Longina


Oscar S√°nchez y La Borracha no toleran la intolerancia

En la noche del pasado 28 de enero, y durante las habituales conmemoraciones para honrar la figura de Jos√© Mart√≠, el artista Oscar S√°nchez hizo su homenaje al Ap√≥stol en el Caf√© Barquito de la Asociaci√≥n Hermanos Sa√≠z, en Ciego de √Āvila. La confluencia en el lugar, de una cultura gustosa de la m√ļsica bohemia en vivo, que se esparce por cada rinc√≥n y apetece la trova hasta las m√°s tard√≠as horas; no pod√≠a ser m√°s acertada cuando trajese a la vida una colaboraci√≥n entre el artista y sus fans, quienes, sin experiencia profesional en el asunto, le propiciar√≠an al m√ļsico su nuevo clip promocional.

Oscar S√°nchez, en concierto. Caf√© Barquito de la AHS en Ciego de √Āvila, noche del 28 de enero. Foto cortes√≠a de Daikel Fern√°ndez

Seg√ļn Daikel Fern√°ndez, su productor en jefe ¬ęSe puede observar en youtube desde el d√≠a 31 de enero el clip ¬ęBorracha¬Ľ, tema del autor. El producto fue realizado sin conocimiento t√©cnico ni te√≥rico alguno¬Ľ. Aun as√≠, el uso de t√©cnicas cinematogr√°ficas, casi sin querer, se evidencia. Es el caso de peque√Īos planos secuencia para perseguir a la Borracha, que se hace acompa√Īar de la t√©cnica c√°mara en mano, y aumenta el realismo con el uso en postproducci√≥n de efectos de v√©rtigo para aludir al estado de embriaguez. Las escenas filmadas encima de la escultura en forma de elefante del avile√Īo Maykel Mena, evidencian unos cortos travellings en arco, apoyados por la aceleraci√≥n de im√°genes en postproducci√≥n, m√°s las extra√Īas coloraciones que cobra el cielo muestran al espectador un efecto psicod√©lico.

Daikel, quien ofici√≥ como camar√≥grafo y editor del producto, narra: ¬ęEstaba compartiendo con dos amigas y Oscar S√°nchez en el Don √Āvila¬Ľ ‚Äď‚Äďbar ubicado en las cercan√≠as del Parque Mart√≠ de ciudad de Ciego de √Āvila‚Äď‚Äď, ¬ęentonces surgi√≥ la idea. Una explosi√≥n de emoci√≥n nos impuls√≥ a ir corriendo a mi casa y recoger los sombreros y una c√°mara fotogr√°fica Olympus y un celular Huawei, con c√°maras de 12 y 13 megap√≠xeles, respectivamente; apoyados por un palo selfi, dos sombreros y un casco; fue todo lo necesario para la acci√≥n.

Escenario: Artesan√≠a ¬®El Elefante¬®, en parque de la ciudad Ciego de √Āvila, de izquierda a derecha, Oscar S√°nchez, Yexik Domenech, Daikel Fern√°ndez. Foto cortes√≠a de Dalgis P√©rez.

¬ęLlegar al parque de la ciudad y comenzar a filmar mientras caminaba a Yexik Domenech ‚Äď‚Äďquien servir√≠a de modelo para el clip‚Äď‚Äď fue el inicio de todo¬Ľ. Yexik, de 20 a√Īos, pas√≥ el rato caminando de aqu√≠ hacia all√° repitiendo tomas, con su naturalidad fotog√©nica, subiendo y bajando de la escultura de chatarra, que ejerci√≥ de escenario fundamental. Como dice Daikel: ¬ęFuimos a divertirnos¬Ľ, pero no quita lo agotador que puede ser el proceso; Dalgis P√©rez, de tan solo 15 a√Īos, pero fan√°tica hasta los huesos del trovador, carg√≥, enfoc√≥ y film√≥ con su celular y palo selfi cada imagen que su productor general necesit√≥ de apoyo.

