cultura cubana


Intermezzo para la vanguardia: las artes pl√°sticas en un poema de Reinaldo Cede√Īo*

La poesía nos eleva hacia las cumbres más altas del espíritu.

La pintura es la más alta expresión de la capacidad y la belleza.

Fidelio Ponce de León

 …pintura y poesía nacen de una misma matriz, aunque ambas crezcan por caminos propios.

Gabriela G. Azcuy

I

El arte, plantean los investigadores Luis √Ālvarez √Ālvarez y Juan F. Ramos Rico, ‚Äúes una modalidad especial de la cultura que se desarrolla ante todo como un lenguaje espec√≠fico en la que el conjunto de sus lenguajes est√©ticos se interrelacionan (la poes√≠a sirve de texto para la canci√≥n y el aria; la escultura se vincula con la arquitectura y la literatura se relaciona con el cine, el teatro, la danza, la pintura)‚ÄĚ[1]. Por su parte, la Doctora en Ciencias Filol√≥gicas Amparo Barrero Morell enfatiza en que ‚Äúel tema de las relaciones, influencias e interferencias entre las distintas artes, [‚Ķ] es un problema complejo‚ÄĚ[2] que cr√≠ticos, acad√©micos, entre otros especialistas, han intentado resolver desde diferentes perspectivas. O sea, estamos ante un campo de estudio vasto y diverso, en donde la relaci√≥n entre artes pl√°sticas y literatura, probablemente es el de m√°s quehacer investigativo.

En el universo de los estudios literarios cubanos, no pocos se han ocupado de revelar el intr√≠ngulis de los nexos entre ambos lenguajes expresivos. En la n√≥mina tenemos, por ejemplo, al escritor Jos√© Lezama Lima, miembro del Grupo Or√≠genes,[3] quien se interrogaba, en el libro La cantidad hechizada (Letras Cubanas, 2010), sobre: ¬ŅQu√© br√ļjula adoptar para la navegaci√≥n de poes√≠a y pintura cubanas en siglos anteriores?, desarrollando, en lo sucesivo, un sistema de pensamiento al respecto. Posteriormente el narrador y ensayista Reynaldo Gonz√°lez, con Lezama Lima: el ingenuo culpable (Letras Cubanas, 1994), escudri√Īar√≠a lo derivado de ese cuestionamiento a partir, sobre todo, de an√©cdotas personales del autor de Paradiso, que arrojan luces acerca de las m√ļltiples reflexiones,¬† enfoques y definiciones que tuvo acerca de un fen√≥meno conocido, entre otros nombres, como intertextualidad y transposiciones.[4]

Resulta oportuno destacar, que otros origenistas igualmente buscaron explicaciones a las relaciones pl√°stico-literarias, de lo cual da fe el poeta, narrador y ensayista matancero, ensayista Aram√≠s Quintero en El tiempo y el grabado en la poes√≠a de Eliseo Diego, donde particulariza en la producci√≥n po√©tica del Premio Nacional de Literatura (1986), y el reflejo de ese g√©nero de las artes pl√°sticas. Roberto M√©ndez Mart√≠nez, tambi√©n ensayista ‚Äēy poeta‚Äē, estudioso de diversos procesos relacionados con la poes√≠a insular, y conocedor de los aportes del citado grupo,[5] de cuya membres√≠a salieron otros premios nacionales de literatura como Cintio Vitier (1988) y Fina Garc√≠a-Marruz (1990), publicar√≠a el art√≠culo ‚ÄúLas Artes Pl√°sticas en la poes√≠a de Fina Garc√≠a-Marruz‚ÄĚ, [6] en el cual repasa la fecunda confluencia que establece la poetiza entre su discurso po√©tico y las artes pl√°sticas, en los poemas Transfiguraci√≥n de Jes√ļs en el Monte, ¬†Ama la superficie casta y triste y El retrato de Ponce.

Las referencias anteriores manifiestan el inter√©s por explicar estas relaciones, y que las mismas constituyen un √°rea abierta a diversas indagaciones. M√©ndez Mart√≠nez, sabiendo la necesidad de dirigir las miradas hacia ese punto, escribir√≠a, que ¬†‚Äúel nexo que se establece entre la literatura y la pl√°stica, espec√≠ficamente entre poes√≠a y pl√°stica, en la cultura cubana [a√ļn] han sido muy pocos estudiados, a pesar de la riqueza manifestada por ellos en la historia del arte insular‚ÄĚ.[7] ¬†No es de extra√Īar entonces que en rese√Īas, art√≠culos y ensayos disponibles, fundamentalmente, en las revistas culturales,[8] palpiten los actuales derroteros acerca del tema. Estos trabajos convergen, de un modo u otro, en que la pl√°stica como dominio del espacio y la poes√≠a como dominio del tiempo ‚Äúcoquetean‚ÄĚ desde complejos sistemas simb√≥licos, para dar material creativo a los ‚Äúpoetas gr√°ficos‚ÄĚ, cultivadores de la denominada pintura escrita o literatura de la pl√°stica.

Cualesquiera sean los apelativos, lo primordial en ellos es que no se desvirt√ļa la esencia de ese tipo de creaci√≥n, con las se que llega a describir caracter√≠sticas puntuales de obras y autores de la pl√°stica, a trav√©s de im√°genes (alegor√≠as) para emitir respuestas emocionales: ‚Äúrecurso sumamente √ļtil ya que le permite al autor agregar profundidad y textura a su obra, en forma similar a como un escultor agrega niveles de refinamiento a su estatua‚ÄĚ,[9] Esta tesis, de conjunto con los criterios hasta ahora abordados, servir√°n de pre√°mbulo para vislumbrar tales convergencias en la poes√≠a contempor√°nea santiaguera, heredera de la rica tradici√≥n literaria, de la isla y la regi√≥n, por donde desfilan el dibujo, la escultura, la pintura, el grabado, el retrato, entre otras t√©cnicas.

II

Poetas de generaciones y √©pocas diferentes nacidos Santiago de Cuba, pueden catalogarse como poetas gr√°ficos si leemos atentamente algunos de sus textos, pues salta a la vista el cultivo de esta manera de canalizar sus inquietudes a trav√©s de la poes√≠a. En apretad√≠sima s√≠ntesis:[10] Manuel J. Rubalcaba (1769‚Äď1805): A Nise bordando un ramillete; Jos√© Mar√≠a Heredia (1803-1839): En un retrato. Del autor proscripto‚Ķ);[11] Jos√© Manuel Poveda (1888‚Äď1926): La Estatua y Ante el retrato de Madame A.D;[12] Efra√≠n Nadereau (1940);[13] Jes√ļs Cos Causse (1945-2007): Retrato al √≥leo, El pincel y el pintor y[14] Elogio y eleg√≠a a una mujer;[15] Antonio Desquir√≥n (Santiago de Cuba, 1946): Fra Giovanni da Fi√©sole decora el landhuis Cenepa;[16] Jos√© Orp√≠ Gal√≠ (1953): Un pincel para Frida Kahlo;[17]

tomada del blog la isla y la espina

Y dos exponentes, de los nacidos despu√©s de los a√Īos 60¬ī del pasado Siglo XX: Frank Dimas Fuentes Danger (1966): Para el fantasma de Van Gogh en el camino y Dimas mirando un cuadro de Gaugu√≠n.[18] Y ¬†Reinaldo Cede√Īo Pineda (1968) con Toulouse‚ÄďLautrec e ¬†Intermezzo para Fidelio Ponce de Le√≥n,[19] este √ļltimo asumido como objeto de an√°lisis en el presente trabajo, debido a que en √©l, claramente, dialogan dos m√©todos, considerados substanciales para exponer y desarrollar una composici√≥n po√©tica de esta naturaleza: el biogr√°fico (indagando en la vida del artista, conocer de su obra y elementos anecd√≥ticos) y el iconogr√°fico (estudiando las im√°genes y los elementos que se derivan de la obra).[20] ¬†

Brevemente, la obra de Cede√Īo posee caracter√≠sticas que la hacen cercana a la est√©tica de la denominada, por el investigador literario Virgilio L√≥pez Lemus, promoci√≥n Juvenil; poetas nacidos entre 1959 y 1975, de la que L√≥pez Lemus destaca, de Santiago de Cuba, a Reynaldo Garc√≠a Blanco y Teresa Melo Rodr√≠guez. Es una promoci√≥n ‚Äúdonde la palabra y musicalidad dentro del texto cobrar un inter√©s valioso inter√©s experimental. [‚Ķ] es muy nutrida [‚Ķ] lectores de mucha poes√≠a europea [y de otras latitudes] leen lo que est√° sucediendo en el mundo [y Cuba] entre las cercan√≠as de las artes visuales, [‚Ķ];‚ÄĚ [21] he ah√≠ algunas claves para acceder a Intermezzo‚Ķ

Pinta el oto√Īo, Fidelio, pinta un pez ocre y el/Pulm√≥n que te falta. Puerto Pr√≠ncipe parece una/ campana, un vaho de letan√≠a; las beatas se/cuelgan del rosario. / Fidelio, pinta una mancha blanca, una c√≥lera/helada. Pinta un ni√Īo en penumbra, pinta detr√°s/de un cuadro de Academia, pinta por la/ comida, pinta todos los a√Īos extraviados. / Fidelio tiene la oreja intacta, pero sangra. /En su sombrero cobij√≥ el amanecer, sus manos/son dos surcos su nariz una daga. /Un espectro de luz en la pared, Fidelio Ponce de Le√≥n/ un pulm√≥n que nos falta.

Construido en 13 versos y cuatro estrofas, el poema gravita en torno a la recapitulaci√≥n de la vida y obra del pintor cubano, de la primera mitad del siglo XX, Fidelio Ponce de Le√≥n (Camag√ľey, 1895‚ÄďLa Habana, 1949). Lo presenta rodeado en una aureola rom√°ntica, conform√°ndose una imagen de ida y vuelta propia del alimento literario, asimismo de la pl√°stica. ¬†Intencionalmente el pintor es definido como un pulm√≥n que nos falta, por la ponderaci√≥n que primar√° en la simbiosis pintor (humano)‚Äďobra, necesidad de un acercamiento (conocimiento) para el receptor (lector). Por ello, en el poema se introduce y pone √©nfasis en el drama humano: estados mentales, inquietud, preocupaci√≥n, goce, perplejidad y c√≥lera. As√≠ el lector entra en consonancia con el drama del pintor, marcado por los avatares de la √©poca que le toc√≥ vivir y por la enfermedad (tuberculosis), que se reflejar√≠a como una constante en su obra pict√≥rica, la cual puede resumirse como, ‚Äú√≥leos muy empastados, lechosos, figuras alargadas y poco definidas (monocromatismo), ciertas abstracciones, temas melanc√≥licos relacionados con enfermedad, muerte y religi√≥n‚ÄĚ,[22] que no eran para √©l temas literarios.

La l√≠nea dram√°tica, que tiene por asunto el conflicto humano, se va observar en Intermezzo‚Ķ ¬†como elemento conmovedor. Debe destacarse adem√°s, a prop√≥sito de Alfredo Ram√≥n Jes√ļs de la Paz Fuentes Pons (nombre real de Fidelio), que ese halo casi m√≠tico, que en torno al mismo ‚Äďy su obra- se gener√≥, sirvi√≥ de inspiraci√≥n, con anterioridad, a poetas de la talla Nicol√°s Guill√©n, Fina Garc√≠a Marruz, Eliseo Diego y Cintio Vitier. En el caso del Fidelio de Guill√©n, poema que aparece en el libro La Rueda Dentada,[23] hay solo una devoluci√≥n al ser f√≠sico del pintor. ¬†Mientras que Fina Garc√≠a, Eliseo Diego y Cintio Vitier llegar√≠an a caracterizar a Ponce, a trav√©s del motivo de un retrato que el propio pintor realizara a la persona de la Garc√≠a-Marruz, empe√Īados en el desciframiento del texto visual a partir de la resonancia afectiva y las interrogantes filos√≥ficas, que despertaba el retrato en cada uno de ellos.[24]

Los textos po√©ticos de estos escritores, establecen otros referentes imprescindibles para entender a Intermezzo‚Ķ, en cuanto a lecturas de aspectos necesarios para desdibujar los nexos art√≠sticos. Quiz√° uno de los nexos m√°s llamativos es que Fidelio, por los a√Īos 30 del siglo XX, asisti√≥ a las tertulias literarias del doctor Emilio Rodr√≠guez Correa, coleccionista de arte y gran amigo del pintor en vida de este,[25] ¬†por lo que se infiere que el mundo literario no le fue, en absoluto, ajeno, como no lo fue para muchos otros artistas pl√°sticos de la √©poca.

Aunque del autor de Tuberculosis no constan publicaciones u otros referentes afines, el √ļltimo proyecto literario de Guy P√©rez Cisneros,[26] amigo del pintor, tribut√≥ a compilar los pensamientos de Ponce ordenados, para su publicaci√≥n, en diez cap√≠tulos, que van desde el artista visto por s√≠ mismo, su inspiraci√≥n, Dios, hasta pensamientos sobre m√ļsica (un arte por el que tuvo singular apego). De pintura y poes√≠a se accedieron solo a los dos que fungen como exergo en este art√≠culo, una suerte de revelaciones para ahondar en el poema Intermezzo‚Ķ¬† Su poes√≠a, a saber, permanece in√©dita al igual que su epistolario y refranes, empe√Īo del propio Cisneros que aseguraba que los amigos del pintor ‚Äúmuy pronto recibir√≠an noticias sobre este particular‚ÄĚ. [27] ¬†

P√©rez Cisneros enfatizaba que Ponce, ‚Äúes el √ļnico de nuestros pintores que consigue ponernos cara a cara con la muerte y con el tiempo‚ÄĚ,[28] por lo que no caben dudas que en su obra se encierran ya determinados motivos ‚Äúrecurrentes‚ÄĚ de la poes√≠a. As√≠ Cede√Īo Pineda realiza con Intermezzo‚Ķ su propio ‚Äúcuadro escrito‚ÄĚ del artista, incorporando y recontextualizando, a trav√©s del discurso po√©tico, tres obras pict√≥ricas emblem√°ticas: Las Beatas, Tuberculosis (1934) y Ni√Īos (1938), trilog√≠a donde se sustenta, seg√ļn los cr√≠ticos, el peso de la obra de Ponce.

