Participa en el Catauro de la Décima 2020

La Unión de Escritores y Artistas de Las Tunas, en coordinación con la Dirección Provincial de Cultura, la Editorial Sanlope, el Centro Provincial del Libro y la Literatura,  la Casa Iberoamericana de la Décima en Las Tunas, convocan a la edición 31 del Catauro de la Décima 2020 (por vez primera online) en la edición 53 de la Jornada Cucalambeana.

Para ello convocamos a la participación de los creadores de la décima escrita y cantada de Hispanoamérica:

‚ĒÄMensajes culturales de escritores premios Cucalamb√©.

‚ĒÄMensajes culturales de los grupos m√°s importantes que cultivan la d√©cima en Cuba: ¬ęAla d√©cima¬Ľ de la Habana, ¬ęEspinel Cucalamb√©¬Ľ de Puerto Padre, ¬ęD√©cima al Filo¬Ľ de Gu√°imaro, ¬ęYarey Sonoro¬Ľ de Velasco, ¬ęEscritores Rurales¬Ľ de Colombia, Las Tunas, ¬ęToda luz y toda m√≠a¬Ľ de Sancti Spiritus, ¬ęEl club del Poste¬Ľ de Villa Clara y ¬ęViajera peninsular¬Ľ de Camag√ľey. ¬†As√≠ como de las casas de la d√©cima del pa√≠s.

‚ĒÄ D√©cimas de los creadores que aborden la a√Īoranza por el Cornito, el tema de la cuban√≠a, el campo y su gente.

Los autores podr√°n participar con una d√©cima octos√≠laba de tema libre. Los trabajos deber√°n venir acompa√Īados de los siguientes datos:

  • Nombre y apellidos del autor.
  • Tel√©fonos (obligatorio)
  • Breve curriculum (incluir foto)
  • Las obras deber√°n ser enviadas en diversos formatos: documento de texto formato Word, audio o v√≠deo; se recibir√°n hasta el d√≠a 20 de junio y podr√°n ser enviados a las siguientes direcciones: cucalambeana2020@gmail.com y a: presidencia.tun@uneac.co.cu ¬†con el asunto: Catauro Uneac

 

  • Las obras ser√°n publicadas el d√≠a 30 de junio, a las 10:00 am, en el perfil de Facebook: Cucalambeana 2020, donde podr√° visualizarse el contenido y aportar comentarios.

Para mayor información puede consultar a: 

  • Direcci√≥n Provincial de Cultura, J’ Relaciones Internacionales Yanetsis¬† Ram√≠rez Le√≥n.
  • Facebook: Yanetsis Cucalambeana Las Tunas ‚Äď Cuba

 e-mail: yanetsisrl77@gmail.com y   relinter@tunet.cult.cu

whap: cel: +5353487692 móvil

Así como a:

  • Iraida Williams Eurgelles: cel 58156794
  • Odalys Leyva Rosabal: cel 54939106 y a la direcci√≥n de correo: odalysleyva@pprincipe.cult.cu

 


Convocan al  XXI Festival Atenas Rock

Como cada a√Īo regresa el Festival Atenas Rock, uno de los eventos m√°s importantes del g√©nero en Cuba, cuya historia nos motiva, aun en tiempos de pandemia, a repensar y compartir lo mejor de este g√©nero. A tono con las exigencias de los nuevos tiempos, y con el firme prop√≥sito de promover la obra de nuestros j√≥venes exponentes, la nueva edici√≥n del festival tendr√° como escenario las redes sociales del 22 al 28 de junio pr√≥ximo.

El comité organizador convoca a las agrupaciones de rock profesionales de todo el país a esta edición virtual del festival.

Los interesados podrán participar enviando a la dirección de correo festivalatenasrock@gmail.com, videos con saludos e invitaciones al festival. Asimismo pueden hacernos llegar grabaciones recientes de la banda o facilitarnos un enlace de alguna plataforma donde se encuentren disponibles. Con ello editaremos un material a modo de concierto principal que estaremos compartiendo en nuestros perfiles de redes sociales. Los saludos e invitaciones también serán compartidos en dichas plataformas.

Para los saludos e invitaciones no existen limitaciones, sin embargo, teniendo en cuenta el nuevo formato del evento, solo se aceptar√° videos de tres temas por banda.

Deber√°n adjuntar adem√°s una peque√Īa ficha t√©cnica con los siguientes datos:

  • Nombre de la Banda
  • Provincia
  • T√≠tulo del tema enviado
  • G√©nero
  • Director de la agrupaci√≥n
  • Tiempo de creada
  • Link de otros videos y rese√Īa cr√≠tica

Asimismo, los videos deben cumplir algunos requerimientos:

  • Duraci√≥n m√°xima de cinco minutos.

(De no ser profesional)

  • Debe grabarse con el tel√©fono en posici√≥n horizontal (la pantalla acostada).
  • Debe configurar la c√°mara del m√≥vil a los ajustes mayor calidad.
  • Debe filmarse en un lugar con buena iluminaci√≥n.

La fecha límite para recibir los materiales es el 12 de junio a las 11:59 p.m. Todos los participantes serán notificados oportunamente por esta misma vía.

La nueva edici√≥n del Atenas Rock prev√© adem√°s otros espacios para repensar el g√©nero en los tiempos actuales y debatir sobre el quehacer art√≠stico de sus creadores. Nos interesa volcar la mirada a la historia de este evento, por lo que estaremos encauzando nuestra estrategia hacia la motivaci√≥n de nuestro p√ļblico y la premisa de retomar lo mejor de esta cita hist√≥rica.

Si te interesa sumarte a esta aventura ya sabes cómo hacerlo. ¡No pierdas la oportunidad de hacer historia. Te estaremos esperando!


Un primer libro no es un b√ļcaro sin flores

Aunque se llame¬†Abrazo a un b√ļcaro sin flores, un primer libro siempre es ese jard√≠n a que se espera asomar el lector para conocer al novel ‚Äújardinero‚ÄĚ, que qui√©n sabe si despu√©s figure entre los inspiradores necesarios en su estand. As√≠ nace la primera publicaci√≥n del joven tunero David Montero Figueredo, que vio la luz recientemente por la editorial¬†Primigenios, de Estados Unidos.

Alrededor de 40 poemas en verso libre hablan de su yo interno, ‚Äúde vivencias con las que se buscan respuestas a insatisfacciones espirituales y materiales, y se analiza si somos √ļtiles porque, si no lo somos, qu√© sentido tiene la vida‚ÄĚ.

√Čl empez√≥ a escribir cuando yo apenas gateaba, all√° por los a√Īos 90 del pasado siglo, cuando formaba parte del proyecto La Paliza que, desde la Asociaci√≥n Hermanos Sa√≠z (AHS), aglutinaba a cultores de varias manifestaciones. Adem√°s de poes√≠a, realiza cuentos y novelas, y ha ganado algunos premios como el prestigioso Portus Patris y otros durante el evento La Pupila Archivada.

Thomas Eliot, William Shakespeare y casi todos los escritores norteamericanos e ingleses son referentes suyos en la literatura. En el caso de este texto, t√≥picos como el vac√≠o interior del ser humano, la soledad acompa√Īada, la muerte real y la llamada muerte en vida, convergen en sus p√°ginas con un halo que conmina a reflexionar, instrospeccionarnos y alejar prejuicios, falsedad y otros lastres.

Muerte y verdugos
tiene la yerba cruda,
el pobre v√°stago abandonado
a su suerte de morir,
a las indomables espinas,
al paraje baldío cubierto de lágrimas,
(…)
Hacia atr√°s vuelve mi vuelo z√°ngano,
la nube que vi,
tempestades torcidas de √°tomos, vientos,
hacia imperiosa torre sin fin.

David Montero‚ÄúPublicar el primer libro es algo incre√≠ble‚ÄĚ, me dice con sencillez. Y lo es, pero no lo entrevisto tanto por eso, sino porque desde que lo escuch√© leer poes√≠a a√Īos atr√°s en el espacio La glorieta y la estrella, que conduc√≠a aqu√≠ la escritora Marina Lourdes Jacobo, reconoc√≠ al gran literato que es.

Por su filosofía de vida, más dado a la onda rockera que a la predominante, ha sido marginado alguna que otra vez por personas carentes de alma y de visión, pero el talento se impone y este cuaderno así lo demuestra.

‚ÄúPara ser escritor hay que ser sincero con uno mismo y las circunstancias. La literatura para m√≠ es catarsis, sentido de la vida y utilidad. Me ha hecho m√°s humano, pues el arte es un ant√≠doto contra los males y un medio de redenci√≥n‚ÄĚ, dice quien se acerca tambi√©n al performance, la pintura, el dibujo y la m√ļsica.