El audio fue el resultado de la grabaci√≥n en vivo de dos celulares y el propio de la c√°mara, en el lugar de la filmaci√≥n. ¬ęLos audios de los tres dispositivos fueron ecualizados. Cada audio por si solo se escuchaba mediocre pero los tres juntos ofrecieron, al menos, un mejor resultado. Luego, se le agreg√≥ un poco de efecto Reverberaci√≥n, el cual simula la estad√≠a dentro de una cueva. Todo el proceso fue llevado a cabo con la herramienta Sony Vega, con la cual se hizo el proceso de edici√≥n multimedia de inicio a fin, que cont√≥ con apenas unos cambios de color en el cielo, acelerados movimientos, efectos de mareo y tratamiento del sonido¬Ľ. Daikel, que con estos temas ya acumula algo de experiencia, gracias a su inter√©s en el √°mbito youtubero, con su canal La Intolerancia no la toleramos (LINTL) fue el encargado de generar el finalizado producto.

La intolerancia no la toleramos. Dise√Īo: Daikel Fern√°ndez.

El clip ya contaba con una historia predecesora, cuenta Daikel que conoci√≥ a ¬ęOscar hace como dos a√Īos en un Longina. Como un a√Īo despu√©s, se encontraba en Ciego de √Āvila como invitado de una pe√Īa local para ofrecer un concierto y un amigo en com√ļn nos brind√≥ la posibilidad de conocernos personalmente¬Ľ. El mismo d√≠a de su encuentro, en el bulevar avile√Īo, surgi√≥ una entrevista que cuelga en el canal en youtube, la cual cuenta con unas 280 vistas. El nuevo clip, realizado y finalizado el 29 de enero y publicado al d√≠a siguiente, ya el 4 de febrero contaba con mas vistas que su primera colaboraci√≥n, 312 para ser exactos.

Daikel ense√Ī√≥ el producto a Oscar ¬ęy me dio luz verde para subirlo¬Ľ. Todo esto demuestra que, a pesar de la fatalidad geogr√°fica y la carencia de diversidad cultural en potencia de la provincia respecto a sus vecinas, en Ciego de √Āvila hay diamantes en bruto.


Longina canta a los grandes (programa + videos)

Huella perenne dejaron los integrantes del Grupo de Experimentación Sonora del ICAI, tanto para el cine como para la producción musical cubana de todos los tiempos. Motivo para que la fiesta intergeneracional de la trova de este enero reviva en Villa Clara temas icónicos de la canción de autor en la Isla.

Ya llega el festival… del 8 al 12 de enero, como hace ya 24 a√Īos @Santa Clara se vuelve canci√≥n, con la, Asociaci√≥n Hermanos Sa√≠z, AHS Villa Clara, La Trovuntivitis, Ca√Īa Santa, esta vez dedicado al 50aniversario del Grupo de Experimentaci√≥n Sonora del ICAIC.#AHSCuba, #longina2020, #trovacubana, #encuentrotrovadores, #aqu√≠ahora, #ca√Īasanta, #Trovuntivitis, #santaclaradelasartes

Publicada por Festival de Trovadores "Longina" en Viernes, 27 de diciembre de 2019

La vigesimotercera edici√≥n del Encuentro Nacional de Trovadores ‚ÄúLongina canta a Corona‚ÄĚ tendr√° lugar en esta central provincia del 8 al 12 de este enero. Estar√° dedicado a ese proyecto porque seg√ļn se explica en pancarta promocional:

‚ÄúEl GESI reuni√≥ importantes exponentes de nuestra cultura como: Leo Brouwer, Silvio Rodr√≠guez, Pablo Milan√©s, Noel Nicola, Eduardo Ramos, Sergio Vitier, Leonardo Acosta, Emiliano Salvador, Pablo Men√©ndez, Sara Gonz√°lez y Amaury P√©rez, e influy√≥ en fen√≥menos posteriores como La Nueva Trova y la obra de diversas agrupaciones defensoras del rock y el jazz afrolatino‚ÄĚ.

Programa del evento

Uno de los organizadores del evento, el trovador Yordan Romero, comunicó la presencia de diversas iniciativas para homenajear a los grandes. Los amantes del género que llegan desde todos los escondrijos de la Isla para esta fiesta de acordes, esperan ansiosos la presentación del disco Amor de Haydée Milanés; una novedad del mercado discográfico que lleva como sello las hermosas composiciones de su padre.