Inicialmente el poema muestra una transici√≥n simb√≥lica, que parte del motivo del oto√Īo (situaci√≥n atmosf√©rica), conect√°ndose sucesivamente con alusiones a los tonos y a los colores que corporizan la existencialidad lacerante del pintor: Pinta el oto√Īo, Fidelio, pinta un pez ocre y el/ pulm√≥n que te falta/‚Ķ pinta una mancha blanca, una c√≥lera/ helada. Pinta un ni√Īo en penumbra‚Ķ ¬†El oto√Īo, como recurso po√©tico, se utiliza en el verso para introducir el tiempo (situaci√≥n temporal), en tanto razonamiento sobre el misterio que implica esta estaci√≥n para el hombre. Este tiempo en Intermezzo‚Ķ lleva cuotas del pasado y el presente (viaje de ida y vuelta), y¬† aboga por un coloquio (a)temporal donde la palabra pinta, imperativa dentro del poema constituir√° la respuesta ‚Äēsimb√≥lica‚Äē del pintor, con los c√≥digos propios de su conglomerado creacional, denotando una acci√≥n comunicativa que a su vez es la acci√≥n posible para su mundo. ¬†

El modo que se utiliza para ¬ī¬īdialogar‚Äô‚Äô con el sujeto l√≠rico (el pintor), es significativo en tanto no se comprende a este desaparecido. Se le trasmite seguridad para continuar con su creaci√≥n pues Ponce, incomprendido por muchos, tuvo una ejemplar dedicaci√≥n al arte, de una lucha ‚Äútriunfante‚ÄĚ contra la miseria, la enfermedad y la academia.[29] ¬†De √©l se dijo que pintaba con desprejuicios t√©cnicos y motivos de tradici√≥n cl√°sica con estilo vanguardista y fueron sus obras enigm√°ticas y m√≠ticas. ¬†La atm√≥sfera irreal, matizada por los colores oto√Īales, ser√° su sello en contraste con otros creadores que para la √©poca (d√©cada de los a√Īos 30 y parte de la d√©cada de los 40 del pasado siglo XX) se afanaban por expresarse mediante un ‚Äúcolor cubano‚ÄĚ. Ponce hace suya una pintura sin color, con la que logra sus obras m√°s elocuentes y que el poeta como ‚Äúgraf√≠a‚ÄĚ no desde√Īa y le da seguimiento hasta la √ļltima estrofa: espectro de luz en la pared.

La insistencia en la palabra pinta, extrapolada al contexto de Ponce, se enarbola como una filosof√≠a de resistencia y de fuga a sus horizontes imaginarios, a la lucha del pintor, entre otros cap√≠tulos, contra la corriente acad√©mica en las artes pl√°sticas cubana de su tiempo: pinta detr√°s/ de un cuadro¬† de Academia, un contenido¬† que se constata a trav√©s del testimonio del propio pintor en el que se define esta ‚Äúcruzada‚ÄĚ creativa: ‚ÄúEn mi adolescencia [‚Ķ] fui el primero en combatir a la academia, [‚Ķ]: con mis obras echadas de dentro y afuera y trazadas con las l√≠neas de mi esp√≠ritu, trataba de romper, de aniquilar toda forma carcomida de la mediocridad‚ÄĚ. [30]

A pesar de los detractores, el vagabundeo, la inestabilidad y el alcoholismo, predomin√≥ en √©l el talento, que lo llev√≥ a exponer en importantes salones nacionales e internacionales. Pudo conocer y compartir adem√°s con pintores como Wilfredo Lam, Servando Cabrera, Carlos Enr√≠quez, Amelia Pel√°ez, por solo citar algunos. La dimensi√≥n conmovedora y sui g√©neris de Ponce contribuy√≥ a penetrar en el importante c√≠rculo de creadores de la pl√°stica de la primera mitad del siglo XX. Incluso Servando Cabrera Moreno, en ocasi√≥n de visitar una exposici√≥n en el Capitolio qued√≥ absorto frente a un cuadro de √©ste expresando que ‚Äúla pintura era algo m√°s de lo que yo estaba haciendo‚ÄĚ.[31] Se desconoce cu√°l fue la obra que afect√≥ el ojo avezado de Servando, pero con los ejemplos del poema, utilizando la hol√≠stica en la comprensi√≥n del fen√≥meno art√≠stico, se pueden ilustrar algunos hechos trascendentales del imaginario de Ponce.

En Ni√Īos, una de las piezas m√°s conocidas y apreciadas del pintor, los personajes, aparentemente, se presentan como si habitaran en otra dimensi√≥n, envueltos en una atm√≥sfera de irrealidad. En Intermezzo‚Ķ encontramos a un ni√Īo en penumbra, detalle de singular referencia que adquiere una dimensi√≥n altamente sensible y de significativa importancia sujeta a dos posibles variables desprendidas de un r√°pido bosquejo biogr√°fico: el Ponce profesor de pintura de ni√Īos pobres en sus andares y el Ponce ni√Īo en su tierra natal.

La segunda variable puede ser an√°loga con la obra Ni√Īos, en la que Cede√Īo Pineda, al plasmar el nombre de Puerto Pr√≠ncipe en la primera estrofa del poema, deja entrever un mensaje que conlleva a otras b√ļsquedas, sino todo quedar√° a medias.¬† Tal es as√≠ que ese Puerto Pr√≠ncipe que parece una campana, / un vaho de letan√≠a, en la obra de Ponce, seg√ļn estudiosos de su vida y obra, es el lugar que ‚Äúse revela como factor mod√©lico de comportamiento regional, pero indiscutiblemente de repercusi√≥n nacional: la cultura camag√ľeyana‚ÄĚ.[32] Y si de analog√≠as se trata, entre el Fidelio de Cede√Īo y el de Guill√©n hay una comuni√≥n en ese sentido: al Fidelio de Guill√©n lo buscaban un s√°bado del siglo XVI nada m√°s y nada menos que en Camag√ľey, ‚Äúporque Ponce de Le√≥n ha llevado de √©l, como el m√°s firme equipaje, una incalculable fantas√≠a para la lectura y escritura de los m√°s profundos e √≠ntimos mensajes‚ÄĚ.[33]

De la mano Marcos Antonio Tamames Henderson, investigador camag√ľeyano, nos llega una referencia acerca de lo que puede ser ese ni√Īo en penumbra (a prop√≥sito con el desciframiento de los mensajes del texto po√©tico) cuando se alude al mundo infantil de Fidelio Ponce, desde lo externo, lo social, inmerso en una conservadora y tradicional familia de esa tierra, heredera del m√°s aut√©ntico catolicismo en Cuba:

Con tan solo 8 a√Īos, tras la muerte de su madre y un infructuoso intento de relaci√≥n con su madrastra, Fidelio Ponce se distanci√≥ de su padre, quien cubr√≠a las cr√≥nicas religiosas en la prensa local, y pas√≥ a vivir con sus t√≠as [quiz√°s las beatas que cuelga del rosario], solteronas de fuerte religiosidad y vida introspectiva, quienes no dudar√≠an en inscribirlo en las Escuelas P√≠as, espacio que termin√≥ por marcar en √©l un mirar franciscano al entorno.[34]

La religiosidad se sumar√°, indisolublemente, a lo subjetivo de Ponce, quedando evidenciada desde la aprehensi√≥n de su experiencia infantil. ¬†El amor a Dios, en una parad√≥jica manera de materializarlo en su adultez, lo llev√≥ a la convicci√≥n que la inspiraci√≥n para sus cuadros estaba tomada de su mundo interior, del mundo de Jehov√° y el mirar franciscano del entorno, herencia familiar, justifica la menguada econom√≠a a la hora de vivir de sus cuadros, sobre todo los retratos, que seg√ļn √©l le permit√≠an vivir hasta los hombros, pero lo dem√°s le permit√≠a vivir hasta el m√°s all√°.[35] O sea, la posteridad que siempre busc√≥, un √≠tem socr√°tico de sobrevivir a la propia muerte.

Ponce hizo suyo el adagio popular que los locos y los ni√Īos dicen la verdad y lleg√≥ a firmar algunas sentencias o reflexiones donde se catalogaba como ‚ÄúEl Loco Ponce‚ÄĚ. La penumbra es una de sus verdades (las art√≠sticas y las vividas); la locura, otro estado de creaci√≥n que en la met√°fora del poema se le relaciona con un icono de la pintura universal, Van Gogh: Fidelio tiene la oreja intacta pero sangra‚Ķ/ En su sombrero cobij√≥ el amanecer, sus manos dos surcos, su nariz una daga.

De pronto el pintor cubano se transfigura y se hace partícipe de las características de un análogo cultural, de un sujeto simbólico fundamental de las artes plásticas y la cultura universal.  Fidelio se entrevé entonces como nuestro Van Gogh tropical, recurriendo a un apelativo más idóneo, que a través de la función tropológica de esta parte volvemos a la fuerte lucha Contra la Academia propuesta con anterioridad.

Este recurso en el poema lleva a otras lecturas como, puntualizar en el sustrato cultural general requerido para enfrentar textos con dichos nexos.  Van Gogh, como artista, perteneció a una generación de pintores seguidores del Impresionismo, movimiento pictórico francés de finales del siglo XIX que apareció como reacción contra el arte académico. El movimiento impresionista, un arte de vanguardia, es considerado el punto de partida del arte contemporáneo mundial, de ahí que Ponce signifique un punto de partida, referente a técnicas pictóricas, para el arte contemporáneo cubano.

Los impresionistas, en contraposici√≥n con el academicismo franc√©s, llevaron la pintura al aire libre y los temas de la vida cotidiana a un punto significativo. Y aunque estos y los postimpresionista, como Van Gogh, estuvieron muy influidos por la vivacidad del colorido, hecho art√≠stico ajeno para los cuadros de Ponce, la intenci√≥n en el poema est√° m√°s bien dirigida a legitimar los postulados de la vanguardia. Con la ‚Äúoreja sangrante‚ÄĚ el poeta proporciona a Ponce otro itinerario, de los muchos que imaginariamente sigui√≥, esta vez como disc√≠pulo o compa√Īero del holand√©s, quiz√°s en el so√Īado Taller del mediod√≠a,[36] enfatiz√°ndose que con estos itinerarios se recalca el car√°cter de ‚Äúcaminante‚ÄĚ de Ponce, que dec√≠ase adem√°s del linaje del El Greco y pariente de un pintor europeo de apellido Henner, que seg√ļn √©l hab√≠a sido su abuelo.

Todo ello resulta ilustrativo para la batalla precisamente que Fidelio libr√≥ contra el academicismo cubano y contra aquellos que devaluaban su obra, a√ļn cuando desde su fuero interno se sent√≠an atra√≠dos por la magnificencia y espiritualidad del ocre m√≠stico, y en consonancia se nos remite (en la doble lectura) al violento enfrentamiento de Van Gogh con otro grande de la pintura universal: Paul Gauguin; resultado por lo cual se cercen√≥ la oreja. ¬†

El poeta, dramaturgo, novelista y actor francés Antonin Artaud, proclamaba que van Gogh no era loco, pero que sus cuadros mezclas incendiarias, bombas atómicas, cuyo ángulo de visión, comparado con el de todas las pinturas que hacían furor en la época hubiera sido capaz de trastornar gravemente a la burguesía dominante.[37] Fidelio también padecía de una locura justificada. Y Si Van Gogh se coronaba el sombrero con velas para pintar paisajes naturales, Fidelio no se separaba de su sombrerón, una extensión de sus pensamientos, para visualizar sus temas cotidianos e íntimos, viendo llegar e irse las horas, cobijando el amanecer cual fenómeno de la iluminación personal.

III                            

A modo de conclusi√≥n, con Intermezzo para Fidelio Ponce de Le√≥n, se denota las posibilidades que estos textos ofrecen para los estudios de y sobre poes√≠a en el territorio santiaguero. Con √©l se corrobora la armon√≠a entre las est√©ticas del lenguaje visual (como medio de conocimiento y reflejo de la realidad expresiva). Y el literario (donde el escritor afirma ‚Äēo niega‚Äē y expresa emoci√≥n personal para reflejar un hecho real o ficticio), en funci√≥n y sentido de lo traslaticio, simb√≥lico, sugestivo, sugerente e imaginativo. Da cuentas de los empe√Īos por revisitar las artes pl√°sticas (extensivo a otras artes), desde la apoyatura que ofrece la coexistencia fenomenol√≥gica de la contemporaneidad, que amalgama y exige del creador (los creadores) miradas criticas y m√ļltiples, para tributar expeditamente a la construcci√≥n del tejido cultural.¬†

El poema es un replanteo del simbolismo pictórico y personológico del pintor, sin traicionar la organización ideológica del sistema que le dio origen. El resultado de estas asociaciones, por sobre todas las cosas, es reflejar el espíritu del ser humano, lugar donde los matices psicológicos, cual recursos literarios, ofrecen las mejores perspectivas a la hora de producirse el intercambio, redescubrimiento, entre otros aspectos, los colores propios en las creaciones de Fidelio.  

 

NOTAS Y REFERENCIAS BIBLIOGR√ĀFICAS

[*]Reinaldo Cede√Īo Pineda. Poeta y periodista. Miembro de la UNEAC y de la UPEC. ¬†Obstenta importantes premios como el Nacional de Periodismo Cultural (prensa escrita), 1998 y 2001; el de Cr√≠tica de Artes Pl√°sticas Santiago de Cuba 2004; 26 de Julio, Uni√≥n de Periodistas de Cuba, 2000 y 2012; Caracol, UNEAC, 1999, 2002 y 2004 y el Hermanos Loynaz de poes√≠a en Pinar del R√≠o, en 2011. Colaboraciones suyas aparecen, entre otros peri√≥dicos, en el Juventud Rebelde, Tribuna de La Habana y Sierra Maestra, as√≠ como en las revistas Revoluci√≥n y Cultura, Bohemia, Del Caribe, Sic, Mujeres y El Caim√°n Barbudo. Entre sus libros publicados se destacan Nadie se llama tristeza (Ediciones Inspiraci√≥n, 1997); Son de la loma. Los dioses de la m√ļsica cantan en Santiago de Cuba (Editorial Musical de Cuba, 2002); Cartas a Saturno. Dulce Mar√≠a y Flor Loynaz (Ediciones Santiago, 2003); A capa y espada, la aventura de la pantalla (Fundaci√≥n Caguayo/Editorial Oriente, 2011); El hueso en el papel (Periodismo literario. Editorial Oriente, 2011); Poemas del lente (Ediciones Loynaz, 2012) y La edad de la insolencia (Ediciones Caser√≥n, 2013). Es creador del blog La Isla y la Espina y del Concurso Nacional de Promoci√≥n de la Lectura, Caridad Pineda in memorian. Conduce adem√°s la pe√Īa literaria P√°ginas Abiertas. ¬†

[1] Lu√≠s √Ālvarez √Ālvarez¬† y Juan Francisco Ramos Rico: Circunvalar el arte. Editorial Oriente, Santiago de Cuba, 2003, p. 61.

[2] Amparo Barrero Morell: Julián de Casal y la transposición de las artes. Editorial Oriente,1995, p.4

[3] El Grupo Orígenes (1944-1954), nucleado en torno a la revista Orígenes, cuyos miembros asumieron el encargo de construir el canon de la poesía cubana, tuvo una particular inclinación hacia el tema de las relaciones artísticas así como por sus aportes a la cultura nacional desde discusiones sobre arte y nacionalismo, nacionalismo literario e historia política.

[4] La intertextualidad, b√°sicamente, es la relaci√≥n entre textos escritos u orales. Sin embargo, algunos consideran que lo intertextual va m√°s all√° de esta visi√≥n, ya que los textos son ideas que viajan, metamorfoseadas o transfiguradas, de una obra a otra.¬† El escritor Franz Kafka, dec√≠a que las ‚Äúideas‚ÄĚ est√°n all√≠, en el aire, para todos, y alguien tiene la suerte, pero la vista de apropiarse de alguna. Por ejemplo, la obra pl√°stica (Entendida como texto objeto de lectura. Un texto cultural si se prefiere) contiene ideas de las que se apropia, en un determinado momento, el escritor.