‚ÄúActualmente trabajo en una novela llamada¬†Ratas, que tiene que ver con la hipocres√≠a y la moral de las personas‚ÄĚ, a√Īade este ‚Äúser- lobo estepario‚ÄĚ, que solo sale de ‚Äúsu guarida‚ÄĚ a compartir con verdaderos amigos como los escritores Ana Rosa D√≠az Naranjo y Rafael Vilches. Su hija Lena, de apenas 6 a√Īos, ilumina sus pasos en las letras, ese hermoso universo que conforma con versos como: «Qu√© atisbo cruel es la poes√≠a/ para los ojos de quien la sue√Īa /escapatoria a la expiaci√≥n de los d√≠as vac√≠os. / La poes√≠a de quien la sue√Īa y la viva/ como respuesta a la investigaci√≥n/ porque en el d√≠a o la noche ha sido feliz».


EL DISCO DE LA SEMANA: Faílde con tumbao, Orquesta Miguel Faílde

*Tomado del Portal Cubarte

Presentado en plataformas digitales el pasado 19 de mayo, llega hoy a esta secci√≥n el tercer CD de estudio de la Orquesta Miguel Fa√≠lde,¬†Fa√≠lde con tumbao, una producci√≥n de la Empresa de Grabaciones y Ediciones Musicales, Egrem.¬†Abanderada desde Cuba en generar iniciativas para promover las medidas sanitarias y difundir la m√ļsica tradicional mediante las redes sociales durante este per√≠odo de aislamiento, en los √ļltimos meses La Fa√≠lde ha lanzado temas y videos hechos en casa‚Äč en los que han colaborado con Omara Portuondo, Eugenia Le√≥n, Guadalupe Pineda, Eva Ayll√≥n y Hayd√©e Milan√©s, entre otros artistas. Estos esfuerzos han sido significados por prestigiosas publicaciones de la escena musical como la revista¬†Billboard, y por la prensa nacional. El video de ¬ęL√°grimas negras¬Ľ se convirti√≥ en viral y alcanz√≥ el mill√≥n de reproducciones en Facebook a la semana de su estreno.

Desde su fundaci√≥n en abril de 2012, la orquesta que dirige Ethiel Fa√≠lde¬†se propone dar continuidad al legado de Miguel Fa√≠lde y asume el danz√≥n como base de su repertorio, aunque interpreta un amplio abanico de g√©neros de la m√ļsica cubana como el danzonete, el mambo, el chachach√°, el bolero, el son y la timba. Conformada por j√≥venes m√ļsicos en su mayor√≠a egresados del sistema de la ense√Īanza art√≠stica y con un promedio de edad inferior a los 24 a√Īos, adem√°s del repertorio de cl√°sicos de la m√ļsica tradicional cubana, propone renovaciones en las concepciones musicales y orquestales, fusionando el danz√≥n con la timba y llevando tem√°ticas sociales de actualidad a los g√©neros tradicionales. Con dos producciones anteriores (Lleg√≥ La Failde, 2016, y¬†Siempre tu voz. Homenaje a Benny Mor√©, 2019, junto a la diva Omara Portuondo), la orquesta fue nominada en Cubadisco 2017 (√ďpera prima y M√ļsica tradicional) y premiada en ese mismo certamen en 2019 (Premio Centenario de Benny Mor√©). Adem√°s, su m√ļsica ha estado presente en m√°s de veinte ciudades de M√©xico, Per√ļ, Martinica, Estados Unidos y Canad√°, en espacios como el Kennedy Center de Washington (Festival¬†Artes de Cuba, mayo 2018)‚Äč, el Gran Teatro Nacional de Per√ļ, el Sal√≥n Los √Āngeles‚Äč de la capital mexicana o el Place des Arts de Montreal.

Fa√≠lde con tumbao¬†propone desde danzones reactualizados ‚Äďdonde destaca la versi√≥n contempor√°nea de¬†¬ęNievecita¬Ľ, compuesto por¬†Miguel Fa√≠lde en 1883, muestra de la labor de arqueolog√≠a y rescate musical que se ha propuesto la orquesta desde su fundaci√≥n‚Äď, hasta cl√°sicos y¬†covers¬†de √©xitos mundiales, como¬†¬ęConcierto de Varsovia¬Ľ (versi√≥n tropicalizada del cl√°sico de Addinsell y Douglas, con arreglo de Gonzalo Rubalcaba)¬†o¬†¬ęHavana¬Ľ (√©xito reciente de Camila Cabello, en el que destaca la hilarante trompeta de Julito Padr√≥n); adem√°s de temas nuevos de la autor√≠a de¬†Pedro Pablo Cruz. Nuevamente resalta entre las colaboraciones la presencia de¬†Omara Portuondo (en singular versi√≥n del poema musicalizado ¬ęMe desordeno¬Ľ de Carilda Oliver, que transita de una intro apasionada en tiempo de tango, a la clave de danz√≥n, el chachach√° y el montuno); tambi√©n Andy Monta√Īez¬†(quien recrea el cl√°sico de¬†Ignacio Pi√Īeiro¬†¬ęEsas no son cubanas¬Ľ junto al joven vocalista Yuris√°n Hern√°ndez, quien demuestra una vez m√°s sus excelentes dotes de sonero e improvisador ya anunciadas en el disco anterior homenaje al B√°rbaro del Ritmo)¬†y el violinista¬†Federico Britos (con su participaci√≥n en¬†¬ęConcierto de Varsovia¬Ľ).

A los arreglos se suman Yosvany Terry¬†(¬ęIt do me good¬Ľ, tema que muestra las potencialidades vocales de la cantante Yerlanis Junco y su versatilidad para desdoblarse en varios g√©neros, en este caso el jazz, con sorprendentes y acertadas improvisaciones),¬†Jos√© Antonio Fern√°ndez Font, el propio Ethiel y¬†Alejandro Falc√≥n, quien tambi√©n interviene con su piano en algunos temas como ya es habitual en las producciones de la orquesta.¬†De esa manera, la placa configura una importante mixtura entre tradici√≥n y modernidad donde es reconocible, innegablemente, el sello latino m√°s contempor√°neo, sobre todo, en temas m√°s movidos y cercanos al bailador actual como el propio ¬ęTumbao¬Ľ o ¬ęLa Cumbanch√°¬Ľ.

Ocho¬†tracks¬†propone inicialmente este fonograma (se espera tenga un total de 10 temas para su presentaci√≥n f√≠sica a finales de a√Īo, una vez las condiciones actuales lo permitan) mezclados por Ignacio Nacho Molino y masterizados por Alex Saraudakis, dos nombres de vasta experiencia en la industria y ganadores de varios Grammys Latinos. Con la producci√≥n musical del propio Ethiel Fa√≠lde y de Pedro Pablo Cruz, la grabaci√≥n estuvo a cargo de Daelsis Pena.

Y en tanto ya se ha anunciado el estreno en redes sociales del pr√≥ximo videoclip de La Fa√≠lde, el primero totalmente en dibujos animados y que servir√° para promocionar este disco con el tema ¬ęTumbao¬Ľ (a estrenarse el pr√≥ximo viernes 5 de junio), les dejo como adelanto el¬†liric video¬†de ¬ęIt do me good¬Ľ:

.


Escritor con alma de pez (+Fotos, video y poesía)

La literatura circula por la marea de sus venas. Desde ni√Īo se alimenta del ambiente creativo reinante en su familia, entre versos e improvisaciones. En sexto grado escribi√≥ sus primeras redondillas, coplas y cuartetas, las cuales aprendi√≥ de su madre a la luz de una vela durante un apag√≥n. En esa etapa ya redactaba tambi√©n algunos cuentos.

Licenciado en Comunicaci√≥n Social, instructor de arte en la especialidad de Teatro y egresado del Centro Nacional de Formaci√≥n Literaria Onelio Jorge Cardoso, Roly √Āvalos D√≠az ya tiene dos libros publicados y una lista de premios como poeta y narrador. Miembro del grupo Ala D√©cima y de la Asociaci√≥n Hermanos Sa√≠z, es uno de los directores del grupo po√©tico-teatral-musical RolleX.

Textos suyos de diversos g√©neros aparecen en revistas y antolog√≠as de pa√≠ses como Espa√Īa, Colombia, M√©xico, Argentina, Ecuador, Estados Unidos, Venezuela e Italia. Entre sus reconocimientos se incluyen el primer premio en la categor√≠a Lengua Castellana del concurso internacional St. Paul‚Äôs School, en Barcelona (2003).