Varios espacios fueron dise√Īados para despabilar nostalgias, como, por ejemplo, El patio de la gorda, en donde Marta Campos, Heidi Igualada y Juan Carlos P√©rez recordar√°n a la poderosa Sara. Mientras cantores m√°s j√≥venes: Pedro O¬īreilly, Yeny Turi√Īo, Tob√≠as Alfonso, Frank Michel Chirino, Erick Mendilahaxon, Amauri del R√≠o y Yahily Orozco, entre otros, realizar√°n junto al grupo villaclare√Īo Punto de partida, un concierto interpretando a Silvio Rodr√≠guez.

Pero como la fiesta es plural, acoge a los nuevos talentos, y rescata a fundadores de la Nueva Trova, ente ellos el d√ļo cienfueguero Los Novos y el avile√Īo Clodoaldo Parada. Ambos llegan por primera vez a esta cita, lo cual deviene una especie de reivindicaci√≥n del evento para con m√ļsicos de trayectoria, que hoy resultan menos difundidos entre la nueva generaci√≥n.

Con igual acogida de afecto arriban a la ciudad cosmopolita Atemporal tr√≠o, Motivos personales y Rey Pantoja junto a sus m√ļsicos acompa√Īantes. Y desde otros pa√≠ses recibimos a el cantautor rosarino Mart√≠n Neri, el espa√Īol Pedro Pastor y los locos descalzos, el alem√°n Tob√≠as Thiele y la int√©rprete mexicana Rosal√≠a Le√≥n. Cubanos y extranjeros prestigian la jornada tradicional que despabila las noches santaclare√Īas a golpe de acordes.

Bueno ya estamos anunciando la pr√≥xima edici√≥n del Longina del 8 al 13 de Enero en Santa Clara, CUBA.Tambi√©n estar√° el Longina en La casa de la bombilla verde y en Matanzas con la gesti√≥n de Rey Montalvo Vasallo y en Trinidad en colaboraci√≥n con Lia LLorente y Pachi Ruiz del D√ļo Cofrad√≠a.Contaremos con la colaboraci√≥n del Festival de Cantoras Ella y Yo.Muchas gracias a todos los que han aceptado nuestra invitaci√≥n para estar; a Rolando De Marco que grab√≥ con sus siete cuerdas esta hermosa versi√≥n medio tanguera de Longina; a Primera Estrella por su colaboraci√≥n con conseguir la ayuda de @Iberm√ļsicas para la movilidad de Juan Quintero, Santiago Segret, Andr√©s Pilar tr√≠o y Magdalena Matthey; al proyecto Callejas desde la literatura y sobre todo a la gesti√≥n de tantos trovadores y trovadoras de Cuba y otros pa√≠ses que ponen tanto empe√Īo, brazos, voz, guitarra e higado para hacer de √©ste el m√°s querido y esperado festival de la Trova Cubana.

Publicada por Festival de Trovadores "Longina" en S√°bado, 15 de diciembre de 2018

Paralelo a la entrega musical, los conciertos y las innumerables descargas que toman la ciudad y más municipios de Villa Clara, se prevén presentaciones editoriales y discográficas como es el caso de una especial Edición de la Revista Umbral dedicada a Longina y La Trovuntivitis y el disco GES, homenaje de Real Project a Experimentación Sonora, producido por Bis Music bajo la dirección de Enrique Carballea. 

La mayor√≠a de las instituciones culturales de la ciudad se har√°n eco de esta propuesta tan aclamada que concluye siempre con la peregrinaci√≥n a la tumba de Manuel Corona y Longina O¬īfarril en la ciudad de Caibari√©n.

#enelugar, Yaily Orozco Galvez, cantautora y organizadora del longina, ajustando los detalles del festival, #AHS, #longina2020, #trovacubana, #encuentrotrovadores, #aqu√≠ahora, #ca√Īasanta, #Trovuntivitis, #santaclaradelasartes

Publicada por Festival de Trovadores "Longina" en Martes, 24 de diciembre de 2019


Lino, por siempre trovador

Prefiero aferrarme a los nacimientos antes que a los adioses. Por estos días de septiembre pero de 1930 vería la luz en Guantánamo un hombre imprescindible para la trova, la radio, la prensa, en fin, para la cultura cubana.

