Libro Periodista de provincia o el desafío de narrar desde el humor (+Video)

Hace poco lleg√≥ a mis manos el libro Periodista de provincia, del villaclare√Īo Jos√© Antonio Fulgueiras, quien ha tenido experiencia como reportero en diversos medios, incluidos los peri√≥dicos Granma y Vanguardia, y actualmente como corresponsal de la agencia Prensa Latina.

Varias veces hab√≠a escuchado sobre esa obra, publicada en el 2012 por la editorial Capiro e integrada por 55 cr√≥nicas breves, por lo cual me sumerg√≠ r√°pidamente en sus p√°ginas. Desde la primera, Lam en Sagua,hasta la √ļltima, con igual t√≠tulo que todo el volumen, su autor nos propone un viaje por parajes y situaciones, en las que siempre est√° presente el humor.

Miembro de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba y autor de otros títulos como El hombre por dentro (1994), Con el santo claro (1995), Gambia: el perfume de las raíces (2000), Víctor Mesa: el béisbol en vida (2002), Cerca del Che (2004) y Tal vez pura coincidencia (2007), Fulgueiras, nacido en Sagua la Grande en 1952, narra hechos desde el realismo y un humor, que suele provocar sonrisas y hasta carcajadas; sin embargo en el centro están siempre sus experiencias reporteriles y visiones a través de la lupa periodística y sus cualidades como cubano sato.

Algunos textos reflejan an√©cdotas de cuando se desempe√Īaba como operario C del Centro Telef√≥nico de Sagua, pero ya sent√≠a esa vocaci√≥n inevitable de periodista y entrevist√≥, por ejemplo, al pintor Wilfredo Lam.

Entre las cr√≥nicas se incluye «El Migue», referida a la etapa en que el actual Presidente de la Rep√ļblica se desempe√Īaba como Primer Secretario del Partido en Villa Clara, y jugaba softbol los s√°bados junto a periodistas y otras personas.

José Antonio Fulgueiras

Ah√≠ est√° el humor y tambi√©n el cari√Īo hacia quien sol√≠a ser pitcher titular y segundo, tercero o cuarto en la alineaci√≥n ofensiva, hacia quien conect√≥ un jonr√≥n decisivo en un torneo nacional de la prensa, propinaba ponches, pero tambi√©n se molestaba un poco cuando alguien le conectaba un jit, hacia quien despu√©s fue Primer Secretario del Partido en Holgu√≠n, Ministro de Educaci√≥n Superior, Vicepresidente de los Consejos de Estado y hoy lidera la naci√≥n.

A trav√©s de sus letras uno descubre al hombre bromista y amante de los deportes, que se ha ganado la admiraci√≥n de muchos. En «Cien minutos con Fidel» nos acerca tambi√©n al L√≠der Hist√≥rico de la Revoluci√≥n, cuando en un recorrido estuvo en una situaci√≥n inc√≥moda al hacerle una pregunta que no ten√≠a ninguna relaci√≥n con el contexto o temas del momento.

 

Otras cr√≥nicas son «Un santo del periodismo», «Asesinato», «Peque√Īa agenda», «El vicio de fumar», «Blandito y Pedrito», «La prueba de conocimientos», «Confieso que pequ√©», «El show de travestis», «Mu√Īec√≥n», «El masajista», «Diles que no me maten», «La ruta de las serpientes» y «La tesis y Tartufo», estas dos √ļltimas referidas a escenas de la etapa de estudiante. Resultan muy favorables la riqueza narrativa y el costumbrismo presentes a lo largo de las 200 p√°ginas.

En una ocasi√≥n el Premio Nacional de Periodismo por la Obra de la Vida Jos√© Alejandro Rodr√≠guez defini√≥ este libro como una ‚Äúcebolla picante‚ÄĚ, por esa capacidad de motivar carcajadas hasta el punto de hacer salir l√°grimas a veces.

Durante su lectura uno piensa tambi√©n en lo bueno que ser√≠a cultivar m√°s en la actualidad el periodismo humor√≠stico, una especie de im√°n para lectores de todas las generaciones. Aqu√≠ se presentan de forma graciosa situaciones inc√≥modas como amenazas de algunos por cr√≠ticas recibidas o rutinas productivas y maneras ‚Äúcuadradas‚ÄĚ de pensar de directivos, incluso dentro de los medios de prensa.

Uno de los riesgos de este volumen es la inclusi√≥n de an√©cdotas demasiado personales o ‚Äúprovincianas‚ÄĚ, pero las situaciones y la manera de contarlas rebasan lo circunstancial y las peculiaridades de contextos espec√≠ficos.

Entre bromas, esta obra es testimonio de las realidades y dinámicas de un periodista, fuente de conocimientos para quienes hoy ejercen la profesión con particularidades diferentes y similares.

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscripción

Para recibir nuestro boletín ingrese su dirección de correo electrónico

 
ÔĽŅ