Tambi√©n, el premio en el certamen internacional de d√©cima Espinela Tuineje, en Santa Cruz de Tenerife (2011); premio en el Certamen Po√©tico de la Orden Literaria Francisco de Quevedo (Espa√Īa, 2014); premio Ala D√©cima (Cuba, 2018); el de D√©cima Escrita Francisco River√≥n Hern√°ndez (Cuba, 2018) y el premio Toda Luz y toda m√≠a (Cuba, 2019).

Autor de los libros¬†Mundo pa√Īuelo¬†y¬†Boca de lobo,¬†este joven inquieto recuerda con agrado su infancia en Alamar y Guanabacoa, en La Habana, cuando jugaba ajedrez y b√©isbol. Sin embargo, sus mejores travesuras fueron imaginarias, seg√ļn narra. Se disfrazaba de personajes c√©lebres, y le fascinaba leer.

¬ęSab√≠a que ten√≠a un t√≠o poeta y famoso, quien cantaba unas vertiginosas seguidillas y ense√Īaba a improvisar d√©cimas, Alexis D√≠az-Pimienta. En las visitas a su casa, siempre aprend√≠a algo junto a mi primo Axel, su hijo mayor. Hasta las rifas en los cumplea√Īos hab√≠a que ganarlas mediante juegos de rimas. Recuerdo la explosi√≥n de creatividad, las ocurrencias, la alegr√≠a y el ingenio constantes, que sol√≠an terminar en guateques y controversias entre mis t√≠os¬Ľ, rememora quien tambi√©n se desempe√Īa como editor y corrector.

‚ÄĒ¬ŅC√≥mo asumes el proceso creativo?

‚ÄĒBusco siempre el equilibrio. Jugar mientras creas es un acto muy serio. Me exijo la consagraci√≥n a esa ambivalencia. En mi opini√≥n, un creador llega a la verdadera madurez cuando se integra tanto al proceso creativo que, incluso en las horas de mayor incertidumbre o angustia, escribe sin pensar demasiado, pinta, baila, canta, graba, le improvisa a la posteridad un destello, un rasgu√Īo de luz.

‚ÄĒ¬ŅCu√°nto de tus vivencias hay en las historias?

‚ÄĒCasi todo (por la biograf√≠a que autorizo cuando me desnudo o se desnudan a trav√©s de m√≠ los personajes), y casi nada (porque tambi√©n hay distancia y fr√≠a inteligencia). Igualmente robo ademanes y sicolog√≠as a las vidas de los otros. La realidad puede ser m√°s ancha y m√°s ajena que la imaginaci√≥n. Preferir√≠a que mi estilo y mi voz mutaran de libro en libro, aun cuando el cambio sea leve. Lo contrario se parece al estancamiento y la mediocridad.

‚ÄĒ¬ŅTodav√≠a se puede aspirar a lo verdaderamente nuevo en la literatura o los autores deben conformarse con dominios de t√©cnicas y abordajes de historias de alguna manera reÔ¨āejadas por otros?

‚ÄĒLo verdaderamente innovador suele ser un enigma. Y en los tiempos actuales todo parece ya escrito, refrito‚Ķ No obstante, nunca debemos conformarnos, a no ser que rendirse sea tambi√©n una acci√≥n po√©tica, un acto creativo. Mientras vivamos debemos explorar nuevos abismos, leer y estudiar con atenci√≥n el arte que se gesta en otras latitudes, alimentarnos de otras miradas, darle otra vuelta a la b√ļsqueda.

¬ęAun cuando parezca que vivimos en permanente fase de alarma apocal√≠ptica, cada autor puede traer un nuevo universo, el suyo, por muy minimalista que parezca, y defenderlo con las fuerzas de su talento y audacia. Toda aldea puede volverse un cosmos¬Ľ.

‚ÄĒ¬ŅC√≥mo surgi√≥ la idea de RolleX? ¬ŅCu√°les son sus din√°micas y sue√Īos?

‚ÄĒMi primo Alex D√≠az Jr. y yo somos amantes y defensores del repentismo, por convicci√≥n, por necesidad y tradici√≥n familiar. Lo consideramos una riqueza siempre en peligro de extinci√≥n, y no de extensi√≥n, como deber√≠a ser. Muchos no valoran la fuerza de la oralidad y la improvisaci√≥n po√©tica, que tan vitales son para el alma de la humanidad.

¬ęRolleX surgi√≥ por el deseo de revertir esa realidad, y oxigenar, a trav√©s de v√≠as frescas, joviales, din√°micas y espectaculares, ese arte que en cierta medida se ha empolvado, por infinitas razones, en todos los niveles, desde algunos repentistas hasta las instituciones.

¬ęFavorecemos la transmisi√≥n de d√©cimas a trav√©s de puestas en escena, acompa√Īadas por g√©neros musicales, poemaciones, performances y diversas modalidades de la improvisaci√≥n. Insistimos en el t√©rmino neorrepentismo y sus m√ļltiples usos, para potenciar un sistema po√©tico que debe llegar a las mayor√≠as. Pretendemos maximizar su alcance, mediante¬†shows¬†y tambi√©n a trav√©s de m√©todos m√°s docentes: conferencias y talleres intensivos, por ejemplo¬Ľ.

‚ÄĒ¬ŅTe preocupa el futuro de la poes√≠a improvisada en Cuba?

‚ÄĒHay buena salud en la poes√≠a improvisada aqu√≠, pero necesitamos expandirnos y potenciar eventos como¬†Oralitura, realizado por primera vez en el a√Īo 2019 con el apoyo de la AHS y de diversas instituciones. Necesitamos m√°s iniciativas que consigan el cambio de percepciones err√≥neamente incrustadas, por prejuicios, en el imaginario popular. Es imprescindible la convivencia entre artistas de varias manifestaciones en una gran fiesta del idioma y a favor del buen gusto.

‚ÄĒAlgunos consideran que la literatura cubana no vive un buen momento. ¬ŅComparan a los autores actuales con los de otras generaciones? ¬ŅQu√© piensas?

‚ÄĒLos problemas de la literatura cubana son otros, y muy diversos. Las comparaciones existen para bien y para mal. Resulta esencial una cr√≠tica m√°s abundante, m√°s √©tica y profunda, as√≠ como la edici√≥n o reedici√≥n de algunos autores cubanos y extranjeros, cuyas lecturas fomentar√≠an bases m√°s enriquecedoras.

¬ęNecesitamos incrementar los intercambios y un plus m√°s atractivo en los espacios literarios. Una tertulia no tiene por qu√© ser solo para minor√≠as muy interesadas: periodistas, poetas, editores, narradores, ensayistas, dramaturgos‚Ķ Debemos preguntarnos por qu√© no predominan m√°s lectores comunes, ajenos a la intelectualidad. ¬ŅEs demasiado ut√≥pico aspirar a eso?

¬ęEn ese sentido se asemeja al repentismo. Parece que hay un desd√©n social ante el arte, pero sabemos que no es as√≠. Somos muchas voces abri√©ndose paso e inaugurando caminos y mundos que a veces se entrecruzan y otras veces ni siquiera llegan a conocerse. Hay grupos, subgrupos, sectas, saraos, exclusiones, electrones sueltos, una flora y una fauna, y en general el mundillo literario, o art√≠stico, puede llegar a ser competitivo, selv√°tico, un aut√©ntico nido de serpientes.

¬ęPese a ello, el panorama tiene aspectos positivos, ciertas alianzas, eventos, festivales, editoriales (aun con crisis de papel), concursos, pocos lectores pero fieles, creadores de pura raza, de talento indiscutible y oportunidades para crecer. De esos asideros nos sostenemos desde dentro. Con innumerables escollos (tangibles y subjetivos) crece y se construye el corpus de nuestra literatura. Y hay zonas salvables, recomendables. Lo peor que veo es cierta imposibilidad de darnos a conocer a un gran p√ļblico, y no digo internacional, sino primeramente nacional¬Ľ.

‚ÄĒ¬ŅCu√°n dif√≠cil o f√°cil es publicar hoy en Cuba para los j√≥venes, m√°s all√° de la falta de papel?

‚ÄĒDepende del vaiv√©n de muchos factores. En teor√≠a parece f√°cil, en la pr√°ctica puede suponer un jerogl√≠fico, salvo para unos pocos privilegiados que obtienen los premios en los cert√°menes que incluyen la publicaci√≥n. Gracias a que gan√© un concurso pude publicar mi primer libro en Cuba. La v√≠a de enviar a los planes editoriales es sencilla: la espera del dictamen y la impresi√≥n es un poco m√°s engorrosa y una carrera de obst√°culos. Requiere de armarse de una paciencia, en ocasiones, sobrehumana.

