Carlos Machado: ¬ęSoy un cineasta ambicioso¬Ľ

Cuando present√≥ su reciente pel√≠cula en el cine Charles Chaplin ‚Äďdurante el 37 Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano (FINCL)‚Äď el joven director cubano Carlos Machado Quintela no dud√≥ en calificar a La obra del siglo (2015) como ¬ępretenciosa¬Ľ, tanto como √©l cree que ha sido nuestra sociedad durante mucho tiempo. Realiz√°ndola intent√≥ nada menos que indagar en una parte de la memoria de Cuba, con la suficiente calidad e ingenio para comunicar su punto de vista a los p√ļblicos del mundo.

La obra del siglo inaugur√≥ la muestra Joven Icaic del 2015. Luego de recibir el premio Hivos Tiger del Festival de Rotterdam (Holanda) y el Listapad de Plata del Minsk International Film Festival (Belar√ļs), Machado llev√≥ a casa una Menci√≥n del Jurado de Largometrajes de Ficci√≥n en el FINCL, y el Premio El M√©gano otorgado por la Federaci√≥n Nacional de Cine Clubes.

Filmó el segundo largometraje de su carrera durante apenas una veintena de días, en la Ciudad Electro-Nuclear (CEN), apartado lugar del centro de la Isla que formó parte del proyecto cubano-soviético de construir un reactor de energía atómica.

¬ŅHubo improvisaci√≥n en La obra del siglo?

Tiene muy poca en los diálogos, pero hay mucha improvisación en la manera de afrontar lo escrito. Traté de ser coherente al contar lo que quise, aprovechando lo bueno y lo malo de la experiencia del rodaje.

¬ŅTen√≠as claro que la estructura ser√≠a como la que vimos en pantalla?

El resultado final es la reescritura de toda la película en el proceso de montaje, porque el guion tenía otra estructura. Cuando la vimos editada no nos gustó, no era interesante. Creímos que podía ser más poderosa pues habíamos encontrado otros elementos, como las imágenes de archivo.

Quiz√°s por hacer justicia ‚Äďaunque el cine no va a hacer justicia‚Äď uno adquiere un apego emocional con lo que est√° contando, quiere incluirlo todo en la pel√≠cula y eso es imposible. A veces siento que tiene m√°s de lo debido, pero al menos as√≠ es m√°s honesta. Filmar esta pel√≠cula fue un aprendizaje. Fue muy espont√°nea y creci√≥, mut√≥ hasta llegar a La obra del siglo.

Pero tenías grandes expectativas con ella…

Sent√≠a que iba a ser importante para la memoria de la CEN. Al mismo tiempo ten√≠a miedo por la responsabilidad que eso implica, un miedo que me acompa√Ī√≥ siempre y solo pude lidiar con √©l en el montaje.

Lógicamente, antes de mi largometraje ya existía la memoria de este lugar. Sabía que hablaría de algo con una trayectoria y entonces a la historia de la ciudad subordiné mi película, que también es parte de ese proyecto inconcluso. Como me mantuve con tal concepto en la cabeza asumí el filme como un proyecto también, no le exigí perfección para que no fuera diferente de la memoria de ese lugar.

obra_stillReferencias de varias maneras aquel cine cubano de los 60 y principios de los 70 del siglo pasado. Mario Balmaseda, por ejemplo, es un actor que interpretó papeles importantes y que en La obra del siglo sugiere un diálogo con este pasado…

El filme tiene el esp√≠ritu de esa √©poca, fue inevitable. Mario Balmaseda ‚Äďun hito de los 70 y 80‚Äď encarna un personaje muy contradictorio, pero que siempre es directo y dice la verdad. Lo cre√≠ la persona id√≥nea para hacerlo, por su calidad interpretativa. Mayito Guerra me lo present√≥ y fue ideal porque la pel√≠cula tiene que ver con una familia, y realmente ellos son como padre e hijo desde hace muchos a√Īos. La relaci√≥n de ellos existe, no la tuve que crear como director. Eso ayud√≥ mucho, sobre todo en el tono.

Un cr√≠tico europeo te mencion√≥ como ¬ęun peso pesado de la nueva ola¬Ľ de esta regi√≥n ¬ŅTe sientes parte de un modo de hacer com√ļn?

Creo que la pel√≠cula es relevante por muchas razones, pero no me considero un ‚Äúpeso pesado‚ÄĚ porque es mi segundo largometraje. Tiene semejanzas con La Piscina, aunque en otro sentido cambi√© completamente. Ambas tienen en com√ļn la importancia del entorno para los personajes. Si lo quitas desaparece la historia porque ellos est√°n anclados completamente a su ambiente.

Yo estoy aprendiendo, intentando hacer el cine que me gusta. Tambi√©n procuro ser menos ego√≠sta para atraer m√°s p√ļblico y poder filmar, porque en el cine se necesita vender para seguir trabajando. Para ello la pel√≠cula tiene que hacerse visible. Si solo la puedes exhibir en La Habana no tiene sentido. La obra del siglo se ha estrenado en el mundo entero y me ense√Ī√≥ c√≥mo lo cubano puede ser internacional, qu√© se entiende o no fuera de Cuba.

¬ŅC√≥mo influy√≥ el hallazgo de im√°genes de la TV local?

Supuso un cambio radical. Utilicé la diferencia entre los colores y el blanco y negro para marcar diferencias no solo de época, sino también de dos mundos, porque el de la ciudad nuclear es diferente a cualquier cosa que había conocido. Soy un turista allí y por eso el archivo es lo que da densidad al mundo de la ficción que hay en la película. Es un gran paseo.

obra_del_sigloEn el cine hubo quien no par√≥ de re√≠r, y quien se fue diciendo que era ‚Äúpesada‚ÄĚ ¬ŅQu√© reacci√≥n esperabas de los p√ļblicos?

Es pol√©mica y compleja de ver. El que sea un h√≠brido la hace menos accesible. Si pudieras nadar con un ojo encima del agua y otro debajo observar√≠as dos mundos al mismo tiempo. La pel√≠cula ‚Äďcomo es tan artificial, con ella el espectador sale y entra de la ficci√≥n‚Äď te permite algo parecido: mirar para analizar unas veces, otras para sentir.

La secuencia donde atraviesan la bahía en la lanchita es la frontera más difusa entre lo documental y lo ficcional…

Y llega un momento en que se hace un nudo y los dos ámbitos son lo mismo. Todo es ficción, todo es documental, todo es un proyecto.

¬ŅTe consideras un cineasta ambicioso?

Sí, hay que serlo. Intento ser ambicioso para filmar películas que permanezcan en el tiempo.

obra_del_siglo

Foto de portada: fotografiacinelatino.wordpress.com

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Suscripción

Para recibir nuestro boletín ingrese su dirección de correo electrónico