Las transposiciones, seg√ļn definici√≥n del historiador de literatura hispanoamericana Ivan A. Schulman, son pr√°cticas escriturales, caracterizadas por transferencias de t√©cnicas asociadas com√ļnmente con la pintura, o en otros, de ‚Äútraducciones‚ÄĚ verbales ‚Äēnarraciones descriptivas‚Äē en las que se intenta fijar en el arte literario lo que se hab√≠a dado antes en la creaci√≥n pl√°stica. ¬†Sobre esto consultar art√≠culo ‚ÄúLa vida es la ancha arena: de la pintura a la poes√≠a, ‚Äú(Disponible en http://epoca2.lajiribilla.cu/2002/n49_abril/1266_49.html), a prop√≥sito de un an√°lisis de las transposiciones en la poes√≠a de Jos√© Mart√≠.

[5] Roberto Méndez. La dama y el escorpión. Editorial Oriente, 2000.

[6] Disponible en el sitio digital CUBARTE, martes, 14 de Mayo, 2013.

[7] Roberto Méndez. Ob.Cit, p.27.

[8] En nuestro pa√≠s estas, seg√ļn el Catalogo Nacional de Publicaciones Seriadas 2010-2011, entre impresa y digitales, superan el centenar y se clasifican en art√≠sticas-literarias y tem√°ticas.

[9] Tomado de la enciclopedia libre Wikipedia.

[10] Otras figuras que ameritan mencionar son Richard Bruff Bruff, quien fuera conocido como el poeta pintor. Y al que la Doctora Luisa M. Ram√≠rez Moreira le dedic√≥ un aparte en el libro Pintura Ingenua: reino de este mundo (Ediciones Catedral, 2001). As√≠ mismo, en el Gabinete Metodol√≥gico del Departamento de Historia del Arte de La Universidad de Oriente (UO) constan dos investigaciones sobre la combinaci√≥n del oficio de la ret√≥rica y el pincel en los artistas Luis Nov√ļa y Eduard Encina Ram√≠rez. Refi√©rase a ‚ÄúLuis Nov√ļa‚ÄĚ maestro y continuador de la caricatura en Santiago de Cuba (UO, 2003) de Yudelkis Cala√Īa Guevara y Poes√≠a y pintura un universo est√©tico en la obra de Eduard Encina Ram√≠rez (UO, 2005) de Yaneiquis Sotomayor.

[11] José María Heredia: Poesías del ciudadano. Tomo I. Ediciones Toluca, México, 1832. , p. 51. (Fondos raros y valiosos Biblioteca Provincial de Santiago de Cuba Elvira Cape)

[12] √ďrbita de Jos√© Manuel Poveda. Instituto de Literatura y ling√ľ√≠stica de la Academia de Ciencias de Cuba, 1975.

[13] La obra de Efra√≠n Nadereau (Cubano nacido Hait√≠, 1940 pero inscrito en Santiago), es muy singular en este sentido y fue estudiada por el escritor Roberto Leliebre para el texto compilatorio Poes√≠a de Efra√≠n Nadereau. (Ediciones Santiago, 2010). En la p√°gina 61 dice Leliebre [‚Ķ] ¬ī¬īEn Nadereau la fiebre pict√≥rica es sustancial con su yo creativo, y a falta de oficio empez√≥ a sudarla a trav√©s de las palabras [‚Ķ].¬ī¬ī Para demostrarlo reuni√≥, para un cap√≠tulo, veinte poemas que constituyen una galer√≠a de lo m√°s representativo de la pintura del territorio: Adagio Ben√≠tez, Aguilera Vicente, Pedro Arrate, Lincon Camu√©, Ferrer Cabello, Pedro Jorge Pozo, Julia Vald√©s, Luis Nov√ļa y Carlos Carballo.

[14] Jes√ļs Cos Causse: Cr√≥nica del crep√ļsculo, p.31

[15] Jes√ļs Cos Causse: Concierto de Jazz. Editorial Oriente, 1994, pp. 37-38

[16] Antonio Desquirón Oliva: Vista aérea. Editorial Oriente, Santiago de Cuba, 2010, pp.61-63

[17] José Orpí Galí: El encantador de serpientes Ediciones Santiago, 2001,  p. 13.

[18] Frank Dimas: Bajo Mundo. Ediciones Santiago, 2001,  pp. 49-51.

[19] Reinaldo Cede√Īo Pineda. Los corderos a la vista. Ediciones Santiago, 2005

[20] Otros poemas suyos tienen nexos con la pl√°stica, v√©ase Toulouse ‚Äď Lautre (Los corderos‚Ķp.14). ¬†Asimismo pone en relaci√≥n otras artes, ejemplo, Poemas del lente dedicado al cine.

[21] Virgilio López Lemuz. Oro de la crítica. Editorial Oriente, 2013, p.119.

[22] Fidelio Ponce de León En Galería Cubarte. Disponible en http://www.galeriacubarte.cult.cu/g_artista.php?item=129&lang=sp

[23] Nicolás Guillén: La rueda dentada. Ediciones Unión, La Habana, 1976, p. 44.

[24] Roberto Méndez Martínez: Op. Cit, pp. 41-42.

[25] Guy P√©rez Cisneros: ¬ī¬īPensamientos de Ponce.¬ī¬ī En Revista C√ļpulas. Instituto Superior de Arte. N√ļmero 13, 30 de marzo/2002, p. 57.

[26] Murió repentinamente mientras revisaba las pruebas de imprenta del mismo.

[27] Guy Pérez Cisneros: Op. Cit, p. 59.

[28] Tomado de Roberto M√©ndez Mart√≠nez: ¬ī¬īMuseo ideal. Sal√≥n independiente.¬ī¬ī En SIC¬† Revista Literaria y Cultural, No. 28, 2005, p. 8.

[29] Guy Pérez Cisneros: Op. Cit, p. 59.

[30] Ibídem, p. 61.

[31] Gerardo Mosquera: Exploraciones en la pl√°stica cubana. Editorial Letras Cubanas, Ciudad de la Habana, 1983, p. 92.

[32] Marcos Antonio Tamames Henderson. ¬ī¬īFidelio Ponce: pintor de vanguardia, insoslayable huella en la pl√°stica cubana.¬ī¬ī En¬† Revista Digital Senderos, www.ohcamaguey.co.cu [ s. n. p ]

[33]¬† √ćdem.

[34]. √ćdem.

[35] Guy Pérez Cisneros: Op. Cit, pensamientos 5 y 6, p. 62.

[36] En 1888 Van Gogh dejó París y se trasladó al sur de Francia con la esperanza de atraer allí a algunos de sus amigos y fundar con ellos un Taller que llevaría el nombre de Taller del Mediodía.

[37] Antonin Artaud: ¬ī¬īVan Goh el suicidio por la sociedad.¬ī¬ī En La Letra del Escriba, octubre 2006, No. 54, p.10.


Librerías: espacios esenciales en las nuevas realidades sociales contemporáneas

‚Äú…s√≥lo el j√ļbilo que me produce entrar en una gran librer√≠a es comparable al fr√≠o que se siente al entrar en un gran arsenal‚ÄĚ.

José Martí.

(Diario La Nación El 13 de enero de 1886)

‚ÄúLas librer√≠as son antros donde se pasean unos tipos raros que ojean lo que no compran, que hojean lo que s√≥lo pueden mirar…‚ÄĚ

César Hildebrandt

(Periodista lime√Īo)

Quien se decida a realizar una exhaustiva b√ļsqueda bibliogr√°fica, acerca de temas relacionados con las instituciones culturales en nuestro pa√≠s, podr√° percatarse de siguiente detalle: sobre las librer√≠as resultan, a√ļn, escasos los trabajos que atiendan suficientemente su quehacer y papel, en torno a procesos articuladores como el servicio y la gesti√≥n cultural o su participaci√≥n en la producci√≥n de conocimientos e intercambios de informaci√≥n y significaciones de la sociedad.

La necesidad de indagar en estas y otras zonas de profundas connotaciones para estas instituciones, cuya actividad se relaciona con las formas tradicionales del consumo de libros, radica en el largo tiempo que han estado presentes en los itinerarios y prácticas culturales[1] de muchos cubanos. Ocupan un lugar crucial en la memoria colectiva, fundamentalmente, por el interés de los servicios que prestan y de sus usos, servicios que dejaron de ser una práctica de consumo cultural[2] elitista mediado por signos de status, con peso en las competencias económicas o culturales.

Lo antes descrito les ha permitido ganarse cierta distinci√≥n y destaque en los distintos momentos hist√≥rico-culturales de nuestra sociedad, a partir de interconexiones establecidas en el tejido social, que les imprimen caracter√≠sticas ‚ÄĒquiz√°s las m√°s conocidas‚ÄĒ como las de ser soportes estructuradores de barrios y actividades culturales y lugar de afinidades cultivadas de diversas maneras: El lugar ‚Äúdonde a la memoria y la emoci√≥n se suma el encuentro, seg√ļn postulados de la sicogeograf√≠a[3]‚ÄĚ. ¬†¬†

El periodista, narrador, cr√≠tico y editor cubano Imeldo √Ālvarez Garc√≠a, da cuentas en su art√≠culo «Libros, libreros y librer√≠as‚ÄĚ, de la impronta emotiva que estos lugares tienen al plantear ‚Äúque valdr√≠a la pena compilar los criterios y an√©cdotas de los m√°s importantes escritores, artistas e intelectuales sobre las librer√≠as [donde] Saldr√≠a un libro colmado de experiencias incalculables en la memoria de cualquier densidad cultural‚ÄĚ. Aunque valdr√≠a la pena recoger tambi√©n las vivencias de otros grupos sociales, pues la permanencia y diversificaci√≥n de las librer√≠as por todo el territorio nacional[4] patentiza una de las maneras en que se han defendido, nuestros derechos culturales, en tanto, hacer usos de sus servicios,[5] ejemplifica la democratizaci√≥n y acceso a los productos culturales (espec√≠ficamente los productos editoriales).

II

Urge recuperar y organizar la mayor cantidad de informaci√≥n posible sobre las librer√≠as porque en Cuba, ‚Äúdonde se libra actualmente la m√°s aut√©ntica revoluci√≥n cultural de estos tiempos, la librer√≠a tiene un significado distinto‚ÄĚ[6], ¬†al estar sometidas, entre otras mediaciones, a las cambiantes condiciones de la realidad social contempor√°nea, caracterizada por la diversificaci√≥n (y nuevos h√°bitos) de consumo de bienes y servicios culturales que coadyuvan, de una manera u otra, a debilitar su viabilidad.

La diversificaci√≥n de este tipo de consumo, ya ocupa el centro de dis√≠miles procesos de reproducci√≥n social, lo que significa para las librer√≠as, a escala local, seg√ļn la opini√≥n del pedagogo vazco, experto en politica y gesti√≥n cultural, I√Īaki L√≥pez Aguileta, ‚Äúuna dura competencia en el sector del ocio y la cultura, teniendo en cuenta la existencia de muchas ofertas p√ļblicas y privadas, en el hogar y fuera de √©l‚ÄĚ[7].

Pese a las amenazas que se derivan de estos contextos, las librer√≠as siguen desempe√Īando, desde su objeto social, el papel primordial de asegurar la bibliodiversidad y el fomento de la lectura de los ni√Īos, j√≥venes y adultos, razones que convocan e invitan a reflexionar acerca de su lugar como espacio p√ļblico que ha de ser promovido y defendido por todos los actores de la sociedad, los que deben (debemos) reconocer los roles y funciones de estas instituciones, para hacer ciertos las distintas proyecciones y asumir la pertinencia de valorizar la oportunidad que representan para el desarrollo cultural.

Este reconocimiento puede catalogarse de estrat√©gico porque, hoy d√≠a, sobre las librer√≠as se ci√Īen no pocos pron√≥sticos oscuros, que guardan relaci√≥n por una parte ‚ÄĒy terreno de agudas pol√©micas‚ÄĒ con el empuje de las tecnolog√≠as de la informaci√≥n y las comunicaciones (Tics) consideradas, muchas veces, colaterales a todo el ciclo productivo del libro[8]. ¬†y que afecta indiscutiblemente a los actores involucrados en ese proceso, entre ellos el lector y el libro respectivamente.

Por otra parte relacionados con comportamientos culturales,[9] tanto en el √°mbito social y educativo, que indican que la pr√°ctica de lectura est√° quedando por debajo de otras pr√°cticas como escuchar m√ļsica, ver la televisi√≥n, escuchar la radio y ver pel√≠culas en el hogar gracias al amplio inventario de equipos electr√≥nicos para ello. En otros t√©rminos: desplazamientos hacia otras zonas «m√°s atractivas‚ÄĚ que dan motivos, a veces extremistas, para decir que las librer√≠as ‚Äúse est√°n vaciando aceleradamente». ¬†

Si bien en ambos sentidos existen verdades (relativas), resulta oportuno se√Īalar que estas son las nuevas configuraciones donde las librer√≠as se est√°n (de)construyendo; asimilando e integrando otras interrelaciones y din√°micas para ampliar sus servicios, que no debe ser exclusivamente la venta de libros. Configuraciones donde las Tics pueden ser, efectivamente, excelentes aliadas ante las oportunidades que ellas proporcionan[10].

III

Datos obtenidos de las encuestas sobre el consumo y prácticas culturales en América Latina[11], apuntan a que la asistencia y/o visitas a librerías están exhibiendo cifras alentadoras lo que corrobora que estos espacios constituyen un incentivo para satisfacer intereses diversos. Cuba no es la excepción.

En los estudios que se desarrollan sobre el consumo de libros (producto cultural l√≠der de la industria editorial), las visitas a librer√≠as poseen una importancia particular, en tanto contribuyen a diagnosticar el sistema de pr√°cticas relacionadas con el mismo. Preguntas dise√Īadas sobre la asistencia o visitas a librer√≠as se realizan con el prop√≥sito de diagnosticar la utilizaci√≥n (uso) de esos espacios, ambos a disposici√≥n de las personas durante todo el a√Īo, a lo cual se debe agregar que visitarlas y ser socio de alguna es una pr√°ctica f√°cil de realizar y se pondera sobre la base de la importancia, utilidad y promoci√≥n de la lectura.

La informaci√≥n de y sobre las librer√≠as, extra√≠das de estudios que indagan en otros fen√≥menos culturales vinculados con las mismas, sugiere y ¬†aporta un ¬†material nada desde√Īable para el dise√Īo y puesta en pr√°ctica de los resultados concretos de las pol√≠ticas del libro en estos espacios culturales, esfuerzos institucionales a los que se incorporan investigadores de instituciones culturales y acad√©micas, as√≠ como los propios ¬†agentes de la industria cultural del libro, preocupados, desde visiones interdisciplinares y la conveniente combinaci√≥n de recursos metodol√≥gicos, en conocer las razones por la que determinados grupos sociales asisten a las librer√≠as y a cu√°les asisten.

En perspectiva las valoraciones anteriores contribuyen a bosquejar los actuales derroteros de las librerías, que deben trabajar por superar la representación tradicional como el lugar donde se venden libros, creencias, muchas veces compartidas, entre la población y el personal que labora en ellas[12] y apostar por una  orientación hacia:

  • el servicio caracterizado por la creatividad;¬†la utilizaci√≥n eficientemente de la informaci√≥n aportada por los estudios de la demanda; el sustento en diagn√≥sticos socioculturales y programas de actividades flexibles;¬†por la articulaci√≥n de la actividad atendiendo a los principales factores que influyen en la conducta del consumidor como: los culturales, sociales y personales.[13] Asirse a la convicci√≥n de que presentar un servicio de buena factura contribuir√° al aumento de h√°bitos, necesidades, demandas y expectativas culturales en la poblaci√≥n (potencial comunidad de usuarios).