‚ÄĒ¬ŅC√≥mo te defines como escritor y persona?

‚ÄĒPez de ciudad, rat√≥n de biblioteca y librer√≠as, animal civil, so√Īador impenitente, ¬ęletraherido¬Ľ. Soy un curioso √°vido de sensaciones, rincones y destellos, un aprendiz eterno en busca de la palabra exacta, alguien que quiere continuamente mejorar como persona y escritor.

‚ÄĒ¬ŅReferentes en la literatura, cubanos y extranjeros‚Ķ?

‚ÄĒLos menciono en el orden ca√≥tico de los recuerdos y las nostalgias de sus lecturas: Jos√© Mart√≠, C√©sar Vallejo, Eliseo Diego, Alejandra Pizarnik, Jorge Luis Borges, Cervantes, Rainer Mar√≠a Rilke, Hemingway, Garc√≠a M√°rquez, Carpentier, Pessoa, Cort√°zar, Lorca, Vargas Llosa, Oscar Hahn, Ricardo Piglia, Roberto Juarroz, Enrique Vila-Matas, Jos√© Emilio Pacheco, Luis Garc√≠a Montero, Anne Carson,¬†Alexis D√≠az-Pimienta, David Mitrani, Alberto Guerra, Andr√©s Neuman, Natalia Litv√≠nova‚Ķ

‚ÄĒ¬ŅSue√Īos en el mundo creativo?

‚ÄĒQue mis textos sean buscados, le√≠dos. Terminar mis novelas, los libros de cuentos, mis proyectos de otros g√©neros. Viajar por varios escenarios. Sorprenderme, superarme, consagrarme en cuerpo y alma, aprender siempre.

Afrorretrato

Yo

poeta negro

con 1,81 de estatura

62,5 kilogramos de peso

            con ojos negros

            manos negras

pies negros

espalda negra

de abuelos y padres negros

hermanos negros

novia y exnovias negras

yo

negrito

negrón

pasudo

bembón

tinto

retinto

nigger

black

yo

vestido de negro

soy un papel en blanco


Puertas infinitas y una orquesta de papel

¬ŅQui√©n est√° en casa?

¬ŅCu√°ntas puertas puedes abrir con tres llaves? Te aseguro que no hallar√°s una respuesta matem√°tica. Solo perm√≠tanme confesar que con esa cantidad de llaves me aprest√© a varias travesuras. Es cierto, no siempre hall√© el camino correcto, incluso ante sencillos laberintos. V√≠ctima de la ansiedad, extravi√© mis ojos m√°s de una vez. No me arrepiento, es divertido ponerse en el lugar de los ni√Īos aunque sea por unos instantes. Aunque s√© que los m√°s peque√Īos de casa de seguro encontrar√°n todas las puertas con mayor facilidad.

Este no es solo un libro destinado solo al p√ļblico infantil y adolescente. A primera vista ser√≠a cierto pero tras cruzar la entrada cualquier lector disfrutar√° de la belleza y el conocimiento a su disposici√≥n. No crea que si el volumen llegara a sus manos ser√° un lector apacible. En todo caso ser√° quien le otorgue a estas p√°ginas la din√°mica para la que se concibi√≥. Si√©ntase entonces coautor, y al√≠stese al corretaje, ya con la vista, ya con el l√°piz.

Para Puertas a la M√ļsica (Ediciones Santiago, 2014) encontrar√°s las llaves de entrada pero solo un acertijo no podr√°s resolver. Seas ni√Īo o adulto quedar√°s atrapado en su orquestaci√≥n, en el hechizo m√ļsico-visual. Cuando llegas a la √ļltima p√°gina no encontrar√°s la salida y retornas a cualquiera de las anteriores.

Si bien mis palabras parecieran lanzar un conjuro, perdonen damas y caballeros que yo no he sido, fueron el autor Jos√© Orp√≠ y el ilustrador Ra√ļl Gil, los atrevidos.

Pase usted, la casa es suya

La interrogante, en apariencias ingenua, de una ni√Īa a su madre, dio lugar en las primeras d√©cadas del pasado siglo a que del genio popular brotara el son inmortal en el c√©lebre Mam√°, Son de la loma en la autor√≠a de Miguel Matamoros. Raz√≥n que corrobora el acierto de aproximar a los infantes a las tradiciones musicales, autores e int√©rpretes. No por casualidad en el portal del libro se apela a la antol√≥gica pregunta, a continuaci√≥n de un di√°logo entre un nieto y su abuela, en el cual se cita el tema musical en cuesti√≥n. La pieza afina la orquesta y prepara a los asistentes al concierto que sus p√°ginas ofrecen.

Con un lenguaje asequible a las primeras edades, sin que se apele a √Īo√Īer√≠as del verbo o el adjetivo, Orp√≠ coloca a su lector ideal frente a una s√≠ntesis de nuestro acervo musical. Juego y aprendizaje se intercalan y coinciden en id√©ntico espacio con el fin de dialogar en torno al patrimonio sonoro intangible, o como se escucha en voz de un personaje, el tesoro musical.

Puertas‚Ķ es un v√°lido ejemplo de c√≥mo obrar para que las presentes y futuras generaciones de cubanos conozcan el acervo de su cultura musical sin que se apele a la queja ante los presuntos demonios audibles que nos atormentan. Sospecho de quienes solo se conforman con la cr√≠tica a lo que entienden nocivo. Resulta c√≥modo se√Īalar el rinc√≥n sucio desde el sof√°. ¬ŅPor qu√© no atreverse a llevar a t√©rmino las ideas?

En tal sentido Puertas‚Ķ constituye una atractiva propuesta que se enlaza a esa tradici√≥n literaria, musical y audiovisual que en diferentes etapas marcan la infancia cubana. No es la primera vez que Jos√© Orp√≠ Gal√≠ se aveza en proyectos similares, sobre todo cuando a destinatarios tan importante se dirige. Algunos guardar√°n en sus libreros los t√≠tulos Para despertar al duende, por Ediciones Santiago (2003; 2009) o El mundo de los asombros, en la factura de la Editorial Oriente en 2010. Quien atesore entre sus manos Santiago de Cuba: ciudad cantada, otra vez por la de Oriente (2013; 2015), percibir√° la vocaci√≥n del educador que persiste en su obra. En este √ļltimo texto no solo se sirve de la poes√≠a para comunicar etapas y hechos hist√≥ricos trascendentales de la Villa, sino que conf√≠a la ilustraci√≥n del volumen a la creatividad infantil volcada en im√°genes.

Los primeros 35 compases los dedica a la presentación de varios instrumentos presentes en la musicalidad insular y algunos en la universal. Así, escuchamos la primera tonada a manos de la guitarra, cordófono cuya herencia se debe a las tradiciones hispánicas, cuyo asentamiento es primordial en el desarrollo de nuestros géneros musicales de base. A través de la poesía rimada Orpí nos entrega nombres del cubanísimo pentagrama como Sindo y Matamoros, cuyas obras es imposible de separar de la novia de las seis cuerdas.

¬°Cuidado padres dormilones! Este no es un libro para provocar el bostezo y la ca√≠da de los p√°rpados a tus hijos. Madre, no ser√° con estos acordes que te quites al ni√Īo de encima por un rato. Muy por el contrario, prep√°rate para sacar punta a los l√°pices, y con cada part√≠cula de aprendizaje tendr√°s lista una r√°faga de preguntas. Al√≠stense a formar la orquesta, tomen la libertad de divertirse mientras los instrumentos y la literatura hacen su acople.

Puertas a la M√ļsica posibilita la interacci√≥n entre sus creadores y destinatarios, a trav√©s de diversos juegos y otros caminos ser√°n copart√≠cipes del resultado. De tal fiesta resulta la concurrencia de aer√≥fonos, cord√≥fonos y percusi√≥n que entrelazan las huellas de √Āfrica, Espa√Īa y otras regiones contribuyentes a la formaci√≥n sonora cubana. Quienes se atrevan al juego de este concierto, enriquecer√°n de forma amena su saber.

¬°Que toquen, que toquen! Yo bailo de todo

¡Ay Mamá Inés tu hijo Bola está frente al piano! Llamó a Lecuona y entre teclas se les ve en el retozo.

Las autoridades de la m√ļsica pierden el control. Se desordena el pentagrama y la poblaci√≥n amanece a todo baile. Cada quien elige un ritmo diferente y otros cantan. Hasta la reina Isabel se sum√≥ a la algarab√≠a, perd√≥n, ¬Ņqu√© ha tocado ese?

