identidad cultural


Bloguerías de Mayo, aliento virtual desde Holguín

El 6 de mayo de 2013 la ciudad de Holgu√≠n ya hab√≠a consumido m√°s de la mitad de sus d√≠as de Romer√≠as. Sin embargo, en el a√Īo 20 de un empe√Īo art√≠stico √ļnico, las sorpresas no se agotaban todav√≠a en la Capital del Arte Joven. Justo en esa jornada, al Festival Mundial de Juventudes Art√≠sticas le nac√≠a el que ser√≠a hasta hoy el m√°s joven de sus espacios.

El alumbramiento tuvo lugar en el Teatro Eddy Su√Īol. Desde la bit√°cora Visi√≥n desde Cuba, un post de su ‚Äúprogenitor‚ÄĚ daba la buena nueva. Entre alegre y aliviado, el profesor universitario Luis Ernesto Ruiz Mart√≠nez anunciaba la feliz realizaci√≥n de un encuentro entre algunos blogueros cubanos, que sin abandonar sus existencias virtuales, se hab√≠an llegado, en cuerpo y alma, hasta la Ciudad de los Parques.

Hab√≠an arribado a la urbe oriental desde diferentes partes de Cuba y el mundo. En su post, Luis Ernesto los defin√≠a como un grupo bien posicionado en Internet que divulgaba ‚Äúsistem√°ticamente la realidad cubana tal cual es‚ÄĚ. Pretend√≠an ‚Äúdar otro paso en la consolidaci√≥n de un comportamiento propio del bloguero‚ÄĚ y se hab√≠an encontrado para debatir sus ‚Äúinquietudes, proyecciones y limitaciones‚ÄĚ.

Surg√≠a as√≠ Bloguer√≠as de Mayo, evento tan convidante y aglutinador como cualquiera de los que ya conformaban el megaevento romero. Cuenta su gestor que ‚Äúen 2011 se hizo un primer intento de encuentro de blogueros en Romer√≠as de Mayo. En aquella ocasi√≥n particip√≥ el escritor Enrique Ubieta, que asumi√≥ buena parte de los debates. Asist√≠ como p√ļblico y saliendo de all√≠ comenc√© mi andar por las redes y saqu√© mi blog.

‚ÄúDos a√Īos despu√©s le propuse al Comit√© Organizador de Romer√≠as retomar aquellos encuentros y naci√≥ Bloguer√≠as de Mayo, en 2013. Entre los fundadores destacar√≠a a Arleen Rodr√≠guez Derivet; Rosa Cristina B√°ez, la Polilla Cubana, lamentablemente fallecida; David Najarro y Fidel D√≠az Castro‚ÄĚ.

Hoy Ruiz Mart√≠nez comenta con humildad que Bloguer√≠as siempre ha combinado paneles para debatir temas relacionados con las tecnolog√≠as, Internet y redes sociales. Y ha dado la posibilidad, sobre todo en los √ļltimos a√Īos, de ofrecerles a los delegados y la prensa un espacio de conexi√≥n para que mantengan actualizados sus perfiles en redes sociales y puedan hacer su trabajo con mejores condiciones‚ÄĚ.

Pero la verdad es que, en el transcurso de siete a√Īos, ese evento se convirti√≥ en mucho m√°s. Ha sido tribuna para amplificar las voces que narran a la Cuba verdadera y ha batallado fuerte para abrir caminos en medio de la espesura que significa la hegemon√≠a cultural del capitalismo.

Al voltear la memoria hacia aquel encuentro inici√°tico del 2013, la joven periodista camag√ľeyana Gretel D√≠az Montalvo lo recuerda como una oportunidad para crear nuevas amistades, ponerle rostro y car√°cter a aquellas que solo conoc√≠a a trav√©s del chat y compartir inquietudes sobre el universo digital que intentaban conquistar.