IV

A modo de conclusi√≥n, repensar las librer√≠as como espacio p√ļblico de la cultura, dedicado a la comercializaci√≥n, posee intereses espec√≠ficos que no deben dejarse pasar por alto, d√≠gase, las relaciones que se establecen entre el binomio econom√≠a‚Äēcultura, pues est√°n en el terreno del sector cultural cuyas actividades econ√≥micas se vinculan a la producci√≥n cultural a partir de ofertas que intentan satisfacer un tipo de necesidad espec√≠fica: la cultural. ¬†

Desde estas relaciones se visualiza la importante funci√≥n de las librer√≠as de ser una organizaci√≥n econ√≥mica proveedora de servicios de distribuci√≥n, funci√≥n que las coloca en calidad de sociedad humana que tiene en mente los intereses de ese tipo de organizaci√≥n, situaci√≥n que, en ocasiones, convierte las ventas al p√ļblico en obsesi√≥n para los libreros,¬† sin tiempo para reparar en la responsabilidad de lo que representa el producto cultural editorial, de manera general, de otro tipo de producto.

La gesti√≥n comercial con enfoque cultural, un tipo de gesti√≥n venida a bien dentro del modelo de actualizaci√≥n social y econ√≥mico cubano, est√° llamada a solventar las deficiencias generadas por esas posturas y reordenar los procesos en aras de elaborar engranajes m√°s org√°nicos. Gesti√≥n que est√° llamada a defender, ‚Äúla √ļnica riqueza renovable (la cultural) y por tanto inagotable que tenemos [la cual] no puede ser sometida a las leyes de la oferta y la demanda‚ÄĚ[14].

As√≠ los procedimientos de trabajo a elegir ‚Äēo los elegidos‚Äē, tendr√°n inevitablemente que ser consecuentes con la creciente importancia del binomio antes se√Īalado y tener la voluntad por comprender, acompa√Īar y dominar mejor el lenguaje del mercado cultural (arm√≥nico y coherente con nuestra pol√≠tica cultural); realidad que exige entrenamientos m√°s s√≥lidos de los libreros y otros gestores para trabajar con recursos cient√≠ficos de la actividad cultural m√°s complejos, expeditos para estimular el deseo y la necesidad de llegarnos a esos ‚Äúgrandes arsenales‚ÄĚ y sentir que tienen definitivamente un protagonismo mayor en nuestra vida cotidiana.

Notas y referencias bibliogr√°ficas

[1] Prácticas culturales (PC): se define como conductas y formas de proceder de las personas que expresan cierta relación con los objetos culturales. La acción directa y conscientemente practicada por los individuos, por ejemplo, escribir, asistir a funciones de teatro o visitar galería, bibliotecas y librerías, etc.

[2] El consumo cultural es un concepto estrat√©gico para interpretar hoy d√≠a los asuntos culturales. El te√≥rico de la cultura N√©stor Garc√≠a Canclini, lo define como ‚Äúel conjunto de procesos de apropiaci√≥n y usos de productos en los que el valor simb√≥lico prevalece sobre los valores de uso y de cambio, o donde al menos estos √ļltimos se configuran subordinados a la dimensi√≥n simb√≥licas‚ÄĚ. La idea del consumo cultural suele tener un √°mbito de aplicaci√≥n m√°s amplio en el que caben las actividades relacionadas con los servicios culturales.

[3] La cursiva pertenece al escritor, poeta y ensayista espa√Īol Manuel Rivas, que desde esta disciplina de la psicolog√≠a, que estudia, entre otros aspectos, los efectos ps√≠quicos que un determinado contexto produce en los individuos o entender los efectos y las formas del ambiente geogr√°fico en el comportamiento y emociones de las personas, asever√≥ que sin las librer√≠as y las bibliotecas no existir√≠a la ciudad.

[4] M√°s de 310 librer√≠as en funcionamiento seg√ļn el Instituto Cubano del Libro.

[5] La respuesta de los usos, a decir del investigador granmense Máximo Gómez Castell, se objetiva en las producciones de sentido, en la actitud creativa de los individuos.

[6] M√°s informaci√≥n consultar el art√≠culo de Imeldo √Ālvarez Garc√≠a ‚ÄúLibros, libreros y librer√≠as‚ÄĚ. Disponible en http://www.cubaliteraria.cu/artbaul.php?idarticulo=23

[7] I√Īaqui L√≥pez Aguileta (2002). La promoci√≥n del libro a escala local. Ponencia presentada en el XVIII Congreso Nacional de Libreros. Orense, Bilbao, Portugal. 1-4 de mayo.

[8] En el esquema del ciclo productivo del libro en Cuba las librerías se destacan como uno de los eslabones esenciales en la distribución. Ellas responden como estructuras comerciales al Instituto Cubano del Libro (ICL) y administrativamente a los Centros Provinciales del Libro y la Literatura.

[9] Entiéndase por comportamiento cultural el comportamiento exhibido por los seres humanos, o sea, la manera de proceder que tienen las personas en relación con su entorno o mundo de estímulos.

[10] El dise√Īo y puesta en pr√°ctica de proyectos como los cibercaf√©s, √°reas de lecturas en la red o √°reas para descargar libros digitales (gratuitamente) de las bibliotecas virtuales son algunos de los ejemplos que ilustran el resultado de estas alianzas.

[11] Refi√©rase, entre otras, a los datos recuperados de los informes del Centro Regional para el Fomento del Libro en Am√©rica Latina, el Caribe, Espa√Īa y Portugal (CERLALC) al cual pertenece Cuba, los informes iberoamericanos del libro y a la segunda Encuesta Nacional sobre Pr√°cticas de Consumo Cultural realizada por el Instituto Cubano de Investigaciones Culturales Juan Marinello (ICICJM) en coordinaci√≥n con el Centro de Estudios de Poblaci√≥n y Desarrollo (CEPDE) de la Oficina Nacional de Estad√≠sticas (ONE).

[12] Ver ‚ÄúLa Gesti√≥n de los Servicios Culturales desde¬† la perspectiva socio-cultural en Santiago de Cuba. El Caso de las Librer√≠as‚ÄĚ de Liudska Guadarrama √Ālvarez.

[13] Los factores que influyen en la conducta del consumidor cultural ser√°n determinantes en la toma de decisiones para usar o no el servicio que se presta. Seg√ļn Philip Kotler, economista y especialista en mercadeo, estos son los: Factores culturales, sociales y personales.

[14] Fragmento de una exclusiva de Fornet aparecida en el art√≠culo » Cultura cubana: Nunca respuestas f√°ciles a preguntas dif√≠ciles.» Publicado: en el sitio digital Cubarte el 27 de febrero de 2012.


34 a√Īos unidos por el arte (+Video)

La Asociaci√≥n Hermanos Sa√≠z celebra este 18 de octubre su aniversario 34 y con motivo de la fecha los j√≥venes creadores de toda la isla desarrollan por estos d√≠as m√ļltiples actividades para enaltecer el arte joven que los une como vanguardia en el pa√≠s.

Desde el mes de septiembre impulsan en las redes sociales una campa√Īa con el slogan ‚Äúel arte nos une‚ÄĚ, resaltando la capacidad de resiliencia del arte en tiempos de pandemia y aislamiento social, y exponiendo la creaci√≥n a trav√©s de las plataformas digitales.

‚ÄúEn los perfiles de la Asociaci√≥n se han compartido c√°psulas, postales, cr√≥nicas, entrevistas, fotos de momentos importantes de la organizaci√≥n, y secciones como AHS Te presenta, utilizando las etiquetas #AHSAniversario34, #AHSCuba, #AHSViva, #ElArteTambi√©nSalva y #ConLaMismaEstrella‚ÄĚ, coment√≥ Yasel Toledo, vicepresidente de la organizaci√≥n.

Tambi√©n, el Portal del Arte Joven Cubano, disponible en la direcci√≥n www.ahs.cu, es fuente de m√ļltiples contenidos, apoyados en la red de colaboradores a lo largo del pa√≠s.

‚ÄúEntre las acciones m√°s importantes, explic√≥ el novel periodista, se incluir√° un forodebate en el sitio de la organizaci√≥n para intercambiar en torno al quehacer de la joven vanguardia¬† art√≠stica luego de su Tercer Congreso, desarrollado en octubre de 2018; as√≠ como se analizar√°n los proyectos que tiene por delante la Asociaci√≥n. Adem√°s, se dar√°n a conocer los premios Maestros de Juventudes 2020, mayor reconocimiento que otorga la AHS a personalidades referenciales que marcan una pauta importante en la cultura cubana.‚ÄĚ

El d√≠a 18 se prev√© transmitir por el canal Cubavisi√≥n y por varias plataformas digitales un concierto de j√≥venes m√ļsicos, as√≠ como el estreno del audiovisual Bit√°coras AHS, que tiene como protagonistas a creadores de Santiago de Cuba. Por otra parte, se ha habilitado el correo electr√≥nico ahscomunicacion@gmail.com para recibir textos breves, videos y otras propuestas en las cuales los asociados expresen el significado de la AHS.

Desde Internet, escenario principal, las diferentes provincias impulsan también varias iniciativas, que incluyen una gala especial en la ciudad de Santa Clara y un amplio programa de actividades en Granma, coincidiendo con la Fiesta de la Cubanía.

‚ÄúDefendiendo la capacidad de arte como factor espiritual ante las adversidades, celebraremos este nuevo aniversario de la Asociaci√≥n, explic√≥ Toledo, pues celebramos, adem√°s, todos los proyectos colectivos que han surgido entre escritores, investigadores y artistas durante este tiempo de pandemia a prop√≥sito de la Covid-19.‚ÄĚ

‚ÄúMantenernos unidos como familia, sin importar las circunstancias, ni cu√°n lejos estemos f√≠sicamente, es parte de las esencias de la AHS, as√≠ como el arte y la capacidad de so√Īar y crear debe mantenernos unidos siempre, como vanguardia creativa del pa√≠s y grupo de amigos enamorados de la belleza m√°s all√° de lo que se pueda ver‚ÄĚ, a√Īadi√≥ el joven escritor.


¬°A bailar con Failde! (+Fotos)

‚ÄďTal d√≠a de octubre se presentan en el Pabell√≥n Cuba.

La huella de asombro se pos√≥ en el rostro de Ethiel Failde. Era el a√Īo 2013 y el olor a cascar√≥n no espant√≥ a Luis Morlote, entonces Presidente Nacional de la Asociaci√≥n Hermanos Sa√≠z, para en el medio de una reuni√≥n con los afiliados matanceros soltar aquella papa caliente.

Ethiel Failde apuesta por la promoción constante y coherente de los verdaderos exponentes del arte cubano./ Tomada de su perfil de Facebook.

‚ÄúUnos meses despu√©s est√°bamos ofreciendo nuestro primer concierto all√≠. Como si eso fuera poco, en aquel escenario conocimos al maestro Guillermo Rubalbaca, quien ante la emoci√≥n de vernos tocar el danz√≥n se subi√≥ a improvisar en el piano junto a nosotros. Adem√°s, aprovechamos el viaje para grabar nuestra tambi√©n primera aparici√≥n en Par√©ntesis, rostro televisivo de la organizaci√≥n. Justo esa presentaci√≥n la asumimos como la g√©nesis de nuestro contacto como profesionales en ese medio con car√°cter nacional‚ÄĚ, regresan esos primeros pasos con total emoci√≥n a la memoria de Ethiel Failde.

Hab√≠an pasado escasos tres a√Īos del roce inicial del joven matancero con la AHS. Desde entonces, no ha necesitado regresar a las fotos del d√≠a en que le entregaron el carn√© de asociado, para que cada instante llegue con n√≠tidos flashazos. Lo resguarda con celo en su memoria, tal y como sucede con la fecha de fundaci√≥n de su mayor pasi√≥n: la Orquesta Failde, el 14 de abril de 2012, cuando Rub√©n Dar√≠o les abri√≥ las puertas al novel colectivo en el Festival Internacional de T√≠teres, en la Atenas de Cuba.

“Desde entonces, los espacios de la AHS (talleres, reuniones, consejos) y los de la Dirección Provincial de Cultura en Matanzas han sido los primeros a donde llevo mis propuestas. De la beca El Reino de este mundo salió nuestro vínculo con la Empresa de Grabaciones y Ediciones Musicales (Egrem) y nuestro primer álbum Llegó la Failde. Justo esa producción, en 2016, mereció dos nominaciones a Cubadisco. Precisamente, la misma que el diario mexicano La Razón consideró dentro de las mejores de la región en su momento.

‚ÄúY en un Consejo Nacional hice p√ļblica la idea de organizar el Encuentro Internacional Danzonero y recib√≠ el espaldarazo de las autoridades culturales y de Miguel D√≠az-Canel, en aquel momento primer vicepresidente del pa√≠s y quien se ha mantenido siempre muy al tanto del quehacer de la Asociaci√≥n‚ÄĚ, rememora.

La Orquesta Failde defiende su m√ļsica desde la Atenas de Cuba. /Tomada de su perfil de Facebook.

S√≥lidos cimientos de su carrera como director de una de las orquestas cubanas m√°s medi√°ticas en los √ļltimos tiempos. Un camino recorrido a fuerza de mucho empe√Īo, entrega, amor y siempre escoltado por las buenas vibras de una organizaci√≥n eternamente joven, aunque muestra con elegancia sus 34 a√Īos. Razones por lo que a pocas personas sorprendi√≥ la publicaci√≥n de Ethiel Failde en su cuenta personal de Facebook: ‚ÄúLa AHS #Sost√©n #Camino #Casa #Empuje‚ÄĚ.

‚ÄúEs una organizaci√≥n que cumple un papel fundamental al nuclear a los j√≥venes artistas e intelectuales, generar espacios de di√°logo y un sistema de Becas y Premios que respaldan los primeros pasos, algo realmente muy necesario. Funciona como dispositivo que, en el caso de la m√ļsica, nos conecta con las disqueras m√°s importantes del pa√≠s, lo que posibilita el descubrimiento de nuevos talentos. Uno crece con las experiencias e ideas de sus compa√Īeros. Tiene una visi√≥n de lo que sucede en otras regiones del pa√≠s. Aprende a lidiar con la cr√≠tica, siempre necesaria, y se siente parte de la cultura cubana, reconocido por su sistema institucional, √ļtil‚ÄĚ, opina.

foto: karelis herrera/ cortesía de ethiel failde

Aprendizajes que sedujeron al jovencito de 19 a√Īos, con se√Īales a√ļn de su paso por el servicio militar, capaz de defender contra vientos, mareas y tendencias comerciales la herencia familiar. Unos a√Īos despu√©s, la Orquesta Failde mereci√≥ con creces formar parte del cat√°logo de excelencia de la AHS.

‚ÄúComo ingres√© tan temprano a la organizaci√≥n, puedo decir que soy un veterano con casi 10 a√Īos dentro de ella. He visto el paso de tres presidencias nacionales y he vivido dos Congresos. Tengo una excelente relaci√≥n con mi casa discogr√°fica y los medios de comunicaci√≥n, pero siempre ante una necesidad concreta mi primera llamada es a la AHS y si no participo o no estoy al tanto de los debates relacionados con la m√ļsica, no me siento bien‚ÄĚ, reflexiona.

La ense√Īanza art√≠stica ha estado siempre entre las preocupaciones de este asociado matancero. /Tomada de su perfil de Facebook.