Cuando por una escueta nota en la Revista Buenos Días supe que mis trovas de marzo no contarían con la física presencia de Lino Betancourt, solo tuve el impulso de derramarme en teclas. La pasada edición del Festival Pepe Sánchez hube de compartirlas con el auditorio y en especial con Fabián Betancourt. Hoy que la radio acerca sus fiestas y, por supuesto, a Lino en su posteridad.

 

Lino Betancourt junto a Augusto Blanca. Foto. Pepe C√°rdenas. Archivo de la autora.

Cuando el martes 9 de junio de 2015 el d√≠a despertaba, una vez m√°s me acompa√Ī√≥ la voz del entra√Īable amigo Lino en una de sus Citas con la Trova. Cu√°l no ser√≠a la sorpresa al presentar Mercedes como primer tema. De la firma de Manuel Corona, en mi familia, la canci√≥n es mucho m√°s que un nombre.

Conoc√≠ a Lino Betancourt alg√ļn temprano amanecer ¬†all√° por el 2002. Desde aquel d√≠a su voz y ense√Īanzas se hicieron presentes desde las ondas radiales que llegaban al cuarto de la residencia estudiantil en la Universidad de Holgu√≠n. Por Lino creci√≥ la pasi√≥n por la trova que ya hab√≠a sembrado mi abuela materna. ¬†

Gracias a su magisterio descubrí a varios de los grandes trovadores que había dejado en el propio Santiago. Con sus presentaciones llegaron guitarras y voces de toda Cuba y me arropé en un océano de canciones.

Am√≥, escribi√≥ e hizo tanto por la trova en Cuba y los trovadores que se consider√≥ uno de ellos. Nos trajo tantas hermosas canciones, sus historias y creadores siempre en tiempo presente que era como vivir el instante mismo en que surgieron o popularizaron las trascendentales piezas de la m√ļsica cubana. Lino se erigi√≥ en hacedor de canciones desde su palabra oral o escrita. Cada una de sus anotaciones y di√°logos era una invocaci√≥n. Por eso no es exagerado si digo que dramaturgia mediante, junto a √©l compartimos el instante tambi√©n con cada uno de los trovadores-soneros de nuestra Rep√ļblica Musical.

En el 2008 tuve el reto ‚Äďjunto al equipo de la otrora √Ārea de Investigaci√≥n Musical Pablo Hern√°ndez Balaguer‚Äď de realizar las coordinaciones del Coloquio del Festival de la Trova Pepe S√°nchez. Aquella ocasi√≥n me regal√≥ la oportunidad de tener de cuerpo y alma presente a uno de los iniciadores del primero de los festivales trovadorescos en el pa√≠s, estrechamente ligado tambi√©n a los momentos fundacionales de la Casa de la Trova en Santiago de Cuba.

Lino Betancourt y-Victor Casaus.

En el 2009 Eduardo Sosa y Leydis Torres le otorgaron la Presidencia Honor√≠fica del espacio te√≥rico. Gustaba de comenzar cada edici√≥n con la interpretaci√≥n de Tristezas, pieza vertebral de la trova cubana. Para tal encomienda reclam√≥ siempre la interpretaci√≥n de Cheli Romero, importante representante de la trovadoresca al estilo ‚Äútradicional‚ÄĚ por estos predios.

Por Las Bayamesas, d√ļo de hermanas del cat√°logo musical santiaguero sent√≠a especial adoraci√≥n. Ellas aparec√≠an a√Īo tras a√Īo en las jornadas del espacio te√≥rico, en ocasiones para realizar la ilustraci√≥n musical de los temas impartidos por Lino; y en otras, para regalarle el beso y abrazo. En similar modo, en cada marzo expres√≥ su admiraci√≥n y afectos por trovadores como Gladys del Monte, Xiomara Vidal, las Hermanas Ferr√≠n, el d√ļo cienfueguero As√≠ Son y Jos√© Aquiles.

