Compás #1: Jazz Namá a ritmo del Caribe (+Galería)

La jornada del d√≠a 25 de febrero ha superado nuestras expectativas. Cuando Nataly Ruiz, presentadora de nuestra cartelera, hizo sonar el primer comp√°s, Santiago de Cuba volvi√≥ a ser epicentro de la buena m√ļsica.

 

Esta (la primera) jornada del Jazz Namá nos regaló llegó la exposición colectiva virtual Raíces y compás. Una muestra donde se aborda la presencia africana en nuestra ciudad, captada por la magia de los lentes y pinceles de un grupo de jóvenes santiagueros. En las palabras del catálogo, la historiadora del arte Sara Valdés Legrá afirma:

El g√©nero jazz√≠stico emprendido por j√≥venes talentos de la ciudad h√©roe ya tiene un plat√≥ amplio de presentaci√≥n, un espacio propicio que lo da a conocer y ahora lo afirman estas fotograf√≠as que hoy se exponen en esta plataforma online que lleva por t√≠tulo: ‚ÄúRa√≠ces y comp√°s‚ÄĚ.

Como joven expresión sonora, y por demás, venida de las ágiles manos de esta generación, la más fresca con la cual cuenta la ciudad, posee un sugiéneris compás. Todo bien concatenado, tanto imagen, desde el punto de vista técnico, compositivo, cromático y temático, siempre sin dejar de lado ese compás del santiaguero que es bicharachero, locuaz, muy extrovertido y en constante movimiento, expresión por antonomasia de los valores raigales que nos definen como ese cuero del tambor del cual bebe el jazz en Santiago y lo hace merecedor de un sello distintivo, dentro del género, en todo el país.

Asimismo, se advierte fotografías como las de marcado énfasis en las formas, y que por el poderoso poder del monocromo que las embisten, se encuentran dentro de los ejemplares de plausibles reconocimientos, sobre todo por el sentimiento con el que se perciben los personajes retratados en ellas.

Y qu√© decir de las muestras de la cotidianidad de las calles de nuestra ciudad con los tambores que no faltan en el g√©nero musical sobre el escenario de sitios tan emblem√°ticos como el Iris Jazz Club, que a √©l le rinde tributo siempre que abre sus puertas‚ÄĚ.

Yadasny Jos√© Portillo Herrera, reconocido pianista, arreglista y compositor, Director del Grupo Cauce, protagoniz√≥ el estreno de las c√°psulas Jazz Nam√° Plus. Esta es una iniciativa que se muestran por primera vez (desde que fuera fundado el evento) y sirven para presentar a los grupos y artistas que participan. Portillo pertenece al cat√°logo del Centro Nacional de M√ļsica de Concierto, y desde el 2003 se ha estado presentando como pianista junto al destacado bailar√≠n cubano Carlos Acosta, en los m√°s importantes escenarios internacionales. Su figura prestigia indudablemente el Festival.

El movimiento jazz√≠stico dentro de la ciudad va respaldado de estilos marcados dentro de la comunidad de m√ļsicos que desde aqu√≠ emergen y se posicionan con su hacer. Camilo de Bess asegura en su c√°psula promocional: Para m√≠ el Jazz es lo m√°s realzado de la m√ļsica cl√°sica unido con la m√ļsica popular, una mezcla de las dos corrientes. El programa del evento nos regal√≥ para el cierre de esta primera jornada el concierto de su grupo Jazz D¬ī Bess. Uno de los anfitriones y que por tercer a√Īo consecutivo tiene, bajo su responsabilidad, el concierto inaugural.

El Jazz Nam√° propone para la segunda jornada m√°s c√°psulas promocionales, challenges y conciertos. El momento especial del d√≠a, con transmisi√≥n en vivo, ser√° el encuentro con los directivos y artistas vinculados a la Casa del Caribe. Esta instituci√≥n recibir√° a nombre de todos los miembros de nuestra filial, un reconocimiento por los 40 a√Īos de la Fiesta del Fuego. La Casa del Caribe y su Festival han servido como plataforma para que confluyan en la ciudad de Santiago tradiciones de muchas culturas con una ra√≠z com√ļn: √Āfrica.

Es un privilegio para la ciudad poder contar con la Casa del Caribe y toda su historia. Es una necesidad para la joven vanguardia (AHS) honrar ese legado que ha construido y salvaguardado parte de lo que somos. Santiago de Cuba es muchas cosas, pero algunas serían solo memoria y olvido, sin la Casa de los hombres y las mujeres que portan/piensan/y construyen la cultura de la región.

 

fotos frank lahera

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscripción

Para recibir nuestro boletín ingrese su dirección de correo electrónico

 
ÔĽŅ