Nicol√°s: negro cubano

La poes√≠a fue definitivamente otra a trav√©s de tu pluma. Aquellos que antes eran despose√≠dos de sus m√°s elementales derechos encontraron en tu l√≠rica un resguardo. La voz de los negros, los obreros, los pobres era al fin redimida. Fuiste t√ļ, Nicol√°s, quien supo ponerle ritmo a esas palabras que desde el barrac√≥n nuestros abuelos, blancos y negros, una vez mezclaron. Viste m√°s all√° del horizonte. Supiste saltar las barreras que el color de tu piel nos impon√≠a, alej√°ndonos del tremebundo p√°nico a lo diferente. Todas las flores de abril, Nicol√°s, no son suficientes para recordarte. Por eso quiero imaginar que andas a√ļn por el mar de las Antillas, timoneando aquel barco de papel, que anda y anda y que en cada puerto montas a los que como t√ļ desean el amor. ¬ŅAcaso llevas tu guitarra de trovador? ¬ŅTe acompa√Īa aquella palma que naci√≥ en el patio, sola?

Tu poes√≠a, ni blanca ni negra sino cubana, sigue siendo el paradigma para conocernos como naci√≥n. Para ir a la ra√≠z de nuestra cultura. Por eso hoy desempolvo tus recuerdos, para que donde quiera que est√©s, sepas lo que significa tu legado. Eres ese hombre que lleg√≥ a esta ciudad un d√≠a en busca de sue√Īos y multiplic√≥ las voces de aquellos que necesitaban tener todo el mundo en sus manos.

Un hombre como t√ļ, Nicol√°s, no debi√≥ marcharse nunca de esta tierra. Porque la vida es demasiado corta como para malgastarla con despedidas. Por eso hoy, a 115 a√Īos de tu natalicio, recuerdo tus versos, tu voz grave, tu cadencia al hablar. Ser√≠a justo en este instante en el que mirar√≠as a tu alrededor para ver todas las murallas que hace falta abrir, las nuevas justicias por las que luchar, los sue√Īos que se transforman en conquistas.

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Suscripción

Para recibir nuestro boletín ingrese su dirección de correo electrónico