Abril de música: XX Edición del Festival Sindo Garay

Aún se respiran por estos días, en la ciudad bayamesa, los aires festivos del recién concluido Evento de Música Popular Sindo Garay, que celebró esta vez su vigésima edición y estuvo dedicado a la obra artística del recientemente fallecido Carlos Puig Premión, quien fuera director de la Banda de Conciertos de Bayamo, una de las grandes personalidades de la cultura musical en la provincia.

Auspiciado por la Empresa Comercializadora de la Música y los Espectáculos Sindo Garay, el festival tuvo entre sus invitados especiales, cantantes de la provincia de Holguín y Ciego de Ávila. Derroche de talento y creatividad se hizo sentir durante tres noches en el Teatro Bayamo, lo mejor de la cancionística si de composición e interpretación se trata, sin dejar atrás la cadencia melódica y el palpitar de seductores ritmos.

Pero si bien se disfrutó de las fascinantes propuestas de los participantes, también hubo lugar para revivir clásicos. De vuelta siempre en la memoria esas joyas del pentagrama musical nacional con la autoría de Sindo Garay: Perla marina, Mujer bayamesa…a toque de guitarra y violín y a tono con las más sentidas emociones.

El jurado estuvo integrado por músicos y escritores de la provincia de Granma y Holguín, algunos miembros del Consejo Técnico Artístico Nacional. Fueron otorgados tres premios, además de las menciones, y un Premio especial en las categorías de Mejor Interpretación, Mejor Orquestación y Popularidad. Las instituciones pertenecientes al Ministerio de Cultura también reconocieron al intérprete o a la obra de su preferencia, y en las horas finales de la gala se dio a conocer el Gran Premio del Festival.

El tercer lugar lo obtuvo Rubén Álvarez Tamayo con el bolero Porque te pienso de la autoría de Abel Guerrero Castro y Julio César Ochoa Suárez. Mariela Stevens Carvajal fue la intérprete que mereció el segundo lugar con la canción Romanza del encuentro, compuesta por Abel Guerrero y Aníbal Ramírez Oduardo; mientras que Beso cierto de Magda Rivera Vega, autora e intérprete del tema musical, fue acreedora del primer lugar.

El Premio de Interpretación y el Gran Premio del Festival fue para Arisleydis Rodríguez con el título Para que me ames, autoría compartida con Mirtha Beatriz López, y arreglo musical de Carlos Alarcón, merecedor del Premio de Orquestación con dicho tema. El público asistente también tuvo su espacio de elección para votar por el artista candidato al Premio de la Popularidad, que lo obtuvo Alejandro Bruzón Ortiz con el son La Mudanza de Orlando Quesada Arévalo.

Durante la gala de premiaciones se le hizo un reconocimiento especial al músico Wilfredo Pachy Naranjo, director de La Original de Manzanillo, por los años de trayectoria musical que lleva la reconocida agrupación; y a la Orquesta de Cámara de la ciudad, que estuvo acompañando cada interpretación de los competidores.

Al finalizar la noche se engalanó aún más el escenario al recibir entre bambalinas la voz que representó a la provincia de Granma y a todo el Oriente en el Concurso Nacional Sonando en Cuba, Dayana Batista, que interpretó Besos usados de André Cepeda con acompañamiento a guitarra.

Este abril fue en plenitud sonoro, armonía de voces y música de los sentidos. Culmina la edición número XX y ya la Ciudad Monumento anhela un nuevo encuentro y se prepara para acoger el próximo certamen que, sin dudas, reúne lo mejor de la creación musical cubana.

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Suscripción

Para recibir nuestro boletín ingrese su dirección de correo electrónico