profesionales de la música: Haydée Milanés (músico), Ruly Herrera (músico), Jorge Luis Lagarza (músico), Darsi Fernández (abogada especializada en industria musical, Delegada de SGAE en Cuba), Yissy García (músico), Cimafunk (músico), Daiana García (músico), Yentsy Rangel (musicóloga y cantante), Zeney Alonso (músico), Gretel Garlobo (musicóloga y productora), Rodney Barreto (músico), y la británica Alley Lloyd (músico).

Durante los días en que se celebre el concurso se transmitirá la presentación live de las bandas por categorías (una categoría cada día), y en fechas posteriores se dará el resultado de la evaluación del jurado, en transmisión en vivo desde los perfiles oficiales del HWM. El público también podrá votar por su banda favorita en nuestra página web (www.havanaworldmusic.com), votación que otorgará el premio de la popularidad a una única banda.

En su séptima edición, Primera Base continúa promoviendo el trabajo de las noveles bandas y artistas radicados en la Isla, preparándolos para comenzar su carrera dentro de la industria musical cubana.


Regresa a casa: el deseo de todos que canta La Cruzada

Y con ellos, muchos amigos y colegas que se vuelven a unir para multiplicar el homenaje que todos los cubanos les ofrecemos a nuestros médicos por estos días. Un tema en el que la música y la poesía se confabulan desde la gratitud y el humanismo.

“Regresa a casa” es el título del más reciente videoclip oficial de La Cruzada junto a otros artistas que en conjunto conforman el proyecto Cuba x Amor. Se trata de un producto audiovisual dirigido por Gustavo González Rodríguez, líder de La Cruzada y coordinador de la AHS en La Habana.

La musicóloga Neris González Bello, manager y productora de La Cruzada se involucra esta vez también como creadora, en co-autoría con Gustavo González. La décima “En casa les esperamos”, compuesta por ella para los médicos cubanos se hizo canción en lo que ambos artistas describen como “un interesante proceso creativo”.

Gustavo González lideró la producción musical de esta propuesta que, afirman, “llega para integrar la lista de merecidos temas de exaltación que han emergido en estos tiempos, dedicados a nuestros héroes de batas blancas”.

Sobre “Regresa a casa”, nos cuenta Neris: “Es el resultado de un verdadero proceso de construcción colectiva en el que se unen artistas de diferentes escenas. A La Cruzada se suman desde sus hogares el joven artista santiaguero de la escena urbana Casdapro, el pianista Alioth González, el guitarrista y cantante Javier Delgado (líder de la banda Adoram, miembro de la AHS), el saxofonista cubano radicado en Estados Unidos Osmani Acuña (ex integrante de La Cruzada) y el estudiante de percusión del Conservatorio Manuel Saumell Fabio Abreu González, lo que confirma el carácter multigeneracional del proyecto”.

Y construido así, bajo las condiciones de distanciamiento social, el video clip recurrió un pequeño equipo y tomó como locación fundamental la sede de la banda La Cruzada. Eduardo (Eddos) Pérez tuvo a su cargo la dirección de fotografía, mientras Marcos Évora estuvo en la asistencia de fotografía y la postproducción.

Conceptualmente, la intención de los realizadores, al decir de la propia Neris, “es desmarcarse del resto de las producciones de este tipo que han emergido sobre el tema en estos tiempos, caracterizadas por el uso del collage como recurso. Su joven director se propuso la búsqueda de una estética visual de buena factura y cierto vuelo poético que persigue conmover, consecuentemente con la temática que aborda”.

El proyecto Cuba x amor es una iniciativa interactiva, que surge en 2017 con la unión casual de varios artistas de disimiles manifestaciones (músicos, fotógrafos, realizadores audiovisuales), algunos de los cuales forman parte de otras agrupaciones, o son incluso lideres de sus propios grupos. No es un proyecto formalmente constituido, a sus integrantes “los une la música, y la voluntad expedita de enviar mensajes esperanzadores, necesarios en los tiempos que corren. La Cruzada, banda que pertenece al catálogo del Centro Nacional de Música Popular y de la casa discográfica Bis Music, es el epicentro de esta experiencia creativa. En este tiempo de aislamiento ha rellamado al proyecto desde casa y se ha propuesto generar alianzas desde el amor, la fraternidad y la solidaridad, para contribuir desde su óptica creativa a la narración del momento que les ha tocado vivir”.


EL DISCO DE LA SEMANA: Un pedacito de amor, Danzonera Cubaclamé

*Tomado del Portal Cubarte

El rescate de los géneros de la música tradicional cubana es la principal característica del fonograma que les presento hoy: Un pedacito de amor de la tunera orquesta Danzonera Cubaclamé, perteneciente al sello Unicornio de Producciones Abdala S.A. Lanzado en plataformas digitales el pasado mes de abril, tendrá su presentación física una vez las condiciones impuestas por la actual situación epidemiológica lo permitan.       

                                      

Cubaclamé es una orquesta con formato de charanga típica fundada en el 2013 durante el X Festival de Música Popular Barbarito Diez, integrada por 13 jóvenes músicos egresados de la enseñanza artística. Su inconfundible sonoridad en la defensa del baile nacional de Cuba, el danzón, es un tributo constante al compositor y violinista Miguel Faílde. Cuenta con un repertorio conformado por composiciones de autores tuneros y clásicos cubanos como «La reina Isabel», «Almendra» y «Bodas de Oro», pero siempre adaptadas de forma original a sus propios ritmos, armonías y arreglos contemporáneos. También han interpretado piezas de La Aragón y de otras agrupaciones emblemáticas, y participado en importantes eventos como los festivales internacionales Danzón Habana y Miguel Faílde in memoriam.

 

Un pedacito de amor cuenta con once temas donde están representados un gran número de los géneros tradicionales cubanos como el mambo, el cha cha chá, el changüí y el danzón. Incluye números antológicos del pentagrama nacional, como el que le da título al disco, del maestro Joaquín Betancourt, muy contemporáneo y original —defendido por la fresca y nítida voz de Ana Irma Pérez Perelló, directora de la orquesta—; un arreglo del músico guantanamero Conrado Monier al popular cha cha chá «El bodeguero» de Richard Egües; además de temas de Dámaso Pérez Prado, Rafael Hernández o el Niño Rivera. Grabado en 2017, pero estrenado en este 2020 debido al cierre parcial por reparación capital de los Estudios Abdala, nace de la intención del Ministerio de Cultura y la empresa de la música y los espectáculos Barbarito Diez de reconocer a conjuntos con una labor destacada. Una característica llamativa es el hecho de que todos los temas están defendidos por los jóvenes músicos de la orquesta, los que demuestran de manera general su alto rigor interpretativo, sobre todo en cortes como «La reina Isabel» y «Que rico el mambo».

Con la producción musical de la propia Ana Irma Pérez, la ejecutiva de Mabel Muñiz; la grabación, mezcla y edición estuvo a cargo de Dayana Rodríguez; y la masterización de Niurka Lecusay. El trabajo de arte lo conforman la excelente fotografía de Ángel Alderete y el diseño de Juan Carlos Viera.

En las plataformas digitales y en YouTube ya podemos disfrutar del primer videoclip promocional al tema que da título a este CD, un regalo a todos los bailadores: