Cantante


Música de autor o descarga de parque

«El disfrute de la música en vivo» es la respuesta que casi siempre obtengo cuando le pregunto a algún nuevo rostro que veo rondar la Asociación Hermanos Saíz en Ciego de Ávila, que busca encontrar o le atrae del lugar. Lo que aquí se hace, no escapaba de un público selecto, de artistas, uno que otro asociado o amigos de quien desempeñaba el roll de organizador.

Un cambio fue notable cuando abrió las puertas su Café Barquito y se oficializó la peña Trovadrugada de César Brown y su banda, acompañado de un incremento organizativo de calidad que ya traía el colectivo de trabajadores de la institución. Quizás fue solo el café o el ejemplar desempeño laboral, y el grupo no tuvo nada que ver, pero de, trovador a guitarra limpia, a banda a dos voces con tres, guitarra, bajo y percusión, hay que vivir la transmutación y ver al público centrar su atención, luego, brindar aplausos.

«Lo de los rockeros» o «Lo de los pelús» así le llamaban año y medio atrás a la institución representante de la joven vanguardia artística, cuando a alguien intentabas darle referencia del lugar, tuve la experiencia. Aún hay quien le hace rechazo pues, no somos un pueblo donde prevalece el gusto por la cultura; o el individuo tuvo la mala experiencia de pasar el día que se hizo algo por salir del paso y aunque la promoción estuvo, la organización o exposición, no fue la ideal.

Recuerdo una noche de lluvia, que tres amigos y yo, esperábamos que al menos un poco escampase, ya a las 11:00 p.m., y de las afueras de la cristalería me hizo entrar un conjunto de instrumentos donde sobresalía un saxofón, a quien luego reconocería como Livan Tartabull, director del Quinteto Saxofones, y por primera vez, presté atención a la obra de César.

Identidad de César Brown Band

Personalmente, soy alguien que disfruta muchísimo, escuchar sonar guitarras en cualquier esquina o en las descargas de parque. Ahí donde se canta a Sabina, Buena Fe o Melendi, y lo que se le ocurra o sepa tocar el guitarrista que a esa hora no está para improvisaciones.

Cuando escuchas a Ramón David en su aire psicodélico vocalizar «…rockockococó…» o el simpático Óscar Sánchez que se mueve de un instrumento a otro sin cesar, y la inercia te voltea y te preguntas qué está pasando ahí ¡Eso no es lo que pasa siempre! Un trovador, a pura guitarra, no siempre se escucha gustoso.

En Ciego de Ávila, por suerte, no solo yo me he dado cuenta de eso. Las dos agrupaciones con fuerte lazo hacia la institución se han crecido de forma tal que un conjunto de instrumentos genera arreglos que te hipnoticen, como un bajo o clarinete, protagonista; o el acompañamiento de un chelo o un saxo a una trovadora o Dj, aspecto a tener en cuenta cuando no se es diestro un cantante en la guitarra o su arreglo no es precisamente un Concierto de Aranjuez.

Yeni Turiño en Trovándote 2020, en acompañamiento de un chelo

No se puede descartar que los músicos son de pagar y pocos trabajan de gratis (peña Trovadrugada) pero hay que encontrar la forma, de que se haga algo con calidad y de que se les pague, claro. O cómo le explico yo a los amigos, no asiduos a este círculo, que emocioné por los cielos para que viesen este Trovándote 2020 a Rolo Rivera, de quien sus canciones ocupan parte en todas mis listas, con ese estilo muy jazz que tiene de representar ritmos cubanos.

Rolo Rivera en Trovándote 2020

Un claro ejemplo fue, en el mismo festival, Kamankola, quien a concierto trajo un guitarra acompañante, y a dos guitarras, una acústica y otra eléctrica, acompañando su voz; no hubiese podido encantar más al público de lo que lo hizo. ¿Cómo fue el concierto de Marta Campos que hizo sonar tan bonito la bella canción «Sabor Salado» de Diego Gutiérrez? La respuesta está clara, cuando se quiere se puede.

Marta Campos en concierto en el Patio de la UNEAC, Ciego de Ávila

La vanguardia musical cubana no puede perder la brújula

Entre los logros de la sección de música de la Asociación Hermanos Saíz (AHS) en los últimos años se encuentra el haber logrado potenciar los géneros menos favorecidos como son: la trova, el rock, el jazz y el hip hop, a través del sistema de premios y becas que otorga la organización, así como la realización de eventos de carácter nacional. Así se reconoció en la Comisión Música del 3er. Congreso de la AHS, que sesionó en el Centro Cultural Maxim Rock, de esta capital.

[+]


Carmen es Cuba

Se propone presentar un retrato lo más parecido posible a la mujer cubana, y es lo más importante para ella. Ha sido un gran reto, reconoce, conectarse con públicos de diferentes culturas y con barreras idiomáticas en el medio, pero se ha logrado porque la historia, cuando es universal, llega a todos.

[+]


Nostalgia por un lugar que canta

Realizar un álbum que posea a la vez calidad sonora, un bello diseño gráfico y una notable presencia autoral e interpretativa, puede considerarse una tarea difícil en la actualidad. Sin embargo Nostalgia Cubana —que constituye la más reciente entrega de Ariel Brínguez— reúne todas esas características. [+]


Leodanis Parlay: “Adoro sufrir en escena”

Hace ocho años debutaba como actor aficionado del grupo Stom. Hace los mismos años estaba en un aula recibiendo clases de Morfología, Anatomía, Genética. Ahora está en el escenario del Bertolt Brecht interpretando dos papeles en La Sagradita (Yelenis Peña, Gestus Teatro 2018), aunque también ha sido protagonista de La Institutriz (Orlando González, Calibán Teatro, 2018) y se ha travestido a cuenta y riesgo de un Pasaporte (Maurice Leveque, Calibán Teatro, 2017).

[+]