‚Äď¬ŅCu√°les han sido los temas que Ethiel nunca ha dejado de plantear en esos espacios?

“Siempre he insistido mucho en la necesidad de promover mejor la obra de los jóvenes, y si es de los jóvenes que se ocupan de expresiones raigales de nuestra cultura e identidad, mucho más. Hay que lograr más sistematicidad, sentido estratégico y atractivo en las acciones comunicativas para aspirar a un verdadero posicionamiento.

‚ÄúSiempre hablo de la ense√Īanza art√≠stica, de mi preocupaci√≥n por la imagen que de la cultura cubana se lleva el turista y de la necesidad de que haya coherencia en ese sentido y beneficio para los mejores exponentes. Esto es algo que a los matanceros nos toca muy de cerca, al tener a Varadero a unos minutos y ver tanta burda imitaci√≥n de Michael Jackson y tanta ‚Äúsopa‚ÄĚ.

‚ÄúEn muchas oportunidades defend√≠ la idea de crear becas para instrumentistas y vocalistas, as√≠ como para promover la m√ļsica popular. En ese sentido se han tomado buenas decisiones como la beca Elena Burke, por ejemplo.

‚ÄúCreo que fuera del √°mbito de la AHS hay pocos sistemas de premios y reconocimientos que reconozcan a los j√≥venes y los impulsen. Los premios nacionales de cualquier manifestaci√≥n son entregados por la Obra de la Vida y es bueno que as√≠ sea, pero en el intermedio conviene aupar m√°s a los j√≥venes. Ese est√≠mulo es vital para la continuidad de la cultura cubana. No hablo de un aplauso libre de cr√≠tica y de exigencias, eso ser√≠a in√ļtil y peligroso.

‚ÄúEn fin, muchos temas, muchas preocupaciones, pero siempre: dialogar, dialogar.‚ÄĚ

Ethiel Failde es uno de los directores de orquesta más jóvenes de Cuba/ Tomada de su perfil de Facebook.

Y es que Ethiel Failde, junto al biso√Īo colectivo que lidera flauta en mano, ha vivido en carne propia cu√°nto cuesta subir a los escenarios, principalmente cuando ritmos m√°s populares no mueven las cuerdas de la creaci√≥n y residen fuera de la capital, sobre todo en una isla eternamente musical, donde la mayor√≠a de sus hijos se cree con saberes para opinar o cantar.

“Que nadie piense que ha sido fácil, a los rigores lógicos del funcionamiento de una orquesta integrada por jóvenes se suma el hecho de apostar por el danzón como matriz fundamental, aunque no exclusiva de nuestro repertorio. Hemos tenido enemigos enconados.

‚ÄúPor ejemplo, a nosotros la Direcci√≥n Municipal de Cultura en Matanzas no nos program√≥ durante cinco a√Īos, en una especie de censura declarada. A partir del v√≠nculo con la AHS, que nos puso en contacto con la Egrem, y de ese primer disco, nuestra carrera ha crecido vertiginosamente en t√©rminos profesionales. Antes todo ocurri√≥ un poco m√°s lento.

Tomada de su perfil de Facebook Orquesta Failde

“Creo que eso también es una consecuencia de radicar fuera de La Habana, algo que, por cierto, no pensamos cambiar nunca, a nosotros para sacarnos de Matanzas tienen que expulsarnos, declararme persona non grata.

‚ÄúMis premisas y las de mi orquesta y equipo de trabajo han sido siempre las mismas: no creernos cosas, ensayar mucho y trabajar muy duro para que cualquier √©xito nos encuentre as√≠. La frase martiana de ‚ÄúHacer es la mejor manera de decir‚ÄĚ, una m√°xima que mi madre me inculc√≥ desde peque√Īo y que se ha convertido en un eje √©tico en mi vida.

‚ÄúEstamos siempre muy al tanto de las cr√≠ticas y consejos. Valoramos mucho cada opini√≥n que recibimos, tanto es as√≠ que nosotros empezamos con un formato, sin piano ni cantantes, y ante las cr√≠ticas de los danzoneros de Matanzas hemos ido mutando hasta la n√≥mina actual.‚ÄĚ

Con apenas un a√Īo de creada la Failde se abri√≥ pas√≥ en la televisi√≥n nacional al presentarse en el programa Par√©ntesis. /Tomada de su perfil de Facebook.

‚ÄďSer√≠a muy pretencioso pensar que los √©xitos de la Failde tienen en sus ra√≠ces a la AHS‚Ķ

No, por todo lo dicho y lo vivido que no alcanzo a resumir en estas l√≠neas y a√ļn m√°s: por el futuro.

‚Äď¬ŅCu√°nto puede hacer la organizaci√≥n para parecerse mucho m√°s a su membres√≠a y aliviar a√ļn m√°s los tropiezos l√≥gicos del mundo creativo?

‚ÄúTiene que haber una preocupaci√≥n constante por promover el di√°logo al interior del movimiento y de cara a las instituciones y a la sociedad, un di√°logo comprometido, √ļtil, cr√≠tico, no desde la c√≥moda posici√≥n de francotiradores. Conviene siempre que en los espacios nacionales se logre una variada y significativa representaci√≥n de los territorios, de cada pedacito de Cuba, donde un joven encauce una obra interesante, aportadora, sin que eso se convierta en un censo o en el cumplimiento de estad√≠sticas in√ļtiles de representatividad. Igual, se precisa de m√°s acompa√Īamiento a la labor de los territorios, al di√°logo desde all√≠ con el entramado institucional. Evitar que nadie se ‚Äúendiose‚ÄĚ, que la preeminencia est√© siempre en la obra y no en las √≠nfulas.‚ÄĚ

Arropado de una extrema humildad, minucioso en cada detalle ‚Äďdesde la afinaci√≥n de los instrumentos hasta la proyecci√≥n esc√©nica‚Äď y con una sincera sonrisa de las que seducen siempre aunque los d√≠as transiten nublados, Ethiel Failde ha logrado catapultar su Orquesta en la lista que siempre se menciona cuando se hace un recorrido por las mejores representaciones.

Su más reciente producción discográfica Failde con tumbao, nacida tras una difícil, acertada y provocadora selección de ocho temas diferentes, pero semejantes en el coqueteo constante entre la tradición y modernidad, está entre las nominaciones cubanas al Latin Grammy 2020.

El CD Failde con tumbao est√° nominado al Latin Grammy 2020. /FOTO: Miriel Santana.

‚Äď¬ŅCu√°nto hay del muchachito matancero apasionado que un d√≠a lleg√≥ a la AHS en busca de canalizar sus ganas de hacer en el director que forma parte de tan prestigiosa lista de nominados?

‚ÄúLa misma pasi√≥n, unas cuantas libras de m√°s con las que tengo que luchar a capa, espada y tenedor, y unas ganas cada vez m√°s grandes de hacer por la m√ļsica cubana. Creo que estamos en condiciones de lograr mejores cosas en la AHS de Matanzas, m√°s espacios de di√°logo, ganar m√°s terreno para los j√≥venes en la cultura y tambi√©n me gustar√≠a que la Orquesta estuviera m√°s en la Casa del Joven Creador con una promoci√≥n m√°s coherente, pero estamos muy agradecidos porque el ejecutivo nos ha abierto puertas cuando otros las cerraban en nuestras narices‚ÄĚ.

Anhelos que no corren distantes de este joven m√ļsico cubano defensor de lo m√°s aut√≥ctono de nuestra m√ļsica, ali√Īado con puntos exactos de contemporaneidad. Ha sido el equilibrio exacto de Ethiel y su Failde, la misma que pone a bailar con total cuban√≠a a gran parte del mundo.

tomada del perfil de facebook Orquesta Failde

Oralitura Habana, un a√Īo despu√©s (Parte I +Videos, fotos y tuits)

Hace un a√Īo, Oralitura Habana era el sue√Īo de unos cuantos j√≥venes guiados por el experimentado Alexis D√≠az-Pimienta. El objetivo era realizar un gran encuentro entre los cultores del verso oral improvisado para que a su vez se mezclaran con artistas de otras manifestaciones.

La cita ocurría en La Habana, la capital cubana que ha sido testigo de tantos eventos multitudinarios y que ha arropado a exponentes de todas las artes.

Bitácora de una travesía poética

Llegó septiembre, y del 25 al 29 de ese mes, el universo improvisado giró alrededor de la poesía oral. 

El Centro Hispanoamericano de Cultura fue la sede inaugural del evento. Ese colonial edificio frente al Malec√≥n le abri√≥ las puertas a Oralitura Habana con la exposici√≥n de Tres ‚ÄúGuayabeando‚ÄĚ, protagonizada por los Lutiers ‚ÄúGuayabos‚ÄĚ. Cada instrumento fue intervenido por un artista visual diferente, y una vez m√°s qued√≥ demostrado que la m√ļsica con las artes pl√°sticas hacen un binomio maravilloso para homenajear a ese instrumento cubano protagonista de los guateques tradicionales.

Y este fue uno de los lujos hermosos de #OralituraHabana2019. La exposici√≥n de los lutiers Guayabos. Una hermosa obra acompa√Īada de d√©cimas de muchos improvisadores cubanos. ¬°Gracias!

Publicada por Oralitura Habana en S√°bado, 26 de septiembre de 2020

Desde que se estaba gestando la idea de hacer este evento, la Asociaci√≥n Hermanos Sa√≠z asumi√≥ un compromiso vital para que Oralitura Habana pudiera nacer. Por eso la sede central fue el Pabell√≥n Cuba, donde ocurri√≥ el primer concierto para el p√ļblico.

Tony √Āvila y su grupo, junto a Alexis D√≠az-Pimienta, mostraron la magia que tiene la d√©cima oral improvisada para fusionarse con la m√ļsica. Canciones y d√©cimas hicieron que el p√ļblico capitalino disfrutara de un concierto irrepetible.¬†¬†

ūüďĮ¬°Oralitura Habana sigue de cumplea√Īos!ūüé∑ūüĎČ Hace un a√Īo Oralitura Habana era el sue√Īo de unos cuantos j√≥venes guiados…

Publicada por Oralitura Habana en S√°bado, 26 de septiembre de 2020

Otra de las alianzas de lujo que regal√≥ este evento de improvisaci√≥n oral fue con el teatro. En la Casa de la Poes√≠a de La Habana Vieja se estrenaron muchos repentistas como actores de teatro. Este grupo sui g√©neris, bajo la direcci√≥n de David Riondino, llevaron a las tablas escenas improvisadas de ‚ÄúEl Quijote‚ÄĚ como homenaje al gran Cervantes.

En el Primer Encuentro de Improvisación Poética también se realizaron talleres impartidos por prestigiosos maestros de la cultura cubana. Digna Guerra, directora del Coro Nacional de Cuba, demostró cuán importante es la afinación para los repentistas. Osvaldo Doimeadiós otra vez desbordó su pasión por la actuación e intentó transmitir ese mismo sentimiento en su clase magistral. Virgilio López Lemuz habló sobre la décima escrita, sus características formales y su historia. Y Alexis-Díaz Pimienta, con su taller de Décima Oral, logró hacer que hasta el más tímido participante se lanzara a improvisar, demostrando una vez más que el repentista nace, pero también se hace. 

Hoy recordamos el Choque de Improvisadores de #OralituraHabana2019.

ūüď£ Hoy recordamos el Choque de Improvisadores de #OralituraHabana2019, y lo hacemos con "Un encuentro", un cortometraje documental filmado durante el espect√°culo donde la directora e investigadora Eugenia Marina Andreani rescata ll clima de camarader√≠a y respeto en las controversias y contiendas po√©ticasūüĎČ Sin dudas, una de las propuestas m√°s novedosas que mostr√≥ el Primer Encuentro de Improvisaci√≥n po√©tica fue este Choque de Improvisadores, una batalla entre freestyler y repentistas.El escenario, convertido en rin de boxeo midi√≥ el calibre de cada improvisador, dos bandos, dos g√©neros, que pese a las diferencias que parecen tener, son manifestaciones muy similares, ambas usan como materia prima las palabras, las rimas, las conjugaciones po√©ticas para transmitir un mensaje e intentar vencer con pu√Īos de versos a su adversario. Por primera vez el Pabell√≥n Cuba, uno de los escenarios m√°s importantes para el arte cubano, fue testigo de un espect√°culo como este, en el que el p√ļblico fue el principal juez y abander√≥ como equipo ganador a los repentistas, los seis poetas involucrados son experimentados j√≥venes que siguen manteniendo bien el alto la poes√≠a oral improvisada en Cuba.ūüėĀ Pero no dejes de ver este corto, y d√©janos saber tus impresiones.#OralituraHabana #uniVERSOImprovisado #d√©cima #improvisaci√≥npo√©tica #repentismo #Cuba #rap #freestyle #hiphop

Publicada por Oralitura Habana en Lunes, 28 de septiembre de 2020

Una de las propuestas m√°s novedosas que mostr√≥ esta cita fue el Choque de Improvisadores, una batalla entre freestyler y repentistas. El escenario, convertido en ring de boxeo, midi√≥ el calibre de cada improvisador: dos bandos, dos g√©neros, que pese a las diferencias que parecen tener, presentan manifestaciones muy similares, puesto que ambas usan como materia prima las palabras, las rimas, las conjugaciones po√©ticas para transmitir un mensaje e intentar vencer con ‚Äúpu√Īos‚ÄĚ de versos a su adversario. Por primera vez el Pabell√≥n Cuba, uno de los escenarios m√°s importantes para el arte cubano, fue testigo de un espect√°culo como este, en el que el p√ļblico fue el principal juez y abander√≥ como equipo ganador a los repentistas, experimentados j√≥venes poetas que siguen manteniendo bien el alto la poes√≠a oral improvisada en Cuba.

En Oralitura Habana no podía faltar el guateque tradicional, por esa razón los participantes se trasladaron hasta Madruga, uno de los escenarios donde más se improvisa en Cuba. El Central Boris Luis Santa Coloma otra vez reunió a algunos de los mejores exponentes del verso oral improvisado. Poetas como Luis Quintana, Héctor Gutiérrez y Yoslay García cautivaron a los que desafiaron la lluvia para disfrutar de la tradición cubana.

ūüďł Desde el lente de… Eugenia Andreani‚úĆÔłŹ Eugenia, nos recuerda momentos acompa√Īada de amig@s, el espect√°culo en el…

Publicada por Oralitura Habana en Jueves, 24 de septiembre de 2020

Oralitura Habana ofreci√≥ poes√≠a en diferentes formatos, desde Espa√Īa lleg√≥ Zenet, uno de los m√°s importantes m√ļsicos que hoy defienden la canci√≥n de autor, adem√°s premio Cubadisco 2019. La Sala del Teatro Bertolt Brech acogi√≥ el √ļltimo concierto abierto al p√ļblico y, de nuevo, la d√©cima sazonada con Pimienta se fusion√≥ con la canci√≥n.¬†

Para confraternizar entre los invitados del evento se prepararon los Decimódromos, una especie de descarga entre todos los artistas que cada noche ocurría en el Delirio Habanero, ese mágico lugar con vistas espectaculares de la capital. Sin dudas los Decimódromos fueron de los momentos más recordados por los que acudieron al encuentro, primero de su tipo en Cuba, pues fue el momento de romper el guion y hacer fluir el arte, de subirse a escena y regalar poesía en todas sus variantes: décima, rap, spoken word, canción…

Decimódromo Oralitura Habana 2020

Decimódromo Oralitura Habana 2020

Publicada por Oralitura Habana en Domingo, 27 de septiembre de 2020

Para celebrar el primer a√Īo de este proyecto po√©tico, su comit√© organizador prepar√≥ una programaci√≥n especial en sus plataformas digitales. ‚ÄúHaremos un viaje en el tiempo y revelaremos momentos curiosos que usted no vio. Otra vez Oralitura Habana te invita a ser parte de este uniVERSO Improvisado‚ÄĚ, coment√≥ Alex D√≠az Hern√°ndez, uno de los directores del proyecto.