Tras El Misterio de la Uni√≥n las puertas se abren y desde la d√©cima nos llegan varios g√©neros y ritmos surgidos al mismo ajiaco que nuestra identidad nacional. No ha de extra√Īarse usted mi adulto escucha, si tras este encuentro vuelve en s√≠ su memoria y recuerda que antes de los √≠dolos de hoy estuvieron los de siempre, que a veces no se llama balada, aunque rejuvenecido, su nombre puede ser bolero. Lo mismo sucede con el son, la guaracha, la tonada, guajira o la rumba, a quienes muchos voltean el rostro como a extra√Īos inquilinos.

Por esta senda de los g√©neros musicales llegamos a sus cultivadores. Orp√≠ a√ļpa a varios de los m√°s ilustres en tertulia, las edades desaparecen, y Sindo y Matamoros coinciden en el mismo brindis con Silvio y Formell. Porque la obra de quienes trascienden no se limita a los calendarios o el juego de estar o no a la vista de todos. Quienes por la oreja sue√Īan, siempre sabr√°n de d√≥nde y qui√©nes son los cantantes.

Alguien con m√°s sapiencia que yo, expres√≥ que para saber si un libro para ni√Īos est√° bien escrito, uno de los caminos es que le llegue a un adulto tanto como en su infancia. Gracias a las trampas del autor y el equipo de realizaci√≥n del texto, cada p√°gina sonora de Puertas‚Ķ me hizo olvidar que hay documentos oficiales donde reza el a√Īo en que nacimos. Ahora que se desdibujan esas fronteras del esp√≠ritu, simplemente abrazo una palabra, humanidad.

P.D: ¡Ah! olvidé decirles, el libro dejó de existir en librerías santiagueras casi al instante de su presentación. Sería una suerte una reedición. Por lo pronto, anímese a encontrarlo en bibliotecas.

otras ilustraciones de Puertas a la m√ļsica

otras ilustraciones de Puertas a la m√ļsica

otras ilustraciones de Puertas a la m√ļsica


«Muchos trovadores se podr√≠an considerar poetas»

Los pasillos de la ENA nos hicieron conocernos hace ya mucho tiempo. √Āngel Lorenzo Ramos es trovador, un joven m√ļsico que hace su obra desde la honestidad creativa, esa que no necesita premios ni aplausos excesivos para cimentarse. Imaginemos por un segundo que estas preguntas son la partitura que nos invita a retomar una conversaci√≥n pendiente entre dos amigos.

Tu tierra de origen, San Antonio de los Ba√Īos, ¬Ņejerce alguna influencia en tu creaci√≥n?

De cierto modo, s√≠. Vengo de una generaci√≥n de ariguanabenses a la que le toc√≥ el recuerdo, las memorias de la gloria pasada de un pueblo que era referente cultural en muchos aspectos, y que qued√≥ relegado en la desidia institucional y los escombros de los 90¬īs.

No s√© los de ahora, pero esa idea cal√≥ bastante entre mis contempor√°neos e influy√≥ mucho en lo que luego quisimos ser. Cuando √©ramos ni√Īos beb√≠amos de la utop√≠a de hacer cosas para reanimar San Antonio: las iniciativas no faltaron, las puertas cerradas tampoco se quedaron atr√°s. Yo crec√≠ y me fui a estudiar a La Habana. Quiz√°s eso provoc√≥ un distanciamiento pero no pierdo la oportunidad de sumarme a las aventuras de los que quedan dando la pelea.

Tu primer acercamiento con el mundo del arte provino de tu experiencia con el Movimiento de Artistas Aficionados, ¬Ņcu√°nto valoras este primer encuentro y de qu√© manera influy√≥ en tu desarrollo ulterior?

Crec√≠ dentro de la Casa de Cultura de San Antonio. Mi mam√° era instructora de m√ļsica all√≠ y nunca me llev√≥ al c√≠rculo infantil. Era el ni√Īo peque√Īo de todos en la casa. Seg√ļn me cuentan, era adem√°s una esponja de conocimiento art√≠stico todo el tiempo, me encantaba observar. Pasaba de una manifestaci√≥n a otra como un juego infantil pero al final la fijaci√≥n por la m√ļsica pudo m√°s que la literatura y el teatro. Aunque la literatura s√≠ la estuve llevando a la par hasta casi los 15 a√Īos, escrib√≠a cuentos sobre todo y fui a varios eventos de ni√Īos escritores. Esto me dio la base para despu√©s poder afrontar la ense√Īanza profesional de forma m√°s org√°nica. Es innegable su influencia.

¬ŅQu√© valor le concedes a la literatura y su relaci√≥n con la m√ļsica en tus composiciones y en la conformaci√≥n de tu pensamiento creativo?

Muchos trovadores se podr√≠an considerar poetas. Excelentes artesanos de la palabra que decidieron expresar sus musas acompa√Īadas de m√ļsica; en muchos casos, para llegar a un p√ļblico mayor. No es mi caso. Me veo m√°s como un m√ļsico que aprendi√≥ a usar la palabra para expresarse. Eso lleva a que hay d√≠as en que me pongo a componer y quiz√°s la balanza se inclina entonces m√°s para un lado que hacia el otro o, como es ideal, se queda en un t√©rmino medio. En un comienzo lo hac√≠a todo de forma m√°s emp√≠rica, luego fui aprendiendo m√°s sobre las estructuras po√©ticas y su aplicaci√≥n.

An√©cdota simp√°tica: ten√≠a una canci√≥n que se llamaba ‚ÄúSonetos derrotistas‚ÄĚ y un buen d√≠a descubr√≠ que en mi ignorancia hab√≠a escrito con la estructura de rimas pero los versos no eran endecas√≠labos. De nada sirvi√≥ tratar de remendarla, ya la canci√≥n sonaba as√≠ como estaba, lo resolv√≠ cambi√°ndole el nombre.

Entras a la Ense√Īanza Art√≠stica gracias a las pruebas de suficiencia, a las cuales te sometiste en octavo grado. ¬ŅQu√© puedes contarme de tu formaci√≥n en la C√°tedra de Guitarra, La√ļd y Tres?

Muchas personas queridas me dicen en ocasiones: ‚Äú¬ŅPor qu√© tocas tan poco el tres si es de lo que te graduaste?‚ÄĚ; a lo que ¬†respondo: ‚Äúyo estudi√© m√ļsica, el instrumento es la v√≠a, no el fin‚ÄĚ.

Respeto y admiro tanto a los treseros que durante la carrera descubrí que no quería formar parte de ese show competitivo que la gente a veces alimenta tanto, el clásico dicho de fulanito es mejor que menganito y esas cosas.

Me dedico actualmente de modo profesional a tocar la guitarra en la agrupaci√≥n de uno de los mejores treseros del mundo, pero ese logro se lo debo tambi√©n a la C√°tedra. Muchas veces un guitarrista, desde su formaci√≥n cl√°sica, se las ve dif√≠cil a la hora de afrontar la m√ļsica popular; a m√≠ me fue m√°s sencillo el salto. Eso lo gan√© a mi favor en la C√°tedra de Tres y La√ļd, adem√°s de una formaci√≥n que iba m√°s all√° de lo acad√©mico y en un ambiente donde √©ramos tan pocos que todos nos conoc√≠amos y √©ramos casi familia.

En el universo particular de la experiencia humana, ¬Ņqu√© lugar ocupa la m√ļsica?

En mi universo es todo. Puede sonar una exageraci√≥n pero es as√≠. No sirvo para m√°s nada que no sea la m√ļsica, dicho por mis padres que me malcriaron de m√°s y no me han dejado ser bueno en otra cosa‚Ķ si hasta en matem√°ticas soy p√©simo. Mi mayor temor adolescente era no entrar a la ENA porque ah√≠ s√≠ que me iba a quedar en la calle, de lo malo que era en todo lo dem√°s.

Creativamente has estado vinculado a artistas del teatro, el performance y las artes visuales. ¬ŅEsta relaci√≥n es la b√ļsqueda de una experiencia art√≠stica ‚Äúcompleta‚ÄĚ o solo intentas lograr, a trav√©s de la s√≠ntesis y la asimilaci√≥n, un v√≠nculo con otros campos de conocimiento?

En alg√ļn momento de mi vida no quer√≠a hacer las pruebas del ISA. Pens√© que la carrera se pod√≠a quedar en el t√≠tulo de Nivel Medio. Al final, las hice por embullo y porque me metieron miedo con los dos a√Īos de Servicio Militar. Cuando me vi all√≠ descubr√≠ lo equivocado que estaba.