Tambi√©n, a partir de ese momento, como asegura Bertha Mojena, periodista del espacio digital Cuba Hoy y participante por dos ocasiones en Bloguer√≠as, ‚Äúel evento logr√≥ aunar a un grupo de intelectuales cubanos de gran talla, acad√©micos, j√≥venes historiadores, periodistas y personas que fueron agentes de la seguridad del estado para ponerlos en funci√≥n de intercambiar sobre la guerra cultural y la batalla ideol√≥gica que se le ha hecho a Cuba‚ÄĚ.

Agrega que se instituyó como un espacio para el intercambio, la generación de experiencias y para conocer cómo cada uno de los participantes utilizaba el espacio digital en virtud de mostrar la realidad de Cuba más allá de lo que exponían los grandes medios de comunicación mundiales, tendientes siempre a la manipulación.

De ese modo, cada uno de los programas del evento, que desde 2014 cont√≥ con el apoyo de la Red en Defensa de la Humanidad, estaba a tono con lo m√°s urgente y significativo del momento. As√≠, a lo largo de estos siete a√Īos tuvieron cabida temas diversos relacionados con buenas pr√°cticas en los entornos hipermedia, la informatizaci√≥n en Cuba o preservaci√≥n de la identidad cultural. A la vez, fue trinchera de batallas como las que se libraron por el regreso de los Cinco H√©roes y en contra del bloqueo estadounidense.¬†

El af√°n de mantenerse como un evento siempre actualizado conllev√≥ a que bajo sus alas germinara el noticiero Romer√≠as de Mayo. Juan Pablo Carreras, fotorreportero holguinero y uno de sus coordinadores, comenta: ‚ÄúHace dos a√Īos sent√≠amos que a las Bloguer√≠as les hac√≠a falta dar un paso m√°s. Entonces consideramos hacer este proyecto audiovisual‚ÄĚ.

Fotos/Juan Pablo Carreras

La iniciativa, que asumi√≥ en un primer momento la Agencia Cubana de Noticias y a la que despu√©s se sum√≥ Cubadebate, se consolid√≥ mucho m√°s en 2019 y se patentiz√≥ como la voz oficial de las Romer√≠as holguineras. Carreras puntualiza que ‚Äúel objetivo del noticiero siempre fue publicarse en las redes sociales y en las nuevas plataformas de la comunicaci√≥n. Sin embargo, curiosamente el producto acab√≥ siendo consumido por espacios televisivos nacionales‚ÄĚ.

Esas pretensiones perennes de atrapar lo nuevo, hacen que ni siquiera ahora en medio de la pandemia por la COVID-19, las Bloguer√≠as pierdan su esencia y val√≠a. Como parte de las Romer√≠as desde casa, convocadas por la Asociaci√≥n Hermanos Sa√≠z, el viernes 8 de mayo se realiz√≥ un panel online enfocado a debatir sobre las alternativas empleadas en Cuba para divulgar el arte a√ļn en las circunstancias actuales.

Carlos Parra Zald√≠var, presidente en Holgu√≠n de la Uni√≥n de Inform√°ticos de Cuba y quien funge como otro de los coordinadores de este evento, explica que ‚Äúel panel analiz√≥ c√≥mo, a partir de las tecnolog√≠as y las redes sociales, artistas e instituciones culturales han podido ofrecer su arte al p√ļblico a pesar del necesario aislamiento social‚ÄĚ.

Detalla que la iniciativa se despleg√≥ desde la Casa de Iberoam√©rica y gracias a la plataforma de videoconferencias Jitsi Meet, un servicio online en Internet, totalmente descentralizado y seguro. ‚ÄúUn peque√Īo grupo de personas expusimos experiencias sobre el uso de los escenarios digitales para difundir el arte y tambi√©n la verdad de Cuba al mundo‚ÄĚ, apunt√≥.

Desde La Habana estarán representantes de la AHS nacional, del Ministerio de Cultura, la Unión de Jóvenes Comunistas y la de Informáticos de Cuba. Ruiz Martínez comentó también que se unieron periodistas, trovadores y activistas en un espacio que pudo ser visto desde el extranjero. 

