Música cubana


Canción al Padre: Trovar la historia, pensar el arte…

Con los acordes de una guitarra que obsequia versos y canta a la Patria, se ha perpetuado en la memoria uno de los eventos más significativos que desarrollan jóvenes artistas cada año en la ciudad bayamesa. La XIV edición de Canción al Padre, auspiciado por la Asociación Hermanos Saíz (AHS), culminó hace unos días en esta urbe, pero no ha dejado de sentirse el emotivo homenaje que hizo vibrar corazones y corear melodías.

[+]


Zule Guerra: Artes de Cuba es de lo más importante en nuestra carrera (+Audio y Video)

La historia del jazz está muy ligada a la historia de la música cubana. Dos de los ritmos populares más importantes del siglo XX se remontan a momentos tan claves como, por ejemplo, que el primer improvisador de jazz conocido era de origen cubano, no podemos dejar de notar la influencia jazzística que tuvo el movimiento del feeling y por hacer un cierre, se dice y está documentado, que fue un músico cubano quien descubrió a dos de las leyendas del jazz de todos los tiempos: Dizzie Gillespie y Ella FitzGerald; su nombre era Mario Bauza.

[+]


El danzón en Washington animó las noches cubanas (+Audio y Video)

El danzón fue creado por el compositor matancero Miguel Failde y Pérez en 1879, desde entonces ha sido parte indisoluble de la cultura cubana. Por eso, y como no podía ser de otra forma, hasta el Festival “Artes de Cuba, de la Isla para el mundo”, que se desarrolla en la ciudad de Washington DC, llegó uno de los defensores actuales del género y descendiente directo de su creador, Ethiel Failde.

[+]


Más que la primera puerta

«Los jóvenes asociados no explotan todo el universo de posibilidades que posee la organización y además desconocen las oportunidades de superación, promoción e incluso profesionalización que ofrece la Asociación Hermanos Saíz (AHS)», citó el informe presentado por los miembros de la Sección de Música a la asamblea que evaluó cerca de tres años de labor de los noveles talentos. [+]


Conversación con el joven Ethiel, que además es un Failde

Para un cubano la experiencia más cercana al tráfico de la Ciudad de México, es una cola, de esas para las que hay que marcar desde la madrugada. Uno siente que el tiempo se le desprende a la vida. Afuera los focos rojos parpadean, los policías indican que casi cualquier atajo está cerrado. Este 11 de noviembre de 2017 Enrique Iglesias dará un concierto en el Zócalo y la ciudad sufre un infarto de arterias tupidas y largas filas de autos. Un Failde viaja a mi lado. Aprovecha esta pausa (que en música sería un inmenso calderón) y se confiesa nervioso, como hace mucho no se sentía. Tan nervioso como aquella otra primera vez en que los veteranos de Acierto Juvenil anunciaron que le tocaba improvisar en el Teatro Sauto al compás de un danzón, y el muchacho de 14 años sopló lo que le vino a la mente y lo que traía en el alma. La verdad: ahora debe estar más nervioso, pues desde hace semanas las redes sociales, la prensa, la radio y la televisión mexicana anuncian que la Orquesta Miguel Failde tendrá su debut en la Ciudad de México justo esta noche y en un lugar que desde hace 80 años es la meca del baile popular en esta capital: el Salón Los Ángeles. Se dice que Benny ahí compuso el famoso mambo Bonito y Sabroso; Jorrín entre esas columnas le cogió el gusto a México y en lugar de un mes se quedó un año; en ese lugar el danzón y el son imperan cada semana con una frecuencia y naturalidad que a veces nos falta en la Isla.

[+]


¿aTRAPados en la modernidad?

«¿Trap?». ¿Así le dicen al trapeador ahora, a la trapishopping? Justo eso parece preguntarse, por la expresión de extrañeza que adquiere su arrugado rostro, el chofer que se muestra incapaz de nombrar lo que su almendrón va «vociferando» a «todo volumen» por las calles de La Habana. ¿Qué edad tendrá? ¿60, 70? Por ahí debe andar quien transporta a los pasajeros que con tal de llegar a algún lejano lugar han decidido «autoprovocarse» una migraña o adelantar desde bien temprano en la mañana el momento de discoteca, y quienes miramos con asombro al improvisado musicalizador, porque al menos en apariencia la lista (es decir, la música que se escucha) no va con el billete. De cualquier modo, no son bolerones lo que se apodera del éter, sino un estilo que, según afirman los que saben, surgió en Estados Unidos desde el pasado siglo, aunque es justo ahora cuando se ha hecho sentir en Iberoamérica y otras partes del mundo. [+]