ūüď£ Si a√ļn no nos sigues en todas nuestras redes sociales, este es el momento de hacerloūüėĀ. Ayuda a nuestro uniVERSO Improvisado a ser m√°s global ūüĆé. Oralitura Habana produce materiales diversos en Instagram, Telegram, Facebook y nuestro Canal Oralitura en Youtube.¬°Solo te tomar√° un minuto seguirnos ūüôŹ!Aqu√≠ te dejamos los link de todas nuestras redes sociales ūüĎáInstagram: https://www.instagram.com/invites/contact/?i=1r7mq22625mmv&utm_content=6bih2xfTelegram: https://t.me/Oralitura_HabanaYoutube: https://www.youtube.com/channel/UCnIGw_0-MH_oWvVJ5FUYBFAFacebook: https://www.facebook.com/oraliturahabana/¬°Muchas gracias!#OralituraHabana #uniVERSOImprovisado #d√©cima #improvisaci√≥npo√©tica #repentismo #Cuba

Publicada por Oralitura Habana en Domingo, 26 de julio de 2020


La AHS lamenta el fallecimiento de un amigo

En horas de la noche de este lunes 14 de septiembre falleci√≥ en Santa Clara, luego de una larga batalla por la vida, Antonio P√©rez (Tony) quien desde hac√≠a a√Īos se desempe√Īaba como presidente de la UNEAC en la filial villaclare√Īa.

Tony fue un aliado incondicional del arte y la cultura. Gracias a su apoyo y gestión la AHS en Villa Clara pudo llevar adelante decenas de proyectos.

ofrandas florales en honor a tony/ tomada del periódico trabajadores

Los j√≥venes asociados villaclare√Īos siempre tuvieron en la Uneac un espacio donde mostrar su arte. Gracias al apoyo de Tony se pudieron concretar empe√Īos tan diversos como el Encuentro Hispanoamericano de Escritores, el Festival C√°mara Chica o la revista Zona Cr√≠tica, por solo mencionar algunos de los m√°s recientes.

También siempre se pudo contar con el apoyo de la UNEAC en la realización de los grandes eventos de la AHS en la provincia.

Acaba de fallecer Tony P√©rez, alguien que llegu√© a querer desde una admiraci√≥n rotunda. Hombre de principios, cabal,…

Publicada por Aristides Vega en Lunes, 14 de septiembre de 2020

Hoy la cultura cubana está de luto. La AHS, en particular, ha perdido a un gran amigo. Honraremos su memoria defendiendo con integridad el buen arte y apostando siempre por la Cuba mejor que debemos construir y que tendrá en hombres como Antonio Pérez sus pilares esenciales.

Palabras para Tony

Por: Joel Herrera Acosta

Santa Clara es una ciudad en Crisis; de formas vol√°tiles e inacabadas, siempre tensando las fibras de la emoci√≥n, lo volitivo y el intelecto, en ese sue√Īo de la raz√≥n que engendra monstruos. Siempre distinta, como un incendio catacl√≠smico y est√©tico. En las ma√Īanas todos sus monstruos se sientan sobre tu pecho tal cual son: benefactores, guerrilleros, l√≠ricos, malditos, paranoicos, luminosos y lloran sus verdades que se confunden con el roc√≠o en una ciudad que amanece cada d√≠a con m√°s sed. La crisis no deja piedra sobre piedra, ni absolutos eternos, ni palabra en bronce o papel. Es una bestia de mil rostros que acerca su boca a tu coraz√≥n y te empuja adentro con su lengua azul una aguja de hielo, al tiempo que susurra mirando a tus ojos: ‚ÄúTu Dios no existe‚ÄĚ. Para sobrevivir en una ciudad en crisis hay que ser un hombre de Fe, o como dec√≠a mi abuelo, ese que tambi√©n me amanece sobre el pecho vivo, «hay que tener m√°s Fe que el cura de Meneses».

Cuando regres√© a vivir en Santa Clara en 2014, despu√©s de veinte a√Īos de so√Īarla de lejos, de la mano de la AHS (con Idiel incluido, e incluso) me top√© frente a frente con un hombre de mucha fe, y casualmente, tambi√©n de Meneses, aunque no cura. M√°s bien Santo, pero antes P√©rez. Tony, alias Antonio P√©rez Santos: Nacido en Meneses en 1965, Licenciado en Historia del Arte por la Universidad de la Habana en 1993 como alumno m√°s integral. Profesor, curador, cr√≠tico, aficionado a la pelota y a los Leopardos azucarados de Villa Clara, tutor, oponente de tesis y subdirector en la escuela Profesional de Arte Samuel Feij√≥o (1996-1999), escuela viejo amor que no se olvida. Subdirector de la casa de cultura de Meneses; buen escuchador, presidente del consejo de las Artes Pl√°sticas en Villa Clara (1999-2003); presidente del Comit√© Provincial de la UNEAC y miembro de su consejo nacional desde 2002; delegado al VI congreso del PCC y compa√Īero de mesa en la etapa Provincial a la que fui invitado, ¬†ahora miembro del Comit√© provincial del PCC y diputado a la Asamblea Nacional, et al; En fin, √©l, me dio la oportunidad de equivocarme como especialista de Artes esc√©nicas de la UNEAC en Villa Clara y no llegu√© a decepcionarlo. Me equivoqu√© una y otra y otra vez, tambi√©n en Cine radio y Tv y Literatura. Pero estuve all√≠ donde tantos grandes y tantas cosas grandes se hacen algo com√ļn: como estar sentado a la mesa del comedor hablando de Mart√≠ y de relajo, y otra vez de Mart√≠ con Yamil D√≠az mientras nos alcanza un plato de arroz con ch√≠charos las manos temblorosas que escribieron una vez el Correo de la Noche, o acomodar las sillas del Foro Agesta y escuchar a Roberto Manzano derramar la sustancia inefable de la poes√≠a; y saber que eso es la vida, la cosa inaprensible que sucede, transcurre, recurre y se agota.

tomada del portal cubarte cubarte

Pero fue al salir de la UNEAC para ser presidente de la Filial de la Asociaci√≥n Hermanos Sa√≠z cuando m√°s cerca pude estar de Tony y comprobar de primera mano c√≥mo la naturaleza de mi asociaci√≥n de j√≥venes artistas revolucionarios, estaba intacta y palpitante en √©l como quiz√° no lo estaba a√ļn en m√≠. Tony cree y facilita la materializaci√≥n de los principios que definen a la AHS como portadora creativa de la identidad cultural nacional, de valores √©ticos y est√©ticos que se adentran en el amnios de la joven vanguardia art√≠stico-literaria.

Acompa√Īa sin sobresaltos las necesarias fluctuaciones y estertores de los talentos creativos que surgen como una fuerza de la Naturaleza que debe encausarse y autodefinirse antes de crear algo estable y duradero. Le da espacio a los j√≥venes para exponer en la misma Arche galer√≠a de los consagrados; las voces de los escritores que tienen como obra de toda una vida cuatro buenos poemas, tres cuentos, medio ensayo y dos escenas de una obra de teatro se escuchan junto a la de Ar√≠stides, Manzano, Lina, Sigfredo, Laidy, Sergio, Eduardo Heras, Lorenzo, Padura, Mildre, Barnet, Yamilongo y Fornet por ser injustos y recordar solo algunos.

HA PARTIDO EL MEJOR.Cuando el 21 de febrero de 2014 fui electo presidente del Comit√© Provincial de la Uneac en Sancti…

Publicada por Marco Antonio Calder√≥n Echemend√≠a en Lunes, 14 de septiembre de 2020

Luego, el Santamareare con su beca para realizadores de la AHS, el espacio para los de la tv y la radio o para que Jos√© Ernesto critique la parrilla de programaci√≥n nacional y provincial y de ello surja la idea de un programa desde los j√≥venes que es ya una realidad constatable, el patio interior vuelto tabloncillo y escenario para ‚ÄúLa m√°s fuerte‚ÄĚ del naciente teatro La Rosa, as√≠ con el Teatro Escambray, los trovadores de la Ca√Īa Santa y los de la Trovuntivitis, el espacio de pensamiento y Cr√≠tica La Caldera donde a veces se alcanzan temperaturas y presi√≥n que no cre√≠a posibles, la subsede m√°s prestigiosa y estable para todos los grandes y peque√Īos eventos, desde el Longina hasta el que se nos ocurra ma√Īana; lo dicho: la Uneac de Tony como espacio abierto para los talentos que emergen de la noche ontol√≥gica del no ser. Ser√≠a bastante, pero los hombres de fe no reposan su esp√≠ritu: por eso Tony escucha cada idea nueva y comparte proyectos con esa paciencia de ni√Īo con cultura radial, se preocupa y ocupa de la superaci√≥n profesional de todos con una presencia permanente de talleres, conferencias, cursos, paneles, eventos te√≥ricos, pe√Īas, presentaciones de libros, funciones para ni√Īos y adultos, cine debate, publicaciones digitales, que hacen de quien los siga sino un buen artista, porque siempre ha de haber algo m√°s, al menos un ser humano con juicio y gusto est√©tico exquisitos; la Uneac de Tony como espacio de memoria y formaci√≥n.

Una jornada triste. Ha muerto Antonio P√©rez (Tony), presidente de la UNEAC en Villa Clara, luego de una larga batalla…

Publicada por Jos√© Ernesto Nov√°ez Guerrero en Lunes, 14 de septiembre de 2020

Otra faceta de Tony es la de minucioso conspirador, articulando proyectos aparentemente imposibles con la naturalidad de quien ordena al Sicomoro, ‚Äúve y pl√°ntate en el mar‚ÄĚ, o a la revista de pensamiento Zona Cr√≠tica, ‚Äúlev√°ntate y anda‚ÄĚ, y s√© la primera de tu tipo en la AHS de Villa Clara, junto a otros tantos que arriman el hombro para edificar sobre la piedra lo bueno y √ļtil, a√ļn a espaldas de la propia piedra; la Uneac de Tony como espacio de construcci√≥n colectiva.

Aqu√≠, junto a Tony P√©rez y el poeta Edelmis Anoceto celebraba uno mi de mis cumplea√Īos. C√≥mo admitir que este hombre…

Publicada por Alexis Casta√Īeda en Lunes, 14 de septiembre de 2020

¬†Tony nunca se ha ido de la AHS, solo pas√≥ a una etapa en la que no tiene que pagar la cotizaci√≥n. Es uno de nosotros porque atraviesa el incendio que es esta ciudad con la fe intacta, porque llega a su casa como llegamos todos cada tarde con la maleta cargada de monstruos y un trago amargo en la garganta pero dispuestos a cantar nuestra mejor canci√≥n mientras el aire de la noche gime junto a la ventana, con la voz de la Crisis, con el √°rbol de sonido que nace de la maleta y grita ‚ÄúEl rey est√° desnudo‚ÄĚ o blasfema del nombre que viste arder y tronar en el Capiro. Tony es un miembro del honor y un hermano grande que te ense√Īa y te deja ser t√ļ mismo, y se la juega junto a ti. Por eso yo que no creo en Dios, porque creo en algo m√°s grande (como o√≠ decir alguna vez), creo en ese hombre de Meneses y de Santa Clara, que tiene m√°s fe que un Cura.

¡Bienvenido para siempre a la Asociación Hermanos Saíz, hermano!

Eusebio Leal, nuestro Maestro de Juventudes

Sus pasos se sentir√°n siempre en su Habana. La voz pausada, la capacidad para convertir sue√Īos en realidades gravitan en esta urbe de retos y esencias. Hoy cumplir√≠a 78 a√Īos de edad ese hombre tremendo, que logr√≥ un estilo tan propio como intelectual y ser humano, ese Quijote humilde que despert√≥ el cari√Īo de millones de personas en gran parte del mundo, pero especialmente en su Cuba, en esta ciudad por la que tanto hizo. Eternamente habr√° s√°banas blancas para √©l, en el alma de este pueblo, que lo deber√° evocar y querer siempre.

Eusebio, Maestro de Juventudes de la Asociaci√≥n Hermanos Sa√≠z (AHS), nos hablaba a los j√≥venes creadores con un cari√Īo especial, nos aconsej√≥ y alert√≥, nos explic√≥ y convoc√≥ a ser eternos so√Īadores. Es inevitable recordar, por ejemplo, algunas de sus palabras en el tercer congreso de nuestra organizaci√≥n, realizado en octubre de 2018, cuando asegur√≥ que ‚Äúquien no ama a su barrio, el pedazo de tierra donde naci√≥, nunca amar√° lo grande. As√≠, conociendo, amando, se har√° mejor arte‚ÄĚ.

√Čl siempre fue consecuente con eso, y nunca se dej√≥ llevar por los √©xitos ni los aplausos, no olvid√≥ sus ra√≠ces. En su libro Hijo de mi tiempo, compilaci√≥n de discursos, intervenciones, conferencias, entrevistas y pr√≥logos, incluso nos alerta: ‚ÄúNunca uno debe olvidar sus or√≠genes; los or√≠genes son muy importantes. Mi origen est√° en mi ciudad; est√° en la memoria de los que me quisieron, de mi familia; est√° en mi madre, Silvia Spengler, en lo que aprend√≠ de ella, y est√° en su terca voluntad: ‚ÄėEstudia, para que no pases lo que yo pas√©‚Äô‚ÄĚ.

En aquel encuentro, en el cual debat√≠amos sobre desaf√≠os de la cultura y la sociedad cubana, con voz de hermano grande nos dijo que tambi√©n tenemos una responsabilidad con la unidad de los cubanos, la cual ‚Äúno puede ser vista solo desde los hechos hist√≥ricos sino tambi√©n desde la poes√≠a‚ÄĚ. Y mencion√≥ a Carlos Manuel de C√©spedes y a Jos√© Mart√≠. Indudablemente en esa alma po√©tica de Cuba tiene un lugar importante tambi√©n Eusebio Leal Spengler, quien cultiv√≥ los versos desde las acciones y la pasi√≥n, desde el decoro y la fidelidad a la naci√≥n y a Fidel.

Solemos hablar del Eusebio, historiador de La Habana, Doctor en Ciencias Hist√≥ricas; Doctor Honoris Causa de varias universidades, gran intelectual con una lista enorme de reconocimientos. En lo particular lo que m√°s me sol√≠a llamar la atenci√≥n era su vocaci√≥n de servir, la pasi√≥n con que asum√≠a los retos e intercambiaba con personas diferentes, ese encanto para despertar aplausos con facilidad, para cautivar a campesinos, m√ļsicos, escritores, maestros‚Ķ, al pueblo en general.

Me impresionaba mucho su capacidad para contribuir al consenso, a la unidad, que defendió. Tenía el don de emplear siempre las palabras adecuadas. No importaron nunca los esfuerzos personales, su estirpe, su pensamiento y voluntad estaban más allá de lo individual.