As√≠, diferentes, pero din√°micas y ajustadas a su tiempo, estuvieron entre nosotros las Bloguer√≠as de Mayo. A√ļn en condiciones adversas preservaron su ‚Äúmacroesencia‚ÄĚ, esa que apunta a sumar voces a favor de la preservaci√≥n de la especie humana.


Estados Unidos-Cuba: El ‚Äúabrazo‚ÄĚ de la m√ļsica (+Video)

*Tomado del periódico Adelante

‚ÄúQue hablen de Cuba los propios cubanos es gratificante para ellos. Me lo agradecieron de coraz√≥n‚ÄĚ, as√≠ resume la music√≥loga Heidy Cepero Recoder¬†su experiencia reciente en Estados Unidos.

Fue una estancia breve e intensa, a inicios de febrero, con el tema de la m√ļsica cubana como eje del intercambio con estudiantes y profesores de la Kennesaw State University, de Georgia, y la Tulane University, de New Orleans.

‚ÄúOfrec√≠ un panorama de los g√©neros de la m√ļsica cubana, sobre todo de la rumba, abord√© los elementos afrocaribe√Īos y tambi√©n me refer√≠ a su utilizaci√≥n dentro del audiovisual‚ÄĚ, cont√≥ a Adelante Digital.

La joven camag√ľeyana puso a tocar la clave de guaguanc√≥ a los anfitriones y, entre otros asuntos, ejemplific√≥ con agrupaciones populares como Van Van y Rumbat√° la vigencia de las ra√≠ces culturales africanas.

‚ÄúReconocieron antecedentes que son comunes en ambos pa√≠ses. Fue una experiencia muy buena porque los estudiantes universitarios y profesores desconocen nuestras esencias. La cultura latinoamericana ocupa un espacio importante dentro de sus proyectos de investigaci√≥n‚ÄĚ, a√Īadi√≥ la investigadora premiada en eventos de car√°cter nacional como el Memoria Nuestra.

‚ÄúLa m√ļsica es un arte abstracto. Dar clases me ayuda mucho a trasmitir el conocimiento. Siempre es un garante de aprendizaje graficar sonora y audiovisualmente‚ÄĚ, argument√≥ la profesora de la filial de la Universidad de las Artes en Camag√ľey.

El viaje ha sido esencial en la construcción del arraigo, por eso confirmó bajo su piel la condición de sujeto de identidad cultural en medio de otra realidad, coordenada que ya tenía como egresada en esta ciudad de la Maestría en Cultura Latinoamericana.

‚ÄúSent√≠ ese calor humano de la solidaridad. Transmit√≠ riqueza musical, pedag√≥gica y espiritual, y recib√≠ el abrazo a nuestra alegr√≠a, a nuestro conocimiento de las ra√≠ces y a nuestra defensa de la identidad‚ÄĚ, concluy√≥.

Art√≠culo de Heidy Cepero acerca de la m√ļsica en el cine, publicado en el m√°s reciente n√ļmero de Sendas, publicaci√≥n trimestral de la AHS enCamag√ľey.Art√≠culo de Heidy Cepero acerca de la m√ļsica en el cine, publicado en el m√°s reciente n√ļmero de Sendas, publicaci√≥n trimestral de la AHS enCamag√ľey.

Heidy Cepero Recoder es miembro de la»Asociaci√≥n Hermanos Sa√≠z», y en Camag√ľey lidera la secci√≥n de Cr√≠tica e Investigaci√≥n de la filial de esa organizaci√≥n que en Cuba aglutina a los escritores, artistas, investigadores y promotores j√≥venes.