A Eduardo Sosa le uni√≥ una amistad profunda que trascendi√≥ las presidencias de ambos en d√≠as del ‚ÄúPepe S√°nchez‚ÄĚ. Ambos compartieron los escenarios de las conferencias impartidas por Lino e ilustradas musicalmente por Sosa, en Cuba y Espa√Īa y en otras geograf√≠as que ahora mismo no acierto a nombrar.

Eduardo¬† le profes√≥ el amor y el respeto de los m√°s gratos alumnos. Por eso hoy, cuando interpreta uno de esos temas que nombra de la Banda Sonora de todos los cubanos, puede hacerse acompa√Īar de las esencias hist√≥ricas que dieron causa de vida a cada canci√≥n.

Lino junto al Trío Palabras. Foto Pepe Cárdenas. Archivo de la autora.

Por Lino conocimos además la maravilla del Trío Palabras. Las convidó en una primera oportunidad para ilustrar musicalmente una de sus conferencias y quedaron por siempre entre nosotros. Lino y las muchachas de Palabras hacían un impresionante acople trovadoresco. Era difícil deslindar los límites entre la palabra cantada y la guitarra a la oralidad de Lino, porque más bien lograron un impresionante trabajo a voces entre tanta maestría y pasión.

Nunca le gust√≥ que presentara sus temas como ‚ÄúConferencias‚ÄĚ y siempre mantuve una sana porf√≠a. Lino fue de esos intelectuales medi√°ticos al que conocedores, prensa y amantes de la trova esperaban con ansias. Cada una de sus clases aconteci√≥ a sala repleta fuera cual fuera el sitio escogido. Y tambi√©n era un hombre modesto que confi√≥ a Silvina D√≠az y a m√≠ muchos aspectos concernientes a la organizaci√≥n del evento.

A partir de nuestras andanzas teórico-trovadorescas el maestro se convirtió en un amigo cercano. Sentía predilección por almorzar en Las Gallegas, restaurant particular especializado en la elaboración del carnero u ovejo como decimos por acá.

Y cuando los ‚Äúemprendedores‚ÄĚ cerraron sus puertas Lino lo sinti√≥ profundamente. En m√°s de una ocasi√≥n visitamos juntos el Santuario del Cobre. Conversamos mucho sobre la trova, la familia, la vida‚Ķen la Casa de la Trova, la UNEAC, el Ven Caf√©, el restaurant El Barrac√≥n y otros espacios.

Algunos fueron los sustos que Silvina y yo pasamos cuando hacía sus escapadas santiagueras. De cuna guantanamera, Lino sintió un fuerte lazo con la hospitalaria urbe, y tenía buenos amigos y conocidos a los que gustaba visitar.

Lino Betancourt junto a Yorisel Andino y Silvina Díaz. Foto Giusseppe lo Bartolo.

Era un hombre muy familiar y como ya he dicho, buen amigo. Nos mencionaba mucho a Deysi, su esposa, cuya partida f√≠sica pocos a√Īos atr√°s le afect√≥ sobremanera. Igual conversaba sobre su hijo y con especial reiteraci√≥n y orgullo hablaba del nieto Fabi√°n. Su casa acogi√≥ amigos como Dorita, la trabajadora de la Empresa de la M√ļsica encargada de sus viajes y hospedajes, a quien profes√≥ una bella amistad.

Legó una importante literatura trovadoresca impresa y digital. Libros y artículos de su autoría se convirtieron en materia de obligada presencia en mi librero y mesa de trabajo. Conservo con risas y nostalgias sus originales dedicatorias que iban del verso a la caricatura.

Y como trovador al fin, era a veces un poco bellaco. Gustaba de torturarnos el o√≠do a periodistas y estudiosos con lo atesorado en su archivo personal. Una de sus bromas predilectas fue prometer el obsequio a m√°s de uno del Diario de Manuel Corona. Respecto a esto √ļltimo hace un tiempo ya me coment√≥ se hallaba inmerso en el proyecto de su publicaci√≥n por una prestigiosa editorial cubana.