Poder convivir con otras manifestaciones art√≠sticas ampli√≥ mi horizonte en muchos aspectos; de hecho, mi √©poca m√°s fruct√≠fera como cantautor fueron los a√Īos que pas√© en el ISA. Mis incursiones en bandas sonoras de ejercicios de FAMCA, la m√ļsica que hice para varias obras de teatro de un gran amigo y coterr√°neo, la participaci√≥n espont√°nea en alg√ļn que otro performance sonoro durante las Bienales de La Habana, todo aquello me aport√≥ considerablemente y me ayud√≥ a aterrizar esa concepci√≥n personal de artista que, de otra forma, se hubiera quedado a medias. ¬†

Como instrumentista, has trabajado con artistas como Pancho Amat, Liuba Mar√≠a Hevia, Annie Garc√©s, por solo mencionar a algunos. La observaci√≥n del hacer de otros creadores musicales, ¬Ņha influido en tu labor en solitario?

cortesía del entrevistado

La influencia existe. Quiz√°s no sepa decirte concretamente en qu√©, pero est√°. La influencia de Pancho Amat est√° desde que soy peque√Īo. Mucho antes de ser parte de su grupo ya hab√≠a recibido su apoyo y magisterio en varias ocasiones. Estren√© una obra suya en mi graduaci√≥n del ISA y se apareci√≥ de sorpresa a pesar de que era el d√≠a de su cumplea√Īos, ¬°te imaginas la de nervios! Es una enciclopedia humana, se aprende a diario con √©l.

Como parte del grupo de Liuba toqué por primera vez en la Casa de las Américas, un lugar que para mí es el templo de la Nueva Trova. Disfruté aquel concierto como pocos.

Annie es un diamante en bruto que tiene mi admiraci√≥n desde que le conozco, tanto como cantante como por lo bella persona que es. Un d√≠a me mand√≥ un SMS dici√©ndome que necesitaba un guitarrista para el Festival Pepe S√°nchez y para Santiago nos fuimos. Despu√©s colaboramos muchas veces y hasta me dio la oportunidad de ser director musical de uno de sus conciertos, cosa que hice por primera vez (y √ļnica).

¬ŅQui√©nes son tus principales influencias musicales?

Lo primero que nos marca es la m√ļsica que suena en casa mientras uno crece: mi mam√° escuchaba mucho a Serrat y ten√≠amos un casete con un variado de Silvio, Pablo y Amaury P√©rez que repet√≠amos hasta rayarlo; mi pap√° era m√°s de m√ļsica tradicional cubana, sobre todo bolero: Orlando Contreras, √Ďico Membiela, Benny Mor√© y muchos m√°s. Todos los domingos me despertaba con la ‚ÄúDiscoteca del ayer‚ÄĚ de Radio Progreso.

Con esta base sal√≠ al mundo y a√ļn hoy llevo esa diversidad en mis gustos: si abres mi carpeta de m√ļsica te puedes chocar con un disco de Los Zafiros o con lo √ļltimo de Fito P√°ez, con una recopilaci√≥n de chang√ľ√≠ guantanamero o ‚ÄúMultiviral‚ÄĚ de Calle 13. Toda esa heterogeneidad de gustos la he ido llevando a mi obra de manera consciente, no me hace mucha gracia estancarme en ning√ļn g√©nero.

Un artista joven, ¬Ņde qu√© no debe carecer? ¬ŅQu√© es para ti la calidad art√≠stica y creativa? ¬ŅEs, acaso, un medidor del talento?

No debe carecer de atrevimiento. De saber dar la cara por su obra aunque le viren los mil ca√Īones de la cr√≠tica o ciertos p√ļblicos se pongan de espalda ante su propuesta. Para todo hay consumidores, no se debe dejar de cantar algo pensando que no sirve pues esa canci√≥n le cambiar√° el d√≠a a alguien, en alguna parte.

La calidad es un par√°metro, depende de concepciones ya establecidas que no siempre benefician a la creaci√≥n. Uno debe sentirse bien con sus principios y tener claras sus pretensiones. A veces hay quien dice que lo creativo debe ser un fen√≥meno social, que se debe escribir para los dem√°s, etc√©tera‚Ķ para m√≠, no es as√≠. Si tu ego no est√° conforme con lo que engendras, en muchos casos ni saldr√° a la luz. El concepto de talento se ha desvirtuado tanto en los √ļltimos tiempos que yo ni emito criterio. Con los a√Īos he ido aprendiendo lo que debe quedar exclusivamente en mi conciencia, ah√≠, bajo llave.

En 2017 obtuviste un Premio Lucas en la categor√≠a Video Opera Prima por tu video clip ‚ÄúRegreso Incierto‚ÄĚ. ¬ŅC√≥mo y por qu√© nace esta canci√≥n? Luego de este premio, que sin dudas consiste en un impulso a tu carrera en solitario, ¬Ņen qu√© te has enfocado? ¬ŅQu√© b√ļsquedas gu√≠an hoy en d√≠a tus caminos creativos?

‚ÄúRegreso incierto‚ÄĚ la escrib√≠ para una banda sonora: se trataba de la obra Nora y √©l, de Ra√ļl M. Bonachea Miqueli. Me pas√≥ el texto y la verdad es que me daba mucha pereza leerlo en digital, por eso fui a un ensayo de la puesta y de ah√≠ march√© de cabeza a escribir la canci√≥n. B√°sicamente es la historia de la obra manifestada en su estado puro: el amor m√°s all√° de las adversidades y obst√°culos. Fuera del contexto del teatro, la canci√≥n gan√≥ aceptaci√≥n y cuando le propuse varias piezas a Leandro de la Rosa, director del video clip, fue esta la que escogi√≥ sin dudar. Era su primer video clip y por eso gan√≥ el premio ‚ÄúOpera Prima‚ÄĚ.

Sinceramente no aprovech√© al m√°ximo la cobertura que me dio el evento y lo mucho que pusieron el video en TV. En ciertos casos, un video clip viene emparejado con la promoci√≥n de un trabajo discogr√°fico y yo a√ļn no tengo la segunda pieza del puzle. Mi carrera actualmente sigue un perfil bajo, supeditada a mi trabajo como m√ļsico, pero eso no ha frenado lo que escribo y espero que alguna beca o discogr√°fica repare en m√≠. Me autofinancio los temas que he podido grabar y busco alternativas de difusi√≥n‚Ķ aunque siempre queda el deseo de poder hacer m√°s: en eso estoy.

Has creado m√ļsica incidental para cine y teatro, ¬Ņc√≥mo transcurre tu proceso creativo? ¬ŅQu√© desaf√≠os supone?

No tengo un plan de organizaci√≥n en estos casos. Me ayuda mucho la imagen y me auxilio generalmente de la m√ļsica por computadora, usando instrumentos sampleados y sintetizadores. En muchos casos he estado en las puestas ejecutando la m√ļsica, como un h√≠brido entre instrumentista y DJ. Me meto en camisa de once varas pues errores siempre ha habido y eso para el teatro es fatal, pero se aprende para que en el futuro todo sea m√°s org√°nico.¬†¬†¬†


«Siempre busco algo nuevo»

Cuando leo a Leidy Gonz√°lez Amador, recuerdo a la ni√Īa que fui. Una ni√Īa que lo cuestionaba todo y a la que no le gustaban las historias f√°ciles. Aunque volver a la infancia es un estado ut√≥pico, los breves instantes en que me sumerjo en uno de los libros de esta joven, son mi oportunidad √≠ntima para un ejercicio de la memoria. Y me gustar√≠a que otros tuvieran esa misma sensaci√≥n o experimentaran su propio viaje a trav√©s del mundo del recuerdo; un viaje diverso, discreto y lleno de la maravilla que Leidy sabe retratar.

¬ŅC√≥mo nace el inter√©s por develar fragmentos de la Historia a trav√©s de la literatura?

En mis libros trato de dialogar con asuntos, situaciones, sociedades… Los intento comprender, ponerlos a la vista de los lectores para que, a partir de all√≠, surjan criterios y reflexiones. La Historia es uno de esos asuntos que me interesa. Por lo que, llegado el momento, iba a formar parte de lo que escribo.

¬ŅHasta qu√© punto nuestra Historia m√°s reciente, y especialmente la referida a las Guerras de Independencia, impacta en tu creaci√≥n?

Me he reconciliado con la Historia Cubana a partir de que he tenido la madurez para estudiarla y sacar mis impresiones, sin verme presionada a repetir conceptos encartonados.