La tecla del intruso

A pesar de los discursos articulados y las brechas otorgadas en situaciones de confrontaci√≥n entre cultores y representantes de instituciones culturales, as√≠ como medios difusores, en el oriente cubano el rap siempre fue ‚Äďy ¬Ņa√ļn es?‚Äď un extra√Īo. La idea que se asume y exporta en torno a los elementos que conforman la identidad cultural del territorio no comprende siquiera la menci√≥n del g√©nero.

Aun cuando por procesos diferenciados, expresiones como el rap, el jazz y el casi invisible rock conviven en la escena local, ninguno logra su integraci√≥n a las construcciones que se tienen de ‚Äúlo santiaguero‚ÄĚ. En todo caso, representan intereses de grupos sociales identificados con uno u otro, sin que ello implique legitimaci√≥n alguna.

El rap, como exponente de la cultura del hip hop, tras su llegada, asimilaci√≥n y reestructuraci√≥n m√ļsico-textual en la isla bien puede contarse entre esos ya para nada novedosos y diversos rostros de lo identitario cubano en constante conformaci√≥n.

La modalidad ‚Äďo modalidades‚Äď cubanas, refleja las situaciones espec√≠ficas de una porci√≥n de la sociedad actual y el modo en que generaciones de cubanos las vivencia e interpreta. Sin embargo, si el golpe seco de la palabra ha implicado el sentido de resistencia, no menos resistente ha sido cierto entorno social e institucional al momento de otorgarle espacios dentro del concierto de expresiones actuales.

Aunque los inicios del hip hop en Santiago de Cuba guardan puntos de contacto con el resto del país, su devenir ha sido fluctuante, más allá de los niveles lírico-musicales, en los planos de su creación, promoción y espacios de consumo.

Con el Microphone

Oandris Tejera y Alayo Mc en Sonido Urbano. Cortesía d la autora.

Cuando parecía que el rap iba a integrarse al concierto santiaguero no era más que un espejismo. Rebobino.

Los MC llevaban a√Īos dando batalla por todo el pa√≠s, como eclosi√≥n cultural, convencimiento y moda compartieron trayecto. El curso determin√≥ qui√©nes se asentar√≠an o no, mientras otros lograron a trav√©s de una presunta postura ‚Äúcontestaria‚ÄĚ un modo de vida.¬†

En La Habana surgieron los festivales y después la Agencia Cubana de Rap, puntos sobre los que no tengo nada que aportar. Por estos lares, no sin menos beligerancia y catapultado por el auge nacional, varios de sus exponentes se integraron al ámbito institucional.

El sistema de casas de cultura tuvo la encomienda de sostener los primeros di√°logos conciliatorios con los raperos, lo cual incluy√≥ una especie de tutela o apadrinamiento, es decir, ‚Äúsuperaci√≥n musical‚ÄĚ; dicho proceso tambi√©n inclu√≠a clases de literatura que incidieran en la elaboraci√≥n textual de las creaciones raperas.

Estos métodos no estuvieron exentos de crítica en cuanto a lo atinado o no de su aplicación con respecto a las características propias y naturales de la denominada lírica urbana.  Si por un lado los decisores culturales lo consideraron un proceso necesario, algunos que se iniciaban y sus seguidores valoraban esta salida como una forma de violentar la esencia callejera de dicha forma cantable. 

Con posterioridad, la AHS integr√≥ a sus cultores m√°s representativos, aquellos que hab√≠an logrado ubicarse en una especie de vanguardia cimentada en la madurez de su obra, el reconocimiento y prestigio entre ellos mismos y el p√ļblico, hasta la creaci√≥n-producci√≥n discogr√°fica alternativa.¬† En este escenario, los MC pudieron desarrollar su trabajo dentro y fuera de la Casa de los j√≥venes artistas. Mutantes resultan los enclaves perif√©ricos donde por a√Īos estos hacedores de la m√ļsica han realizado su performance. ¬†

Adem√°s de la Casa del Joven Creador, otro sitio emblem√°tico ¬†de la Asociaci√≥n Hermanos Sa√≠z donde su protagonismo alcanza mayor significaci√≥n se sit√ļa en la escalinata del Museo Emilio Bacard√≠, uno de los enclaves de mayor recurrencia en la representaci√≥n de la imagen urban√≠stica santiaguera.

