El Flamenco como forma de vida y dar vida

Cautivadora. Esa podría ser la manera más certera de atrapar en una sola palabra la experiencia danzaria que gestaron en la escena del Teatro América, la Compañía Flamenca Ecos, la Escuela Provincial de Danza Alejo Carpentier, que representó a Cuba, y Compartir Flamenco, por parte de Italia.

Motivada por el intercambio cultural, sembrar amor y unión entre los pueblos, arribó a Cuba la compañía Compartir Flamenco, que surge en Italia en 2015 y que entre el amplísimo programa que desarrolló en el territorio nacional estuvo la presentación de uno de sus proyectos, el “Ridolina”; cuyos integrantes, desde la gracilidad y la sabiduría de los clowns especializados, regalaron alegría a pacientes con enfermedades oncológicas y mentales de varios centros hospitalarios, además de niños sin amparo filial.

Igualmente, los integrantes del “Ridolina” realizaron fructíferos intercambios y talleres de capacitación en la Universidad de las Artes de Cuba para clowns cubanos que, desde hace algunos años, ofrecen su arte a personas aquejadas de diversas enfermedades.

También como parte de las acciones que desarrolló Compartir Flamenco estuvo un rico intercambio cultural con estudiantes de la Escuela Provincial Arte Alejo Carpentier, de La Habana Vieja, quienes se apropiaron de pasos y secretos de la danza flamenca. Este fue un intercambio fructífero, pues los miembros de la agrupación habanera Flamenca Ecos, los niños de la “Alejo Carpentier” y los bailarines de Compartir Flamenco, tejieron lazos de hermandad desde la experiencia escénico-danzaria.

En ese sentido, vale destacar que en el espectáculo protagonizado por bailarines cubanos e italianos, el flamenco fue el elemento que disipó fronteras culturales y constituyó el eje de un programa en el que, si algo hay que reconocer, es que estuvo muy bien concebido.

Asistimos a una propuesta danzaria en la que las piezas fueron dramatúrgicamente dispuestas de tal manera que funcionaban como una sola unidad, en que se posibilitaba la entrada limpia y a tiempo de diversos bailarines, sin que dejara de ser fluida la transición de un momento a otro, de una obra a otra.

El repertorio presentado, bajo la dirección artística de Francesca Stocchi (Compartir Flamenco), de Ana Rosa Meneses (Compañía Flamenca Ecos) y Gloria Benítez (Escuela Alejo Carpentier), tuvo una vasta muestra de géneros danzarios relacionados con el flamenco: sevillanas, bulerías, entre otras piezas que motivaron aplausos acuciosos del público.

Bailarines de diversas edades, jóvenes, profesionales y amateurs de experiencia (en el caso de la compañía italiana), confluyeron en escena haciendo gala de su precisión técnica y armonía interpretativa en un espectáculo que solo fue trazado en unos escasos tres días.

Y lo valioso en todo esto, más allá de la probada calidad artística del espectáculo flamenco que se presentó en el Teatro América, es que, en primer lugar, como antes se refirió, la danza fue el pretexto para que se convirtieran en hermanos diferentes pueblos.

Además, algo muy especial es que también la danza se convirtió en la plataforma de vida, realización y revitalización principalmente para los adultos de Compartir Flamenco, compañía que a pesar de no encontrarse integrada por bailarines profesionales, sin temor compartió el río de la danza que habita en ellos, algo que ha sabido lograrla bailarina, profesora y su directora Francesca Stocchi.

La presentación de un espectáculo[1] en que intervinieron estudiantes de la Escuela Profesional de Danza Alejo Carpentier, bailarines profesionales de la Compañía Flamenca Ecos y de Compartir Flamenco, fue muy bien acogido por el público habanero, pues bajo las alas del flamenco se respiró los lazos de hermandad, generosidad y calidad artística de estas tres agrupaciones.

No podríamos estar más satisfechos ante una propuesta como esta, donde la buena vibra y la pasión desbordó el escenario para confirmar que desde la danza la cultura se eleva y trasciende.

[1] La Ficha técnica del Espectáculo fue la siguiente:

  • Espectáculo del Teatro América, La Habana

Dirección artística

  • Francesca Stocchi
  • Ana Rosa Meneses, Compañía Ecos
  • Gloria Benítez, Escuela Alejo Carpentier

 

Artistas

  • Miguel Chávez, Cante (Compañía Flamenco Ecos)
  • Iriela Rech Cante (Compañía Flamenco Ecos)
  • Raynier Monserrat, Guitarra (Compañía Flamenco Ecos)
  • Sergio Varcasia, Guitarra (Compañía Francesca Stocchi
  • Juan Carlos Otero, Cajón (Compañía Flamenco Ecos)
  • Anna Sinelscikova Palmas (Compañía Francesca Stocchi)

Bailarines: Francesca Stocchi, baile y coreografía

  • Valentina Stocchi, artista invitada
  • BarbaraTetti, Deliana Fratocchi, Lavinia Pasanini Massimiliano de Pasquale (Compañía Francesca Stocchi)
  • El cuerpo de baile de los alumnos adultos de Francesca Stocchi y de cuarto año de la Escuela Profesional de Arte Alejo Carpentier.

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscripción

Para recibir nuestro boletín ingrese su dirección de correo electrónico