La Historia que memoric√© en mi etapa de estudiante, la que me explicaban desde un libro breve y ‚Äúcorrecto‚ÄĚ, poco tiene que ver con la que ahora voy conociendo. Ese descubrimiento del alma de la Historia de nuestro pa√≠s es lo que impacta en m√≠ como creadora. Y cuando estamos ante algo tan genuino como lo que se sent√≠a, lo que se viv√≠a durante las Guerras de Independencia, tanto de un bando como de otro, eso hay que intentarlo contar, hay que intentarlo escribir.

¬ŅDe qu√© manera abordas y estudias personajes como Maceo y G√≥mez sin caer en el discurso trillado, repetitivo, que transforma en m√°rmol al h√©roe?

Cuando se pretenden dar ejemplos de moral, √©tica, patriotismo, magnificando las virtudes de un personaje hist√≥rico hasta convertirlo en un semidi√≥s, lo estamos hundiendo. Le estamos quitando la credibilidad. Yo escribo sobre sentimientos, egos, errores… Cuando tropiezas, por ejemplo, con el hecho de que G√≥mez lo mismo dirig√≠a un acontecimiento militar como lo fue la Invasi√≥n y, a su vez, ten√≠a la sensibilidad para el teatro, la poes√≠a, te das cuenta que hay matices, que estamos hablando de personas. Y cuando a esas personas las llevas a convertirse en un personaje literario, te van a responder en cuanto a una psicolog√≠a, a una organicidad… Para que el h√©roe no quede transformado en m√°rmol, sencillamente hay que admirarlo pero tambi√©n cuestionarlo.

¬ŅC√≥mo concibes y entiendes el proceso de escribir para ni√Īos?

Es una mezcla de sutileza, desenfado, rigor, conocimiento. Un conocimiento no solo sobre t√©cnicas escriturales sino tambi√©n sobre el panorama nacional e internacional de la LIJ (hasta donde se pueda). Hay que aprender sobre sicolog√≠a, conocer algo de ese cine con el que tanto se identifican la mayor√≠a de los ni√Īos. Te dir√≠a que, resumiendo, hay que observar, escuchar, y saber que nunca m√°s volveremos a mirar el mundo desde la infancia, pero que podemos escribirles historias a los ni√Īos que les ayuden a embellecer y a mejorar el suyo.

¬ŅCu√°les son las principales virtudes y las principales carencias de la literatura hecha por j√≥venes en nuestro pa√≠s?

Virtudes: creo que en la mayoría de los casos no paramos de trabajar. Buscamos temas, leemos, sacamos información. Como escritores no nos alejamos de la sociedad sino que tratamos de que nuestra literatura sea funcional en ella.

Carencias: nos falta limpieza escritural, maduración de los proyectos. Y, sobre todo, hay mucha prisa. Mucha prisa por llegar a esos sitios en los que no te coloca la cantidad de publicaciones ni la cantidad de premios recibidos, sino la calidad y humanidad de la obra, y eso se construye con talento pero también con paciencia.

En el campo de lo promocional, ¬Ņhasta qu√© punto influye el esfuerzo individual en contraposici√≥n con el esfuerzo institucional?

En mi caso particular, no tengo energ√≠as para promover mi obra. Es una cuesti√≥n de personalidad, de humores, de aptitud; y en m√≠ no est√° el esp√≠ritu del promotor. No obstante, el que lo tenga, debe utilizarlo en su m√°xima expresi√≥n y esperar de ello el mejor resultado posible, porque el esfuerzo institucional depende de rachas, intereses, altibajos y en ocasiones… no existe.

El escritor, devenido tambi√©n promotor de su propia obra, ¬Ņes una ganancia del proceso creativo actual o un ejercicio que ventila √ļnicamente las festividades de ego?

Depende del sujeto en cuesti√≥n. Es una ganancia porque el escritor se muestra lejano a ese concepto del bohemio sin causa ni pretensiones. Se muestra como un ser social en armon√≠a con la din√°mica actual de la inmediatez, el mercado, porque entre sus tantas definiciones, el libro tambi√©n es un producto comercial. Y por supuesto que es una festividad del ego que no siempre tiene que ser da√Īina pero que hay que saber manejar.

Existe una tendencia a escribir libros para ganar premios. ¬ŅHasta qu√© punto los premios favorecen o entorpecen la creaci√≥n?

La cuestión no son los premios sino el escritor. A mí me gusta concursar y también ganar. No tengo miedo de reconocer que hay libros que cuando estoy escribiendo, los veo concursando en determinado certamen. Pero tengo algo claro: los premios no resisten al tiempo, eso solo lo hace la obra. Los premios te brindan una visibilidad, una posibilidad más rápida de publicación, te engrosan el curriculum, pero no te garantizan ni la calidad, ni el talento, ni un aporte real a la Literatura.

Si lo miras as√≠, con esa cierta practicidad y desenfado, los premios favorecen. Pero si los miras como la confirmaci√≥n absoluta de que solo ganarlos te consolida como un buen escritor, est√°s perdido. Porque el premio surge de un grupo de criterios totalmente predispuestos por condiciones, experiencias, conceptos… y esos y otros tantos factores pueden juzgar para bien o para mal.

¬ŅLos escritores somos criaturas en busca de un nuevo est√≠mulo o una nueva meta constantemente? En ese sentido, ¬Ņeres de aquellos autores que deja de dialogar con sus libros previos para concentrarse en los proyectos presentes y futuros, o prefieres a menudo revisitar lo ya escrito?

Siempre busco algo nuevo, mejor, o al menos distinto cuando estoy escribiendo. Las metas pueden variar, pero la ilusi√≥n de que mi nueva historia tiene algo √ļnico espero no perderla, porque entonces escribir ser√≠a muy aburrido. Estoy satisfecha con mis libros publicados, aun reconociendo sus carencias. No los visito constantemente ni tampoco omito los que hoy por hoy considero menos logrados. Pero mi principio es que cada libro que escribo tiene que responder al tipo de escritora que quiero ser: una escritora con una buena historia y un rigor escritural. Ahora, despu√©s de escrito cada libro toma su curso y corre su propia suerte.

Sobre las promociones de escritores que nos anteceden, ¬Ņse puede aprender a√ļn de sus procesos, o son estas escrituras que ya poco o nada dialogan con nuestra realidad creativa?

Hay que conocer lo que nos antecede para saber valorarlo y decantarlo. No creo que todo lo que ya esté patentado, e incluso canonizado, es siempre mejor que lo contemporáneo. Ni pienso que lo contemporáneo es siempre más novedoso que lo ya escrito. Aquí pasa un poco como con lo que hablábamos antes sobre los héroes, porque hay ciertos escritores en la literatura infantil y juvenil cubana que están siendo estancados, a los que no se les da la oportunidad de una relectura crítica, e incluso el hecho de no considerarlos como referentes podría ser hasta mal visto.

Hay grandes nombres cimentados en la LIJ cubana, no hay duda, pero a esos nombres ya se les tienen que a√Īadir otros que los emulan, que los complementan. En fin, cada escritor hace su pante√≥n con aquellos que dejaron una obra que les marca. Es como cuando un seguidor de f√ļtbol hace su Equipo Ideal. Seg√ļn la literatura que deseas hacer, as√≠ ser√°n tus referentes. No creo que haya un solo escritor que no le deba algo a las generaciones que le antecedieron.

Del g√©nero narrativo al po√©tico, ¬Ņnecesita tu creaci√≥n realizar un ejercicio de muda, de s√≠ntesis o abstracci√≥n, o fluyes de un g√©nero a otro de manera natural?

Por suerte todo fluye y cada vez se complementa m√°s. En mis √ļltimos libros de poes√≠a, Los viajes del se√Īor Flamel, El Dios tuerto y El enamorado de la maestra, los poemas suceden en funci√≥n de un hilo condutor, de una historia contada en versos, sin perder de vista el lirismo, la diversificaci√≥n de estrofas po√©ticas y dem√°s peculiaridades de la poes√≠a. Y en la narrativa hay zonas que necesitan de cierto lirismo para provocar el efecto deseado en el lector. Me dejo llevar y eso crea un equilibrio que me favorece a la hora de escribir.¬†

¬ŅHasta qu√© punto influyen en ti, por semejanza o diferencia, las escrituras de aquellos con los que compartes un espacio simb√≥lico, sea este una temporalidad o zona geogr√°fica?

Ca√≠ de pie en la vida literaria de Santa Clara, no te lo puedo decir de otra forma. Desde un inicio fui cercana de grandes escritores y, como grandes al fin, me trataron con bondad. Por eso escuch√© y escucho lo que tienen que decir sobre la literatura aunque no lo comparta en su totalidad. Te puedo mencionar a Mayl√©n Dom√≠nguez, Noel Castillo, Lidia Meri√Īo. Y c√≥mo no hablarte de Mildre Hern√°ndez, quien supo darme las herramientas para iniciar mi vida literaria, pero tambi√©n supo darme espacio para que su estilo no me tragara.