Debemos recordar siempre tambi√©n a Eusebio, el ni√Īo, el adolescente de formaci√≥n autodidacta, el disc√≠pulo apasionado que tanto aprendi√≥ de su maestro Emilio Roig.

Casi nunca se dice que Eusebio ten√≠a apenas sexto grado escolar, y que se present√≥ a ex√°menes de suficiencia acad√©mica en la Facultad de Filosof√≠a e Historia de la Universidad de La Habana, cuando ya pasaba los 30 a√Īos de edad. Comenz√≥ a estudiar en ese centro acad√©mico en 1974 y se gradu√≥ en 1979. La superaci√≥n fue constante en √©l.

√Čl comparti√≥ varias veces con miembros de la Asociaci√≥n Hermanos Sa√≠z en espacios como el Congreso de Pensamiento Memoria Nuestra, dentro de las Romer√≠as de Mayo, y el Dialogar, dialogar. Precisamente en este √ļltimo Eusebio expres√≥: ‚Äúnunca me preparo para las cosas porque creo que el que no est√© preparado siempre, que no vaya‚ÄĚ. Obviamente √©l no se preparaba para algo en espec√≠fico, pero esa voluntad de aprender siempre le permiti√≥ ser manantial de conocimientos sobre temas diversos.

Esa vez habl√≥ tambi√©n del significado en su vida del Pabell√≥n Cuba, actual sede nacional de la AHS, un lugar que √©l quer√≠a mucho. Fue ah√≠ donde sinti√≥ su destino, seg√ļn sus propias palabras. Ah√≠ conoci√≥ a intelectuales cardinales, como a su querido amigo Alfredo Guevara.

En agosto de 2019 Eusebio estuvo otra vez con nosotros en el Pabell√≥n, convers√≥, sonri√≥, hizo chistes. Percibimos nuevamente esa armon√≠a entre sus gestos, las palabras y la pasi√≥n con que so√Īaba siempre. Luego, escuchamos varias veces rumores sobre su muerte, pero el 31 de julio del actual a√Īo se convirti√≥ en verdad. Ya no est√° f√≠sicamente, no estar√° m√°s, pero nos deja una obra y un ejemplo que deber√° acompa√Īarnos siempre. Su dimensi√≥n como intelectual y sus valores como ser humano le permitieron representar a Cuba en importantes espacios acad√©micos de diversas partes del mundo. Fue y es un s√≠mbolo del pa√≠s tambi√©n a nivel internacional.

Quiero terminar con una frase de Eusebio en un Dialogar, dialogar dedicado a Alfredo Guevara. Esa vez dijo: ‚ÄúAqu√≠ para el olvido nada m√°s hay que morirse, por eso este acto tiene un gran valor, por ah√≠ van del brazo dos malos sentimientos: la ingratitud y la envidia que constituyen una serpiente bic√©fala. Por eso es tan importante insertar la memoria, construir el legado y darnos cuenta de que no nos hacen falta seguidores, nos hacen falta disc√≠pulos‚ÄĚ.

Debemos aspirar a ser siempre discípulos dignos de Eusebio.

  • *Tomado de Cubarte. EL Portal de la Cultura Cubana


«Lo que nos interesa es llevar un mensaje, sin recetas» (+ video)

En el centro de Cuba, espec√≠ficamente en la cosmopolita y siempre animada ciudad de Santa Clara, la canci√≥n de autor es asidero para novedosas sonoridades. Cada viernes en la tarde noche, el d√ļo C√≠rculo de Tiza se da cita en la casona sede de la Asociaci√≥n Hermanos Sa√≠z en Villa Clara para compartir con su p√ļblico el gusto por la m√ļsica rural de Norteam√©rica.

V√≠ctor Daniel √Čvora Mendoza y Yasmany L√≥pez Cuella (El Baby) se conocieron en agosto de 2004 mientras planeaban el acto del primer egreso del Programa Especial de Instructores de Arte en el pa√≠s. Emergieron intereses profesionales y el gusto por arquetipos como Santiago Feli√ļ, Carlos Varela y Polito Ib√°√Īez. Tambi√©n por el rock and roll y el country. ¬†

En septiembre de 2007, poco despu√©s de graduados como instructores de arte, fundaron el d√ļo a guitarra y dos voces C√≠rculo de Tiza, que les ha hecho crecer como m√ļsicos hasta convertirse a profesionales. Y es que V√≠ctor y Yasmany coinciden hasta en la fecha de nacimiento: 10 de mayo de 1985. Quiz√° por eso en su repertorio es dif√≠cil determinar la autor√≠a de una y otra pieza.

‚ÄĒ¬ŅComponen a cuatro manos?

‚ÄĒV√≠ctor: Solo un tema, Pacto de humo, que se estren√≥ hace 11 a√Īos. √Čl tiene sus composiciones y yo tengo las m√≠as ‚ÄĒ responde mientras fuma un cigarrillo.¬† ¬†

‚ÄúYasmany abarca temas diversos, resaltando m√°s lo existencial, y yo tengo una inquietud m√°s acentuada hacia las canciones sociales. En el plano personal compuse mi primera canci√≥n a los 14 a√Īos, pero realmente comenc√© a sentir que surg√≠a algo nuevo dentro de m√≠ cuando llev√°bamos un a√Īo con el d√ļo, que montamos mis primeras composiciones y pude sentirme cantautor‚ÄĚ.

En su repertorio en general, estos m√ļsicos recrean el panorama musical de los pueblos perif√©ricos (o sea, del campesinado) de Estados Unidos y Canad√°, sustentado en g√©neros como el folk country, el blues, el funk y el rock-pop, aunque seg√ļn hacen constar ellos mismos; «con reminiscencias de lo que aport√≥ para el Movimiento de la Nueva Trova en Cuba, los elementos del llamado rock nacional, en Argentina y el reggae en Jamaica».¬†

cortesía de los entrevistados

Te hablo, por ejemplo, del swamp¬†rock, este rock and roll que resalta la guitarra y la voz. Adem√°s, trabajamos el blues, el reggae de Jamaica nos llama mucho la atenci√≥n y recurrimos tambi√©n al funk conocido en los a√Īos 70 en Cuba como pastilla‚ÄĚ, explica Yasmany y V√≠ctor argumenta: ‚ÄúEs una l√≠nea que desde la canci√≥n de autor trabaja elementos de esos g√©neros, pero √ļltimamente estamos centrados en explorar diversas variantes del country; por ejemplo, la balada country y el bluegrass. Actualmente vamos por el camino de la experimentaci√≥n alternativa, por ejemplo, te puedes encontrar el reggae, con rock alternativo, con el country. ¬†

Y aunque esta se ajusta al formato de banda (bajo, guitarra, guitarra el√©ctrica y teclado fundamentalmente), C√≠rculo de Tiza hoy d√≠a est√° integrado solo por sus dos fundadores, V√≠ctor y Yasmany, quienes protagonizan junto a otros trovadores el espacio Ca√Īasanta a la Hora de los Mameyes en la Casa del Joven Creador de la ciudad santaclare√Īa. All√≠ ofrecen desde hace siete a√Īos esta l√≠nea de composici√≥n rara frente a un p√ļblico mayoritariamente de miembros la joven vanguardia art√≠stica del pa√≠s.

¬†‚ÄĒDefienden esta m√ļsica de habla inglesa preferiblemente, ¬Ņpero cantan todos sus temas en espa√Īol?

‚ÄĒS√≠, casi todos, excepto algunos cover ‚ÄĒcontestan casi a d√ļo y se r√≠en.

Entonces presumo que no soy la primera en acotar la paradoja. ‚ÄúA mucha gente, sobre todo extranjeros que nos escuchan a dos cubanos sin banda y cantando country en espa√Īol, creo que ‚Äúno les da la lista con el billete‚ÄĚ explica Yasmany sin dejar de re√≠r. Luego se ponen serios, pues lo que hacen constituye ‚Äúun reto‚ÄĚ, sostiene V√≠ctor.

Pienso tambi√©n en el hecho de cantar country en una plaza frente a otras sonoridades como la timba, la guaracha, el punto; y otro folclor, digamos, caribe√Īo, latino, afrocubano.

‚ÄĒ¬ŅHan pensado en la experimentaci√≥n con mezclas cubanas que les permitan acercarse m√°s al p√ļblico hispanohablante?

‚ÄĒYasmany: En ese sentido, espec√≠ficamente nosotros hemos tenido que lidiar con los cuestionamientos de cerca de por qu√© no componemos m√ļsica cubana, y siempre explicamos que defendemos la m√ļsica cubana en todas las instancias que haya que hacerlo, pero nuestra l√≠nea de trabajo es otra, sin que esto constituya una camisa de fuerza para la experimentaci√≥n futura con los ritmos predominantes o representativos en nuestro pa√≠s.

‚ÄĒV√≠ctor: En nuestras canciones hay mucho rejuego de palabras, doble sentido, frases que escuchamos en la calle. Son gui√Īos a la cultura cubana m√°s popular. Tambi√©n en la sonoridad nos hemos acercado a nuestras ra√≠ces campesinas.

tomada del perfil de facebook círculo de tiza

‚ÄúPor ejemplo, tenemos un country bluegrass, Pieles de corderos, que es una chota, una descarga a los cornudos, ya que trata sobre prejuicios hacia los hombres que consienten el adulterio femenino; y al final incorporamos unos compases del punto cubano. Es un homenaje que quisimos hacer a nuestro folclor; pero tambi√©n representan las dos orillas: lo cubano y lo extranjero desde su ruralidad‚ÄĚ.

‚ÄúObservamos la realidad, la gente, sus expresiones y todo eso lo incorporamos a nuestro repertorio,‚ÄĚ explica Yasmany, con aire evocador. ‚ÄúNosotros nacimos en el campo, en peque√Īos pueblos alejados de la ciudad cuya ruralidad est√° impregnada de un folclor muy hermoso tanto en el habla como en la forma sana de ver la vida. Subyace la po√©tica del lugar de donde venimos en nuestros temas, que a veces contienen dicharachos propios del campesinado nuestro‚ÄĚ. ¬†

‚ÄĒMe comentaban que no les interesa el verso f√°cil y que les gusta mucho abordar contenidos sociales ¬ŅC√≥mo se ven dentro del movimiento de la canci√≥n pol√≠tica actual?

Lo que nos interesa es llevar un mensaje, sin recetas‚ÄĚ, me contesta V√≠ctor con rapidez, y su amigo lo apoya casi sac√°ndole las palabras: ‚ÄúSencillamente planteamos un punto de vista y la gente lo digiere como mejor entienda. Y las etiquetas no nos interesan mucho. ¬†

‚ÄúEl ser humano trata de etiquetar, de engavetar o encuadernar las cosas; pero tratamos, en la medida de lo posible, de estar por encima de eso y crear sencillamente‚ÄĚ.

tomada del perfil de facebook círculo de tiza

‚ÄĒEntre los temas que abordan est√° presente tambi√©n la religiosidad‚Ķ

‚ÄĒV√≠ctor: Abordamos temas reflexivos, las preguntas existenciales que se hace el ser humano, y dentro de esto la relaci√≥n con Dios, como un referente; tanto si las personas creen que existe como si no.

‚ÄĒ¬ŅCu√°les son los desaf√≠os actuales de C√≠rculo de Tiza?

‚ÄĒYasmany: No hemos abandonado el sue√Īo de tener una banda ‚ÄĒresponde con los ojos chispeantes‚ÄĒ. De hecho, las grabaciones del disco que estamos haciendo ahora van acompa√Īadas por instrumentos reales, gracias a la ayuda desinteresada de algunos amigos m√ļsicos. ¬†

‚ÄĒPor √ļltimo, lo primero: ¬Ņpor qu√© C√≠rculo de Tiza?

tomada del perfil de facebook círculo de tiza

‚ÄĒV√≠ctor: Es una obra de teatro de Bertolt Brecht que se llama El C√≠rculo de Tiza Caucasiano, inspirado en el cuento chino El c√≠rculo de tiza; y a su vez da nombre a una canci√≥n de Carlos Varela. Todo esto se mezcla con la mitolog√≠a escandinava, que refiere aquel c√≠rculo de sal que protege a las personas de buena voluntad de las malas acechanzas.

Yasmany: También tiene que ver con la lectura que nosotros le damos a esa frase. Un Círculo de Tiza puede ser efímero. Es como el círculo de la vida, que también es frágil. Como mismo se puede borrar de un plumazo un trazo de tiza, se puede borrar la vida de un ser humano.

V√≠ctor: Y estamos empe√Īados en que dentro de ese c√≠rculo solo entren los buenos seres humanos, la gente de buen querer, la buena voluntad. La paz, la esperanza y el amor. Sobre todo, esas tres cosas. ¬†

As√≠ el repertorio de ambos ‚ÄĒde C√≠rculo de Tiza, al fin y al cabo‚ÄĒ aboga por tem√°ticas de valor universal; el amor, la libertad, la patria, la nostalgia y la cr√≠tica social. Estas pasan por la subjetividad de los creadores, cosmovisiones y sensibilidad art√≠stica que tributan a la construcci√≥n de un discurso de lo cotidiano que se funde en sentimientos y proposiciones m√°s generales.


En primera persona: Yoel Gonzales y Médula (+Fotos)

Para esta ocasi√≥n, trascendiendo los l√≠mites de la distancia decid√≠ tocar las puertas de la ciudad guantanamera. En tiempos de confinamiento por la Covid-19 nuestras redes sociales se han visto invadidas por una acci√≥n desde el cuerpo, a cargo de M√©dula y su director, Yoel Gonzales. Este gesto parti√≥ de la necesidad creativa de intervenir el R√≠o Guaso, seguido de un llamado al rescate en este espacio identitario de la ciudad. Una acci√≥n seguida del lema ‚ÄúEl arte se Comparte y Demanda‚ÄĚ.

tomada del perfil de facebook de yoel gonzales

M√©dula cuenta con seis a√Īos de fundada. Unos de los pretextos que nos llevan a acercarnos a este creador es conocer los intereses de la compa√Ī√≠a, c√≥mo entienden sus deseos. Yoel, en primera persona, supo ampliar su mapa po√©tico, luego de compartir qu√© lo lleva a crear d√≠a a d√≠a su concepto, a√ļn por estos d√≠as de aislamiento social.

Preguntarle por su cuerpo diría que fue un misterio, también por las corporalidades que ha ubicado en escena a lo largo de su creación, lo que  resultó otro de los pretextos para escucharlo.

‚ÄúSiempre he sido todo arte en s√≠, nada me separa de la cultura. Es la enfermedad que me caracteriza. So√Īar. Equilibrio donde no hay para poner los pies. Me recargo de ideas y vivo con ellas hasta convertirlas en realidad.‚ÄĚ

El recorrido de esta entrevista pretende que tengamos noción de lo que piensan y desean nuestros cuerpos escénicos en todos los tiempos.

¬ŅC√≥mo te enfrentas en la compa√Ī√≠a para la construcci√≥n de una corporalidad esc√©nica? ¬ŅQu√© depositas en estas construcciones? ¬ŅHacia d√≥nde apuntas la mirada?

Conformo lo que quiero, pero necesito siempre a alguien que quiera seguirme. No soy todo lo que hago, hay amigos que me salvan cumpliendo mi deseo ansioso de expresarme. Es f√°cil cuando aparece la voluntad del hombre y se convierte en un amigo culto que dialoga con mis ideas. Entonces me decido y doy paso a la obra, simplemente f√°cil, amor al objetivo. La imagen que me venga a la cabeza y que cumpla con mis metas, hacer lo imposible por superar lo que se titula bello. Nunca apartado de la verdad, es mi ideal.