Esta intersección entre las calles Aguilera y Carnicería ha atestiguado la participación de los raperos junto a artistas de otras manifestaciones. Los estereotipos asignados al modo sonoro-expresivo se difuminan ante los ojos de los propios censores.

Pe√Īas como Kabildazo, Sonido Urbano y espacios desde el Centro Cultural Africano tuvieron el sello de una efervescencia creadora como exponente de la Asociaci√≥n en Santiago de Cuba. Durante estos a√Īos eventos de ef√≠mera existencia trataron de expandir la l√≠rica rapera, no obstante, ninguno logr√≥ permanencia y trascendencia a niveles sociales m√°s all√° de la misma comunidad hip hopa.

Sonido Urbano aconteció a partir de febrero del 2009 y aproximadamente hasta el 2013. En sus inicios tuvo lugar los jueves alternos de cada mes en la Casa del Caribe, liderado por la agrupación TNT Rezistencia y algunas voces en el contexto de la oriental ciudad. Con posterioridad se trasladó hacia el CIROA y esporádicamente a otras locaciones.  Además de la expresión cantable y las disímiles manifestaciones del hip hop, involucró a artistas de la plástica, la danza y el teatro, en un proyecto que buscó promover tendencias artísticas desfavorecidas por los medios de comunicación.

Las Positivas en Sonido Urbano. Archivo de la autora.

La programaci√≥n de la Plaza Cultural Aguilera ‚Äďubicada en el centro citadino‚Äď, por ejemplo, en determinados momentos acogi√≥ presentaciones de aficionados a la manifestaci√≥n. Surgieron espacios como Kaf√© Alternativo, cuyas estrategias apelaron a una mayor flexibilidad y coexistencia entre la llamada m√ļsica electr√≥nica, el funk, trova, reggae, jazz, rock y hip hop, a lo que se sum√≥ la proyecci√≥n audiovisual.¬†

Uno de los eventos de mayor perdurabilidad fue el Bonus Track. La jornada buscó aglutinar a voces del territorio y otras zonas del país junto a la participación de artistas de la plástica cuyas obras sostienen discursos comunes, como son los casos Oandris Tejeiro (Joa), Gilberto Martínez y Alejandro Lescay. La agenda incluyó el espacio teórico y las presentaciones musicales dentro de la propia sede.

En el caso del espacio teórico se reiteraron las mismas insatisfacciones, como la ausencia de representantes de la institucionalidad cultural y medios de comunicación convocados a los debates. En determinados momentos afloró la carencia de un hilo conductor de las ideas, por lo que el debate persistió en la manifestación de la frustración de índole diversa de los cultores presentes, sin que en realidad llegaran a vislumbrarse alternativas a las mismas. Cierto desdén por la teoría privilegió el carácter asambleísta por encima del pensamiento crítico. 

Mayor renuencia a la convivencia con el rap observaron los cat√°logos de los Centros Provinciales de la M√ļsica, hoy Empresas Comercializadoras. De forma espec√≠fica en Santiago de Cuba este tema de la ‚Äúprofesionalizaci√≥n‚ÄĚ es la resultante de procesos donde las pol√≠ticas de decisi√≥n a√ļn atraviesan por tab√ļes e indefiniciones que trascienden lo territorial. La actual Empresa Comercializadora de la M√ļsica Miguel Matamoros ha acogido en diversas etapas como parte del cat√°logo de M√ļsica Popular a formaciones como Habano Rap, Contraste, TNT Rezistencia, Sentimiento Rapero, Golpe Seko, Cimarr√≥n y Las Positivas. Vale acotar que la mayor√≠a contaba con una larga trayectoria dentro del g√©nero rap a su ingreso a este cat√°logo.