Las maneras de hacer literatura en Cuba son variadas, como es de suponer; unas me gustan y otras no, pero quiero conocerlas y creo que por eso leo tanto. Todo influye, lo que te gusta y lo que no. Lo que te gusta porque quieres emularlo, decirlo a tu manera. Lo que no te gusta, porque te deja claro que ese no es el camino.

¬ŅSe escribe en Cuba con una mirada localista? ¬ŅSe escribe con limitaciones?

Hay una literatura de consumo nacional que a m√≠ me preocupa. Me preocupa porque no quiero verme enmarcada dentro de esa tendencia, y me preocupa porque estamos deformando a los lectores. He escrito sobre la realidad cubana porque me interesa, porque all√≠ tambi√©n hay buenas historias. Pero Cuba no es mi l√≠mite para escribir. Hay una creencia muy pobre de que para que el p√ļblico te entienda tienes que contarle desde su realidad, y muchas veces los concursos favorecen este tipo de mentalidad. ¬ŅCu√°l es el resultado?: que hay libros maravillosos, dist√≥picos, inteligentes que pasan sin hacer ruido, y hay libros intrascendentes pero con una historia localizada en Cuba, que se llevan las rese√Īas, premios y dem√°s promociones.

Hay una muy cuestionable y reducida definici√≥n de la identidad cubana que se hace patente en los medios de comunicaci√≥n, y eso influye en la literatura. Al final, estamos encerr√°ndonos en una burbuja literaria nacional, creyendo que es el √ļnico c√≥digo posible para que el p√ļblico infantil o juvenil se sienta identificado, y los ni√Īos y j√≥venes de Cuba s√≠ leen lo que escribimos y puede que les guste, pero tambi√©n ven pel√≠culas de Pixar y series de Netflix con la misma o mayor intensidad.

En los tiempos que corren, ¬Ņqui√©n o qu√© es el escritor?, ¬Ņqu√© lugar tiene en el mundo?, ¬Ņpor qu√© crear?

El escritor es un trabajador m√°s, con un lugar en la sociedad que debe ser respetado y reconocido seg√ļn su talento y que, como trabajador al fin, tiene una tarea que cumplir: escribir historias que ayuden a los lectores a comprender la vida.

Como lectora especializada y como escritora, ¬Ņqu√© buscas en un libro?, ¬Ņa qu√© calificar√≠as como un buen libro?

En un libro busco una buena historia, no tiene que ser tan novedosa ni tan original; solo tiene que estar bien contada, mostrar vida, ambig√ľedades, tener personajes cre√≠bles y no olvidar la belleza a√ļn en las circunstancias m√°s tristes. Para m√≠ un buen libro es el que entretiene, crea dudas, criterios encontrados, dice lo justo y propone el resto.


Para cambiar estereotipos desde la décima improvisada

Novedosas formas de creatividad artística y de promoción cultural prueban la ingeniosidad del cubano en la actual contigencia epidemiológica.

El programa Al Medidod√≠a en TV, de la Televisi√≥n Cubana, puso el pie forzado para que decimistas y repentitas j√≥venes de todo el pa√≠s mostraran su talento y quehacer, a trav√©s de la peque√Īa pantalla.

Rainer Nodal, uno de los exponentes m√°s reconocidos del repentismo de Ciego de √Āvila, respondi√≥ a la convocatoria del concurso de Cibercontroversias, que organiz√≥ Oralitura Habana, el propio espacio televisivo, el Instituto Cubano de Radio y Televisi√≥n (ICRT) y la Asociaci√≥n Hermanos Sa√≠z (AHS).

El resultado: un premio, que el p√ļblico cubano le otorg√≥, luego de valorar sus presentaciones diarias, en los duelos controversiales.

Como miembro activo de la vanguardia art√≠stica de Ciego de √Āvila, Nodal se coloc√≥ como uno de los 8 competidores, que durante una semana, elaboraron sus propios v√≠deos en casa, a partir del pie forzado que el programa les ofrec√≠a.

Midi√≥ su capacidad de improvisaci√≥n con j√≥venes talentosos de todo el pa√≠s, y la suerte le enfrent√≥ tambi√©n con su hermano Reiber Nodal, que a decir de √©l es uno de los repentistas de Cuba que m√°s p√ļblico tiene, ya que es el ganador de todos los concursos de improvisaci√≥n del pa√≠s. Ambos ya ten√≠an la experiencia de compartir escenarios en eventos reconocidos de la especialidad como son el Pedro Marrero de Cumanayagua, en Sancti Spiritus, en el certamen que rinde tributo Al maestro Justo Vega, en la provincia Las Tunas, en esta ocasi√≥n trataron de aprovechar la experiencia para divertirse como hermanos y artistas de la improvisaci√≥n cubana.

Rainer confieza que su ascendencia tiene mucho que ver con lo que es él hoy dentro del universo de la décima improvisada, pues proviene de una familia de repentistas, su padre y sus abuelos dedicaron su vida al género y la décima y la improvisación vienen intrínsecas en sus venas.

El joven agradece en su formaci√≥n al taller de repentismo Ra√ļl Rond√≥n, bajo la √©gida del profesor Armando L√≥pez Rond√≥n, quien le suministr√≥ las herramientas para sus inicios en el universo de la d√©cima improvisada, tambi√©n confiesa que cada uno de los repentistas de la provinciatuvo le aport√≥, pues las¬† experiencias vividas con ellos tribut√≥ a su formaci√≥n como exponente de la especialidad.

Luego de su participaci√≥n en Mediod√≠a en TV, Nodal asegura que: ‚Äú‚Ķahora el mayor reto para difundir y compartir el g√©nero con los p√ļblicos est√° en cambiar estereotipos, pues la d√©cima en Cuba siempre ha sido valorada como un fen√≥meno social expresada en zonas rurales y campestres, que solo puede ser cultivada por ‚Äúguajiros‚ÄĚ. La joven generaci√≥n de decimistas y poetas del pa√≠s, la mayor√≠a son citadinos, al menos la gran mayor√≠a, y estamos reformulando las propuestas que le lleguen con frescura al p√ļblico, para despertar inter√©s en el g√©nero‚Ķ‚ÄĚ


Anuncian Premio La Gaveta 2020

La Gaveta, revista de arte y literatura de la Asociación Hermanos Saíz (AHS) en Pinar del Río, dio a conocer recientemente los resultados de la XII edición de su certamen literario en el género cuento para adultos.

El jurado, integrado por los escritores Mar√≠a Caridad Gonz√°lez, N√©stor Montes de Oca y Alberto Peraza, despu√©s de varias sesiones de trabajo aislado en las que leyeron y analizaron los libros en concurso, decidi√≥ por unanimidad entregar el premio al texto¬†La b√ļsqueda tab√ļ,de Barbarella Gonz√°lez Acevedo y una menci√≥n a¬†Habana Heavy Metal, de Nelson P√©rez Espinosa.

¬†‚ÄúSiempre es de nuestro inter√©s que las obras presentadas sean in√©ditas y no est√©n sujetas a compromiso editorial o concurso alguno. Utilizamos el sistema de plicas por lo que el autor env√≠a su obra bajo un seud√≥nimo y, en sobre aparte, sus datos‚ÄĚ, refiri√≥ Liyanis Carvajal P√©rez directora de la revista.

El premio del concurso es √ļnico y consiste en la remuneraci√≥n de 2 000 pesos en CUP por derecho de autor, pues el cuaderno se publicar√° como parte de la colecci√≥n Hojas de hierba y bajo el sello Loynaz.

En el caso de la mención, el reconocimiento será la publicación en la página web de la revista.

“Nuestro jurado es de lujo, prestigiosos escritores y maravillosas personas que conocen nuestro trabajo, nos son cercanos y, especialmente, son artistas que admiramos como creadores y por su ética profesional.

‚ÄúSi un concurso da prestigio y aumenta el valor del curr√≠culo de un artista, tambi√©n lo hace saber que escritores que admiras fueron los que determinaron que el premio te fuera otorgado. Es por eso que somos tan cuidadosos en ese aspecto‚ÄĚ, a√Īadi√≥.

En esta duodécima edición del concurso, en medio de tiempos de pandemia, el jurado deliberó vía telefónica luego de estudiar y analizar las obras presentadas, en las que predominaron técnicas narrativas muy actuales y novedosas, motivo por el cual extendieron la felicitación a todos los participantes.