La noción no sé de donde sale. Creo en Dios. Porque soy capaz de entender lo que hago, es imposible saber qué es, pero me gusta y sigo recto a esa verdad del alma, que es transparente y sólida. Pero no es mía, se acaba cuando alguien lo ve. Quisiera saber que interpreta el observador, porque yo lo defino increíble.

Yo demuestro, soy práctico y teórico antes de plantear algo. Nada académico, más bien una guerra en la que ganarás si me entiendes. Así me enfrento a Médula. Con valores, humildad, principios y amor.

tomada del perfil de facebook de yoel gonzales

El que no fija importancia de un propósito entonces es alma vacía. Hay que encender la velita del éxito invisible y tratar de no apagarla aunque la cera se gaste. Una esperanza anima a cualquiera y la que yo doy es contundente. Es la oportunidad de decir y que te escuchen, de ganar y ganar experiencias. La meta es larga pero está ahí, hay que encontrarla y es tu propia conciencia, lo que amas.

Pensando en un proceso hablar√≠a sobre ‚ÄúDe perros‚ÄĚ, es una mujer que est√° entrenada para ser mascota, la cual termina como perro sin dejar de ser bailarina. Es una construcci√≥n sin escr√ļpulos, valiente, definida y honesta. Cualquier escenario es f√°cil cuando el arte es tu forma de vida. As√≠ son todos los procesos, es como estar en un barranco y yo te diga que puedes volar. El precipicio te asusta, pero luego me saludas desde una nube blanca, la fantas√≠a se vuelve tu hogar. Guant√°namo es toda mi dramaturgia.

Entonces sale lo que quieras, una imagen hermosa o un perro interpretado por una mujer que asusta.

tomada del perfil de facebook de yoel gonzales

¬ŅQu√© es tu cuerpo, qu√© depositas en √©l‚Ķ las memorias que cargas? ¬ŅQu√© de estas huellas circulan en tu trabajo como core√≥grafo?

Mi cuerpo es el arma m√°s peligrosa que conozco. Se manifiesta brutalmente acompa√Īado de una verdad, incansable si el dolor me toca. Mi cuerpo es nuclear, es mejor amarlo que herirlo, porque despu√©s de todos estos a√Īos siento que se hace m√°s peligroso, por lo cual seguro me tiene en la mira.

La verdad es que siempre represento peligro y no es casual. Mi cuerpo no miente porque es mente también. Además de estar conectado con un espíritu raro que no le gusta la pobreza, la tristeza, las enfermedades, las malas opiniones, el desagradable comportamiento del hombre que hace justicia sin dar el ejemplo. Es una piedra cuando mi país decae.

tomada del perfil de facebook de yoel gonzales

Amo la rebeldía de mi cuerpo. Es un elemento para Cuba y para el mundo, en función de salvar lo que sea, de animar, de cuidar, de proteger a mi especie y también criticarla.

Ya me olvidé de todo, no tengo memoria, quiero cosas nuevas para el arte, respetando y valorando la historia. Con la necesidad de nuevas glorias, como un ángel nuevecito que supone poder. Así comienza todo, y después a lo mejor me salgan alas. Ya es hora de encender el presente. Muchos como yo y pocos como los de antes. Entonces si yo estoy vivo ahora, por qué no seguir la historia de otra forma. Tengo el derecho.

El cuerpo es una democracia, es mi caso. Digo m√°s de lo que esperan. De verdad me cansa mentir y sigo mintiendo.

A partir de las acciones en el R√≠o Guaso, ¬Ņqu√© te propones?

El performance del Río es mi mejor puesta en escena. Sin dudas, apunta a lo justo. Todos en Médula lo ven así, como yo. Y qué orgullo me da. Porque al fin tengo un ejército honesto que apunta y mata por su obra. Es lo fundamental para lograr algo.

Como Maceo y Fidel, duros con el enemigo y guerra hasta dejarlos fuera. Ellos buscaron libertad y yo busco purificar el agua. Obra s√≥lida y sin ficci√≥n. No extra√Īo las tablas.

¬ŅQu√© te preocupa hoy como creador?, ¬ŅQu√© te propones?

Me preocupa que los que piensan la cultura cubana estén en ocasiones alejados del valor del arte, lo dejan morir teniendo tanto oro para cultivar. Es la fuente más poderosa de la Revolución. Soy irreverente a estas nociones. Hoy estudio a centros como Martí y Fidel, yo creo en ellos. El arte es la verdad de un pueblo, su cultura, la sonrisa de todos, las fiestas, los momentos de culto. No hace falta dejar de ser coreógrafo para pensar en Cuba, esto determina muchas decisiones futuras.

tomada del perfil de facebook de yoel gonzales

La rumba es m√°s cubana que cualquier l√≠der, pienso en el casino, el Son, el Chang√ľ√≠. La Columbia es m√≠a, con cuchillos o con pa√Īuelos. Ah√≠ el cuerpo se me eriza y me bajan¬† los fundamentos de ballet, de Ramiro Guerra, de Eduardo Rivero. Por eso hay que darle lugar y mi cuerpo lo necesita. Porque es cubano, criado ah√≠. Aprend√≠ todo lo que s√©. Mi cuerpo no sabe mentir.

Quiero dirigir procesos grandes, dejar fluir las ideas de los j√≥venes, libres en la totalidad, sin ataduras y sin riegos. Sin temor a perder. Arriesgarlo todo por los j√≥venes, darle camino, apoyar sus sue√Īos, decirles qui√©n hizo a Cuba Libre desde el principio, que decidan por s√≠ solos. Al final, es arte cubano. Necesitan lugar, amor, espacios, dinero, ser la jerarqu√≠a del pa√≠s. Unos y otros.

Quiero todo lo bueno que pueda existir. Quiero que se acabe el bloqueo, Quiero hablar con el presidente de Estados Unidos y ense√Īarle lo que hago, y lo que he construido. Decirle todo lo que quiere Cuba. Ense√Īarle la obra de Alicia Alonso y preguntarle qu√© cree. Hablarle de Fidel y de su historia, recitarle un poema de Mart√≠: ‚ÄúLos zapaticos de Rosa‚ÄĚ. Denotar que los cubanos somos m√°s de amor que de otra cosa, y si no entiende, se lo permito, pero hago que se sienta la muerte de mis m√°rtires. Preguntarle si √©l ama a su historia. Luego √©l llorar√°.

Quiero hermanos. Acabar la guerra. Salvar el medio ambiente. Encontrar la cura del Sida, del Cáncer, de la Covid-19. Aplastar la hipocresía. Acabar con el arte subversivo. Y eso se logra con oportunidades, sin miedo. De frente y sin odio. Así como hago una coreografía.


«Un Fidel que abre una y otra vez los caminos a la m√°s aut√©ntica y libre creaci√≥n art√≠stica»

El martes 17 de octubre de 2018, en el marco del 3er. Congreso Nacional de la Asociaci√≥n Hermanos Sa√≠z, fue presentado por el intelectual cubano Abel Prieto Jim√©nez el libro Fidel y la AHS, del historiador El√≠er Ram√≠rez Ca√Īedo. El texto recoge dos de las intervenciones del l√≠der hist√≥rico de la Revoluci√≥n Cubana en sus encuentros con los j√≥venes intelectuales y artistas: ‚ÄúEsta Revoluci√≥n tiene que ser buena en todo‚ÄĚ, discurso pronunciado el 12 de marzo de 1988 en la clausura de la reuni√≥n del Consejo Nacional de la Asociaci√≥n, y ‚ÄúSin cultura no hay libertad posible‚ÄĚ, alocuci√≥n del 18 de octubre de 2001 en la √ļltima sesi√≥n del Primer Congreso Nacional de la organizaci√≥n.

Este libro resulta esencial para interpretar mejor las contribuciones de Fidel a la pol√≠tica cultural cubana en Revoluci√≥n. Si bien es cierto que ‚ÄúPalabras a los Intelectuales‚ÄĚ ha sido catalogado como un texto fundacional para el dise√Īo y la ejecuci√≥n de pol√≠ticas encaminadas a la defensa y el desarrollo de la cultura cubana; es preciso estudiar, con mayor sistematicidad, las intervenciones realizadas por el l√≠der en etapas posteriores. Sirva este texto de motivaci√≥n para seguir profundizando en los aciertos de Fidel en la comprensi√≥n de la cultura cubana.

¬ŅEn qu√© circunstancias percibiste que era necesario compilar las palabras dirigidas por Fidel a los j√≥venes de la Asociaci√≥n Hermanos Sa√≠z? ¬ŅCu√°ndo tomaste la decisi√≥n de emprender este proyecto?

En el momento en que concibo la idea de realizar una compilaci√≥n de las palabras de Fidel a los j√≥venes de la Asociaci√≥n Hermanos Sa√≠z yo integraba la Direcci√≥n Nacional de la organizaci√≥n y recuerdo que, en no pocas ocasiones, hab√≠a escuchado referencias a trav√©s de antiguos miembros sobre los intercambios del l√≠der de la Revoluci√≥n Cubana con los j√≥venes artistas e intelectuales cubanos en dos a√Īos cruciales de la historia del proceso cubano: 1988 y 2001; sin embargo, al realizar b√ļsquedas con la idea de poder leer los discursos de Fidel en ambas reuniones, me percat√© de que no eran p√ļblicos y que solo cont√°bamos con el testimonio de los que hab√≠an participado en aquellos trascendentales encuentros.

Como historiador al fin, me di entonces a la tarea de tratar de lograr acceder a estos documentos imprescindibles para la propia historia de la AHS y de la política cultural de la Revolución.

Para publicar las intervenciones del l√≠der de la Revoluci√≥n deb√≠as tener su consentimiento. ¬ŅPuedes contarnos c√≥mo fue el proceso para obtenerlo? ¬ŅQu√© sentiste al contar con su aprobaci√≥n?

A través del historiador Rolando Rodríguez García, Premio Nacional de Historia y de Ciencias Sociales y con el que he trabajado durante más de una década, se le envió una solicitud al Comandante en Jefe para poder acceder a estos dos discursos inéditos, planteándole la posibilidad de publicarlos y que constituyeran un regalo especial para todos los miembros de la AHS en el 30 aniversario de la organización, que se cumplía por esos días del mes de octubre de 2016.

D√≠as despu√©s, el 25 de noviembre, se produce la partida f√≠sica del Comandante y lejos estaba de imaginarme que √©l hubiera podido leer y atender nuestra solicitud. Sin embargo, la sorpresa y emoci√≥n infinita lleg√≥ poco despu√©s, cuando supe que precisamente el d√≠a 7 de noviembre, apenas 18 d√≠as antes de su fallecimiento, hab√≠a expresado y dejado constancia de estar totalmente de acuerdo con la idea de hacer p√ļblicas estas dos intervenciones.

De inmediato, la emoci√≥n que sent√≠ se expandi√≥ al resto de los compa√Īeros de la Direcci√≥n Nacional de la AHS cuando conocieron la noticia. Comenz√≥ entonces el proceso que dio lugar al libro Fidel y la AHS, publicado por la editorial Abril y, sin dudas, un regalo especial del Comandante a los miembros de la AHS de hoy y del futuro.

el libro fidel y la ahs fue presentado por abel prieto en el marco del 3er congreso de la Asociación/ tomada del portal del arte joven cubano

¬ŅSentiste un mayor compromiso con este proyecto despu√©s de ese 25 de noviembre?

Por supuesto, se convirtió para mí en una misión hermosa y honorable, cuyo final se materializó en el tercer congreso de la AHS, cuando el libro fue presentado y entregado a cada uno de los delegados.

Cada una de las ideas expuestas por Fidel en estas intervenciones son una invitaci√≥n a la reflexi√≥n, al pensamiento cr√≠tico en relaci√≥n a nuestra cultura, a nuestra naci√≥n. ¬ŅCu√°nto crees que pueden aprender los j√≥venes, miembros o no de la Asociaci√≥n, de sus valoraciones?

Creo en primer lugar que estas intervenciones son parte de lo más preciado de la historia de la AHS, que es importante que sea conocida por todos sus miembros, al igual que la vida y obra de Luis y Sergio Saíz Montes de Oca, ahí hay banderas sagradas para defender, luchar y seguir haciendo historia en el presente por la vanguardia artística e intelectual joven de Cuba.

El hecho de que la Asociación lleve el nombre de esos dos jóvenes, prácticamente adolescentes cuando fueron asesinados, profundamente martianos y seguidores de Fidel, que dieron su sangre por la causa revolucionaria y cuya obra artística e intelectual a tan corta edad aun nos estremece y asombra, constituye un compromiso inmenso para todos los que pertenezcan a esta organización, al igual que el hecho de ser una organización en la que Fidel depositó toda su confianza, al punto de llegar a decir: “Esta institución se justifica ahora y siempre, ¡ahora y siempre¡

Los argumentos de Fidel en esas dos intervenciones, el 12 de marzo de 1988 y el 18 de octubre de 2001, aunque respondieron a un contexto determinado, se proyectan hacia el presente y el futuro, contienen ideas que parecen dichas hoy, como si Fidel nos estuviera convocando y movilizando para la gran batalla que en el campo de la cultura debemos seguir librando.

Creo, no exagero, si digo que estos dos discursos pueden considerarse las Palabras a los Intelectuales de Fidel dirigidas a los más jóvenes, palabras a las que tenemos que volver una y otra vez para no perder la ruta en la defensa de los principios de nuestra política cultural y en una creación artística e intelectual de profunda vocación social.

durante la presentación del libro fidel y la ahs en el marco del 3er congreso de la Asociación/ tomada del portal del arte joven cubano

¬ŅCrees que la publicaci√≥n de estos discursos puede ampliar la mirada en relaci√≥n a las contribuciones de Fidel a la pol√≠tica cultural cubana?

Por supuesto que s√≠. Considero que son √ļtiles no solo para los miembros de la AHS, sino para todos los artistas e intelectuales cubanos y el pueblo en sentido general. Las ideas y visi√≥n amplia de Fidel sobre la cultura y su centralidad en el proceso revolucionario est√°n muy claras en estos discursos y hay que analizarlas de conjunto con otras de sus cardinales intervenciones, como las propias Palabras a los Intelectuales, sus discursos en los distintos congresos de la UNEAC, sus encuentros con la Brigada de Instructores de Arte y su propia obra fundadora, como principal art√≠fice que fue del sistema institucional de nuestra cultura, teniendo siempre al pueblo, al ser humano, como la meta principal de todos los cambios revolucionarios.

Estos discursos nos muestran una vez más a un Fidel que es el antidogma por excelencia, pródigo en el diálogo franco y directo con los jóvenes, un Fidel que abre una y otra vez los caminos a la imaginación y a la más auténtica y libre creación artística, un Fidel que convoca, une y se adelanta al futuro, un Fidel martiano que defiende la idea de que sin cultura no hay libertad posible, un Fidel que sin caer en el idealismo voluntarista, se muestra enemigo de las ideas y métodos tecnocráticos o del pragmatismo economicista, que pueden atentar contra nuestra política cultural y con la sobrevivencia misma del proceso revolucionario cubano.

Al leer estos discursos, se pueden entender con más profundidad por qué en los momentos más difíciles del período especial Fidel planteó que la cultura era lo primero que debía ser salvado.