Sean muchachos de su tiempo

En otras ocasiones he conversado con el poeta Reynaldo Garc√≠a Blanco (Venegas, Santi Sp√≠ritus, 1962) de talleres literarios, periodos de escrituras y promoci√≥n cultural. √Čl, quien ha sabido ser para muchos j√≥venes, amigo y maestro, fue miembro de la Asociaci√≥n Hermanos Sa√≠z y actualmente es Miembro de Honor de la organizaci√≥n. Garc√≠a Blanco sigue apostando por los j√≥venes, los ayuda y promueve. Tampoco puede olvidarse que en el a√Īo 1998 Garc√≠a Blanco gan√≥ el Premio Calendario de poes√≠a con su cuaderno, Reverso de foto & dossier, publicado por la Casa Editora Abril en el 2000. Tambi√©n ha sido jurado de este certamen.

Integro la Brigada Hermanos Saíz…

A inicios de los ochenta me integro al Movimiento de Talleres Literarios en Sancti Spíritus. Ahí, de manera paralela integro la Brigada Hermanos Saíz. En los noventa llego a Santiago de Cuba y solo fue una cuestión burocrática eso de volver a hacer una solicitud y entregar cinco o seis textos.

Todo era posible, hab√≠a sue√Īos‚Ķ

En los ochenta la Brigada Hermanos Sa√≠z realiz√≥ muchas acciones literarias. Una de las mejores de esa d√©cada fue precisamente en Santiago de Cuba. Fue en septiembre del 87. Un festival de poes√≠a que logr√≥ aglutinar a muchos integrantes de la llamada generaci√≥n de los cincuenta, con los que en el tiempo se han venido a llamar la Generaci√≥n del Ochenta. Le√≥n Estrada, Odette Alonso, Alfredo Quintana, y otros, desde esta ciudad elevaron la parada en este tipo de evento. Ediciones artesanales como Hoguera Roja, demostraban que todo era posible, que hab√≠a sue√Īos, deseos de hacer cosas‚Ķ

¬ŅQu√© significa ser miembro de la Asociaci√≥n Hermanos Sa√≠z‚Ķ?

Me resulta un poco complicado responder a lo que significa para mí ser miembro de la Asociación Hermanos Saíz (AHS). En un primer momento uno agradece ese reconocimiento, pues mira hacia atrás y uno ha estado en la vorágine de muchos acontecimientos que han hecho creer en las AHS. Luego uno se aleja. Se acercan, te invitan, no te invitan, te piden opiniones, te ignoran… pero uno sigue en ese diálogo que unas veces es mudo y otras pletórico. Me gustaría no ser miembro de Honor de archivo. Me gustaría ser más participativo.

Lo que no se haga ahora…

Es un lugar com√ļn repetir que la AHS en la Cuba de hoy es la vanguardia. Lo que no se haga ahora no se har√° en otro momento. Cuba y el mundo asisten a cambios vertiginosos, y es a ese v√©rtigo que la AHS est√° llamada a montarse. No importa que se mareen, no importa que tropiecen. Lo importante es que no se autocensuren, que sean aut√©nticos, que sean muchachos de su tiempo.

Ser dialéctico y plural…

De los jóvenes siempre se aprende. Dan lecciones. Te dan otros horizontes. Te descubren caminos. A veces son desobedientes, parricidas. Yo también lo fui. Es ser dialéctico y plural. Hasta que no me borren seguiré con ellos.

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscripción

Para recibir nuestro boletín ingrese su dirección de correo electrónico

 
ÔĽŅ