Más allá de Los días de la histeria

Quiz√°s la cubierta parezca uno de esos afiches promocionales de alguna pel√≠cula de terror que los adolescentes frickies persiguen en el af√°n comprobatorio de radicalidad oscura ‚ÄĒigual eso podr√≠a funcionar como un buen gancho para este p√ļblico dif√≠cil‚ÄĒ; pero, sin hacer desd√©n a esa imagen ajena al prop√≥sito o el contenido del libro, por favor, pasen a sus historias, no se queden solo con la impresi√≥n de la portada. Comprender√°n entonces su merecido reconocimiento, al ganar la segunda edici√≥n del premio de narrativa breve Eduardo Kovalivker (2015).

IMG_20160813_130009Solo dos relatos: ¬ęLos d√≠as de la histeria¬Ľ y ¬ęSeudo¬Ľ componen su cuerpo de ficci√≥n org√°nica en una realidad que avanza dentro de la tecnolog√≠a y el caos; no vienen a contrariar otras percepciones anteriores sobre la naturaleza arrogante y dependiente del hombre, quien pudiere terminar subordinado a sus propias creaciones, m√°s bien las reafirman ‚ÄĒcon buen pu√Īo‚ÄĒ en historias que no se pierden en demasiado dato cient√≠fico, sino que se concentran en lo verdaderamente importante: el conflicto humano dentro de esas distop√≠as. Son introducidos por un exergo preciso, en cada caso de diferente autor, que sostiene el enlace entre ambas narraciones, al resumir po√©ticamente el sentido original del relato integrador. La coherencia que se le viene reconociendo al libro se concreta adem√°s con el narrador protagonista (en primera persona), en ambos textos, ofreciendo una perspectiva vivencial a esas dos variantes de futuros, probablemente consecutivos en un mismo universo.

En estos tiempos es veros√≠mil prever un mundo donde m√°quinas y hombres se disputen la vida, la sobrepoblaci√≥n comienza a preocupar: dos hechos que agilizan el pacto con la ficci√≥n propuesta por Maielis Gonz√°lez Fern√°ndez; pero no voy a adelantar demasiado, ni a regodearme en teor√≠a literaria impertinente. Busque el libro ‚ÄĒtarea ya un tanto compleja por lo r√°pido que se ha agotado su corta tirada, tal vez deba pensarse en una segunda‚ÄĒ, conozca la nueva generaci√≥n de narradores cubanos; compruebe que nuestra ciencia ficci√≥n rejuvenece en sus autores emergentes; e incluso, aunque no sea muy adepto del g√©nero, habr√° de coincidir en que Los d√≠as de la histeria, es de esos libros rehacedores de la fe en el hombre.

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Suscripción

Para recibir nuestro boletín ingrese su dirección de correo electrónico