En 1918 fueron compuestas cinco canciones que con el tiempo conformarían parte indisoluble de los sonidos de la nación cubana. Manuel Corona presenta a la trascendental Longina; Mujer Bayamesa llega en la representación de Sindo Garay; Miguel Companioni le cantó entonces a una Mujer Perjura; mientras Oscar Hernández en el sendero de una vida triste hallaba una flor y para la posteridad regaló la melodía Ella y Yo.  

Tras cada una de estas canciones persisten las historias y an√©cdotas que junto a sus creadores, les inmortalizaron, y sobre las que en marzo del 2018 nuestro Lino disertara con el t√≠tulo de ‚ÄúCinco Canciones Centenarias de la trova cubana‚ÄĚ.

El viejo se había puesto un tanto nervioso con algunas incertidumbres logísticas. Por suerte, a pocas horas de comenzar la edición, Sosa logró convencerlo.

Alguna vez en que estaba abrumada conversamos vía telefónica. Dijo que rogaría a Dios. No sé si lo haría, pero las luces de su amor llegan hoy hasta aquí.

Cuando el martes 9 de junio de 2015 el d√≠a despertaba, ya hab√≠amos escogido nombre de trova y canci√≥n para ella. Sobre las seis de la ma√Īana, la voz de Lino me dio la confirmaci√≥n y entre contracciones, aquello de creer en el destino. Adriana Mercedes, mi hija de cuatro a√Īos, alg√ļn d√≠a lo sabr√°.


Folklor del Río de la Plata inunda Santa Clara

La musa que inspir√≥ los versos de Corona tambi√©n trasciende los mares en busca de bardos para su romanza. Durante unos 2 a√Īos los seducidos por Longina, llegan hasta la ciudad santaclare√Īa, desde diferentes rincones de Latinoam√®rica o de Europa. Por esa suerte de festival que cada enero re√ļne lo m√°s novedoso de la canci√≥n de autor en Cuba, junto a consagrados trovadores. [+]


Magdalena Mathey, una mujer que canta a ‚ÄúLongina‚ÄĚ

Santa Clara ya satura de acordes y canciones sus fr√≠as madrugadas de enero. Se alista la ciudad para acoger a los bardos. Ellos llegan desde todos los escondrijos de la Isla, dispuestos a trasnochar en beneficio del arte. Se les reconoce por el cabello enmara√Īado, los ojos expresivos, expectantes, la guitarra al hombro y una alegr√≠a medio son√°mbula que somete a la ciudad bohemia del centro de Cuba. [+]


Grupo chileno entre las novedades del Festival Longina

Las presentaciones del grupo chileno de Magdalena Matthey es una de las novedades del 23er. tercer Festival de Trovadores Longina, que comenzó este martes en Villa Clara. Dedicado en esta ocasión a la Décima y a esa grande que fue Ela O’Farrill, la cita ensancha sus espacios habituales, por primera vez, de manera oficial con la literatura y el portal de otros festivales. [+]


El Festival Longina: trova y m√°s

Tomado de Granma

Enero rompe desde hace muchos a√Īos, para m√≠, pensando c√≥mo estar√°n las noches en Santa Clara. Ponerse a cantar sin mirar la hora cuando las guitarras dicen a quererse helar en las manos de los muchachos y a m√°s de uno puede hab√©rsele olvidado cargar con algo de abrigo, se vuelve un barrenillo en esta mente m√°s que adulta. Ya s√© que el Longina es mayor de edad, pero el recuerdo de sus inicios, cuando alguno de sus fundadores insist√≠a en invitarme a compartir lo que solo era una ilusi√≥n realizable sin derecho a llamarse quimera (que tampoco de eso se trataba) me conmueve. [+]


Tengo una guitarra y eso me salva de todo

El Segundo Encuentro de Cantoras Ella y yo, que culmin√≥ recientemente en La Habana, fue un espacio perfecto para encontrarse con mujeres cultivadoras de la trova del pa√≠s. A la cita no falt√≥ una de las m√°s importantes cantautoras cubanas contempor√°neas, Ya√≠ma Orozco, santaclare√Īa hija de la Trovuntivitis.

[+]