Los momentos hasta aqu√≠ referidos y otros que pueda obviar de forma no intencional, no fraguaron m√°s all√° de la comunidad rapera la noci√≥n de qu√© es el rap y qui√©nes sus cultores. ¬†Enclaves como la Plaza Juvenil Ferreiro, la Pista Pacho Alonso o el √Ārea del parqueo del Estadio ‚Äďespacios asignados‚Äď, a la postre resultaron de escasa visibilidad.¬†

Imagen Archivo Sonido Urbano.

Fuera de las demarcaciones de la AHS el rap no cuenta en Santiago con una jornada, festival, encuentro o cualquier denominaci√≥n similar como s√≠ el son, la trova, los coros y ahora el jazz. Las mesas te√≥ricas o espor√°dicos debates en alg√ļn que otro espacio no constituyen momentos trascendentales para pensarlo.

No obstante, a los ‚Äúcontras‚ÄĚ algunos integrantes de la colectividad rapera en Santiago de Cuba, en ocasiones, se han visto bajo el influjo de una psicolog√≠a grupal que apela al discurso de la victimizaci√≥n como modo de autoexclusi√≥n.

¬†Aunque sus protagonistas no han contado con el ‚Äúapoyo necesario‚ÄĚ ‚Äďfrase socorrida en estos √°mbitos‚Äď, no siempre aprovechan todas las posibilidades. Puedo citar el inter√©s que manifest√≥ hace algunos a√Īos el Centro de Promoci√≥n Literaria Jos√© Soler Puig, por la presentaci√≥n de dos de los n√ļmeros de la revista Movimiento para el cierre de la programaci√≥n de verano de entonces, lo cual no se concret√≥ por el di√°logo impreciso con l√≠deres en aquel momento de la escena rapera, a quienes se les solicit√≥ colaboraci√≥n. Dichos n√ļmeros fueron presentados en la sede de la Asociaci√≥n Hermanos Sa√≠z como parte de una jornada, una vez m√°s dentro de los mismos l√≠mites.

A mi entender, el √°mbito santiaguero no muestra en este momento las m√°s favorables condiciones en cuanto a espacios y promoci√≥n, intercambio con el p√ļblico y socializaci√≥n, pero lo cierto es que el rap, aunque en contexto dif√≠cil, respira.

Relevante es el premio obtenido por los de Golpe Seko con el CD Golpe Seko Brothers, en la Feria Cubadisco 2017. Sin embargo, esta noticia no trascendió más allá de una nota publicada en la página cultural del semanario Sierra Maestra.

Desde la Asociaci√≥n, los gallos siguen dando pelea y emergen nuevos eventos que a√ļn deben encauzar objetivos y lograr sostenibilidad en el tiempo.

El rap deberá contar con las mismas posibilidades que otros géneros, para comportarse a la altura de esa gran mesa que es la cultura cubana.


Fiesta de la Cubanía: sello de identidad cultural

Caminar por las calles adoquinadas de la Plaza del Himno en la ancestral ciudad bayamesa, alzar la vista y encontrar ‚ÄĒcolosal e imponente‚ÄĒ el campanario ic√≥nico de la patrimonial urbe justo al p√≥rtico de la Iglesia, contemplar orgullosos la parroquia de San Salvador y saber que cada esquina de la villa fue testigo, hace ya 150 a√Īos, de la historia del nacimiento de nuestro Himno Nacional estremece y, sobre todo, emociona tanto al ignoto visitante como al m√°s raigal cubano.

[+]


Para que no calle el guateque

Preservar lo m√°s aut√©ntico de nuestras ra√≠ces y tradiciones campesinas es la m√°xima que ha defendido por m√°s de 50 a√Īos la Jornada Cucalambeana en Las Tunas. La mayor fiesta del campesinado cubano llegar√° a su edici√≥n 51 cuando este 28 de junio las calles del ya mencionado territorio oriental acojan un desfile inaugural vestido de guayabera y con sombrero de yarey.

[+]